Entradas etiquetadas como ‘sandía’

Una bolsa de piel para llevar sandías: el complemento definitivo para este verano surrealista

Lo de ir a hacer la compra con nuestra propia bolsa se ha convertido en algo más o menos habitual desde que las bolsas de plástico han empezado a desaparecer. O, mejor dicho, desde que se cobran en las tiendas. Aunque cualquier bolsa reutilizable hace perfectamente la función, también en esto de ir a hacer la compra hay clases. Y modas.

Y si pensabas haberlo visto todo, el diseñador japonés Tsuchiya Kaban está aquí para demostrar que siempre hay margen para el surrealismo. Sobre todo en este 2020 en el que ya nada parece sorprendernos. Ni siquiera una bolsa artesana hecha en piel y pensada para transportar sandías.

Sí, esa es exactamente la propuesta de Kaban. No se trata de una bolsa de diseño para ir a la bolera y que algún gracioso ha decidido reutilizar para ir a la frutería, sino que su única función es ser el más chulo del barrio cuando se vuelve de la compra con una sandía.

Hecha de forma artesanas en piel y con un diseño que se adapta a diferentes tamaños de sandía, por suerte no sabemos el precio, porque algo nos dice que será de infarto.

Lee el resto de la entrada »

La razón por la que no deberías comprar sandías y melones cortados

Pese a que hay mil artículos -seguro que también alguno nuestro- sobre trucos infalibles para saber a simple vista si una sandía o un melón están en su punto, reconozcámoslo: no nos fiamos. El miedo a estar llevándonos a casa un melón más verde que un pepino o una sandía pasada no se va hasta que le metemos el cuchillo y comprobamos si hemos acertado o no.

Entre eso y las dimensiones a veces descomunales que tienen estas frutas, lo de comprarlos cortados por la mitad o a cuartos se ha convertido en un clásico. Es una imagen de lo más habitual en fruterías y supermercados: melones y sandías cortados y envueltos en papel film. El éxito es doble, porque vemos la pinta que tienen y además nos llevamos la cantidad justa que queremos.

Una práctica de lo más habitual que, sin embargo, no es muy buena idea. Así lo acabamos de descubrir casi nada más abrir el libro de Beatriz Robles Come seguro comiendo de todo. Experta en seguridad alimentaria y nutrición -y una de nuestras fuentes de confianza cada vez que toca despejar dudas sobre seguridad a la hora de comer-, su primer libro está lleno de buenos consejos y algún que otro tirón de orejas sobre cosas que, como en este caso, hacíamos mal sin saberlo. Una lectura de lo más recomendable y además muy bien estructurada y escrita de forma muy amena.

Pero volviendo a las sandías y melones cortados, según explica Robles es una práctica que “entraña riesgos”. El problema -apunta- es que al cortar la fruta estamos rompiendo la protección natural del interior comestible respecto a la posible contaminación del exterior, ya sea en forma de microorganismos patógenos en la piel o contaminación de los utensilios o persona que lo corta.

Lee el resto de la entrada »

Sandía amarilla, ¿conoces la variedad más fotogénica de esta fruta?

Cierto, no es ninguna novedad. Desde hace años se puede encontrar en muchos mercados y, según leemos, se cultiva principalmente en zonas de Salamanca. Pese a ello, hemos de reconocer que llegamos tarde porque hace unos días, en un mercado del norte de Portugal, tuvimos nuestro primer encuentro con una sandía amarilla.

Idéntica por fuera a las convencionales, la sorpresa está en el interior. A primera vista es como si una sandía y una piña hubieran decidido procrear -por decirlo de forma fina- y el resultado fuera esta llamativa variedad, de color amarillo intenso.

Pese a que por color y apariencia recuerda más a una mezcla de estas dos frutas, resulta que es más conocida como sandía-melón, aunque lo cierto es que su sabor no tiene nada que ver ni con melones, ni con piñas, ni con calabaza, otro de los presuntos padres de la criatura.

Lee el resto de la entrada »

Recetas de verano: pizza de sandía

Foto de Emma García para La Gulateca

Si la pizza con piña ya es para muchos una aberración, no queremos ni imaginar lo que pensarán de una receta de pizza que no sólo lleva sandía, sino que esta fruta es su ingrediente principal. Pero que nadie se eche las manos a la cabeza, que aquí la idea no es colocar sandía sobre una masa tradicional de pizza -aunque todo sería cuestión de probar- sino usar una rodaja de esta rica y veraniega fruta como original base sobre la que colocar otros ingredientes.

Y es que, si el otro día descubríamos que unas rodajas de sandía congeladas permiten preparar un sano y estupendo helado de forma muy sencilla, hoy nos atrevemos con la pizza -vale, diremos “pizza” entre comillas- más colorida y refrescante del verano.

Lee el resto de la entrada »

Recetas de verano: sandía helada con chocolate

Fotos de Emma García para LaGulateca

Seguimos empeñados en que este verano os animéis a preparar helados caseros. Aunque puede sonar complicado, en realidad es muy fácil, así que tras aquel sanísimo helado de plátano, y los Frigopies del otro día, hoy vamos a probar con unos polos de sandía helada.

¿Dificultad? Cortar sandía, congelarla y tener un poco de gracia a la hora de decorarla. Así de complicado es preparar esta receta, perfecta para luchar contra el calor y para convencer a los más pequeños de que comer fruta puede ser muy divertido y rico. Y, por supuesto, para usar la sandía para algo más que hacer gazpachos postmodernos.

Lee el resto de la entrada »

Receta: refresco casero de sandía

Refresco-sandia-04

Seguimos con nuestra ronda de recetas veraniegas líquidas. ¿Zumos o refrescos envasados? Da igual lo que diga la publicidad porque a estas alturas es de sobra sabido que de buenos tienen más bien poco y de azúcar más bien demasiado.

Así que nada mejor que preparar en casa nuestras propias bebidas para animar el verano, incluyendo refrescos con sus burbujas y todo. La versión casera no tiene en realidad ningún misterio: basta con añadir agua con gas a un zumo que hayamos hecho y listo.

Eso es precisamente lo que vamos a hacer con este refresco casero de sandía que, eso sí, hemos tuneado con un toque de limón y jengibre para hacerlo todavía más refrescante.

Lee el resto de la entrada »

Receta: tartar vegetariano de tomate y sandía

Tartar-tomate-sandia-10

El verano ya está aquí. Y aunque es verdad que los calores estivales a muchos les quitan las ganas de cocinar, lo que está claro es que el hambre de cosas ricas no se pasa. ¿La solución? Recetas especialmente sencillas y platos con un punto refrescante y veraniego.

La receta de hoy cumple a la perfección estas dos condiciones. No hace falta ni encender el fuego, y la mezcla de sandía y tomate es un éxito asegurado. Cortado y servido a modo de tartar -pero en versión vegetariana- y acompañado de una salsa de aguacate y una crema de chile y albahaca, este plato es verano puro.

Tartar-tomate-sandia-12

Lee el resto de la entrada »

Receta exprés: batido de sandía y zanahoria. Ni es ‘detox’ ni falta que le hace

Batido-sandia-zanahoria-04

Tenemos buenas y malas noticias. La mala es que todo eso de los zumos detox, purificantes y demás es un cuento. Por mucho que se empeñen en repetirlo las firmas que los comercializan y las bloggeras de moda obsesionadas con vivir a base de zumos de colores, los nutricionistas no están de acuerdo. Y puestos a elegir a quién creer…

La buena noticia es que este batido de sandía y zanahoria que hemos preparado en 5 minutos ni es detox ni puñetera falta que le hace, porque está riquísimo, es refrescante y queda la mar de bonito en las fotos de Instagram. Que también se trata de eso, ¿no?

Para quienes eso no sea un argumento suficiente para bajar ya mismo a la frutería y rescatar la batidora del armario, siempre se pueden reivindicar las propiedades hidratantes de la sandía, el toque refrescante del jengibre o eso de que la zanahoria va bien para tostar la piel. Pero vaya, que a nosotros, con que esté rico y haga un poco más soportable esta ola de calor, ya nos va bien.

Lee el resto de la entrada »

Ensalada de lentejas y sandía

Recetas de ensalada de lentejas hay muchas. Como esta legumbre admite mil acompañamientos en frío se nos ha ocurrido hacer nuestra propia versión echando mano de un ingrediente poco visto en este plato: la sandía. La fruta hace tiempo que se ha instalado en las ensaladas -sobre todo las más veraniegas-  así que por qué no mezclarlas con legumbres.

La sandía nos ha parecido la fruta perfecta, fresca, dulce y muy refrescante. Además siempre resulta un problema dar salida a los tres kilos que como poco pesa cualquier media sandia. A no ser que seamos familia numerosa, claro.

El resultado final es sorprendente, rico, refrescante y nutritivo. Perfecto para los meses de más calor.

Lee el resto de la entrada »