¿Qué fue de Pamela Anderson?

Hay un precioso, preciosísimo poema de José Ángel Buesa, La despedida se llama, que reza en algunos de sus versos:

«Este amor intenso, apasionado y loco

me lo sembré en el alma para quererte a ti.

No sé si te amé mucho, no sé si te amé poco…

Tan solo sé que nunca volveré a amar así.

Me queda tu sonrisa grabada en el recuerdo

y el corazón me dice que nunca te olvidaré.

Pero al quedarme solo, sabiendo que te pierdo,

tal vez empiece a amarte como jamás te amé».

(La he escrito de memoria, perdonadme si he confundido alguna palabra).

Y diréis vosotros, ¿y qué carajo tiene esto que ver con Pamela Anderson? Pues mira, nunca es mal momento para ampliar nuestro repertorio cultural y, además, me ha venido a la mente pensando en lo diferente que es la percepción que teníamos en los ’90 de lo que era un “amor apasionado” de la que tenemos ahora, porque ahora la mayoría de esos “amores apasionados y locos” (no necesariamente el de Buesa) se quedaría en “una relación tóxica de m***da”.  Y pienso en eso al pensar en Pamela Anderson y Tommy Lee, los rockstars del amor más icónicos de los ’90. Pero el meollo de eso lo dejo para el final de este post.

Al lío: Pamela Anderson.

pamela-anderson-vigilantes-de-la-playa-actualidad

A la izda., imagen de ‘Baywatch’. A la dcha., acto del Partido Verde de Canadá en 2019 (GTRES).

Aunque no soy nada partidaria (lo sabéis) de hablar de la vida personal de la gente que me traigo a este blog, lo cierto es que en el caso de Anderson hago una excepción porque, durante mucho tiempo, se mantuvo en el candelero más por su vida sentimental (la real y la que le han inventado) que por su labor profesional.

Para esto me voy a tomar la libertad de extraer algún párrafo del post que le escribió hace unos años mi predecesora en este blog:

Se le han adjudicado relaciones con personajes de lo más variopinto: desde el guitarrista Slash al actor Arsenio Hall, pasando por el modelo Stephen Dorff y el rapero Usher.

Con tres de ellos ha pasado por el altar. Con Tommy Lee, batería de Mötley Crüe, se casó en bikini en una playa de Cancún en febrero de 1995 (justo en su luna de miel rodaron el vídeo que fue robado y filtrado).

Se dice que se conocieron 4 días antes de la boda y su relación ha sido tan ardiente y explosiva como la propia actriz.

Pamela Anderson y Tommy Lee en los inicios de su matrimonio.

Pamela Anderson y Tommy Lee en los inicios de su matrimonio. (GTRES)

Un año después Pamela estaba embarazada pero sufrió un aborto durante el rodaje de Barb Wire en 1996, un suceso que dejó a los dos muy consternados. Aunque luego vinieron sus dos churumbeles: Brandon Thomas Lee y Dylan Jagger Lee. Ambos nacieron en su casa con ayuda de una matrona.

Se divorciaron en 1998, después de que ella le denunciara por maltratos y él fuera condenado a seis meses de prisión por ello. Pero entre ellos la cosa debe ser química pura: se reconciliaron en 2008, volvieron a dejarlo y Pamela asegura que aún siguen teniendo ‘encuentros’ de vez en cuando, a pesar de que en su día contrajo la hepatitis C por compartir con su ‘ex’ una aguja al hacerse un tatuaje. Estuvo gravemente enferma y su largo tratamiento médico afectó a sus compromisos profesionales, obligando a cancelar una serie en la que estaba trabajando.

Tras esta su primera separación, Pamela tuvo con quien consolarse (ains!): el modelo sueco Marcus Schenkenberg, al que conoció en Mónaco en abril de 2000 durante los World Music Awards. Llegaron a estar prometidos, yo no lo hubiera dejado escapar.

El modelo Marcus Schenkenberg en junio de 2003

El modelo Marcus Schenkenberg en junio de 2003. (GTRES)

Después llegó otro cantante, Kid Rock (Robert J. Ritchie). Rompieron en 2003 y luego en el verano 2006 se casaron en un yate por todo lo alto en Saint-Tropez, Francia. A finales de año ya estaban separados y con un nuevo episodio de aborto de por medio.

Boda de Pamela Anderson y Kid Rock en Nikky Beach (Saint-Tropez), el 29 de julio de 2006. (GTRES)

Boda de Pamela Anderson y Kid Rock en Nikky Beach (Saint-Tropez), el 29 de julio de 2006. (GTRES)

Dicen las malas lenguas que el divorcio lo provocó Kid Rock debido a su indignación tras ver la película Borat, en la que Pamela es el objeto de deseo del famoso segundo periodista más famoso de Kazajistán.

filmeditor borat sacha baron cohen pamela anderson borat10yr

En septiembre de 2007 volvió a sorprender al mundo anunciando que tenía un nuevo marido a la vista: el productor Rick Salomon, con el que se casó en octubre en las Vegas. Se separaron unos meses más tarde, en diciembre de 2007 y en febrero de 2008 el matrimonio fue oficialmente anulado.

Después vino su reconciliación con Tommy Lee. Dicen que segundas partes nunca fueran buenas pero no contenta con fracasar con su segunda relación con el batería de Mötley Crüe, en 2013 volvió con Rick Solomon, su marido número 3.

Pamela Anderson y Rick Salomon paseando en bicicleta en Malibú, en Junio de 2014.

Pamela Anderson y Rick Salomon paseando en bicicleta en Malibú, en Junio de 2014. (GTRES)

Pamela y Rick se volvieron a casar, esta vez de forma legal, en enero de 2014. En julio de ese mismo año (cinco meses más tarde), divorcio de nuevo. Dos semanas después anularon el divorcio, volvieron juntos y en febrero de 2015 ya estaban divorciados de forma definitiva (hasta ahora).

Con tan ajetreada e interesante (para los tabloides) vida sentimental, no es de extrañar que sus otras facetas hayan pasado más desapercibidas, pero lo cierto es que Anderson, además de ser frecuente en programas, cameos y realities, es una de las personalidades más activistas de la alfombra roja.

Aunque no en muchas, ha participado en varias series y películas, como Scary Movie 3, Superhero Movie o, muy recientemente, hemos visto su cameo en Baywatch, con Dwayne Johnson y Zac Efron.

pamela-anderson-baywatch-dwayne-johnson

Visitó la versión australiana de Gran Hermano en 2008, en 2010 pasó por la edición de la India de este reality y al año siguiente participó en el Gran Hermano de Reino Unido.

También fue participante del concurso de baile Dancing with the Stars durante diferentes años, y además hizo una aparición estelar en la versión argentina de este talent-show, Bailando por un sueño.

En 2013 se atrevió con el patinaje sobre hielo en la edición británica Dancing on Ice.

Como activista es un no parar. Creo que voy a empezar haciendo mención a la cita de Henry Miller que encabeza su perfil de twitter:

«Todo el mundo dice que el sexo es obsceno. La única obscenidad verdadera es la guerra»

Convencida vegana, forma parte de PETA (Personas por el Trato Ético de los Animales) y se ha unido numerosas campañas de la ONG. Tiene una fijación particular con la cadena de comida rápida KFC, de la que dice que “lo que hace con 750 millones de pollos cada año no es civilizado ni aceptable”. En 2006 posó casi desnuda (solo con un tanga de color carne) en el escaparate de la tienda de Stella McCartney en Londres.

Por toda esta labor de defensa de los animales, en 2015 el príncipe de Montenegro, Stephan Cernetic, la nombró condesa de Gigli, italia.

Y, además, también ha publicado algunos libros (un par de ellos de tinte autobriográfico), aunque son formatos novelados, como Star Struck, Raw Lust for Love.

Hace unas pocas semanas, fue su vida sentimental (pasada) la que la ha llevado a los titulares una vez más, y es que se está grabando la serie Pam & Tommy, que al estilo de American Crime Story recupera escándalos del pasado no tan lejano. Los elegidos para protagonizar a la apasionada/tóxica pareja protagonista son Lily James y Sebastian Stan.

Las primeras imágenes de los protagonistas caracterizados que se han visto en redes no han dejado indiferente a nadie.

1 comentario · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Al natural magnífica

    También fue playmate, y en varias ocasiones; apunte para tener una visión más respetuosa y completa de una persona que es capaz de llenar artículos de prensa.
    Con buscar en Google Pamela Anderson playmate podrá admirarse sin ridículos tapujos su gran belleza.
    Lo malo es que se piense que la belleza de la arquitectura evolutiva humana es cosa mala para la sesera.

    05 julio 2021 | 6:30 pm

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.