Se nos ve el plumero Se nos ve el plumero

"La libertad produce monstruos, pero la falta de libertad produce infinitamente más monstruos"

Entradas etiquetadas como ‘roto’

Buitres eclesiásticos al acecho de moribundos

Ayer recibí un SMS de un colega, a quien respeto muchísimo intelectual y moralmente, que decía lo siguiente:

“Indignado convenio Iglesia-Comunidad de Madrid. Espero que digas algo en tu blog. Cada vez me gusta más lo que hace La Sexta. Aunque pierdan anunciantes…”

Luego llamé a mi amigo y maestro Manolo Saco (que iba camino de Galicia) y le comenté el asunto. Me replicó:

“Yo también estoy indignado y lo verás pronto en mi blog”

En efecto, el blog de Manolo Saco en 20minutos.es lleva un artículo finísimo titulado “Un amor enfermizo por la tortura y el sufrimiento de los demás”

A mi me ha pillado el toro.

Ayer estuve desconectado y no pude desahogarme contra esos buitres eclesiásticos que rondan los hospitales de doña Esperanza Aguirre al acecho de moribundos.

Estoy escandalizado. Ya se que es un viejo convenio y que lo que ha cambiado la lideresa (que aspira a restablecer la España negra en su alianza con el altar) es el condicional (podrían formar parte…) por el presente (forman parte…)

¡Qué vergüenza de Iglesia y qué vergüenza de Gobierno regional de Madrid!

Los diarios se han despachado agusto, arrimando cada uno, naturalmente, el ascua a su sardina.

El Pais y Público en contra de la decisión deshonrosa de Esperanza Aquirre de meter a los curas en los comités de ética de los hospitales.

El Mundo, ya se sabe, a favor de la lideresa. ¡Qué horror!

Con lo lista (y ambiciosa) que es la presidenta de la Comunidad de Madrid, ¿cómo es posible que haya cometido un error tan descomunal presumiendo de liberal?

Los liberales, señora Aguirre, eran aquellos héroes fusilados por Fernando VII, el rey felón.

Ya puede despedirse Esperanza Aguirre de La Moncloa (por mucho que se empeñen Pedro Jota y Jimenez Losantos) si no rectifica ese convenio pecaminoso que mete a los cuervos en las habitaciones de los moribundos.

Hace unos días, imaginé a Rajoy, cansado de broncas y de peticiones de democracia interna en el PP, pasando el testigo a Gallardón.

Hoy he tenido el dudoso honor de que el locutor predilecto de los obispos coincidiera con mi premonición.

Lamento que el ínclito predicador Jiménez Losantos coincida conmigo en ese asunto. En un año tendremos a Gallardón, dice Jimenez Losantos

¿Habré tenido visiones o pesadillas?

He oido en la radio que el Gobierno estudia la posible inconstitucionalidad del tenebroso convenio entre Esperanza Aguirre y Rouco Varela, príncipe de la Iglesia. Ambos podrían haber cometido un delito contra los derechos fundamentales de los españoles, amprados por nuestra Constitución que va a cumplir 30 años. La Inquisición duró mas de 500.

Para Aguirre (5 a 1) el tamaño sí que importa

La crisis en torno al liderazgo del PP (entre Esperanza Aguirre y Rajoy) se va enfriando en El País y en Público . Ambos diarios le dedican pequeños titulares a una columna en sus respectivas portadas.

Público aún le concede una foto (tipo sello) a la lideresa.

Sorprende, por tanto, el tratamiento de lujo que Pedro Jota Ramirez le sigue dando al conflicto interno del PP, al cabo de tantos días mandando con él en su portada.

No sólo concede a la lideresa Aguirre el puesto de primer sujeto del día sino que apoya su gran titular a cinco columnas (no hay más en la portada) con una foto centrada a tres columnas de colegas suyos de Madrid que reclaman elecciones primarias en el PP.

La herida, por tanto, sigue abierta y puede seguir así hasta las vísperas de las elecciones del 2012. En ese momento, veremos quienes compiten en el PP por ser candidato o candidata a la presidencia del Gobierno de España.

¿Y el trío Pinocho del 11-M?

Interesante el papel, cada día menos ambigüo, adoptado por Zaplana , uno de los guardianes aznaristas de Rajoy en este duelo.

Y sorpendente también el silencio sonoro de José María Aznar, que pasea sus melenas por las fiestas de su patrón, el magnate de la prensa conservadora Rupert Murdoch.

¿Qué estará pensado estos días Acebes?

Muy buena la entrevista exclusiva al juez Palop que El País luce en su portada con todo merecimiento. Buen trabajo, colegas.

¡Ánimo, señor juez!

¿Podría Rajoy tirar la toalla en favor de Gallardón?

¡Menudo follón se armó en el PP porque una presunta candidata está presuntamente pensando si se presenta o no al próximo Congreso para disputar a Rajoy la presidencia!

“¡Qué follaero!”,

decimos en Almería

Es tan absurdo (y tan predemocrático) todo lo que está pasando en ese partido que no me extrañaría nada que Rajoy decidiera fialmente tirar la toalla y marcharse a casa, una vez que ha perdido el apoyo incondicional de El Mundo, la COPE, el nuevo ABC, la Razón, Libertad Digital y otros medios igualmente próximos a la línea del trío Pinocho del 11-M (Aznar-Acebes-Zaplana).

El espectáculo de una espantá de Rajoy daría mucha gracia al Congreso del PP ya que dejaría la vía libre a Gallardón , eterno presunto aspirante a L Moncloa, para disputar la presidencia a la lideresa Esperanza Aguirre.

Tanto Gallardón como Esperanza Aguirre tienen más posibilidades de ganar las próximas elecciones generales de 2012 que el propio Rajoy en su tercer desesperado intento.

Les parecerá una locura o una chorrada lo que digo. Carezco de fuentes fidedignas y baso mis especulaciones en mi pura fantasía. Claro que, si acierto, podré decir que estuve bien informado… en mis sueños.

Lo que está pasando en el PP es de traca. Y coincide, ademas, con las elecciones primeras en los Estados Unidos , donde los afiliados y simpatizantes deciden quien será el candidato de su partido. Y los españoles lo estamos viendo por la tele.

¿Lo estarán viendo también los afiliados, simpatizantes y compromisarios del PP?.

¿Y no se les cae la cara de vergüenza?

¡Ay! Si Franco levantara la cabeza…

Solbes, por los pelos:”Todo Gobierno es de coalición”

La verdad es que, por un euro, El Mundo casi nunca defrauda a su afición.

Los tres diarios nacionales que suelo comparar en este blog coinciden, un día más, con el mismo sujeto principal de sus portadas: Solbes.

Sin embargo, El Mundo (sobre foto de Miguel Sebastián) da una artística vuelta de tuerca a las palabras del vicepresidente económico y apunta a una presunta bicefalia en su titular, para justificar después su doctrina editorial (“DE LA COALICION SOLBES-SEBASTIÁN…”):

A cuatro columnas, titula Pedro Jota en portada:

Solbes dice que éste es un ´gobierno de coalición´ entre él y los demás

Por si quedara alguna duda, en páginas interiores, el titular de El Mundo, a toda página, es más elocuente:

Solbes deja claro que éste es “un Gobierno de coalición” entre él y “todos los demás”

Solbes, según la propia letra pequeña de El Mundo y de El País, nunca ha pronunciado “éste es un Gobierno de coalición” sino más bien “todo Gobierno es, por definición, un Gobierno de coalición”.

Y, además, esa frase va precedida en El Mundo por esta otra:

“Yo estoy convencido, por mi experiencia como minstro de Economía, de algo que primero dije en broma, pero luego he repetido: todo Gobierno es, por definición, un Gobierno de coalición”.

Arriba está el texto completo de sus palabras sobre este asunto.

El editorial de El Mundo va dedicado a los problemas del Gobierno del PSOE:

El editorial de El País va dedicado a los problemas internos del PP:

A moro muerto, gran lanzada

Forges es genial. En un plis plas resume la historia reciente del PP .

¡Qué barbaridad! Y los deudos de Rajoy no esperan siquiera a que se enfríe el recuento de votos. La misma noche de autos, con los votos aún calientes, ya estaban las mundanas rotativas y las católicas emisoras haciendo leña del árbol caído. Pedro Jota y Jiménez Losantos (y columnistas de la misma cuerda) seguían las recomendaciones de los discípulos de Juliano, el Apostata, al pié de la letra:

“La hipocresía, en política, es virtud”.

¿Acaso el corte de la foto de portada de El Mundo es casual?

Sobre la cabeza de Rajoy aparece un cartel comercial que dice “DE VIAJES”

El refranero es sabio:

“A moro muerto, gran lanzada”

Esto es una prueba para pegar aquí mis fotos antiguas del Museo Virtual de 20minutos.es

Pedro Jo: el “doctor” Pizarro frente al “enfermo” Solbes

Pedro Jo se supera cuando entra en campaña electoral. Desde luego, hacía tiempo que no veía una portada tan pueril y-quizás- tan ofensiva para la sensibilidad o inteligencia de algunos de sus lectores más fieles.

La utilización tan burda e infantil de las fotos del “enfermo” Solbes y del “doctor” Pizarro no debería figurar en el historial profesional del director de El Mundo. No está a su nivel habitual de manipulación profesional. Y es una pena. Con portadas como ésta Pedro Jo está perdiendo puntos incluso entre sus feligreses más ciegos.

En cambio, El País, más institucional hasta el aburrimiento, enfrenta en página interior, fotos tradicionales del ministro y del millonario para informar del próximo debate de ambos en Antena 3.

Publico lo da a toda página, El País, a una columna y El Mundo lo esconde en un breve sumario. Frente a esa presunta gran noticia del debate Solbes/Pizarro, El Mundo casi se olvida de poner en portada la detención de los dos etarras que faltaban del comando que atentó contra la terminal 4 de Barajas. Cientos de portadas falsas dedicadas a ETA en el 11-M (a toda página y a 4 columnas) apoyando las mentiras del trío Pinocho y cuando la policía detiene a dos presunos asesinos de la T-4, Pedro Jo esconde esa información entre los sumarios de “otras noticias” sin darle siquiera la dignidad de un pequeño titular a una columna como hace El País.

Sobre la querella por injurias de los policías contra el locutor de la pecaminosa COPE de los obispos, Federico Jimenez Losantos , Público también lo da a 4 columnas y El País a una. Sin embargo, Pedro Jo, compañero de tertulia del querellado, no da ni una línea.

Es una “no noticia” para los lectores de El Mundo, muchos de ellos amantísimos seguidores del polémico locutor episcopal que también esparce su doctrina por las columnas del diario de Pedro Jota Ramírez.

Cada vez que oigo, por obligación y mortificación profesional, la cadena COPE, me acerco más a las sabias opiniones de los personajes del genial Roto. El dibujo de hoy en El País es una prueba de ello. Los españoles no tenemos precisamente el don de la oportunidad en nuestras guerras contra el invasor. Pocas veces acertamos.

La victoria en la Guerra de la Independencia contra la invasión napoleónica nos trajo a Fernando VII , mal llamado “el Deseado”, que pronto se convirtió en “el rey felón”, uno de los peores reyes de toda nuestra historia. Tampoco acertamos a ponerle nombres apropiados a los reyes. Fernando VII, el Deseado, nos salió rana y sanguinario y acabó con el sobrenombre de “rey felón“.

Y más de uno recordará que, a la muerte del dictador Franco, a Juan Carlos de Borbón se le dió el sobrenombre de “Juan Carlos, el Breve”.

Ya lleva 33 años de reinado, uno de los más largos y pacíficos de la historia de España.

No damos ni una, mi querido Roto.

Resurge la España negra (como sus sotanas)

Cada día estoy más de acuerdo con Alfonso Guerra en lo que se refiere a las relaciones Iglesia-Estado. El presidente de la Comisión Constitucional del Congreso dijo ayer que “antes o después no va a haber otro camino” que la denuncia de los acuerdos entre el Estado español y la Santa Sede, ya que los obispos españoles “están apretando tanto” que “aunque no se quiera reconocer, no hay otra” opción.

Gaspar Llamazares fue un poco más lejos cuando, hace unos días, nos advirtió:

“Cría obispos y te sacarán los ojos”

¿No se darán cuenta estos obispos, salidos de una España tan negra como sus sotanas, que cuanto más aprietan en su campaña electoral, a favor del PP y en contra del PSOE, más están perjudicando al pobre Rajoy?

Hasta el perpicaz y desinteresado Pedro Jota se ha dado cuenta. Ayer lo adviritó en su editorial a los obispos. Estos reverendísimos sepulcros blanqueados de la ultra derecha no se enteran del daño que están haciendo al PP.

Muchos jóvenes e indecisos acudieron cabreados a las urnas, el 14 de marzo del 2004, para votar en contra las mentiras miserables del trío Pinocho (Aznar-Acebes-Zaplana) sobre ETA en el 11-M.

Desmontada por la Justicia la teoría conspiratoria de Aznar, Pedro Jota y la radio COPE de los obispos ultras, aquellos cientos de miles de votantes airados estaban un poco apáticos, dormidos o desmovilizados en esta campaña electoral. Ahora no había un elemento tan fuerte como aquellas mentiras despiadadas de Aznar para movilizarles hacia las urnas.

Sin embargo, la amenaza del resurgir de la España negra de los obispos ultras les está despertando…

Zapatero debe estar dando saltos de alegría y poniéndole velas y misas al cardenal ultra Rouco Varela para siga metiendo cizaña inquisitorial contra el PP en la campaña electoral. Cuanto más se acerque al PP, más daño le hace.

Así se las ponían a Fernando VII.

¡Qué potra tiene este Zapatero!

Y el pobre Rajoy ya no sabe donde esconderse de las sotanas que, en tan mala hora, le persiguen…

Dicen que Zapatero no se arruga frente al clero

Regreso a Madrid procedente de Almería (donde pasé unos días que, por dolorosos, yo no llamaría de vacaciones) y me encuentro con unas portadas de prensa sobre Zapatero y el clero algo sorprendentes. Lo primero que pienso es que “éste no es mi Zapatero, me lo han cambiado”.

Me marché con un post titulado “¿Quién pone el cascabel a los obispos? Zapatero se arruga” y dejé de leer la prensa hasta ahora mismo. Y no me refería solamente al Excrementísimo Señor Obispo de Tenerife

¿Qué le habrán puesto los Reyes Magos a Zapatero para que, como dicen los diarios, “saque pecho“, “plante cara“, “culpe” y “discrepe“, defendiendo la legalidad constitucional, frente a las insidias pecaminosas de algunos obispos y cardenales jurásicos? Fíjense si serán pecaminosas las palabras antidemocráticas de los purpurados inquisidores Rouco y García-Gascó que hasta el bueno de Forges -que es un santo, se lo digo yo- ha mandado hoy a todos los obispos a su propio infierno. Y no le falta razón.

Dicen mis colegas que, fuera de cámaras y de microfonos, Zapatero no se arruga al topar con la Iglesia. ¿Sueño o realidad? ¡Qué maravilla!

Y dice Peridis en El País de hoy que, como los obispos sigan dando leña inconstitucional (o sea, meando fuera del tiesto), Zapatero podría atreverse, incluso, a mirar el Concordato. ¡Mirar el Concordato! No me lo acabo de creer. Volveré a restregarme los ojos y a leer la prensa de nuevo.

Al clero se le ve el plumero

Una vez más, debo reconocer que tengo debilidad por El Roto (antes OPS), uno de los mayores filósofos de nuestro tiempo.

Con qué agudeza y limpieza le ha visto el plumero al clero.

La verdad es que últimamente los obispos hacen pocos esfuerzos por disimular sus raíces fascistoides y no pierden ocasión para levantar el brazo y el palio en busca de algún dictadorzuelo que se preste al negocio.

La Iglesia católica no se acaba de resignar a vivir sin las canongías que le daba el dictador Francisco Franco, en pago por el apoyo episcopal sin condiciones que dieron a la sangrienta “cruzada” que siguió al golpe de Estado del general contra la legalidad democrática de la II República.

Creo recordar que fue el entonces obispo de Cartagena quien dijo:

“Benditos sean los cañones si en las brechas que ellos abren florece el Evangelio”

Así me gustan a mi los obispos. Sin hipocresía ni disimulo. Con su verdad fascista por delante. Estos obispos asilvestrados y feroces, de las manadas de Rouco (facha de toda la vida) y de García-Gascó (que fue un ilustre taranconiano hasta qeu se cambio de sotana), son un auténtico chollo para Zapatero y los demás socialistas. Le están poniendo las bolas como se las ponían a Fernando VII (¿o era a Carlos III?). Así, cualquiera hace carambola.

Ya puede temblar el PP, y despedirse de La Moncloa, si no manda callar pronto a sus cardenales.

Con estos príncipes cavernarios de la Iglesia en contra, cualquiera podría ganar las elecciones generales.

Que hablen los obispos, sí, que hablen, y que no se arrugue Zapatero. Separación Iglesia-Estado ¡ya!. Quiero para mi país lo mismo que disfrutan en el resto del mundo democrático civilizado.

Si la Iglesia carca se empeña , Zapatero podría ganar en marzo hasta por goleada, mal que le pese.

Eso, eso, que se le va el plumero a todo el clero.

Si el bueno del cardenal Tarancón levantara la cabeza…

Yo tuve el honor de conocerle.

—-

El Excrementísimo Señor Obispo no sale en El Mundo

A menudo, las cartas de los lectores, obligados resumir y concentrar sus opiniones en pocas líneas (como es costumbre en 20 minutos) nos iluminan más que cien editoriales o sesudos artículos de opinión. Esta carta del lector Manuel Peris Vidal que publica hoy El País resume muy bien el estado de la cuestión entre personas que valoran la razón tanto o más que la fe. Ya empiezan a brotar por doquier reacciones de ONG´s y defensores del menor que acusan al obispo de “perversión”, “aberración” y de hacer “apología de la pederastia”

Produce escalofríos el silencio culpable y vergonzante de algunos medios de comunicación y de los líderes políticos defensores de la familia ante la infamia cometida por este obispo sinvergonzón.

He buscado por todas las páginas de El Mundo alguna información, opinión o reacción a las declaraciones de Su Excrecencia el obispo de Tenerife, Bernado Alvarez, arrepentidos quizás por el error de valoración que tuvieron ayer, y no he encontrado ni una línea. Pedro Jota lo ha considerado “no noticia“. He copiado y pegado aquí textos de El País y de Público porque no he encontrado nada en El Mundo sobre la actitud inmoral -quizás, viciosa- de este obispo tinerfeño. ¿Qué habrán hecho los pobres católicos tinerfeños para merecer este vergonzoso pastor?

Pero -¡ojo!- ni Rajoy ni Zapatero han querido mojarse en este jardín de inmundicia moral episcopal, por si acaso sus opiniones le restan votos de pederastas o violadores de menores.

¡Cuánta hipocresía!

En casos tan graves como éste, el silencio de los líderes políticos es culpable y el de los demás obispos, pecaminoso. Según sus propias creencias -que conozco muy bien y respeto, aunque no comparto- no creo que los obispos puedan comulgar ni decir misa sin antes condenar públicamente las procaces y escandalosas palabras de su colega el Excrementísimo Señor Obispo de Tenerife, que aún sigue incomprensiblemente en su cargo.

Rajoy, 10; Zapatero, cero

Hoy hemos criticado en nuestra casa a Zapatero mucho más que a Rajoy. El motivo ha sido la enorme torpeza que el presidente del Gobierno ha demostrado al no asistir a la concentración unitaria contra ETA convocada, entre otros, por él mismo.

Casi siempre que un líder político mete la pata, solemos echarle la culpa a sus asesores o consejeros más próximos. En esta ocasión, Zapatero no tiene escapatoria. Si aún no ha destituido a quien le recomendó que se fuera al hospital de Bayona para no tener que asistir, junto a Rajoy, a la concentración contra ETA es porque le falta olfato político o porque, simplemente, asume él mismo la responsabilidad por este error, tremendo error.

El pobre Zapatero ha perdido una gran oportunidad, quizás irrepetible en esta legislatura, para hacerse una foto de Estado con Rajoy, la única de ambos líderes juntos contra ETA desde la tragedia del 11-M y desde las mentiras del trío Pinocho para meter a ETA en aquel atentado islamista.

Por esa ausencia cobarde, tan inoportuna, le pongo un cero a Zapatero. ¡Qué imagen tan balsámica nos hemos perdido todos los españoles! ¿Cuántos votos habrá perdido Zapatero por desaprovechar esta oportunidad de reducir la brecha de crispación que aún divide a las dos Españas?

Por la valentía demostrada al romper (al menos de boquilla) con los exaltados de la extrema derecha de la AVT y de la COPE, le pongo un diez a Rajoy. Creo que, esta vez, se lo ha ganado a pulso.

Tal día como hoy, siguiendo la costumbre de todos los años, desde hace 29, hemos brindado en familia por la Constitución Española de 1978 que, a mi juicio, ha sido la más eficaz de nuestra historia en términos de libertad y solidaridad.

Luego me ha tocado recoger la mesa. Todo, menos la bandera de España que le quité a Calviño de su despacho de TVE. Esa bandera, un poco más amarillenta que roja, va a presidir hoy la mesa del comedor.

Y ahora voy a pegar aquí unos cuantos chistes, tristes aunque certeros, sobre la frágil unidad y solidaridad de los españoles en asuntos de Estado.

Tras el brindis tradicional por la libertad y por la Constitución que la ampara, hemos recordado el día que celebramos el nacimiento de la Carta Magna. Entonces no teníamos bandera constitucional de España, pues aún no se había aprobado en Las Cortes la sustitución de “la gallina” del dictador por el escudo real.

Cerca de la Plaza mayor, habíamos comprado un metro de tela con los colores de la bandera y la habíamos colocado con unos clavos en la puerta de nuestra casa.

A la hora del aperitivo sonó el timbre de la puerta y salí a abrir. Era la primera vez que mis vecinos de atrás (el coronel Lisarrague y su esposa)llamaban a nuestra puerta. Muy sonriente, con gesto de triunfador, el coronel me saludó con estas palabras:

-“¿Qué haces, vecino, con mi bandera, en tu puerta?”

Le replique, con una sonrisa lo más parecida a la suya:

-“Usted se equivoca, mi coronel, porque desde hoy esta bandera en tan suya como mía. Se acabaron las dos Españas. Y para celebrarlo les invitamos a una copa.”

Así pues, el primer brindis constitucional que hicimos en mi casa fue entre el Ejército y la Prensa. Fue un buen presagio, ya que esta Constitución lleva camino de convertirse, a pesar de los pesares, en la más duradeda y eficaz de la historia democrática de España.

Al brindar en familia también hemos recordado aquel emocionante gran titular de El País, tras el golpe de Estado del 23-F de 1981 (yo era entonces redactor jefe de ese periódico):

El País, con la Constitución

Pues eso, ojalá toda España esté hoy brindando por lo mismo.

¡Viva la Constitución!