BLOGS
La Gulateca

Recetas, libros, gadgets, vinos, restaurantes... Un blog de gastronomía sin humos

Entradas etiquetadas como ‘viajes’

¿Dónde comer en Londres este verano? Ideas para una escapada gastronómica

Lo bueno de Londres es que da igual las veces que vayas, siempre hay algo nuevo por descubrir, un lugar de moda que probar, una exposición que merece la pena y una comida exótica que nunca antes habías visto. Por eso es uno de esos destinos relativamente cercanos a los que siempre merece la pena escaparse, también aprovechando las vacaciones de verano.

De nuestra última visita por allí nos hemos traído algunas nuevas ideas que sumar a las que hemos ido recopilando en estos últimos años y que, en general, se resumirían en un contundente “deja de decir tonterías, en Londres se puede comer muy bien”. Y posiblemente menos caro de lo que te imaginas, si sabes moverte por las zonas adecuadas y huir de los lugares más turísticos. Vaya, como en cualquier gran ciudad del mundo.

De hecho, en la capital inglesa, el principal problema no suele ser dónde comer, sino dónde dormir. Es una ciudad cara, los estándares hoteleros en la gama media no son los de España y, salvo un golpe de suerte, hay que ir preparado a dejarse una parte del presupuesto en el alojamiento.

Hay, por supuesto, opciones económicas y, como siempre, ayuda alejarse del centro. Pero si el presupuesto lo permite, es una ocasión especial o, simplemente, queremos darnos un capricho, la opción está clara: ME London. Situado en la zona de teatros, y a dos pasos de casi todo, por allí estuvimos nosotros en la última visita, invitados por Meliá para descubrir la ciudad y su gastronomía desde aquí.

Lee el resto de la entrada »

Planes gastronómicos de última hora para esta Semana Santa

¿A estas alturas y todavía sin un buen plan para escaparse unos días aprovechando las vacaciones de Semana Santa? No pasa nada, siempre queda la opción de buscar algún destino relativamente cercano y combinar dos de las cosas que más nos gustan: viajar y comer.

Por eso hemos tirado de nuestro particular archivo de viajes y propuestas para seleccionar unas cuantas perfectas para estos días a lo largo de todo el país. Tú eliges el sitio, nosotros te decimos qué y dónde comer rico por allí.

Una escapada a Granada

La Alhambra y tapas. Vale, son dos excelentes reclamos para pasarse estos días por Granada, pero en realidad hay mucho más. Por eso, en nuestra última visita aprovechamos para hacer un pequeño plano gastronómico con los platos y restaurantes que no hay que perderse por allí, incluyendo dulces, vinos y, claro, muchas cañas.

Si vas a Bilbao y Donosti

Del sur al norte. Bilbao y Donosti son siempre dos destinos de manual para los que buscan comer bien, así que por aquí es muy fácil acertar. Quienes recalen en la capital de Gipuzkoa en busca de sus míticos pintxos, aquí tienen un mapa donde hay opciones para todos los gustos. ¿Y presupuestos? Bueno, ir de pintxos por Donosti no es barato, mejor tenerlo claro.

Lee el resto de la entrada »

Las míticas libretas Moleskine ya tienen su propia cafetería

moleskinecafe_lagulateca_08

La icónica firma de cuadernos Moleskine se suma a la moda de la transversalidad, y acaba de abrir en Milán Moleskine Café, su primera librería/galería de arte/biblioteca/tienda de productos de la marca. Sí, todo eso en un solo espacio diseñado por el estudio Interbrand siguiendo la estética de la firma: líneas limpias, sobrias y con una contemporánea paleta de colores naturales. Algo así como una reinterpretación de aquellos tradicionales cafés literarios, un espacio para estimular la creatividad mientras te tomas un buen café.

moleskinecafe_lagulateca_03

moleskinecafe_lagulateca_09

moleskinecafe_lagulateca_05

Gracias a la colaboración con la empresa Seven Grams, tostaderos de café con sede en Milán, en Moleskine Café se sirve café del bueno -claro que eso en Italia tampoco es que tenga mucho mérito-. Cafés espresso de mezclas selectas, y diversas variedades de café natural de gran calidad para los que prefieran un café americano. Además puedes llevarte a casa los granos de café con un empaquetado a lo Moleskine: envoltorio de papel ilustrado por distintos autores que cuentan la historia de los lugares, gentes y tradiciones de tueste del café que contiene.

moleskinecafe_lagulateca_06

moleskinecafe_lagulateca_02

Pero como no sólo de café vive el hombre, también ofrecen una amplia selección de desayunos y brunch, además de menús elaborados con productos saludables de todo el mundo, incluyendo sándwiches gourmet, sopas y ensaladas.

Y como Moleskine Café es un espacio diseñado para alimentar -también- el espíritu, la oferta gastronómica la completa una amplia y diversa programación anual repleta de charlas, desayunos formativos y exposiciones.

moleskinecafe_lagulateca_01

Vamos, que si ya se te han puesto los dientes suficientemente largos, puedes regalarte una escapadita a Milán, o esperar a que abran una nueva en tu ciudad, ya que, como la propia marca afirma, Moleskine Café es un formato listo para expandirse a otras ciudades de todo el mundo.

moleskinecafe_lagulateca_04

Un fin de semana para descubrir dónde y cómo se produce lo que comes

Benvingut-Pages-05

Los pollos no crecen en las bandejas de los supermercados, ni la lechuga se planta con las hojas ya lavadas y listas para comer. Dos ejemplos absurdos pero que sirven para recordar algo evidente: en muchos casos se nos olvida de dónde viene y cómo se cultiva o cría todo aquello que acaba en nuestra mesa. Mucho hablar de la cocina de producto pero da la sensación de que ese famoso producto llega por arte de magia a los mercados.

Por eso resulta tan interesante la iniciativa Benvinguts a Pagès (bienvenidos al campo) enmarcada dentro de las acciones de Catalunya Región Europea de la Gastronomía 2016. Durante este próximo fin de semana, unas 150 explotaciones agrarias abrirán sus puertas para mostrar a los visitantes cómo trabajan, los productos de sus campos y huertas y, por ejemplo, explicar cuáles son los productos de temporada que ahora se están recolectando y deberían formar parte de nuestras recetas.

“Benvinguts a pagès es una apuesta por el producto de proximidad, para poner en valor el mundo rural, impulsar el turismo de interior y potenciar nuestra gastronomía”, nos explica Carme Gasull, comisaria técnica de Catalunya Región Europea de la Gastronomía 2016.

Lee el resto de la entrada »

10 bodegas para visitar esta Semana Santa

Rutas-vino
¿Sin planes todavía para escaparse aprovechando las vacaciones de Semana Santa? Pensando en aquellos que no tienen demasiados días libres, presupuesto para irse muy lejos o, simplemente, les da pereza organizar un gran viaje, hemos recopilado una decena de bodegas que merecen una visita.

Distribuidas por toda la geografía del país para que a nadie le queden demasiado lejos -o sí, si la idea es aprovechar para hacer unos kilómetros-, el enoturismo es una excelente opción para estas mini-vacaciones primaverales.

1. López de Heredia, arquitectura en La Rioja

Lopez-Heredia

Aunque hablar de vino es mucho más que hablar de los rioja y sus bodegas, es verdad que esta Denominación de Origen es parada obligada en cualquier ruta de enoturismo. Son muchas las bodegas que ofrecen visitas y catas en La Rioja -la mayoría, de hecho- así que un buen criterio de elección es fijarnos en la apuesta que algunas de ellas han hecho por la arquitectura.

Marques de Riscal con su espectacular bodega diseñada por Frank Gehry -ojo a su hotel de lujo y a la cocina de Francis Paniego con una estrella Michelin- es posiblemente la más conocida. Pero nos vamos a detener en Haro para visitar la bodega López de Heredia cuya ampliación a cargo de la arquitecta iraní Zaha Hadid merece una visita. Y ya que estamos, habrá que probar su Viña Tondonia, ¿no?

2. Finca Antigua, muy cerca de Madrid

Finca-Antigua-14

Necesitamos menos de dos horas desde el centro de Madrid para plantarnos en esta bodega situada en los campos de La Mancha, entre Cuenca y Toledo. Un buen plan para una escapada de un día o, aprovechando la Semana Santa, pasar unos días por allí y desconectar entre viñedos y unas buenas dosis de campo y silencio.

Propiedad de Familia Martínez Bujanda, Finca Antigua cuenta con más de 400 hectáreas alrededor de su bodega, divididas en pequeñas parcelas en las que la uva cabernet sauvignon es la más abundante. Además de aprender a catar sus vinos o descubrir cómo se elaboran, resulta especialmente tentador visitar los viñedos e incluso poder almorzar en el campo.

3. Emilio Moro, de la barrica al Museo del Vino

Castillo-Penafiel

Viajamos hasta otra de las grandes Denominaciones de Origen del país (Ribera del Duero) para visitar las bodegas Emilio Moro, en Valladolid. Muy cerca de Peñafiel y su espectacular castillo que acoge el Museo Provincial del Vino, este monumento es también parte del plan que estas bodegas han diseñado para quienes se animen a visitarlos en Semana Santa.

La propuesta de Emilio Moro comienza con una visita completa a la bodega, seguida de un taller para descubrir mediante una cata muy especial la importancia de las barricas y el tipo de madera en el envejecimiento y carácter del vino.

El pack incluye una degustación de tres de las referencias estrella de Emilio Moro (el joven Finca Resalso, el buque insignia Emilio Moro y el vino de alta gama Malleolus) acompañados por un plato de ibéricos y una tortilla de patatas casera.

4. Tío Pepe. Vino, Jerez y caballos

Tio-Pepe

No es que necesitemos muchas excusas para irnos al sur, pero si la cosa va de vinos el plan gana todavía más puntos. Así que, quienes tengan pensado pasar unos días por Cádiz esta Semana Santa, seguro que tienen marcado en el mapa una parada en Jerez de la Frontera.

Y allí la visita a las bodegas Tío Pepe de González Byass es casi obligatoria. La historia del vino de Jerez -estamos en la que durante décadas fue una de las capitales mundiales del vino- pasa por este lugar en el que, además, durante Semana Santa, se ofrece una visita muy especial: un recorrido por la bodega, cata de dos vinos y un espectáculo ecuestre en la Real Bodega de La Concha.

Lee el resto de la entrada »

Las destinos gastronómicos más interesantes y desconocidos de Europa para 2016

Sanlucar-de-Barrameda

En el norte se come muy bien; en Londres fatal; los franceses son unos estirados en la cocina; en Italia pizza y pasta todo el rato; y, sobre todo y en mayúsculas, como en España en ninguna parte. Por suerte, muchos de estos absurdos tópicos gastronómicos -en el norte se come muy bien, eso sí que es cierto- caen por sí solos con sólo viajar un poco.

Algo que, al menos a nosotros, nos sirve para animar el siempre complicado mes de enero. Pensar en las escapadas de los próximos meses y en todos esos lugares que nos gustaría visitar a lo largo de 2016. Unos planes en los que, si la gastronomía es un factor importante -y lo es, claro- estas ocho ciudades europeas deberían estar dentro de nuestra radar.

Eso es lo que aseguran desde Booking, la web de reserva de hoteles que ha elaborado un ranking de ciudades gastronómicamente emergentes para 2016 a partir de las opiniones de los viajeros. Aunque igual no son destinos en los que pensaríamos si de lo que se trata es de descubrir la gastronomía de la zona, aseguran que este año deberíamos darles una oportunidad. Así que saquemos mapa y agenda para tomar buena nota.

1. Sanlúcar de Barrameda

Hablar de Cádiz si pensamos en una escapada en la que comer bien no es ningún gran descubrimiento, cierto. Pero según los viajeros de Booking, Sanlúcar de Barrameda tiene todos los ingredientes para ser uno de los destinos gastronómicos del continente este año. Y razones parece que no faltan.

El mar es el protagonista, con recomendaciones como los langostinos, el vino manzanilla (con denominación de origen local), el arroz con marisco, el cazón en amarillo, la sopa de tomate, el rape al pan frito o la raya a la naranja.

2. Tiflis

Tbilissi_extended-license

Volamos hasta la capital de Georgia para descubrir su cocina, mezcla de la tradición del Mediterráneo, Oriente Medio y los Países del Este. ¿Ir a Georgía por su gastronomía? Pues parece que no es un mal consejo, porque por segundo año consecutivo esta ciudad, ubicada en las colinas que rodean al río Kurá, merece un lugar en el ranking.

Probar la abundante comida callejera es el consejo de quienes la han visitado. Platos como el khachapuri (pan sin levadura relleno de queso) o un khinkali (dumplings de verduras o de carne especiada), acompañados por vino local. Aunque por aquí sea un total desconocido, resulta que estamos habando de una de la zonas vinícolas más antiguas del mundo.

3. Biarritz

Biarritz_extended-license

¿Hace falta alguna excusa especial para escaparse a Biarritz? La elegante ciudad de la costa vasco-francesa ha conseguido situarse, a la sombra de San Sebastián, como un destino gastronómico que merece mucho la pena. El menú incluye los clásicos de la cocina vasca, y los pintxos para quienes prefieran algo más informal. Eso sí, de nuestras últimas visitas por allí, recordamos que además de ser elegante, Biarritz se cotiza bastante, así que mejor ir concienciados para evitar sustos de última hora.

4. Dubrovnik

Dubrovnik_food

Marisco y trufa es la espectacular carta de presentación de esta ciudad croata situada en la costa de Dalmacia y que lleva a su mesa todo el sabor mediterráneo. Por eso sus principales platos y productos nos resultan muy familiares -incluido el aceite de oliva- aunque siempre con ese toque especial que se aporta en cada región. Pescado y marisco a la barbacoa, o un risotto negro en el centro histórico, son las principales recomendaciones de quienes han estado allí y han recomendado su gastronomía.

5. Varsovia

Warsaw_city

Cocina polaca contundente, variada y a buen precio. Eso es lo que comentan los viajeros de Booking al destacar los encantos de Varsovia en la mesa, además de, claro, recomendar perderse por sus calles.

Entre los platos que merece la pena probar allí destacan los pierogi, parecidos a los ravioli, y tradicionalmente rellenos de carne, setas, queso o chucrut. Para los amantes de los locales con mucha historia, en el centro está U Fukiera, el restaurante más antiguo de la ciudad.

6. Dresde

Dresden_Extended-license

Destruida durante la II Guerra Mundial, la ciudad alemana ha conseguido establecerse en los últimos años como un referente gastronómico del país y, por lo visto, de todo el continente. Conocida como la Florencia del norte por su arquitectura barroca, la cocina sajona y, claro, la cerveza, son aquí las protagonistas. Tomarse una en un biergarten junto al río Elba no parece un mal plan.

¿Qué probar? La carne es el ingrediente que nunca falta en diferentes platos o, como no, en su amplia variedad de salchichas. Y de postre Eierschecke, un delicioso pastel de crema de queso y pasas.

7. Liubliana

Ljubljana_extended-license

Aunque Eslovenia nunca ha sido un destino especialmente gastronómico, parece que su capital ha conseguido hacer los deberes y destacar en los últimos años en este terreno. De nuevo aquí juega a su favor el cruce y mezcla cultural de siglos, que se traduce en platos con influencia italiana y mediterránea, pero también balcánica y austriaca.

También la cocina turca está presente en su recetario, con platos como el burek, a base de masa de hojaldre rellena de feta y espinacas o carne. Otro plato que hay que probar allí es el kremna rezina, un pastel de vainilla y crema procedente de la cercana localidad de Bled, en las faldas de los Alpes.

8. Reikiavik

Reykjavik_city

Paisajes espectaculares, auroras boleares… Como destino fotográfico y de naturaleza, la isla no necesita mucho esfuerzo para convencernos. Lo que no sabíamos es que la gastronomía de su capital también es ahora un motivo más para coger un avión y plantarse allí.

Como no podía ser de otra forma, el pescado es el protagonista absoluto de su cocina, con especies conocidas como el bacalao o el rape, pero también algunas más exóticas como el pescado rojo, el pez lobo o el capelán. Para probarlos, nos recomiendan dejarnos caer por la zona de Grandi, que ha pasado de ser un puerto industrial a convertirse en un barrio de moda repleto de restaurantes, como el Coocoo’s Nest -pizzas de masa fermentada y recetas ecológicas- o el Matur og Drykkur, con decoración tradicional y recetario islandés, pero con un toque innovador.

Los mejores platos picantes del mundo

Picante_Lonely Planet_04

Una parte muy importante de nuestros viajes siempre es la gastronomía. Lo que se come y cocina dice mucho de un país, así que visitar los mercados, los puestos de comida, algunos restaurantes, y probar las recetas más típicas de la cocina popular forma parte siempre del guión cuando andamos fuera.

Picante_Lonely Planet_01En Lonely Planet -autores de algunas de las guías de viajes más populares del mundo- no sólo comparten esta filosofía sino que, pensado en los viajeros más intrépidos, han recopilado lo mejor de la cocina picante alrededor del mundo. Pero aquí no se trata de batir récords con el pimiento más picante del mundo para acabar todos llorando con la lengua escaldada, sino de recetas realmente deliciosas que tienen un punto de picante. Bueno, en algunos casos, bastante más de un punto.

La mejor comida picante del mundo (Editorial Geoplaneta) nos propone este viaje repleto de especias y sabores picantes. Un libro a medio camino entre una guía de viaje y un recetario, puesto que se incluyen un centenar de platos con las instrucciones para que los más valientes se atrevan a prepararlo en casa. Aunque, la verdad, de lo que da ganas es de coger el próximo vuelo y plantarse en alguno de los destinos que nos proponen sus autores.

Productos como las guindillas, kimchi, pimentón, mostaza, wasabi y otros ingredientes menos conocidos (el nam phrik de Tailantia, el muhammara de Oriente Medio, o la sambal ulek de Malasia) conforman esta singular vuelta al mundo.

Y como aperitivo de todo lo que se puede encontrar en sus más de 200 páginas, desde Lonely Planet nos proponen esta decena de platos picantes para ir abriendo boca. Eso sí, mejor tener a mano un vaso de leche -el remedio universal contra el picante- porque algunos tienen pinta de poner a prueba incluso los paladares más atrevidos.

Lee el resto de la entrada »

10 platos y planes para descubrir Hong Kong

Hong Kong_09

Además de una de las capitales financieras del mundo y una de las ciudades más importantes de Asia, Hong Kong también es un paraíso gastronómico. Lo mejor de la comida cantonesa se combina allí con la influencia recibida a lo largo de los siglos por otras culturas -recordemos que hasta hace no mucho y durante los últimos 100 años fue una colonia inglesa- y algunos de los restaurantes más premiados del mundo también están allí.

Pero más allá del universo de Estrellas Michelin de Hong Kong -un tema siempre controvertido- visitar la ciudad desde un punto de vista gastronómico es toda una experiencia. Nosotros estuvimos por allí 10 días que, aunque siempre se quedan cortos, permiten hacer un rápido recorrido por los platos y bebidas imprescindibles de la ciudad.

¿Merece la pena? Sin duda. Pese al calor -era agosto-, las horas de vuelo, y el ruido y continuo movimiento de una metrópolis con una de las densidades de población más altas del mundo en algunos barrios, Hong Kong es una auténtico parque de atracciones para los amantes de la comida.

Una ciudad muy cara en el alojamiento, relativamente barata para moverse por allí y capaz de ajustarse a cualquier presupuesto a la hora de comer. Tanto si podemos gastarnos muchos euros en un menú de lujo en un restaurante estrellado, como si queremos comer auténticas delicias en la calle por muy poco dinero, las opciones son tantas que no resulta fácil condensarlas en sólo diez. Pero lo hemos intentado.

Lee el resto de la entrada »

Buenos Aires, planes gastronómicos más allá del asado

P1030128

Los domingos, Buenos Aires huele a asado. Puede sonar a exageración cuando -ya en el taxi entre el aeropuerto y la ciudad- empiezas a preguntar por comida y te cuentan algo así. Pero es cierto. Los sábados, los mercados y carnicerías están repletas, y los domingos, de vez en cuando, por la calle llega ese estupendo aroma a brasas y parrilla.

Pero hay vida más allá del asado en Buenos Aires, una ciudad que normalmente es más una escala de viajeros que llegan para recorrer otras zonas de Argentina que destino en sí mismo. Pero hace ya tiempo, nosotros decidimos dedicarle a la capital del país una semana entera para, entre otras cosas, descubrir su gran oferta gastronómica.

Siete días tampoco dan para tanto por mucho que incluso los propios porteños se sorprendan de una estancia tan larga en su amada ciudad a orillas del Río de la Plata. Pero sí fueron suficiente para reunir una pequeña lista de platos, lugares y planes -incluidos algunos asados, claro- que, por sí solos, son motivo suficiente para ir a Buenos Aires.

  • Menús ejecutivos

Aunque como en todas las grandes ciudades hay siempre cebos para turistas incautos, la verdad es que en Buenos Aires se come bien y barato. O muy barato para nosotros, al menos al cambio del peso con el euro del verano pasado, porque el baile de precios es una de las constantes de aquel país. Así que, incluso en pleno centro y entrando al azar en cualquier lugar, tenemos muchas posibilidades de salir contentos.

Al mediodía, por ejemplo, muchos restaurantes ofrecen el menú ejecutivo equivalente a nuestro menú del día y que, por no muchos pesos, ofrece un contundente plato principal, bebida, postre y café. Nuestro primer contacto con la ciudad fue uno de estos menús con una milanesa que se salía del plato, postre casero y un café muy decente, así que mejor comienzo imposible.

P1030141

  • Cafés y parrillas por San Telmo

El mercado de San Telmo es, como Caminito, uno de esos lugares que aunque estén repletos de turistas hay que visitar sí o sí. Entre semana es tranquilo, así que podemos aprovechar para visitar el mercado, a Mafalda sentada en su banco, y los bonitos cafés de la zona, como La Poesía, por ejemplo. Pero es en domingo cuando la cosa se anima con su popular e interminable mercado.

Lee el resto de la entrada »

10 curiosidades sobre el café en el mundo que (igual) no sabías

Cafes_mundo_03

¿Cómo pedirías un cortado en otro país? ¿Qué es un yuangyang y dónde te lo puedes tomar? Mezclar café y viajes es, sin duda, una estupenda idea. Y no somos los únicos que lo creemos, porque en Momondo han recopilado un montón de información respecto a una de las bebidas más universales para crear una de esas estupendas infografías que tanto gustan.

Además de descubrir cómo se piden nada menos que 40 especialidades de café en casi una treintena de países de todo el mundo, también hay algunas datos y curiosidades sobre el tema. Hemos recopilado los 10 más interesantes, aunque merece la pena guardarse la infografía para tenerla siempre a mano cuando toque hacerse el listo y presumir de todo lo que sabemos sobre el café.

1- Italia es el país con más cafeterías por habitante del mundo. Era algo fácil de deducir dada la pasión cafetera que se estila por allí, pero siempre está bien tener datos más precisos: 100.000 cafeterías para 60 millones de habitantes. No está nada mal.

2- En el sudeste asiático también se bebe café con leche condensada. En países como Malasia o Indonesia se conoce como Kopi Susu Panas, y se dice que fue de allí de donde vino la idea del café bombón. Por cierto, el asiático de Cartagena también parece ser un primo cercano de éste.

Cafes_mundo_01

3- Seattle -capital mundial del hipsterismo y la modernez- tiene 10 veces más cafeterías por habitante que cualquier otra ciudad de Estados Unidos. Si todas son con mesas de madera y sillas vintage no lo sabemos, pero posiblemente.

4- Hygge es un concepto danés de esos que por aquí, en el sur, suenan casi a ciencia ficción: se trata del nivel de comodidad en el trabajo y lo acogedora que resulta una oficina. Una idea que, por lo visto, está directamente relacionada con el café, puesto que se considera que sin él no hay hygge que valga.

5- ¿Qué país es el mayor consumidor de café del mundo? Pues ni Colombia, ni Italia ni ninguno de esos que posiblemente estamos imaginando de entrada. La respuesta correcta es Finlandia, con 10 kilos de café al año por habitante.

Cafes_mundo_02

6- ¿Qué pasa si mezclamos café solo con té negro y añadimos un poco de leche condensada? Además de que muchos no dormirían en una temporada, que posiblemente estaríamos en Hong Kong tomando un Yuangyang. Allí es tan popular que hasta Starbucks ha comenzado a ofrecer en sus establecimientos una versión propia.

7- ¿Cómo se pide un café solo en otros países? En Colombia, un tinto. En Portugal, un cimbalino. El red eye de Estados Unidos es un poco más raro, puesto que mezcla un expreso con café de filtro.

8- Dentro de los crímenes contra el café, el torrefacto que tanto se estila -por suerte cada vez menos- en España merece figurar en el primer puesto. Se trata de un café al que se añade azúcar antes de tostar. Una práctica que también se realiza en otros países (Portugal, por ejemplo) pero el hecho de que aparezca como algo typical spanish en este informe es un dato bastante preocupante.

Cafes_mundo_04

9- Lo de coronar el café con un chorretón de nata no es una guarrada inventada por Starbucks. En Alemania hay muchas especialidades que lo llevan, como el pharisäer (con ron y nata) o el eiskaffe, con helado y nata. En Austria, el café con nata se llama einspänner.

10- Dentro de las mezclas extrañas con café, posiblemente el cà phê thung de Vietnam merece un lugar destacado. Igual que en otros países de la zona, se le añade leche condensada, pero aquí el ingrediente especial es una yema de huevo. ¿Alguien se atreve a probarlo?