Entradas etiquetadas como ‘kombucha’

‘Komvirra’, la kombucha que soñaba con ser cerveza

Se presenta como “la virra bien”. Sí, con “v”, porque en realidad no es birra, sino kombucha. Una muy especial porque, elaborada con lúpulo, su sabor quiere recordar a la cerveza y, de hecho, se presenta como una alternativa a tener en cuenta para quienes siempre andan buscando una sin alcohol o 0,0 con algo de gracia.

El invento es de Komvida, la compañía extremeña que lleva años fabricando esta bebida de té fermentado y que cada vez es más popular. Y, sin duda, el toque de cerveza puede funcionar muy bien en este sentido para todos aquellos a los que kombucha les sigue sonando como algo muy moderno o exótico que jamás se pedirían en la barra de un bar pero que a una especie de cerveza sin alcohol mirarían con otros ojos.

¿Pero está buena esta “no cerveza que sabe a birra”, según la propia descripción de sus creadoras? Acaba de llegar al mercado y ya hemos podido catarla para ver qué tal.

Y lo cierto es que recuerda más a una cerveza que al clásico sabor de la kombucha. El punto de acidez está presente y hace que, al primer sorbo, Komvirra casi pueda recordar más a una sidra que a otro bebida, pero después el aroma y cierto gusto a lúpulo ayudan a situar el paladar y dar con los parecidos cerveceros.

Esa acidez un tanto marcada ayuda a que resulte muy refrescante y, por suerte, nada dulzona. Algo que pasa con algunas kombuchas saborizadas y que, en su empeño por tapar el natural punto avinagrado de la fermentación, se pasan de frenada con la cantidad de azúcar.

Hecha con té verde y lúpulo ecológico, tampoco falta el clásico mensaje saludable en su ficha de presentación, donde se destaca que solo tiene 5 calorías. Pero a estas alturas ya sabemos que no existen bebidas saludables más allá del agua, así que mejor beberla pensando que está rica y que puede ser una opción interesante y sin alcohol.

Y, realmente, una alternativa muy interesante y más rica que la mayoría de cervezas sin alcohol. También algo más cara (unos 2 euros por botella de 250 ml), al menos si se compara con las cervezas industriales o incluso alguna artesana.

Un pequeño pueblo de Badajoz, el lugar de Europa donde más kombucha se bebe por habitante

Hipsters, barrios de moda de una gran ciudad o cafeterías cool son algunas de las ideas que posiblemente primero pasan por la cabeza al oír hablar de kombucha, ese té fermentado que lleva ya unos años ascendiendo peldaños en el ranking de bebidas de moda.

Incluir en ese imaginario tan moderno a Fregenal de la Sierra, un pequeño pueblo de la provincia de la Badajoz, rompe bastante los tópicos. Pero es que resulta que esta localidad extremeña es el lugar de Europa donde más kombucha se consume por habitante.

La culpa es de Komvida, una de las marcas pioneras en este incipiente sector de bebidas -los fans de Ignatius Farray le recordarán hablando de la kombuchita… era esta- y con una presencia en el mercado notable.

Aquí se produce desde hace más de tres años esta kombucha artesanal que ha convertido a Fregenal de la Sierra en algo así como la capital española de la kombucha. Por cierto, según explican Nuria Morales y Beatriz Magro, estas últimas semanas están aguantando bien la situación creada por la pandemia, y en su fábrica no hay cierre ni ERTE ni nada.

Aunque a estas alturas la kombucha es más o menos conocida, por situarnos de forma sencilla: té verde fermentado con azúcar y scoby, una serie de bacterias y levaduras que se usan para producir bebidas fermentadas como el kefir o esta kombucha.

Y es que estamos ante una bebida probiótica, eso que tan de moda está desde hace años, y con una larga lista de beneficios para la salud. ¿Tiene azúcar? Sí. De hecho, su sabor es de lo más curioso, porque combina un punto amargo de la fermentación, con dulzor y algo de burbuja.

Lee el resto de la entrada »

8 comidas que van a estar de moda este año

KombuchaTodavía no has acabado de entender por qué le llaman kale cuando se puede decir col rizada, y resulta que ya se ha pasado de moda. El kale en zumos, ensaladas y donde sea, tuvo su momento de esplendor en 2015 pero, estrenado el nuevo año, hay que renovarse. ¿Absurdo? Sin duda, pero es lo que tienen las tendencias y lo trendy.

Así que, superada la era del kale y el aguacate -por lo visto también ha sido lo más el año pasado- toca aprenderse algunos nombres para que cuando los veamos en la pizarra del nuevo local hipster del barrio, al menos nos suenen de algo.

Son productos, verduras o bebidas que igual no encontramos en el mercado o en el supermercado del barrio, pero que según los expertos en modas culinarias llenarán las recetas y cuentas de Instagram este 2016.

Dulse y otras algas

No son unas desconocidas, pero siguen siendo un ingrediente extraño y exótico para la mayoría. Las algas pueden tener en 2016 su año de gloria, no sólo en ensaladas o dando un toque marino a decenas de platos, también como nuevo sabor de moda para todo tipo de alimentos. Como somos unos adelantados, hace ya tiempo por aquí ya hablábamos del estupendo pesto de algas de Porto-Muiños, o sus conservas de algas listas para comer. De todos modos, en la capital mundial de la modernez (Portland) ya se habla del alga dulse como el nuevo kale. Dicen que frita tiene un sabor similar al bacon, así que vamos memorizando su nombre.

792A0267

Kombucha

Es la segunda vez en pocos días que oímos hablar de esta bebida fermentada –uno de los términos más buscados en Google el año pasado-, así que posiblemente esa es la mejor pista de que vamos a acabar bastante hartos en lo que queda de año. Descrito como un té fermentado y con un sabor que no convence a todo el mundo, igual que con el kale, sus supuestas virtudes depurativas y sanas son parte del éxito que algunos le deparan. No hace falta ser adivinos para suponer que, en realidad, seguramente los nutricionistas maticen muchos sus poderes milagrosos. ¿Por qué sabemos que va a estar de moda? Porque ya se está dejando ver en los barrios más cool de Londres.

Plato combinado en formato sano y en bol

A falta de una tradición decente, power bowl es uno de esos conceptos un poco abofeteables pero que posiblemente nos empiece a resultar familiar. ¿Y qué es eso de un bol energizante? Pues algo así como el plato combinado 2.0, pero en vez de huevos, lomo y patatas fritas, en versión sana: cereales -la quinoa sigue pegando fuerte-, verduras y alguna proteína, todo junto en un tazón. Y bien bonito y colorido para que la foto quede bien, claro.

Lee el resto de la entrada »