De todo corazón

Entradas etiquetadas como ‘cascos’

Telma Ortiz, con las alas cortadas

La revista !Hola! dedica esta semana su portada a la hermana de Doña Letizia, que ha regresado a España para dar a luz al bebé que espera del abogado Enrique Martín Llop, que ha dejado su trabajo como delegado de la Cruz Roja en Filipinas, donde trabajaba Telma Ortiz. La pareja no tiene intención de momento de contraer matrimonio. Enrique dejó hace muchos años España y el bufete donde ejercía como abogado para dedicarse a la ayuda humanitaria. En Mocejón, localidad cercana a Toledo, donde vive su familia, creó incluso una ONG sin éxito. No se precisa con exactitud en el Hola cuando comenzaron a estar juntos, dan a entender que se conocieron cuando se anunció el compromiso de su hermana.

Fotos Korpa: Arriba, de amazona, abajo en el 2004 junto a Francis Coteur, de quien se dijo que era su novio por aquel entonces.

Destinos más cañeros

Lo siento por los republicanos que visitan este blog, pero me cuentan fuentes bien informadas, tan republicanos como el padre de María de la Hoz Porto, la mujer de Cascos de quien adjunto foto al final de estas líneas, que Telma y su compañero forman una pareja excelente, que vive sin ningún alarde su condición de hermana y cuñados principescos. Son cooperantes por auténtica vocacíón desde hace muchos años, y el hecho de que Telma sea hermana de la Princesa de Asturias les ha perjudicado y no beneficiado, ya que preferirían destinos más cañeros, como África, un lugar donde Telma no puede trabajar por motivos de seguridad. Le han cortado las alas, me cuentan. Si le ocurriera algo en Somalia, por poner un ejemplo, podría organizarse un conflicto internacional.

Y ahora la foto de Álvarez Cascos y su tercera mujer, creo, he perdido la cuenta, en la cena de cumpleaños del Rey. María de la Hoz fue bautizada civilmente así por su papá, cuyas diatribas republicanas comunistas marcaron profundamente a los alumnos a los que dio clase. El traje, muy parecido al que le pidió Victoria Beckham a Clara Courel hace cuatro años. Le sienta bastante peor que a ellas. Por no hablar de las medias. Hay unos vestidos en Stradivarius plateados monísimos mucho más adecuados para ellas. Por cierto…¿Qué lleva en la mano?

FOTO:EFE

La última satisfacción de la ex de Cascos

Rafa Leflet ocupa la portada del último número de la revista Sorpresa. El ex de Gema Ruiz aparece en las fotos abrazado a una morena con quien se besa apasionadamente. Se trata de Ana Pomares, una empresaria de 35 años que, al contrario que Gema, aparenta muchos menos años de los que tiene. Al empresario andaluz le gusta salir en las revistas más que a Britney Spears el Red Bull. Como se recordará, Gema denunció a Leflet bajo el argumento de que éste le había enviado varios cientos de mensajes supuestamente amenazantes.

Gema y Leflet cuando él presumía de ella. Fotos:Korpa

A Gema, sin embargo, le cabe una última satisfacción: fuentes del mundo del arte señalan que la relación de Francisco Álvarez Cascos con su tercera esposa, María de la Hoz Porto, cuya estirpe comunista se delata hasta en el nombre de pila, ha pasado de ser un idílico cuadro de Boticelli a una inquietante tabla de El Bosco.

En las imágenes, Álvarez Cascos, el Barba Azul del PP con sus dos últimas esposas.

Fotos: Korpa

La última de Cascos

Quién lo iba a decir de María Porto, la última esposa del Barzazul del PP, Francisco Álvarez Cascos, tan sobria y digna como era ella, cuando huía espantada de los periodistas de “Aquí hay tomate” por los pasillos de ARCO. Ahora le ha dado por las extensiones, los pantalones diseñados por Mary Vicky Beckham, las inyecciones de botox y las zancaditas entaconadas con rebote. Si no fuera por la estatura y la imponente percha que gasta cuando camina por las cercanías de su trabajo en una zona noble de Madrid, podría ser confundida con Ana Obregón o con la mismísima Belén Esteban. ¿Hay crisis en su relación de pareja?¿Está preparándose acaso para seguir los pasos de la inefable Gema? Al final va a ser verdad que este hombre, de magnos y ocultos encantos, perturba profundamente a las mujeres.

Massiel acaba de reeditar, remasterizado, el álbum que grabó en 1970; massiel canta a Bertolt Brecht, y está como una niña con zapatos nuevos. Ella lo tiene todo, dice, le sobra pecho, buen gusto para comprarse broches, cuenta, y, aunque no está forrada, afirma que se ha permitido rechazar los 90.000 euros que le ofrecían por participar en una máquina de la verdad.