Entradas etiquetadas como ‘Campaña ‘Violaciones y otras violencias: saquen mi cuerpo de la guerra”’

Donde no llega el Estado, la ayuda llega

Por Valentina González Villegas Valentina

Soy Valentina, de Casa Amazonía, una organización local de mujeres de Colombia en la que trabajamos a favor de los derechos de niñas, niños, adolescentes, jóvenes y mujeres en regiones donde el conflicto armado impacta de manera radical la vida.

Nuestro trabajo es sobre todo con población indígena, campesina y afro, habitantes de zonas rurales dispersas, del departamento del Putumayo, que hace frontera con Ecuador. Es un lugar bellísimo, rico en recursos naturales y diversidad en todos los sentidos  y por eso mismo también codiciado por fuertes intereses económicos que apuestan por un modelo de desarrollo único, devastador e impositivo.

Retratos de mujeres de Colombia. Imagen de Pablo Tosco / Oxfam Intermón

Retratos de mujeres de Colombia. Imagen de Pablo Tosco / Oxfam Intermón

Como Casa Amazonía nos hemos propuesto trabajar en esta región promoviendo los derechos de las niñas, niños, adolescentes, jóvenes y mujeres y previniendo las violencias en su contra. Consideramos que un paso fundamental para la prevención es visibilizar lo que sucede, nombrarlo, desnormalizarlo, para esto es necesario generar espacios de confianza, redes de apoyo, procesos organizativos que desde la solidaridad y el afecto propicien transformaciones individuales y colectivas.

En este camino son fundamentales las alianzas, amigas y amigos. En lo nacional hacemos parte de la Mesa de Mujer y Conflicto Armado y la Coalición contra la vinculación de niños, niñas y jóvenes al conflicto armado en Colombia y con esta Coalición hacemos parte de la Campaña ‘Violaciones y otras violencias: Saquen mi cuerpo de la guerra. La Campaña se ha propuesto visibilizar los crímenes de violencia sexual en el marco del conflicto armado en Colombia y en su último informe, se centra en niñas, niños y adolescentes.

Es gracias al apoyo solidario de la cooperación internacional que podemos llegar a estos lugares, donde el Estado no llega, pues en las zonas rurales alejadas y en municipios de no más de 100.000 habitantes, la presencia del Estado se reduce a lo militar, la propuesta social no existe.

Gracias al apoyo solidario de la cooperación internacional logramos que situaciones a las que poco se les da importancia adquieran relevancia, y que ese marco legal y normativo en el que se ha avanzado a favor de los derechos de las mujeres, de las niñas y niños aterrice en estos contextos en los que las violencias, tanto las familiares como las el conflicto persisten y las mujeres de base viven en medio de circunstancias de extrema pobreza que son en sí mismas violencia estructural.

Es articulándonos en campañas, como ‘Violaciones y otras violencias: saquen mi cuerpo de la guerra‘, y procesos más amplios que hacemos incidencia y exigibilidad de derechos. Ese respaldo político y apoyo financiero que la cooperación aporta incrementa la protección para el trabajo en estos contextos, además de permitir el intercambio de experiencias, conocimientos y propuestas y generar redes de apoyo para abordar de manera integral realidades tan dolorosas como la violencia sexual contra mujeres, niñas y niños dentro y fuera de los conflictos armados.

Como dicen nuestras compañeras en este video que hemos realizado en la frontera de Colombia y Ecuador, con las compañeras de LolaMora Producciones y la Federación de Mujeres de Sucumbíos

‘ Resistir, permanecer’

‘Me siento más libre, puedo hacer muchas cosas más, puedo animar a otras mujeres a que sean fuertes, que no se dejen.’

‘En los años de vida que me quedan, yo sí quiero ver algún cambio, por eso trabajo con las niñas y adolescentes. A pesar de todas las violencias que hemos vivido en el Putumayo, es como apostarle a que la vida puede cambiar, creer que hay esperanza.’

Valentina González Villegas trabaja en Corporación Casa Amazonía, organización defensora de los derechos de las mujeres, niñas, niños y adolescentes, en Colombia.