Se nos ve el plumero Se nos ve el plumero

"La libertad produce monstruos, pero la falta de libertad produce infinitamente más monstruos"

Entradas etiquetadas como ‘guardia civil de trafico’

Hay una plaga de “moteros” maleducados y Tráfico ni se entera

He regresado vivo y entero a casa, a pesar de haber coincidido esta tarde, en la autovía de Valencia a Madrid, con cientos y cientos (quizás miles y miles) de motociclistas maleducados cargados de adrenalina. La mayoría de ellos merecían sanciones duras de la Guardia Civil de Tráfico. Y más de uno debería haber perdido hoy el carnet de conducir por puntos.

Estos bárbaros venían en tropel -imagino yo, a esas horas- del circuito de Cheste (Valencia) que, como se ve en esta foto, estaba abarrotado de forofos del motociclismo tan sólo unas horas antes de encontrarme yo con ellos.

Pero la Guardia Civil de Tráfico estaba -quizás por solidaridad con sus colegas moteros- desaparecida o haciendo la vista gorda. Dicen que entre bomberos no se pisan la manguera. Quizás, por eso, no he visto ni un sólo agente de tráfico desde Honrubia hasta Rivas Vaciamadrid.

Lo que sí he visto, en cambio, ha sido a cientos de temerarios infractores de las normas mas elementales de Tráfico y de la buena educación cívica. Nunca pensé que los moteros, cuando se juntan, perdieran tan facilmente los modales de gente civilizada. Hoy me han sorprendido desagradablemente. Y este es mi desahogo.

Venía yo tan contento de una boda de dos moteros en Pulpí (Almería), celebrando -cómo no- la victoria de nuestro joven Jorge Lorenzo en el mundial de motos de Valencia. Contento, digo, hasta que llegué al cruce en Honrubia con la A-3.

Procedentes de Valencia, envalentonados quizas por el éxito de nuestro campeón, nos invadieron miles de salvajes moteros, con poderosas cabalgaduras, que se adueñaron por completo y sin contemplaciones de la Autovía de Este.

A gran velocidad, sin respetar casi ninguna señal, los motociclistas, enfundados en sus armaduras negras de goma o plástico, cruzaban de un carril a otro sin avisar (¿acaso no tienen intermitentes las motos?, iban en fila india adelantando entre los dos carriles, hacían cabriolas chulescas y casi rozaban a los coches en sus adelantamientos temerarios. A mí me han acobardado tanto que aún no me he repuesto del susto.

Nunca había visto una cosa igual, salvo en New Hampshire -la Meca de las bandas más locas de moteros- donde se puede circular en moto y sin casco. Naturalmente, el Estado de New Hampshire es, con gran ventaja, el mayor proveedor de corazones jóvenes y de otros órganos humanos para transplantes en Estados Unidos.

Si todo sigue como hoy, la A-3 podría convertirse en la mayor proveedora de órganos para transplantes de España.

Alguien debería pensar en reeducar a los conductores de moticicletas que no respetan las leyes de Tráfico antes de que las personas civilizadas les tomemos manía.

El espectáculo que han dado hoy la mayoría de los que se han cruzado conmigo`por la A-3 ha sido francamente vergonzoso. Y ni un Guardia a la vista. ¡Valientes… sinvergüenzas! Es un milagro que no haya habido más muertos entre Valencia y Madrid, al concluir el campeonato del mundo.

¿Qué les pasa a las personas normales cuando se suben en una moto y ocultan su cara tras el casco?

Si necesitan fuertes dosis de adrenalina, pueden jugar en Bolsa, en casinos o a la ruleta rusa, o pueden tirarse en paracaidas o correr en moto pero en circuitos cerrados o en pleno campo, pero no en carreteras compartidas por personas que quieren ver crecer a sus hijos.

Animo a los verdaderos amantes del motociclismo a que establezcan unas normas cívicas de autoregulación si quieren sobrevivir en sociedad.

¡Qué alivio llegar a casa… vivo!

Ahí van las portadas de hoy que no tuve tiempo de mirar:

Y esta es, a mi juicio, la foto más tierna del día. La publica El Mundo y puede ser muy apropiada para que reflexionen sobre ella los racistas blancos y negros.