Ni libre ni ocupado Ni libre ni ocupado

Elegido Mejor Blog 2006.Ya lo dijo Descartes: ¡Taxi!, luego existo...

Tus anécdotas a bordo de un taxi

Llevo más de dos años hablando de vosotros, de todo cuanto sucede en el asiento trasero de mi taxi, de mi visión usuárica a través del espejo retrovisor.

Cambio de tercio: Hoy me gustaría darle la vuelta a este blog. Me gustaría que me contarais vuestras anécdotas desde el asiento trasero de aquel taxi, aquella vez, con aquel taxista…

Quiero que este post sea más vuestro que mío.

¿Alguna anécdota a bordo de un taxi?

Y si nunca te ha sucedido nada digno de mención, ¿qué te gustaría que sucediera?

Soy todo ojos.

123 comentarios

  1. Dice ser Ivan

    Yo soy un usuario asiduo de taxis. Me los como con patatas para merendar como aquél que dice. Cuando voy a viajar solo, siempre me gusta sentarme en en asiento del copiloto, comprobando la reacción del taxista en sí. Muchos apartan sus cosas corriendo con cara de satisfacción por la novedad, otros hacen gestos de desaprobación, o directamente unos pocos refunfuñan. Luego resulta que si la carrera es corta, y coincide que es uno de los que ha refunfuñado, alguno te tira por la puerta en marcha. ¿Y yo qué culpa tengo de tener ciática y que usted preste un servicio que me ayuda?Nada, pues te explican que la plaza del copiloto es la última que debe ocuparse porque incomoda al conductor, o que tapa visibilidad o que no hay por qué oler a los usuarios!!! Generalmente cuando me topo con alguno de estos, me hincho, y si el tipo parece posicionado en la derecha, le animo a que ponga la SER, y si es al contrario, la cope, generando ya la ecatombe automovilistica en primera persona.En cambio hay otros a los que dan ganas de ponerles un piso en Móstoles (si lo tuviera) porque nada más entrar comienzan con palabras agradables intentando hacer su día un poco menos rutinario, y tratando de marujear la máxima información posible. Porque sí, los taxistas además de locos y psicoanalistas, son marujas.Un saludo.

    06 mayo 2008 | 11:44

  2. Dice ser Isabel

    Yo salía de la despedida de soltera de mi amiga, y primero cogía yo el taxi porque era la que iba sola y las otras iban juntas, total, que empezamos a hablar y a hablar..y acabó subiendo a mi casa (porque tenía que ir al baño) desde entonces, siempre que viene a mi casa…va al baño primero (vamos, que se enamoró de mi baño, jajaja) pero es un chico estupendo y lo paso muy bien cuando estoy con él…asi que..puedo decir que me enamoré de mi taxista… eso si, nunca le he llamado para que me lleve a casa después de una noche de juerga…Un besote I.

    06 mayo 2008 | 11:46

  3. Dice ser nefes

    Pues yo una vez volvía de rehabilitacion con mi madre, que estaba entonces muy mal de estabilidad debido a una enfermedad degenerativa, el hombre que nos recogió parecía disgustado, al dejarnos en casa se enfadó mucho porque quería el importe exacto y al bajar a mi madre en lugar de ayudarme gritó desde dentro para que cerrasemos la puerta, mi error fue hacerlo, puesto que en ese mismo momento arrancó y provocó que mi madre callese al suelo.No creo que todos los los taxistas sean unos miserables, pero son humanos y tienen muchos defectos que no admiten.Solo lamento no haberle vuelto a ver nunca.

    06 mayo 2008 | 11:50

  4. Dice ser hartito

    Confieso que he tenido una afición un poco fea, pero que me ha amenizado muchos viajes en taxi en Madrid, de buena mañana, es decir cuando el café todavía no ha hecho mucho efecto, entrar en el taxi dar los buenos días, indicar la dirección de destino y la ruta a seguir. (llegado este punto y para los que no viven de forma habitual en la capital, suele estar hecha un campo de tiro, es decir llena de socavones) conforme el taxista ha comenzado a andar, dejar resvalar el siguiente comentario “inocente”, ¿Ha escuchado usted lo que ha dicho el alcalde?… ha dicho que en Madrid no hay ningún problema de tráfico, tan sólo hay tráfico más o menos fluido (lo cual lo dijo el alcalde en su día) y a partir de aquí el viaje se hacía bastante ameno… Creo que he oido las mayores barbaridades tempraneras que he oido en mi vida 🙂

    06 mayo 2008 | 11:51

  5. Dice ser Vicky

    vivo a 2 kilómetros del aeropuerto de Barajas pero no hay comunicación con el (autopistas por medio) y siempre que viajo tengo que coger un taxi tanto para la ida como para la vuelta. Los comentarios de los taxistas cuando les dices donde vas son como para grabarlo; lo mas fino que han ‘mascullado’ ha sido “vaya, ya me tocó la vespa”.

    06 mayo 2008 | 11:57

  6. Dice ser Nilibreniocupada

    Yo he de reconocer que cuando voy en taxi y coincide que llevo minifalda, me siento como una actriz en una pelicula, y paso de esconder nada. Es más, de hecho me hago la despistada y abro un poco las piernas para que el taxista se vuelva loco con el retrovisor. No es que sea una buscona, pero digamos que encuentro algo de placer en ello y muchos de los que me han visto seguro que también. Es una costumbre tan obsesiva, que las últimas veces que iba a coger un taxi, además de ponerme alguna faldita, he decidido no ponerme ropa interior.Espero que esto no te perturbe y ahora analices a todas las mujeres que entren en tu coche. Pero si eres tú solo di “soy yo”.

    06 mayo 2008 | 11:57

  7. Dice ser megustas

    Jack eres una joya, te he dicho ya que me gustaria tenerte como mi amigo? me has emocionado, eso que has escrito es muy bonito y tu amigo juan debe estar sonriendo en el cielo de los taxistas buenos.Mi anecdota despues de estas cosas que habeis contado no es nada pero bueno, voy a colaborar , aunque a veces me jode que no abras la boca dani.Hace tiempo me ví sola de noche en medio de la jungla del sabado de madrugada en barna, iba un poco pasadita y habia perdido los papeles y tambien el bolso que llevamos todas las tias y que cuando lo necesitas no lo tienesComo la noche iba de mal en peordecidi irme a mi casa y pare un tax, por la puta cara sin pensarlo siquiera, el hombre se porto como mi padre, le dije solo sentarme que no llevaba dinero , ni llaves ( entonces no habian moviles, hace mas de 10 años de esto) y el taxista me tranquilizo y me dijo que si yo fuera su hija a el le gustaria que un taxista la llevara a casa y la dejara segura y eso hizo, me llevo, no me cobro, me hizo sonreir y me llamo a un cerrajero, cuando estuve en la cama me di cuenta de la suerte que habia tenido. No lo he vuelto a ver pero me acuerdo muy bien de su cara.Pues eso, hay taxistas buenos y otros muditos, jejje

    06 mayo 2008 | 13:14

  8. Dice ser Sux

    Anécdotas mil. Algunas incluso grabadas. Pero aún me parto cuando una noche (de Sábado) mi hermana pequeña a golpe de minishort paró un taxi en plena calle (petada) Alcalá, cuando había cientomil esperando, a una gentucilla que estaba delante nuestra y que cantaron victoria demasiado pronto,les jodío tanto que les quitaramos el taxi que nos vaciaron dos botellas de agua por las ventanas según pasamos, la verdad lo agradecimos, por que hacía un calor de 1000 demonios.Be-sus

    06 mayo 2008 | 13:16

  9. Dice ser servidora

    Hace ya algunos años mi deporte favorito la madrugada de los viernes y los sábados era empezar a soñar antes de llegar a casa…siempre en el taxi.¿¡Qué le voy a hacer!? si se está tan calentito (o tan fresquito) y le hacen sentir una como una invitada en casa de un amigo ,aunque desconocido…Los pobres me tenían que despertar cada 2X3:-¡¡¡Señorita PORFAVORRR!!! ¡¡NO SE DUERMA!!De los cientos de anécdotas un par:Una día de celebración en el trabajo salimos a tomar mojitos y creyendome que solo estaba cansada paré un taxi para volver a casa como a las doce de la noche en la Latina, cual fue mi sorpresa cuando me desperté a las 3 de la mañana bajando del mismo taxi (que me había engullido 3 horas antes) en la puerta de mi casa (zona este de la capi).De lo que pasó en ese tiempo siempre me quedará la duda…no recuerdo nada por mas tiempo que pasa y mas que trato de recordar, eso sí, la carrera no pasó de 20€, ¿qué ocurrió en ese tiempo?Otra:Una vez desde Sol hasta mi casa un taxista ya cincuentón me llevó.Para no variar, me senté detrás del conductor con el bolso apoyado sobre las piernas, y una vez que inició la marcha volvió a ocurrir……..zzzzzz….zzzzzzzzz……zzzzz…..Lo malo es que al llegar a mi destino busqué y busqué el bolso pero no aparecía por ningún lado, se lo dije al hombre, pero el ni caso, quería su dinero y no entendía que aquel maldito bolso había desaparecido por arte de magia…Intenté explicarle que me había montado en el taxi con un bolso y que había desaparecido durante mi cabezadita, pero nada.Me bajé del taxi y le dije que le daba mi número de teléfono y que se lo pagaría, pero el solo quería matarme e insultarme, menos mal que unos chavales que lo vieron le dijeron que parase, en fin…Al día siguiente, (aún viviendo en casa de mis padres) sonó el teléfono y era…¡el taxista! que habló con mi padre y le dijo que había encontrado debajo de su asiento mi bolso y que no pasaba nada, que pasaba por casa a entregarlo, pero que hablase con su hija, que hay que saber beber (razón no le faltaba). Eso sí, el jodío ya había pillado la pasta de la carrera del monedero…Hale!La primera vez que escribo aquí y me enrollo como las persianas.PD: trabajo en pleno centro y parezco la niña del exorcista buscando tu taxi y arriba ese ánimo!

    06 mayo 2008 | 14:00

  10. Dice ser ErPeri

    Pues un día buscando un taxi paró uno, iba el asiento de delante ocupado, pero aún así me subió, resulta que era la hija del taxista y le caí bien a él y me quiso liar con su hija, que estaba muerta de vergüenza.Otro día yendo a coger el autobús, apareció el mismo taxista pitándome, con un usuario montado y me dijo que daba igual que me montará, me monté a su lado y me dio el teléfono de su hija para llamarla, la llamé y ella flipaba con el tema, el taxista diciendo que me quería como yerno, el otro pasajero estaba a cuadros, al final dejó al tío que llevaba, me llevó a mi casa, me pidió el teléfono para su hija y no me cobró la carrera, ah, y me dio su teléfono para la próxima.Cuando vuelva a necesitar un taxi lo llamaré, muy buen tío y me reí mucho.Un saludo para él (Pocholo).

    06 mayo 2008 | 14:01

  11. Dice ser manuel (sevilla) España

    Salíamos de un hospital, mi mujer, mi niña y yo y tomamos un taxi. El taxista muy amable y cordial abrió el hielo del silencio: ¿qué de enfermedades, no?Pues sí,la niña que tiene no lo sé aún, pero le han hecho varias pruebas y hasta dentro de unos días, no sabemos nada…—Es que los hijos son una incógnita, agregó, a mí me pasó un caso del que no puedo olvidar nunca…—¿qué le pasó? le dije, hombre, si no es una indiscreción por mi parte?—No, por supuesto que no: Resulta que un día compré un cupón de la Once, y me tocó cinco millones de pesetas…,Iba a interrumpirle, pero me di cuenta de que el hombre quería seguir, …, días después llevé a mi hija al médico, y me dijeron que tenía una enfermedad, que solo la podían curar en una clínica en Barcelona…,Seguí escuchando, sin interrumpir, pues yo soy una persona que me gusta escuchar, más que hablar.—Entonces, siguió hablando, tuvimos que trasladarnos a Barcelona, desde aquí de Sevilla, el dinero que me tocó lo gastamos en dicha ciudad durante el tiempo que duró su cura…Me sentí sin saber qué preguntarle: Si menos mal que tuvo el dinero…, si Dios da pero con condiciones…

    06 mayo 2008 | 14:20

  12. Dice ser avartist

    Ay quién pillara tu taxi!!

    06 mayo 2008 | 14:29

  13. Dice ser miriam

    pues que bien…Interesante relato, echadle un vistazo si queréis.www.caminoalaextincion.blogspot.com

    06 mayo 2008 | 14:38

  14. Dice ser Antiparras

    Yo tengo varias anécdotas en taxis, porque los suelo usar bastante, pero para mi preferida, hay que salir del país.Un amigo y yo nos fuímos a Egipto de vacaciones y allí coincidimos con más gente. Total, que el día libre que teníamos en El Cairo, decidimos aprovecharlo visitando varios lugares… Preguntamos en el hotel y nos dijeron que lo mejor era alquilar un taxi por todo el día. Éramos 7, por lo que no era tarea fácil, pero conseguimos un Renaul 7 ranchera con 3 filas de asientos! Recuerdo que el hombre nos ayudaba con las bolsas de nuestras compras, le invitamos a comer y todo y el tipo no quiso, dijo que se quedaba al lado del taxi cuidando de nuestras cosas y siempre venía a recogernos lo más cerca posible, ya hubiera controles policiales o lo que fuera. El tipo se los saltaba y paraba justo delante de nosotros…Lo recuerdo especialmente al final, pues cuando le dijimos que cuánto nos iba a cobrar al final (nos extralimitamos un poco con eso de la confianza…) nos dijo que (al cambio, claro) 15€!!!!Recuerdo que le dimos los 15€ y, en propinas, unos 50€ más… Se los merecía, sin duda alguna!

    06 mayo 2008 | 14:41

  15. Dice ser Berlina

    Siempre me ha interesado saber el motivo de que te subas a un taxi y el ochenta por ciento de las veces la pregunta posterior a ¿dónde vamos? sea ¿por dónde vamos?No sé si la respuesta es el típico tópico de querer comprobar si una no tiene ni repajolera idea de por donde cae su destino y poder así alargar un poco la carrera o es que de verdad les interesa saber si tienes un recorrido favorito y poder así complacerte.La semana pasada, sin ir más lejos…-¿Por dónde vamos?-Baja toda la avenida hasta que veas la estatua de un pintor, no te metas por ahí, que es dirección prohibida, métete por la siguiente. A unos doscientos metros hay una inmobiliaria haciendo esquina, giras a la derecha ahí y luego todo recto hasta que se te acabe la calle, otra vez a la derecha y llegaremos a un parque que…-¡Coño! ¿quieres ser mi GPS?La verdad es que tuvimos un viaje muy ameno.

    06 mayo 2008 | 14:44

  16. Dice ser Paco

    Es mu facil criticar al trabajador, humillar su esfuerzo y valia. Adoptar la patologia de k nos va a engañar o robar. Exijimos demasia2 y pajamos lo justo. Además su trabajo no es conducir, tambien es soportar nuestros insultos y trastornos. Resulta mu gratificante humillar x dinero a una persona y vomitar nuestros males x e mismo precio, exigien2 una solucion ingeniosa. Da gusto tratar de inferior a ese diablo x dinero. K sejoda pa liberar mis tensiones. Y si puede ser gratis mejor.

    06 mayo 2008 | 14:48

  17. Dice ser Aliene

    Hey Jack Daniel´s.. ,e ha encantado tu post, un bello recuerdo el que tienes. Te mando un abrazo a través de las ondas.. besos

    06 mayo 2008 | 15:00

  18. Dice ser Clodovico

    A mi una vez un taxista me dijo que no me queria llevar porque el lugar estaba demasiado cerca y tuve que bajarme del taxi :S(Desde entonces os tengo un poco de manía)

    06 mayo 2008 | 15:10

  19. Dice ser anOnY

    Mi historia sobre los taxis es que he pasado gran parte de mi vida viajando en uno de ellos ya que mi padre compro una licencia cuando yo tenia 5 añitos.He visto infinidad de veces como la gente levantaba el brazo para que se detuviera, esto cuando era pequeño me causaba cierta curiosidad ya que creía que mucha gente que no nos conocía nos saludaba. Yo por supuesto también les saludaba con la mano jeje.Y en la actualidad hace un tiempo mi padre me pidió que me sacara el BTP para poder hacer algunos viajes a sus clientes y la verdad es que cada uno de ellos es una pequeña aventura, por eso me gusta tanto leer tu blog supongo ;)Saludos!

    06 mayo 2008 | 15:16

  20. Dice ser Jose Luis Calle

    Pues a mi me pasó algo muy curioso y que me llevó hasta las cibeles gratis :).Yo soy de Sevilla (gran aficionado al fútbol y del Real Madrid), nunca habia visto las cibeles hasta que un fin de semana decidí ir a Madrid.Cojí un Taxi y claro… ibamos un colega y yo, total que le dijimos al taxista que nos llevara al Bernabeu, yendo pal Bernabeu pasamos por las cibeles y me empecé a quedar con el taxista… La conversación fue esta:Yo: iyoo has visto esos caballos tan grandes que hay en esa fuente??? (esto se lo decia a mi colega)Taxiste: oigaaa no son caballos, son leonesYo: Po trincame los cojonesMi colega y yo: jajajaja jajajajaj jajajajajaTaxista: Pegó un frenazo y nos dijo, a la puta calle.Así que nos bajamos y llegamos a las cibeles gratis :).

    06 mayo 2008 | 15:27

  21. Dice ser May

    A mí siempre me pasa cuando cojo un taxi para ir al trabajo, que paso por una calle en la que nunca cruza nadie [pero nunca, nunca] y siempre que voy en taxi, no sé qué pasa, pero parece que se alinean los planetas y a la gente le da por cruzar.. Un poco surrealista, pero cierto.Y muchas veces he pedido que me llevaran al trabajo [soy profesora] y los taxistas me han confundido por una alumna.. Ya he pasado a decirles que me lleven a la calle, pero no digo que voy al colegio.El resto de anécdotas, las típicas que ya han comentado muchos de los taxistas que hablan mucho y tal. Si me acuerdo de más, ya te comentaré.Saludos.

    06 mayo 2008 | 15:46

  22. Dice ser Alcarreña

    No me pasó en mi taxi, pasó en el taxi de al lado.Yo volvía de Madrid a Guadalajara en el coche de un amigo, un sábado por la noche. Al salir de Madrid, en un semáforo en rojo, a nuestro lado, vimos un taxi. El taxista se estaba durmiendo, y la pasajera de detrás no se estaba enterando. Le hicimos señas para que se coscara y se bajase del taxi. Incluso pitamos y el taxista no se inmutó. Ella por fin se dio cuenta, y le dijimos que bajase. Fue como una película, el semáforo se puso en verde, ella salió del taxi para refugiarse en nuestro coche, y nos fuimos. El taxista estaba tan adormilado que no supo reaccionar. Lo bueno? Conocimos a Vicky, un cielo, recorrimos varias calles de Madrid, cogió otro taxi y nosotros nos volvimos a Guadalajara.

    06 mayo 2008 | 15:58

  23. Dice ser Bob

    Las dos anécdotas que (creo que) me han pasado sobre un taxi han sido bastante recientes, y seguidas: un viernes y el lunes siguiente.- Estambul, Viernes por la mañana, dirección aeropuerto. En mitad de la autopista, y ya a poca distancia de llegar: pinchazo. En lugar de intentar seguir despacito para llegar al destino o a un lugar en que pueda cambiar de taxi, el ‘colega’ sale de la autopista, y comienza a buscar UN TALLER. El Turco, gestualmente (yo no ando aún muy ‘fluido’ en el idioma otomano) trata de indicarme que será solo cuestión de un par de minutos. A esas horas de la mañana no se encuentra ninguno taller abierto (habiendo pasado por varios cerrados y un par de gasolineras). Por fin (en medio de a-saber-dónde) un taller 24 horas abierto PERO NO HAY NADIE atendiendo. El taxista, toma él mismo el gato y levanta el coche pero no puede sacar la rueda (que estaba destrozada). Por fin, tras darse un paseo alrededor encuentra al mecánico. Este quita la rueda, saca la de repuesto y procede a ARREGLARLA (porque TAMBIÉN estaba pinchada!!!!). Al final solo fueron 15 minutos. Por fin retomamos camino al aeropuerto, dando una vuelta de “3 pares de narices”, llegando a tiempo (afortunadamente) para facturar, pero el ‘amigo’ me quería cobrar la carrera completa, es decir, todo el paseo por los suburbios buscando el taller (como un 20% más de lo normal).- Madrid, Lunes por la mañana (6 de la mañana), dirección T4. No hay tráfico y el taxista aprovecha para ir a ‘buen’ ritmo por la M11. Toma la salida del peaje. El ‘amigo’ se agacha para tomar de la guantera el ‘telepeaje’ y ponerlo en el parabrisas; se dirije hacia una de las calles marcadas ‘telepeaje’, en las que se supone que no hay que parar (aunque haya que pasar despacio) porque se cobra automáticamente. A mi me da la impresión de que el semáforo está rojo (pero supongo que se abrirá al llegar a la barrera). El vehículo circula como a 60 0 70 Km por hora cuando se dispone a entrar en la calle del peaje y derrepente: “CRASSSSS”: Suena un golpe seco y la luna delantera del vehículo revienta. El taxista frena bruscamente en mitad de la calle y nos quedamos boquiabiertos. “MeCagüenLaLeche, ¿Qué paso?”: El taxista se había metido por una calle CERRADA (a esas horas de la mañana no se paga peaje y hay que pasar obligatoriamente por las calles de las casetas de pago manual). El tío pensando en poner el Telepeaje y sin advertir la hora que era trató de pasar (a toda leche) por una calle cerrada, dando una ‘ostia’ impresionante a la barrera de ENTRADA al peaje (no llegamos siquiera a la barrera de salida) que quedó doblada hacia arriba. El taxi logró pasar por debajo de esta, tras haber rajado la luna delantera. Huvo que espearar a que llegaran los responsables del peaje para tomar los datos del vehículo y abrir la barrera de salida para que el taxi pudiese dejarme en el aeropuerto y volver luego a rellenar el parte. No nos sucedió nada, pero el susto a esas horas (aún de noche) y medio dormido no se me fué en toda la mañana. Y eso después de haber tenido 3 días antes el incidente de Estambul.Aún así, no he dejado de tomar taxis, aunque ahora voy más atento en los peajes por si acaso…

    06 mayo 2008 | 15:58

  24. Dice ser Flora

    Hace mil años, cuando tenía 18 y muy poco dinero en el bolsillo, volviendo de la Universidad me sentí francamente mal y cogí un taxi para volver a casa, en lugar del Metro. El taxista era un señor encantador de unos 50 años, tipo padre, y como soy muy parlanchina le conté lo que me ocurría. Cada vez me encontraba peor, noté que me subía la fiebre y para colmo de males había un tráfico de mil demonios, de modo que le dije al taxista, con mucho apuro, que sólo tenía 500 pesetas y que cuando el contador marcara ésa cantidad me dejara. El hombre me dijo que de ningún modo me dejaba así. Al llegar a 500 pesetas paró el contador y me llevó hasta la puerta de mi casa. Y es que hay gente maravillosa en todas partes, a quienquiera que fueses…GRACIAS!

    06 mayo 2008 | 15:59

  25. Dice ser CARPE-DIEM

    Mioooooooooooooooooooooooooooooo

    06 mayo 2008 | 16:29

  26. Dice ser María

    Creo que la mejor anécdota es ésta…Me subí en un taxi en García Noblejas. Debía ser medianoche. Había quedado con mi novio para tomar algo en el Room (calle Arlabán) y, de paso, decidir si nuestra relación iba o no iba a algún lugar…El taxista me recibió con una sonrisa. “El taxi es de mi padre”, me dijo.No me digas cómo, pero acabamos contándonos nuestra vida, riéndonos y pegándonos unos bailes en el Bali Hai…Me lo pasé de miedo aquella noche.Por cierto…No volví a saber de él…y mi novio hizo las maletas a los pocos días…

    06 mayo 2008 | 16:35

  27. Dice ser CARPE-DIEM

    “Y si nunca te ha sucedido nada digno de mención, ¿qué te gustaría que sucediera?”Ejem…ejem, vale esto me gustaría:……………………………………………………………………………….!!!Ufffffff,Dani,como te has quedado al leerme?jajajajajajaja………Besos, guapo.Achuchones a la peña del 103.Un saludo para los demás.(((beijo)))

    06 mayo 2008 | 16:36

  28. Dice ser Daky

    juer Carpe….. no hay quien te lo quite…. jejejela mía “Más mejor” fue subirme a tu taxi y que no me conocieras………

    06 mayo 2008 | 16:48

  29. Dice ser ea!

    Hace ya unos cuantos años…jeje yo tenía meses y mi abuela, soriana de pura cepa, había venido a la capi para conocerme. Un día me sacó de paseo y como era muy chula ella, me llevaba en brazos, nada de carrito.De pronto un taxista se puso a su altura y le dijo:-Señora! Qué nieta más guapa tiene! Se la compro! Cuánto quiere?-La cara de mi abuela debió ser un poema, aceleró el paso de vuelta a casa mientras el taxista seguía detrás de ella pujando por mi. Consiguió hacerle la 13/15 y cuando por fin llegó a casa, después del susto, le dijo a mi madre muy seria:-Hija! Yo no vuelvo a salir sola por Madrid!-

    06 mayo 2008 | 17:01

  30. Dice ser Ana Belén

    A mí, aparte de después de un día desastroso que me recogió un taxista y que después de preguntarme si tenía novio (no, le respondí)me dijo que no me preocupara, que estaba muy bien (al fin alguien con el mismo buen gusto que mis padres), la anécdota que más recuerdo es la siguiente:Yo iba a coger dos guaguas pal aeropuerto y tras perder la primera llamé a un taxi, tardó tanto en recogerme que perdí la segunda y yo no tenía dinero para pagar la carrera (es que era el primer mes que me tocaba administrarme como estudiante). El caso es que un mes antes me había sentido lo peor por haber perdido un vuelo y ahora estaba ante la misma situación, no pude evitar echarme a llorar y el taxista sólo me echaba la bronca por no tener suficiente dinero y porque cuando lo contara, todos sus compañeros se iban a burlar de su candidez, puesto que al final me iba a llevar…Unas semanas más tarde, cuando regresé y le llamé para devolverle el dinero, se quedó perplejo; Me invitó a un café (que rechacé)se iba a gastar más dinero en invitarme que el que iba a ganar, pero supongo que le devolví un poco de esperanza en la juventud… Yo lo hice para que ayudara al próximo que estuviera en mi situación, porque lo último que me apetecía era volver a verle.Un beso a todos,hacía mucho que no comentaba

    06 mayo 2008 | 17:07

  31. Dice ser pituka

    YO TENGO OTRA…Hará como 9 años de esta anecdota,,salgo del karaoke de la plaza de los mostenses con un cocidito importante, vamos, q controlaba, pero me costaba terminar una frase, el caso es q mis amigas cogian un taxi en direccion contraria a la mia, y se esperan a q yo coja el primer taxi, todo esto para no dejarme sola y apuntar el nº de licencia.Me monto, ellas cruzan para coger su taxi y yo comienzo mi carrera. a los diez segundos de estar dentro del taxi, me dice el taxista, perdone pero en su estado no puedo llevarla a ningun sitio, no quiero tener ningun tipo de problema… jajaja, jo es q lo cuento y me rio, me dice ¡ BAJESE LE ESTOY DICIENDO! y yo le digo no diga usted bobás q ya estoy dentro, ¿ Q SE BAJEEEEEE ME CAGO EN TÓ! y yo con mi chispa, diciendole, q mala vejez va a tener usted.. total q me dejo tirada, y me fui en busca de mis amigas, corriendo por el medio de la gran via, las cogí antes de q se subieran en su taxi, me monte con ellas y se lo contamos al taxista ( mucho mas joven mucho mas atractivo y mucho mas simpatico)llevamos a mis amigas a sus casas, y luego el me llevo a la mia. y esa es mi anecdota.

    06 mayo 2008 | 17:12

  32. Dice ser pituka

    YO TENGO OTRA…Hará como 9 años de esta anecdota,,salgo del karaoke de la plaza de los mostenses con un cocidito importante, vamos, q controlaba, pero me costaba terminar una frase, el caso es q mis amigas cogian un taxi en direccion contraria a la mia, y se esperan a q yo coja el primer taxi, todo esto para no dejarme sola y apuntar el nº de licencia.Me monto, ellas cruzan para coger su taxi y yo comienzo mi carrera. a los diez segundos de estar dentro del taxi, me dice el taxista, perdone pero en su estado no puedo llevarla a ningun sitio, no quiero tener ningun tipo de problema… jajaja, jo es q lo cuento y me rio, me dice ¡ BAJESE LE ESTOY DICIENDO! y yo le digo no diga usted bobás q ya estoy dentro, ¿ Q SE BAJEEEEEE ME CAGO EN TÓ! y yo con mi chispa, diciendole, q mala vejez va a tener usted.. total q me dejo tirada, y me fui en busca de mis amigas, corriendo por el medio de la gran via, las cogí antes de q se subieran en su taxi,se lo conté y nos echamos unas risas.

    06 mayo 2008 | 17:20

  33. Dice ser GANESHA

    En realidad no es una anecdota. me paso 2 veces en mi vida. Una vez en Buenos Aires tome un taxi para ir a un lugar, Y como a las 3 horas DETENGO un taxi en la calle y resulta que era el mismo taxista, las probabilidades de volver a tomar el mismo taxi deben ser 1 en 1000 , y la 2da vez me paso en Las Vegas, tome un taxi y a los 3 dias tomo un taxi Y LO MISMO el mismo taxista.www.pensandolabronca.blogspot.com

    06 mayo 2008 | 17:23

  34. Dice ser David

    2 de la mañana, a la salida de un concierto en el Palacio de Deportes. Taxistas cargando como nunca esa noche. Me subo en uno que pillo al vuelo, casi me lo quitan, y por la radio se oye… ‘Servicio en dirección tal, chica joven que va de fiesta, número tal lo coges?’Número tal era mi taxista, me parece que le amargué la noche.

    06 mayo 2008 | 17:31

  35. Dice ser vaya mierda de anecdotas

    Pobres taxistas todas la noche llevando borrachos sin clase como los que comentan por aqui..vaya gentuza

    06 mayo 2008 | 17:50

  36. Dice ser izaskun

    Mmmm… la mía es un poco fuerte para contarla aquí con pelos y señales (por aquello de que seguro que hay menores leyendo…) pero una vez, volviendo con otras dos amigas a las tantas de la noche… un señor taxista (que seguro que pasaba de los 60 años) nos dijo que los hombres de hoy en día no sirven para nada… porque no saben hacer cunnilingus (que fina que soy) como debe de ser… que él sabia cuatro maneras distintas… y nos las explicó todas, con gestos incluídos… sólo me acuerdo que había una que se llamaba “la noria”… lo que nos pudimos reir… jaja

    06 mayo 2008 | 18:02

  37. Dice ser Angel C.

    Una vez, en Las Palmas de Gran Canaria, encontré a un taxista como tú, sólo que en vez de tanto-y-tantos, estaba al borde de la jubilación; y en vez de blog, gastaba unas gastadas hojas fotocopiadas que entregaba a cada usuario que a él le pareciese oportuno, unas reflexiones y unos poemas.En 10 minutos me dió 20 bofetones… a 30 segundos por bofetón y me hizo sentir lo estúpido que puede llegar a ser uno con su corbatita, su portalito que no porta nada, su chaquetita, su visita… ¡fue algo espectacular!Un loco taxista, como pocos otros hay en la vida.:-)¡Ojalá encontrara aquellas notas, porque sé que en algún lado de mis recuerdos las he almacenado!

    06 mayo 2008 | 18:19

  38. Dice ser Marisela

    Emm pues varias cosas me han pasado. Recorde con el comentario de mariajose, a mi siempre me daba miedo subirme a los taxis las primeras veces. Recuerdo siempre les hacia la parada, les preguntaba cuanto me cobrarian a tal sitio y les miraba la cara, si me convencia me subia jaja y si me daba miedo pues no.Les voy a contar, en Querétaro (México), que es de donde yo soy y donde he vivido todita mi vida, los taxistas te cobran por el viaje, por tarifas sin llevar taximetro, lo cual le parece de lo mas curioso a mi novio maño cuando viene a visitarme. Asi que eso de preguntar: cuanto me cobras por ir a…? es muy frecuente.Les parecera curioso pero veces el mismo taxista te pregunta: cuanto te cobran? jaja si! cuando son noveles en el oficio se guian por uno en las tarifas y veces hasta en los trayectos, uno les va diciendo el camino.Ahora historias.Cuando estaba en la universidad veces me quedaba haciendo tareas (deberes) hasta tarde en casa de alguna compañera (nos dejaban muchos proyectos en equipo o bien que eran dificiles y entre varias nos ayudabamos). Esa noche me dieron las 11 pm y bus no iba a encontrar. Asi que tuve que tomar taxi, a mi pesar porque les tengo miedo y mas de noche, desde que a un tio mio lo asaltaron y golpearon una banda de ladrones coludidos con el taxista.Bueno, pues yo con todo el miedo del mundo, ya no me quedaba de otra. Le dije el destino y me sente en el asiento trasero muy cerca de la puerta (entre chicas nos aconsejamos eso, por si en una emergencia tienes que bajar intespestivamente. Comentario al margen: Aqui los varones se sientan de copilotos siempre que van solos, es lo comun.Regresando al taxi de mis pesadillas, que empieza a entrar por calles que no eran las que van rumbo a mi casa, sino al contrario.Yo- Por aqui no es señorTaxista – Este, si…pero acabo de traer un pasajero por aqui y baje, creo se me cayo la cartera (billetera).Era una calle toda oscura y sola, me dio mucho miedo y le dije:-Tengo prisa, luego busca su cartera!! (cual prisa! el miedo que tenia! jaja)Y este hace que baja y busca por la acera y el piso. Como me hice la enojada y la muy con prisa, o no se si me vio decidida y si pensaba hacer algo se le quito la intencion jajaja subio al taxi y me llevo por el camino correcto a mi casa.Fiu! que alivio! Tantas cosas que oye uno de taxistas que quieren violentar chicas o llevarlas a lugares apartados. Me toca muy seguido que vayan haciendo su luchita conmigo jajaja que te tiren los tejos…y bueno, que no piensan que de noche y una solita da mucho miedo? te asustan de veras!Umm hace unos dias, tome el taxi por la mañana porque como siempre se me hizo tarde y en bus no llegaba ni a patadas a tiempo a mi trabajo.Soy usuaria callada, de las que miran por la ventanilla, pero si me hablan contesto. Este señor se puso a darme una catedra sobre la lengua jajaja todo porque le dije que me llevara al Andador Tal (que si se decia correctamente andadero, que si andador solo si caminara por si mismo…bueno, yo no les puse asi! jajaja)Despues me empezo a contar de las pruebas para la licencia de manejo (por aquello de las preguntas capciosas) y termino diciendome que la ultima vez le toco el sorteo del antidoping.Taxista- me senti horrible señorita!(ayy mama! que este iria bien pasado y le sento mal o que)taxista – ni que fuera uno un vicioso!(ahhh!! que alivio!!)taxista – pero esta bien, imaginese que no los hicieran? y fuera yo un drogadicto…imaginese la llevo ahora asi.(mamaaaaaaaaaa!! sera que asi anda? jaja)taxista – pero no…aunque hay mucho taxista que si le entra y va bien drogado. Por eso dicen tanta barbaridad a las damas o atropellan gentes por ahi.(metame mas miedo, apenas estoy destraumandome! jaja)Taxista- una chica que lleve de la terminal a una colonia rica, venia a trabajar de sirvienta, me conto que una vez un tipo, un taxista, la llevo por otro lado, pero ya de compadecido, quizas de lo que la vio llorar, se arrepintio y la llevo a donde iba en un principio. Solo uno que este muy mal del coco o ande muy drogado hace eso, no cree?yo- No se crea, eso pasa mucho. Algunos solo lo hacen por verle el miedo a una.Taxista- Pues que enfermos.yo-pues si, pero ya ve, por querer sorprender a unataxista-la sorpresa se la pueden llevar ellos. Un dia subi a una señorita, jovencita y delgadita asi como usted. Hablabamos mas o menos lo mismo y me ha contado, es de la poli!! policia judicial!!! asi que imagine si aun bandolero de esos le da por meterle un susto jajajajaja el soprendido sera otro!yo- quisiera ver eso.En fin, que no todos son asi, hay trayectos de taxi tan entretenidos que hasta te pesa llegar al destino. Taxistas los hay respetuosos, coquetos, simpaticos, amargados…heroes y villanos, como en todas las profesiones.Espero haberlos divertido…la verborrea es un defecto que tengo jajaja asi que perdonen me adueñe de tanto espacio, muchas gracias!

    06 mayo 2008 | 18:27

  39. Dice ser necesito un diccionario marisela-castellano castellano-marisela

    seguro que el pobre pendejo, se levanto la tapa de los sesos cuando te apeaste del taxi..pesada. Seguro no te aguantan ni tus cuates. Vaya chingada de anecdota no te enttiende ni el maño chingado.

    06 mayo 2008 | 18:39

  40. Dice ser nelly

    Un dia tome un taxi saliendo del trabajo y el tipo (ya bastante entrado en años) que empieza a contarme su suerte en el amor, que en ese treabajo siempre hay conquistas y son muy asediados , es cierto,?en fin no mucho que contarsaludos ¡

    06 mayo 2008 | 18:53

  41. Dice ser Sonia

    Con tener una conversación amena y con educación me coformo, ( Y sobre todo que no huelan mal) apunto lo del olor porque las pocas veces que he ido en taxi, la mayoria olian fatal (no se si era de los anteriores pasajeros o de los susodichos que no se lavaban, tengo un verdadero problema ), reconozco que soy una histérica de los olores(más o menos como el protagonista de El Perfume) ; las extravagancias son para otros lugares.Besooooooooooooooos

    06 mayo 2008 | 18:59

  42. Dice ser DRYJER

    A participar se ha dicho!Solo he cogido un taxi dos veces en mi vida:La primera cuando tenia unos 12 años, viaje desde Hellin(Albacete) hasta Elche (Alicante) vine con mi madre y padre, cogí el taxi porque allí en La Mancha el coche familiar se rompió y no hubo otro remedio que venir.No me acuerdo del conductor y apenas pasó nada interesante durante el trayecto.La segunda hace apenas un mes, desde mi barrio, a la zona de discotecas de mi ciudad, con 3 amigos más, el taxista se mostró simpático y participativo con nosotros, recordó cuando él tenía nuestra edad(tras preguntarnos nuestra edad) y anelaba esos tiempos mientras movía su cuerpo sobre su asiento con mucha gracia.Y poco más.No es muy interesante, pero queria participar 🙂

    06 mayo 2008 | 19:04

  43. Dice ser Vic

    En Portugal, íbamos dos amigas y yo en un taxi que conducía un chico bastante joven. Mi amiga miró al suelo, me dió un codazo y nos encontramos allí tirada una película porno “sexo anal”. No sé por qué nos la llevamos sin que se diese cuenta. ¿Sería suya o de algún cliente?Si era suya debió sentir entre vergüenza y enfado al darse cuenta de que nos la habíamos llevado.En Portugal, un taxista que en una recta pega un frenazo brusco porque casi se come al coche que venía de frente. Se ríe a carcajadas, me mira por el retrovisor y me dice “uy, de ésta te has librado”. Casi le fulmino con la mirada.En Portugal también, un taxista mayor de unos 60 años con el que estuve charlando todo el trayecto sobre su familia, sus hijas, mi vida… Cuando llegamos a mi casa no me quiso cobrar. Se bajó del taxi y me dió un abrazo. Me dio también su número de teléfono y me dijo que no dudase en llamarle si alguna vez me ocurría algo.Ya en España, hace poco tomé un taxi para ir a la estación y la sorpresa me la llevé al reconocer en el conductor a un compañero de colegio al que no había vuelto a ver.Una vez, al salir del hospital de acompañar a mi padre a la quimio, un taxista consiguió alegrarme la horrible mañana de agujas y batas blancas, y gente con caras tristes. Todo el trayecto fue cantando canciones de Pavarotti. Sonreía y se le veía feiz. Consiguió que yo sonriese también.Cada taxi un mundo. Me encanta.

    06 mayo 2008 | 19:56

  44. Dice ser Nadia

    Un día que me encontraba muy triste y muy tarde para llegar a donde tenía que llegar, sali a buscar un taxi, para mi horror, 10 de mayo en México, día de las madres, todos los taxis estaban ocupados, llevando arreglos florales de un lugar a otro.Un taxista se paró y me dijo que tenía que entregar un arreglo de flores y después podía llevarme, así que acepté.Después de llevar el arreglo, ya era muy tarde para mi cita y ya no tenía caso llegar, así que muy triste yo y muy felíz el, me propuso que lo acompañara a llevar todos los arreglos de ese día.Le dije que si, pasabamos a una florería nos daban el arreglo, el se estacionaba y yo me bajaba a entregarlo.Recuerdo que nos reimos mucho, que platicamos mucho y que mi día se alegró con tanta entrega de flores y tantas caras de mamas felices.Me dejo en mi casa y se despidió.Fué un día maravilloso.

    06 mayo 2008 | 20:12

  45. Dice ser morPhing

    a ver como lo cuento rápido:fué en río de janeiro hace 15 años; un domingo cogimos mi mujer y yo, un taxi con un simpático negrito, y quedamos para el lunes que nos recogiera en el hotel Meridien de copacabana para llevarnos a las islas tropìcais ( a unos 80 km al sur), acordamos precio y eso, nos pareció de fiar el tío;el lunes, se planta el negrito con un mulato de 2 metros llamado Sebastiao y nos cuenta lo siguiente: ” en realidad el taxi no es mío, es de Sebastiao, pero me lo deja los domingos que es cuando él descansa, pero he venido con él para presentároslo; como resulta que mi trabajo está camino de donde vais vostros, sino os importa, os acompaño; yo veo al sebastiao de 2 metros y al negrito y me pienso “vamos o no vamos?”, hay que tener en cuenta que brasil no es españa y no os voy a contar las historias de miedo de las cosas que alli pasan; bueno, nos tiramos a la piscina y nos vamos con el Sebastiao y el negrito; va el sebastiao y nos pide un anticipo para coger gasolina y yo veo que el indicado de gasolina está a tope , y me pienso, “esto tiene mala pinta”, enfín a ver que pasa; el caso es que paramos en una gasolinera y el tío llena el tanque a pesar de todo; luego, efetivamente dejamos al negrito en no se que coño de lugar donde debía de trabajar el menda, pero vamos, en una zona alucinante (penosamente alucinante) de esas que no ven los turistas normalmente, y el Sebastiao nos llevó al sitio este donde se cogen los barcos para la visita de las islas tropicais,etc; al finalizar volvimos sanos y salvos al hotel y poco antes le pregunté al Sebastiao si es que no le funcionaba el indicador de nivel de gasolina, y me dijo que efectivamente no funcionaba; esta historia contada así deprisa y corriendo, pierde algunos de los elementos de susto y mosqueo que vivimos en ese viaje; me quedé con el número de teléfono del sebastiao y otra vez que volvimos a Río le llamé y todo fué sin ningún problema; pero cualquiera que hay estado en Río sabe que la elección del taxista es un tema no baladí, que te puede ir incluso la vida en ello!

    06 mayo 2008 | 20:30

  46. Dice ser Neska

    Nunca imaginé que un viaje en taxi pudiera ser tan agradable.. Yasser, amigo argelino metido de camarero a taxista. Olor a incienso, del fuerte, del que te impregna cada poro de la piel y cada fibra de la ropa. De fondo, tras una risa amiga, Dalida, uno de mis cantantes árabes preferidos.Le pregunto por su hermano, sigue en el restaurante. Me pregunta por mi vida, si soy feliz. Le contesto que no. Se lamenta, me desea mejor suerte.De repente, Mostafa Sax, otro de mis músicos preferidos. Lo ha puesto adrede, se acuerda. Sonrie con esa sonrisa sincera tan característica, una sonrisa que tranquiliza, que apacigua.En ese pequeño mundo tan personalizado, Yasser quiere que me olvide de los problemas, que sea feliz aunque sean esos diez minutos que dura el trayecto a mi casa.Sus ojos claros me apremian a que le cuente qué tal me va con el nuevo trabajo. Hace tanto que no nos vemos…”Bien, vaya..” le contesto. No hace falta decir más, él me entiende, han sido muchas horas de conversaciones, de confesiones, de debates…Llegamos a mi casa. Lamentablemente tengo que dejar ese pequeño refugio temporal; por un momento lo ha conseguido, me he sentido feliz.Nos despedimos con una sonrisa. Promete venir a verme al bar o llamarme por teléfono. Quiere presentarme a su hija.Me la imagino…morena, ojos verdes y enormes, contagiando la bondad que desprende su padre.Nabila, que significa noble, inteligente. Tiene en el nombre las características de su familia.Ellos son felices, la mirada de Yasser se lo cuenta a todo aquel que se atreva a mirar.Me alegro de poder conocer a su hija. Se lo digo. Me despido, Ma’a ElSalama. Vuelve a sonreir. No, nunca ha dejado de hacerlo.Voy a casa sintiéndome bien, olvidándome del cansancio, recordando el aroma del incienso en mi piel y en mis ropas. Ojalá viviera más lejos..www.laignoranciaeslamayorvirtud.blogspot.com

    06 mayo 2008 | 21:16

  47. Dice ser Olaya

    un dia, volviendo a casa cuando el sol empieza a saludar, despues de una larga noche de fiesta. Eramos 3, asi q nos subimos alegremente en un taxi y le indicamon la direccion. Al arrancar, tube la impresion de que el mundo daba mas giraba mas rapido de lo normal, asi q decidi bajar un poco la ventanilla y saque un poco los dedos para santir la brisa.Tu ‘tú’ gallego pensó que solo era calor, asi q subio MI ventanilla desde SU asiento(bloquenadola tambien, al ser eletrica), pero fue demasiado rápido y no me dio tiempo a quitar la mano y me quedaron los dedos pillados. No dije nada. Iban hablando mis amig@s con el conductor, y, por supusto no queria interrumpir. Asi q unos 5 minutos mas tardes, al llegar,le dije amablemente q si podia abrir la ventanilla y asi fue. Cuando me miré la mano, pense q se me iba a quedar sin dedos. Nunca mas he vuelto a sacar los dedos por una ventana electrica en un coche en el q YO no esté condciendo.

    06 mayo 2008 | 21:29

  48. Dice ser manu

    Ext-Tarde.Manu.- !! Taaaxi !! ( Gesto de parar un taxi ).Plano del taxi parando. Manu, con un ramo de flores, se dirige al taxista.Manu.- Buenas… ¿ Le importaría, por favor, llevar estas flores al Pub que está, aquí, en la calle de la derecha ?.Taxista.- mmmmmmm ?. ( cara, como de no entender nada ( o mucho )Manu.- Siiii, en el número 43, es el Pub ……! ( mejor, no lo nombro ). Es solo dejar las flores a la persona que está detrás de la barra … y si le pregunta que quién las manda…ya sabe, usted contesta … un desconocido.Taxista.- Vale…vale.Plano del taxi alejándose, mientras Manu, enciende un cigarrillo.( Después de dos pitillos ….)Taxista.- He tardao un poco, porque el Pub estaba cerrao; pero he visto, como una luz dentro y he llamado a la puerta… y…Manu.- ..yyyyy…..?Taxista´- Pues que me ha abierto la puerta.- que tenían la llave echá.- un mulato que parecia un armario de tres cuerpos y ella detrás apañandose el pelo.Manu.-…. ya.Taxista.- Me jode por la 58O pestas y… por las flores…que me he dicho yo pa mí, que las flores no se las merece, y las he vuelto a echar yo al maletero.Manu´- … Vale… muchas gracias, cobrese 600 y regalele las flores… a su mujer.Plano fijo de final del ramo de flores y… Fin.Hola a tod@s.

    06 mayo 2008 | 21:58

  49. Dice ser Taxi 20

    Parada de taxis del hospital San Jaime en Torrevieja (Alicante).Cojo un taxi y le pido que me lleve a mi domicilio, comienza la carrera y ya levanto la ceja como que no sé por donde me lleva este tio. Charla amigable del taxista sobre ordenadores… . Despues de visitar casi toda la ciudad incluido un paseo por la fachada maritima de la misma,hago el comentario jocoso: Es bonita Torrevieja. Uy mucho y eso que no has visto aún nada, me comento el amable taxista. No si soy de aqui, respondi yo, y ademas soy taxista ejem el 20… Uyssss, creo que esa vez no le supo muy bien tropezarse con un compañero.

    06 mayo 2008 | 22:00

  50. Dice ser Paula

    A mi nunca me pasa nada.Cuando pillamos el taxi los sábados siempre intentamos darle palique pero son bastante cortados todos. Yo siempre espero que suelten alguna parida (como si fueras tú) pero no hay suerte! La última vez cuando pagué a uno le di propina y le miré con cara de complicidad, pero apenas sonrió; los taxistas como tú no existen!

    06 mayo 2008 | 22:08

Los comentarios están cerrados.