Entradas etiquetadas como ‘recetas semana santa’

‘Torrisant’, el croissant convertido en torrija por una popular pastelería sevillana

¿Y si en vez de usar pan para hacer torrijas se emplea otro dulce? La idea suena muy bien y, de hecho, las torrijas a partir de brioche son una variación deliciosa del dulce más tradicional de la Semana Santa.

Pero en Sevilla han querido ir un paso más allá con un croissant convertido en torrija, o una torrija con forma de croissant. El orden de los factores da lo mismo porque lo que está claro es que el torrisant creado por Manu Jara -uno de los pasteleros más conocidos de la ciudad- está llamado a ser un éxito.

Y no solo en Semana Santa porque, tal y como explican desde esta pastelería, la idea es ofrecer esta nueva creación a lo largo de todo el año. Ya que este año los sevillanos se han quedado sin una de sus fiestas más populares, al menos podrán disfrutar de esta singular torrija en cualquier momento.

Un par de datos para tranquilizar a quienes siempre desconfían de las fusiones y se ponen nerviosos con cualquier cosa que se aleje de la receta normativa. Suponiendo que las torrijas tengan una receta canónica claro. El croissant elaborado con mantequilla de Normandía y las torrijas son dos de los dulces más reputados de esta casa sevillana, con tres dulcerías repartidas por la ciudad.

Lee el resto de la entrada »

¿Qué quiere decir tu madre con “eso tú ya lo ves”?   Semana Santa Edition: Torrijas

torrijas2

Por Ninna Jorro

La Semana Santa, ese oasis vacacional que se presenta justo cuando el “necesito vacaciones” empieza a taladrarte la mente cada vez que te pones frente al ordenador para currar, estudiar o actualizar tu perfil en Infojobs sin éxito. Los días soleados empiezan a ser la tónica habitual y los nostálgicos del verano sacan su look California Dream del armario. Tú, poco amante de las altas temperaturas y atrapado en la ciudad, los ves caminar por la calle, con sus gafas-hipster, sus bermudas y -¡oh, sí!- sus bambas sin calcetines y deseas verlos llorar, como lo hacen los cofrades que no pueden sacar a su patrona en procesión por inclemencias meteorológicas.

Los oyes hablar por su Smartphone en la parada del autobús: “Nos vamos todos a un apartamento en la costa, ¡tengo unas ganas de playita!”. Notas que tus instintos asesinos afloran e invocas a los dioses para que una ciclogénesis explosiva se los lleve a ellos y a su apartamento en la costa, muy muy lejos. “¡Qué en Semana Santa llueve! ¡Qué aún no es verano! Donde estén unas mini-vacaciones en el pueblo, con un buen puchero y unas torrijas…”.

“¡Eureka! -te dices- este año me monto mi propia Semana Santa urbanita” y citas a todos tus amigos para una merendola a base de torrijas el Jueves Santo. La primera y única vez que te lanzaste a hacerlas pensaste que era suficiente con empapar pan de molde en leche y huevo y freírlas y aunque te engañas a ti mismo diciéndote que menos es más y que lo básico es lo mejor, sabes que sólo hay una forma de obtener unas torrijas gloriosas. Antes de que te des cuenta, estás llamando a tu madre. Un tono, dos tonos… Lee el resto de la entrada »