Entradas etiquetadas como ‘postres’

Receta de pan de plátano (en Thermomix)

El pan de plátano (banana bread) es un bizcocho tradicional del norte de Estados Unidos que popularizó por estas tierras esa gran cadena americana de cafeterías con tazas grandes, precios altos y cookies gigantes. Desde entonces, es fácil encontrarlo en cualquier sitio y abundan las recetas para hacerlo en casa.  

Nosotros lo hemos preparado en el Thermomix porque se hace en un momentito, pero también podríamos prepararlo sin robot de cocina. Hemos usado compota de manzana para reducir la cantidad de mantequilla y en el relleno hemos puesto algunas nueces picadas.

A partir de aquí, se puede versionar al gusto: el plátano podemos triturarlo por completo o cortar una parte en trocitos pequeños para encontrarlo en el bizcocho, usar avellanas o trocitos de chocolate.

Como cualquier bizcocho, aguanta muy bien unos días a temperatura ambiente si lo envolvemos con un trapo limpio para que no se seque. Incluso podemos congelarlo cortando porciones individuales para tener un trozo siempre a mano cuando se nos antoje.

 Ingredientes

  • 4 plátanos maduros
  • 100 gramos de compota de manzana
  • 100 gramos de mantequilla (textura pomada)
  • 225 gramos de harina de trigo
  • 220 gramos de azúcar moreno
  • 4 huevos
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1 cucharada de levadura química
  • 1 cucharada de bicarbonato
  • 50-70 gramos de nueces (opcional)
  • 50 gramos de leche entera
  • Una pizca de sal

Preparación

Precalentamos el horno a 180º. Forramos un molde alargado (plum cake) con papel vegetal.

Ponemos las nueces en el vaso del Thermomix y trituramos 2-3 segundos a velocidad 3. Las pasamos a un bol y reservamos.

Echamos en el vaso los plátanos partidos en dos o tres trozos, la leche y el azúcar. Trituramos 5 segundos a velocidad cuatro. Añadimos la compota, la mantequilla y el extracto de vainilla. Programamos 2 minutos a velocidad 4.

Programamos otros dos minutos a velocidad 6 y añadimos los huevos de uno en uno usando el orificio del cubilete de la tapa del vaso. Añadimos la harina, la levadura, el bicarbonato y la sal. Programamos 15 segundos a velocidad 6.

Echamos las nueces picadas al vaso y mezclamos con la espátula. Pasamos la mezcla al molde y la repartimos para que quede uniforme.

Horneamos 40-45 minutos. Si vemos que la parte superior se está dorando demasiado, la cubrimos con papel de aluminio para evitar que se queme.

Sacamos del horno. Dejamos templar sobre una rejilla y desmoldamos. Dejamos enfriar el bizcocho y listo para comer.

Postre fácil para Nochevieja: trufas de chocolate y pistacho

Las trufas de chocolate no pueden faltar en ninguna celebración navideña: son perfectas para compartir; si no nos comemos media fuente, no llenan demasiado; podemos hacerlas con nuestro chocolate, relleno y rebozado favorito; se pueden preparar con antelación e incluso congelar; y, además, son facilísimas de hacer. Poco más se le puede pedir a un postre festivo.

Hoy hemos preparado unas trufas algo diferentes, con el chocolate de siempre pero con corazón de pistacho y un rebozado de este mismo fruto seco triturado. Sin sal, aunque algo nos dice que usando pistachos salados también hubieran quedado riquísimas. Si alguien se anima a probar, que nos cuente que tal quedan.

Como decíamos, para no tener que cocinar el día de fiesta y poder disfrutar de lo que importa, podemos hacerlas el día anterior o al menos dejar el relleno listo para que se endurezca y tenga consistencia. Así después, solo tendremos que formar bolitas, esconder un pistacho en su interior y rebozarlas.

Ingredientes

  • 250 gramos de nuestro chocolate favorito (podemos usar varios por separado)
  • 40 gramos de azúcar moreno
  • 25 gramos de mantequilla
  • 100 gramos de pistachos pelados y tostados sin sal
  • 200 mililitros de nata para montar
  • Una pizca de sal

Elaboración

Separamos la mitad de los pistachos y los trituramos con una batidora o robot de cocina. Derretimos el chocolate en el microondas en tandas de unos 30 segundos y removemos cada vez.

En un cazo calentamos la nata con el azúcar y removemos hasta disolver. Llevamos la nata a ebullición y apagamos el fuego.

Pasamos la nata a un bol grande, dejamos que se temple un poco y añadimos el chocolate. Mezclamos hasta integrar. Una varilla manual nos facilitará el trabajo.

Añadimos la mantequilla y removemos hasta que se derrita y tengamos una crema de chocolate.  Ahora añadimos una pizca de sal que potenciará el sabor del chocolate y mezclamos bien.

Dejamos que la crema temple a temperatura ambiente, cubrimos con papel film y la dejamos toda la noche en el frigorífico o, al menos, 4 horas si tenemos mucha prisa.

Después del reposo sacamos una porción de crema de chocolate del tamaño de una nuez. Metemos un pistacho en el centro y hacemos una bolita de manera que el pistacho quede en el interior.

Repetimos el proceso hasta acabar con la crema de chocolate. Si nos parece demasiada cantidad, podemos congelar una parte para hacer trufas en otra ocasión.

Rebozamos cada bolita de chocolate con el pistacho triturado, y guardamos las trufas en el frigorífico hasta el momento de servir. 

Un ‘Cubo de Rubik’ comestible, el postre de moda en París

Foto: Cédric Grolet / Le Maurice

¿Hay algo mejor que ser capaz de resolver el famoso Cubo de Rubik en unos minutos o incluso segundos? Pues desde hace poco sí: poder comérselo. Eso es lo que propone el pastelero Cédric Grolet, que oficia en el hotel Le Maurice de París, y cuyos postres con forma de Cubo de Rubik se han convertido en todo un fenómeno en las redes.

Y, según leemos en la Cadena SER, también en el mundo real, porque hay que encargar este dulce con nada menos que tres días de antelación, aunque no queda claro si es por el éxito que está teniendo o por el trabajo que requiere.

Elegido como el mejor pastelero del mundo en 2017,  el capricho de comerse un Cubo de Rubik no va a salir muy barato.

Aunque no figura el precio concreto, para hacerse una idea, el servicio de té y dulces se cobra a 52 euros en este lujoso hotel parisino. Grolet es el responsable de la partida de postres de los dos restaurantes del hotel -que forman parte del imperio gastronómico de Alain Ducasse-, incluyendo Le Dali, con dos Estrellas Michelin.

Lee el resto de la entrada »

Receta: calabaza asada con miel y canela

A veces las cosas más sencillas son las mejores, como esta calabaza que hemos preparado al horno con miel y canela. No sabemos si atrevernos a llamarlo “receta” o directamente hablar del postre más sencillo del universo, pero lo que tenemos claro es que está muy rica y que -pese al aporte de azúcar de la miel- es relativamente saludable en comparación con muchos otros postres dulces.

Además, es un plato de temporada perfecto para aprovechar el horno que ya tenemos encendido para cualquier otra cosa. La podemos comer directamente como postre o merienda, pero también utilizar como base para preparar otras recetas dulces como esta deliciosa tarta de calabaza con crema de queso.

Lee el resto de la entrada »

Receta para hacer con niños: cookie gigante de chocolate

Las vacaciones de Navidad son largas. Al menos las del cole, y tener a los niños entretenidos tantos días no es nada fácil. Además de actividades al aire libre, manualidades con rollos de cartón, mercadillos navideños, museos y parques, siempre es buena idea meternos en la cocina con ellos.

Y lo que sin duda va a encantar a pequeños y grandes es esta cookie tamaño gigante que además de estar riquísima, la podemos preparar en un momento. Una buena forma de hacer la espera de los Reyes Magos más llevadera -si les dejamos una esta noche seguro que triunfamos- y aprovechar este último fin de semana navideño.

Lee el resto de la entrada »

Postre rápido para Nochevieja: ‘cheesecake’ de turrón en 15 minutos

Tras el menú de Nochebuena y Navidad toca pensar algo para Nochevieja. Porque sí, cada vez más gente se va fuera, pero todavía quedan muchos que lo celebran cenando en casa. Si eres de esos y andas buscando ideas para un postre resultón y fácil, aquí tienes la solución: la típica tarta de queso sin horno, pero con turrón y en formato individual, que siempre funciona muy bien. Una manera sencilla y navideña de despedir el año como se merece.

Y si necesitas más recetas para completar el menú, echa un vistazo a nuestras propuestas de entrantes y aperitivos navideños fáciles y resultones, y a unos cuantos consejos de última hora para triunfar estos días a la hora de preparar un menú. Y atentos porque también tenemos unos cuantos cócteles interesantes para animar un poco la última noche del año.

Lee el resto de la entrada »

Receta: bollos de canela y pistacho

Es momento de empezar a asumirlo: la Navidad está a la vuelta de la esquina. Incluso las luces están ya encendidas en algunas ciudades, así que esa es la señal definitiva de que ya podemos empezar a pensar y cocinar cosas ricas y con un toque navideño.

En realidad, los bollos especiados con canela y pistacho que preparamos hoy son casi tan otoñales como invernales y, además, como congelados aguantan muy bien, podemos ir practicando y guardar unos cuantos para las meriendas de Navidad.

Todo un clásico de la temporada que es mucho más sencillo de preparar de lo que igual crees. En este caso, además, hemos adaptado la receta para que sea vegana y apta para todos los públicos.

Lee el resto de la entrada »

Receta vegana: pastelitos de calabaza

La calabaza es una de las mejores cosas del otoño. Un ingrediente económico, sabroso y que da muchísimo juego tanto en recetas saladas como a la hora de preparar postres. Por ejemplo, estos pastelitos de calabaza, perfectos para una merienda otoñal o para darse un capricho cualquier día por la mañana con el café.

En este caso se trata además de una receta vegana y sin gluten, así que es apta para todos los públicos. De ahí que los ingredientes sean un poco más especiales que los habituales en repostería pero, por suerte, cada vez son más fáciles de encontrar. Pero, sobre todo, estos pastelitos son fáciles de hacer y muy ricos.

Lee el resto de la entrada »

La auténtica receta para un bizcocho sin gluten delicioso

¿No puedes comer gluten? No hablamos de apuntarse a la absurda moda del sin-gluten, culpando a esta proteína de casi todos los males posibles, sino de personas con enfermedad celiaca o intolerancia al gluten. Por suerte, cada vez es más fácil encontrar ingredientes sin gluten, incluyendo harinas aptas para que tampoco los postres y bizcochos se queden fuera del recetario.

Aunque hay muchas recetas y formas de preparar un bizcocho sin gluten, la idea es hacerlo lo más fácil posible y con ingredientes habituales. Por eso hemos recurrido al clásico bizcocho de yogur, pero adaptando el tipo de harina. Siempre sale bien y se prepara en un momento, así que no hay excusas ni pereza que valgan.

Aunque se venden preparados sin gluten ya pensados para repostería, en este caso hemos optado por harinas bastante fáciles de encontrar en el mercado: arroz y Maizena. Combinadas, y con algún otro pequeño truco, conseguimos una textura esponjosa y que quede sabroso.

Lee el resto de la entrada »

Receta: mousse fácil de fresas

Hace ya tiempo que se ven en el mercado, pero es ahora cuando las fresas empiezan a moderar su precio y comienza de verdad la temporada. Y para estrenarla, nada mejor que una de esas recetas sencillas y vistosas que tanto nos gustan por aquí: una mousse de fresas.

Formas de hacer una mousse hay muchas, pero hemos optado por una versión que no requiere ninguna mañana especial. Vaya, una receta que sale bien sí o sí. Con láminas de gelatina también es muy sencillo, pero ya es un ingrediente que igual a muchos les parece más exótico de la cuenta si tienen que ir a buscarlo expresamente.

Es verdad que ésta que os proponemos no es la versión más ligera del mundo -lleva nata y merengue- pero, como siempre, con no comernos medio kilo, solucionado.

Necesitaremos sólo unas fresas ricas, unas varillas para montar la nata y el merengue -y una batidora o buenos brazos, claro- y 10 minutos. Y unos tarros bonitos para presentar nuestras mousse, claro.

Lee el resto de la entrada »