Se nos ve el plumero Se nos ve el plumero

"La libertad produce monstruos, pero la falta de libertad produce infinitamente más monstruos"

Entradas etiquetadas como ‘botella’

¿Habrá divorcio Botella-Aznar por culpa del CO2?

No lo quiera dios, pero la disidencia matrimonial acerca del papel del hombre (relevante o ridículo) en el aumento o disminución del CO2 podría dar al traste con el matrimonio Aznar-Botella.. Las declaraciones públicas sobre este espinoso asunto enfrentan claramente las posiciones del ex presidente del Gobierno, José María Aznar, con las de su aún esposa, Ana Botella, consejera de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Madrid.

El diaro El País ha puesto desinteresadamente de manifiesto estas diferencias matrimoniales en su página 31 de hoy (primer y último párrafos). Afortunadamente, mi mujer y yo hemos crecido juntos en el escepticismo ante los dogmas religiosos del calentamiento global. Fuimos creyentes por un tiempo (y de buena fe) y nos delcaramos apóstatas casi al mismo tiempo. (Ella antes, pues domina el inglés y la documentación científica mejor que yo). Pero ¿qué será ahora de Ana Botella, luchando sola en su casa contra el aumento del CO2 sin que su escéptico marido, José María Aznar, le eche una mano en tan descomunal batalla?.

Esto tiene muy mala pinta y puede acabar como el rosario de la aurora.

Por otra parte, esta disidencia medioambiental Botella-Aznar o Aznar-Rajoy, que sitúa al primero, presidente de de honor del PP , muy lejos del segundo, presidente ejecutivo del PP, pero muy cerca, en cambio, de su primo, el catedrático de Física, puede puede traer cola en el seno del Partido Popular y en su propio ideario.

No nos viene mal una cierta disidencia refrescante dentro del PP acerca de estos asuntos estratosféricos. Les envidio. Ojalá hubiera una mínima disidencia también dentro del PSOE acerca del papel (relevante o ridículo) del ser humano en el aumento o disminución del CO2. Ya me gustaría. Pero eso, en varios años, no lo verán nuestros ojos. Como diría José Martí:

“Conozco al monstruo, porque viví en sus entrañas”.

La izquierda (PSOE, IU, ERC, etc.) es muy obediente y está unida, por las razones equivocadas (como en el caso de Aznar), contra el pobre CO2.

¡Ay de aquél izquierdista que se atreva a disentir en público de la línea oficial!

¿Quién será el primero, dentro del PSOE, que se atreva a decir que el emperador va desnudo?

Afortunadamente, este blog lo leen pocos creyentes anti-CO2. Pero si se diera el caso de que fuera leído, quizás por casualidad, por inquisidores como Fernando Moraleda, (lean lo que dicen, más arriba, en la columna de El País) estaría perdido.

Mis amigos del PSOE -que son muchos- podrían retirarme el saludo en público, para no ver su carrera comprometida por su proximidad a un apóstata del dogma del sagrado calentamiento global provocado -¡que más quisieramos!- por el pobrecito ser humano.

Como he visto casi unanimidad en los grandes titulares de la prensa de pago sobre la crisis -y no hay nada más aburrido que la unanimidad- me ensañaré un poco más con los fieles devotos que luchan, de buena fe y a brazo partido, contra el aumento del CO2.

Voy a pedir a mi chica -que es una sabia del Club de Roma– que me aparte algunos enlaces de los científicos izquierdistas del mundo que ya han mostrado públicamente su disidencia (en inglés, claro) con la línea oficial del profeta Al Gore y sus discípulos.

Si puedo probar que muchos sabios progresistas extranjeros me han precedido en esta pequeña disidencia sobre el papel del CO2, quizás podría conservar el saludo de mis amigos eco-fundamentalistas de izquierdas, sin que tuvieran que arriesgar su pellejo (y el mío) en la hoguera.

Hay herejes de izquierdas. ¡Vaya si los hay! Y van en aumento.

Comprendo que, en materia de fe, es muy difícil cambiar de opinión únicamente porque los tozudos hechos, probados o puestos científicamente en duda- contradigan al dogma. Eso es otro cantar y solo el tiempo (como en el tiento: “dale tiempo al tiempo…”) lo cura todo.

Ya se que es dificil reconocer que se mantiene una postura firme cuando los hechos empiezan demostrar que es errónea. En esos casos, lo mejor es cambiar de postura, hacerse el sueco o dejar pasar el tiempo y olvidarse del asunto hasta que la mayoría haya abjurado del viejo dogma.

Ahora mismo, van aumentando las voces heroicas que se atreven a contradecir en público al falso profeta Al Gore .

Recomiendo a estos dos disidentes izquierdistas: uno del diario The Guardian (inglés) .

El otro de The Nation (EE.UU.).

Ambos son emblemáticos de la izquierda progresista. Tengo otros dos famosos de la izquierda mas radical de Canadá. Ambos son profesores universitarios. El de Truth or Dare es profesor de Física (como el primo de Mariano Rajoy) y el segundo, profesor de Historia de la Ciencia. Básicamente disienten científícamente de todo el dogma, punto por punto, y creen que es un entretenimiento para las clases medias para sentirse bien y una distracción muy cara e inútil de los verdaderos problemas del mundo, de las causas tradicionales de la izquierda de siempre: la injusticia social, el hambre, el Tercer Mundo, etc. Estos dos últimos son muy radicales, para mi gusto, y utilizan el lenguaje tradicional de la izquierda. David Noble escribe sobre Regresión en la Izquierda.

Tambien escribe sarcásticamente sobre el CO2

Mientras tanto, muchos siguen con el paso cambiado, fieles al viejo catecismo. Y algunos científicos temen cambiar publicamente de opinión para no perjudicar la financiación de sus proyectos o por simple miedo al vértigo que produce disentir de la que aún consideran corriente principal.

Me atrevo a decir, con todo el respeto, que la ola de frío que nos invade en el planeta puede ser una señal del cielo para poner a prueba la vieja fe en el calentamiento global falsamente provocado por el presunto aumento del CO2 que emite el ser humano.

La ola de frío actual sobre la Tierra sería providencial para dejar en ridículo a los enemigos del falso apocalíptico calentamiento global. Pero, aunque se calentara un poco más la Tierra (cosa que no está ocurriendo) ¿qué tendría de malo? El calor siempre ha sido más benéfico para el ser humano qeu el frío. Ahí está la historia de la Humanidad para probarlo.

¿Ha visto alguien una estatua de patricio, cónsul, centurión o césar romano con botas, abrigos y mantas?

Van casi desnudos (y no sólo por seguir el canon griego de la belleza) sino porque vestían con fadillas cortas, sandalias y apenas una sábanas para estar frescos y vencer el calor de aquellos gloriosos siglso de calentamiento global y progeso. Luego vinieron los bárbaros del Norte, huyendo precisamente de las hambrunas provocadas por el enfriamiento global.

Los inquisidores del PSOE , como Moraleda, deberían pensarselo dos veces antes de acometer contra los gigantes del enfriamiento global que se nos viene enc¡ma por todo el planeta sin que el pobre ser humano tenga poco o nada que ver con ello. (En 1975 y 1976, tanto Newsweek como Time publicaron portadas tremendistas alertando del daño que iba a producir el “enfriamiento global de la Tierra y el presidente Carter creó una Comisión para estudiarlo … ¡y prevenirlo!)

Otra posición intermedia, entre los fanáticos de uno y otro extremo, es no hacer nada hasta que científicamente se haya podido demostrar algo palpable. En caso de duda, creo que es mejor seguir investigando sin maltratar innecesariamente a la madre Naturaleza.

Recuerdo ahora que si todos los países del mundo cumplieran al 100%los compromisos del Protocolo de Kioto para rebajar el CO2 en la atmósfera, la temperatura de la Tierra bajaría un 0,1ºC en cien años.

(Encontré el documento sobre el Protocolo de Kioto. Copio y pego).

Según el Protocolo de Kioto, la implementación total del protocolo por parte de todas las naciones participantes reducirían las temperaturas en el año 2100 meramente en un 0,14ºC. Eso es sin mencionar los miles de millones de euros y las privaciones que costarían a los contribuyentes el tener que cumplir con este protocolo.

Ya sabemos que los grandes países (EE.UU., China, India) y los paises pobres con derecho al desarollo incumplen todo lo acordado en Kioto. Se ha hecho poquísmo esfuerzo para cumplirlo.

No obstante, en un solo año, sin hacer prácticamente nada, la temperatura media mundial ha bajado -0,6ºC. Es decir, casi tanto como había subido en los últimos cien años. Con estos datos, ¿para qué sirve el Protocolo de Kioto ahora?

¿Donde está el papel del hombre-hormiga en estos cambios planetarios tan dramáticos?

Ana Botella ¡ríndete y acércate a José María Aznar!

Tu marido puede estar en lo cierto, contra los fanáticos anticalentamiento global, aunque sea por las razones equivocadas.

Ya sabemos que Aznar se opone a lo que él llama el “totalitarismo ecologista” porque es ultraliberal y no quiere órdenes ni planificaciones de nadie. Faltaría más.

¿ Lo recuerdan?

¿Quién es el Gobierno de turno capaz de decirle a Aznar si tiene o no que beber vino, hasta emborracharse, para poder conducir un coche?

Si no hace caso a las recomendaciones del Gobierno ni de la Dirección General de Tráfico , ¿quiénes son los “ecologistas totalitarios” para decirle a Aznar cuanto CO2 puede expulsar a la atmósfera cuando juega al padel?

Por cierto, esto del CO2 no tiene nada que ver con los agentes contaminantes de la atmósfera ni con la basura ni con el reciclaje ni con la desforestación ni con el urbanicicio del paisaje ni con el amor a las especies vivas o a la Naturaleza. En todo eso, yo soy un perfecto ecologista convencido y hago mis deberes como un buen ciudadano preocupado por el Medio Ambiente. Lo de la lucha contra el CO2 es una coña marinera, convertida en dogma de fe, sin suficiente base científica, con gran éxito mediático (que es por lo que me interesa y transtorna), que está dando lugar a la compra-venta de “indulgencias” entres los países ricos y pobres y sirve de maldita excusa para distraer recursos escasos de los retos más graves que tiene planteada la HUmanidad: el hambre, las enfermedades curables, la educación , la vivienda, etc. etc.

Me apena enormemente el desperdicio de sentimientos nobles y solidarios que se están desviando inutilmente de los retos básicos del ser humano hacia esta gilipollez del CO2 que escapa tanto a la voluntad como a las posibilidades reales de influencia y a la soberbia religiosa (fanática) del hombre.

Me consta que muchas personas nobles han creido el mensaje anti-CO2, de buena fe, como yo mismo desde hace tiempo. Pero me suele pasar -y perdón por la inmodestia- como a lord Keynes que decía:

“Cuando cambian los hechos, yo cambio mi opinión. ¿Qué haces tú?”

Esto suele ocurrir cuando hay una mente abierta, un respeto cartesiano por la duda misma y una cierta curiosidad científica por describir o explicar la realidad a través del uso de la razón.

Es imposible, en cambio, cuando hablamos de fe y de creencias donde la razón pinta muy poco.

¿Qué importa que cambien los hechos si las creencias están basadas en dogmas de fe inmutables y no en experiencias científicas verificables?

Cada uno puede creer lo que quiera. Faltaría más

Huyendo del falso calentamiento global, mañana me voy por unos días a pasar frío a Estocolmo. Por si acaso, me haré un poco el sueco.

Hasta la vuelta.

21/09/08 Estoy en Estocolmo y veo que algunos comentaristas me piden -con razón- que identifique las fuentes de los datos sobre cambios de temperaturas en la Tierra.

Ahí van:

La fuente para la bajada de temperatura es :

World Temperatures according to the Hadley Center for Climate Prediction y mide de enero,2007 a enero, 2008 – de invierno a invierno. http://www.dailytech.com/Temperature+Monitors+Report+Widescale+Global+Cooling/article10866.htm de la web científica http://www.dailytech.com.

Además, las cuatro agencias mas importantes de seguimiento de temperaturas medias del planeta ((Hadley, NASA’s GISS, UAH, RSS) dan cifras semejantes que varían de -0,65 – 0,75), valores equivalentes a todo el calentamiento registrado durante los últimos 100 años. Y todo en un año. De las cuatro fuentes (oficiales, universitarias, centros de investigación meteorológicos) es el cambio de temperatura mas rápido jamás registrado en un sentido u otro (hacia arriba o hacia abajo). Es espectacular y apenas ha aparecido en la prensa.

Aqui tenemos los gráficos de las cuatro fuentes http://wattsupwiththat.wordpress.com/2008/02/19/january-2008-4-sources-say-globally-cooler-in-the-past-12-months/

(El científico que compiló estas fuentes (segundo artículo adjunto) comenta que no se puede hablar de “el borrado completo” del calentamiento de los últimos 100 años, pero si dice que “es una anomalía de gran magnitud y coincide con otra evidencia anecdótica. Es curioso, es extraordinario, es grande, es inesperado, pero no ‘borra’ nada.” Entiendo que no se puede comparar la media de un año con la media de cien, digo yo, ni de “borrados” o “eliminación” del calentamiento pero si decir que es “equivalente” a la subida a lo largo de 10 años. Alterará la media de los últimos 10 años -desde 1998, año Niño, aun mas a la baja. Desde luego, si hubiera sido al revés – un calentamiento- estaríamos escuchando el fin del mundo por parte de los alarmistas.

De haber sido así, estaría en todas las portadas del mundo. Como la realidad contradice las teorías de los alarmistas del calentamiento global por CO2, éstos tratan de ocultar la realidad, descubierta por algunos científicos, en lugar de aceptar los nuevos datos y revisar sus teorías.