BLOGS
La Gulateca

Recetas, libros, gadgets, vinos, restaurantes... Un blog de gastronomía sin humos

Entradas etiquetadas como ‘gin-tonic’

El gin tonic también se apunta al “sin alcohol”

Dicen los expertos en tendencias que las bebidas sin alcohol cada vez triunfan más. Cuestiones de salud, religión, o tener que conducir, llevan a muchas personas a optar por lo 0,0, pero tampoco todo el mundo está dispuesto a conformarse con refrescos o zumos.

Es verdad que la coctelería basada en los llamados mocktails -cócteles sin alcohol- está pegando fuerte en los últimos tiempos, pero los amantes de los clásicos se preguntan qué pasa con los combinados de toda la vida. ¿Es posible tomarse un gin tonic sin alcohol?

Pues, aunque pueda sonar extraño, lo cierto es que sí. Bueno, más o menos. La empresa granadina Espadafalor comercializa desde hace tiempo una gama bastante amplia de bebidas sin alcohol que incluyen el whisky (Whissin), el ron (RonSin) y el gin que, sorpresa, han bautizado como GinSin.

Esta especie de ginebra está elaborada -nos explican- destilando y combinando los botánicos que se encuentran en la ginebra convencional, para mantener el sabor y la esencia, pero eliminando después el alcohol.

Lee el resto de la entrada »

10 curiosidades sobre la ginebra y el gin tonic para celebrar el ‘Gin Day’

Hay días para celebrar casi todo, así que la ginebra también tiene el suyo: concretamente mañana 10 de junio. Y si hay un lugar en el que esta bebida tiene mucho que celebrar es España, uno de los principales consumidores del mundo, epicentro de la moda del gin tonic, y líder también cuando se habla de marcas presentes en el mercado.

Pese a su innegable popularidad y esa fiebre por el gin tonic que sigue sin deshincharse por mucho que se repita cada poco que ya no es la bebida de moda, hay muchos detalles curiosos alrededor de este destilado. Y hoy, por supuesto, es un gran día para repasarlos.

La ginebra más cara del mundo. Si las marcas premium y ultrapremium de ginebra son poca cosa para tu presupuesto, Watenshi Gin es lo que andabas buscando. A nada menos que 2.000 libras la botella -con vidrio soplado a mano y un par de vasos de lujo incluidos-, esta exclusiva ginebra es fruto de -atención- 100 destilaciones, y promete ofrecer lo que se denomina “la parte de los ángeles”, es decir, lo que normalmente se pierde de las bebidas por evaporación durante su envejecimiento. Si prefieres cantidad a calidad, Silent Pool Gin tiene una botella de 9 litros de ginebra por sólo 5.000 libras.

Origen medicinal y holandés. Quienes aseguran que la ginebra sola, o acompañada de tónica, les sienta bien tras, por ejemplo, una comida copiosa, tienen un buen argumento histórico para justificar el pelotazo de turno: la ginebra nació como invento de un médico alemán afincado en Holanda al que se le ocurrió macerar enebro (genever en holandés) en alcohol. Mucho más tarde, la quinina de la tónica fue el remedio contra la malaria de los soldados inglesas en la India, aunque para paliar su sabor amarga decidieron combinarla con ginebra.

El bar con más ginebras del mundo. ¿Un elegante pub londinense? ¿Una selecta coctelería en alguna gran ciudad? Pues nada de eso. El bar que presume de tener la mayor colección de ginebras del mundo está en Palencia. The Lemon Society cuenta con 475 marcas de ginebra a combinar con 57 tónicas, lo que da unas 27.000 posibles combinaciones. El récord era del año 2014 pero -según nos abroncan en los comentarios- resulta que poco después, en 2016 el bar Doce GinClub de Valencia se hizo con el Guinness en este tema con sus 500 referencias de ginebras. ¿Alguien da más?

Lee el resto de la entrada »

Un gin tonic en cuatro hoteles singulares

bardenas-01

Lo del marco incomparable es, posiblemente, una de las expresiones más desgastadas del mundo. Pese a ello, es verdad que hay lugares a los que, llegas, observas y descubres que, efectivamente, estás en uno de esos marcos. Si además hay buena compañía, una cámara de fotos -somos unos clásicos- y un gin tónic cerca, estamos sin duda antes un gran plan.

Así que cuando desde Martin Miller’s nos hablaron de la experiencia Romance and Adventure in a Glass pusimos cara rara por el nombre, pero enseguida nos convenció la propuesta. Cuatro hoteles muy especiales situados en rincones singulares del país y en los que la escapada incluye un pack de esta ginebra y todo lo necesario para disfrutar de un gin tonic en nuestra propia habitación. O donde queramos.

Así que, junto a los amigos de minube, hace unas semanas nos escapamos hasta el hotel Aire de Bardenas, situado en este lugar tan especial de Navarra, muy cerca de Tudela. Junto al parque natural y con el incomparable paisaje -y silencio- de las Bardenas como telón de fondo, el pack incluye una noche de hotel, un recorrido guiado por las zona, la cena rematada, claro, con un gin tónic, y un pack de Martin Miller’s para poder prepararnos alguno más donde y cuándo queramos. Y sí, te llevan el hielo a la habitación si lo pides.

Lee el resto de la entrada »

La coctelería de San Sebastián donde comenzó la moda del gin tonic

dyckens-01

Nunca es fácil señalar el lugar y momento en el que se origina una nueva moda. Pero cuando son muchos los que señalan en una misma dirección, seguramente algo tendrá que decir en esa historia. Eso es precisamente lo que ocurre con la mítica coctelería Dickens de San Sebastián, considerada por muchos como el epicentro de la moda del gin tonic que desde hace ya unos cuantos años está instalada en todas las barras del país.

Aunque evidentemente este cóctel no es un invento español, es verdad que para bien y para mal la forma de servirlo ha creado escuela y conseguido cierta repercusión internacional. Para bien, por la variedad de ginebras y tónicas disponibles en la mayoría de bares y el mimo con el que suele prepararse. Para mal, por aquello de, recurriendo al chiste, la ensalada que muchas veces flota en ellos.

Pero volviendo al origen de la moda del gin tonic -que hace años que se supone que iba a pasar, pero ahí sigue-, cuenta la leyenda que todo comenzó en Donosti. Concretamente en esta coctelería que lleva más de tres décadas en el Boulevard de la ciudad, y que se ha convertido en toda una institución. No sólo por sus cócteles, sino por esa decoración que lleva lo clásico hasta el extremo de rozar lo kitsch.

El caso es que Joaquín Fernández no sólo se ha convertido en una leyenda del gin tonic a nivel internacional -el twist de limón con el que se preparan es un invento suyo, por ejemplo-, sino que también fue el encargado de descubrírselo a los grandes cocineros de la ciudad. Y desde allí, el salto a la fama.

Lee el resto de la entrada »

‘Quinetum’, el nuevo ingrediente para los cócteles

Quinetum

Desde hace unos años el mundo de la coctelería -o mixología- está en ebullición. Mientras la mayoría seguimos mirando con curiosidad esos Gin tonic en los que cada vez caben más cosas y que nunca pasan de moda, ahí fuera surgen nuevas recetas, propuestas arriesgadas e incluso nuevos ingredientes que se presentan como el complemento perfecto para el cóctel de turno.

Es el caso de Quinetum, un cordial de quinina destinado al mundo de la coctelería que la firma de ginebra Hendrick’s ha relanzado en España . ¿Pero qué es un cordial? Por resumir -y que nos perdonen los bartenders de la sala por la simplificación- es una preparación normalmente azucarada (o dulce, al menos), con sabor a frutas en la mayoría de casos, que se utiliza diluida y que puede o no tener alcohol.

La definición es tan imprecisa como la variedad de bebidas que podrían acogerse a este termino. Por ejemplo este Quinetum -que debe su nombre a Thomas Whiffen, gran investigador de la quinina en el siglo XIX y que uso el término por primera vez para definir los “Alcaloides puros de corteza roja de la India”– se trata de una preparación a base de quinina con extractos naturales y destilados (lavanda, naranja, ajenjo, cardo…), sirope de azúcar, glicerol  y ácido cítrico.

Lee el resto de la entrada »

La ginebra que mejor combina con las fresas

Gin-Puerto-Indias-01

Estamos en temporada de fresas, y eso se tiene que notar no sólo a la hora de cocinar o el postre, sino también al tomarse algo. Así que nos hemos ido hasta Sevilla para descubrir lo que, en realidad, está lejos de ser un hallazgo, porque es una ginebra de sobra conocida desde hace tiempo.

Al menos por el sur. Desde allí nos llegó el chivatazo de Puerto de Indias que, en su versión strawberry, presume de haber sido la primera ginebra de fresas del mercado. Elaborada en Carmona (Sevilla), la proximidad de Huelva y sus estupendas fresas seguro que tienen mucho que ver con este destilado que se ha convertido en toda una sensación.

Puerto-de-Indias-04Con un marcado punto dulce y afrutado, Basilio Rodríguez -gerente de Karmo Spirit, distribuidora de esta ginebra- asegura que Puerto de Indias ha generado una tendencia que desde Andalucía está ganando popularidad en otras zonas.

¿Una ginebra para los que no les gusta la ginebra o, echando mano de ese terrible tópico aplicado a las bebidas más dulces, una especialidad enfocada al mercado femenino? Desde Puerto de Indias se resisten a ser encasillados así.

“Por un lado están los amantes del Gin tonic, a los que les gusta probar nuevos sabores, y por otro es verdad que también hay un público que antes no consumía esta bebida o cócteles y que ahora se ha animado a sumarse a la moda gracias al sabor suave de nuestra ginebra”.

Lee el resto de la entrada »

El medio ‘Gin tonic’ se quiere colar en tu aperitivo y sobremesa

Medio-gintonic_03

Guste o no, el Gin tonic sigue estando de moda, y todo parece indicar que se va a quedar ahí durante un buen tiempo. Pero antes de que se convirtiera en el cóctel preferido de las noches, en realidad este combinado ya triunfaba en las sobremesas. Las supuestas propiedades digestivas de la tónica siempre han sido una estupenda excusa -al menos por el norte- para alargar la charla después de comer con un Gin tonic sobre la mesa.

¿Pero qué pasa si un gin tonic nos parece demasiado cuando todavía es de día? Es aquí donde entra en escena un gran invento que en esta casa llevamos defendiendo mucho tiempo, y que ahora se postula como el próximo aperitivo de moda: el medio gin tonic.

Como su propio nombre indica, se trata ni más ni menos que de la mitad de un Gin tonic tradicional, manteniendo las proporciones habituales de ginebra y tónica. ¿Un sacrilegio? Por la cara con la que en algunos locales te miran al preguntar si lo sirven, podría parecerlo. De todos modos, para salir de dudas, hemos consultado a Mar Calpena, nuestra experta favorita en temas de coctelería, y no duda en dar su bendición.

“¿Por qué no? Yo estoy bastante a favor de los cócteles bajos en alcohol, tanto como consumidora -porque a veces no te apetece asestarte un talegazo, pero algo sí beberías- como desde el punto de vista del local”, nos explica. Además, a diferencia de algunos cócteles que están pensados como un trago largo (el Negroni, por ejemplo) el Gin tonic se puede adaptar perfectamente a este formato más reducido.

Lee el resto de la entrada »

‘Jin tonic’ se escribe con jota. Al menos en algunas terrazas de Madrid

DSC08800

A estas alturas sorprender con un gin tonic es bastante complicado. No sólo los hemos visto de todos los colores y sabores –incluso con plancton– sino que la fiebre española por este combinado también ha llegado a Hong Kong, y ha protagonizado divertidos concursos en los que lo de echar cosas a la copa es parte de la gracia.

Pero parece que todavía hay algo de margen para sorprender. Al menos a nosotros que, la verdad, somos gente bastante fácil de convencer cuando hay por medio una barra de bar. El caso es que cuando oímos hablar de los Jin tonics (sí, con jota) y tras comprobar que no se trataba de una errata sino de un truco para llamar nuestra atención -algo que evidentemente funcionó- lo anotamos en la agenda de tareas pendientes.

¿Pero qué es un Jin tonic? Ni más ni menos que el nombre con el que la ginebra Jinzu ha bautizado algunas versiones de este popular combinado. Pero, además del juego con las jotas, según nos cuentan, también se trata de jugar un poco con el carácter oriental de esta ginebra con aires nipones. Precisamente por eso, cuatro terrazas de Madrid se han apuntado a esto de los jin tonics de Jinzu, preparando su propia versión con algún toque especial.

Lee el resto de la entrada »

Una ginebra para madres y reinas

Mom gin

¿Otra ginebra? Pues sí, pero no una cualquiera sino “la reina de las ginebras”. Al menos así es como presenta la bodega Gonzalez Byass Mom, recién traída de Inglaterra y que se incorpora a su gama de destilados. De modo que con ese nombre y presentación no hemos podido resistir la tentación de estrenarla hoy, día de la madre.

Pero que no cunda el pánico entre los republicanos, que ni la descripción ni la corona rosa de la etiqueta son un ramalazo monárquico, ni esto un homenaje al nacimiento de una nueva heredera de la corona inglesa. Se trata  de un guiño simpático a una de las grandes defensoras del gin tonic como condimento imprescindible para la vida británica. Exacto, hablamos de Isabel Bowes-Lyon, más conocida como “la Reina Madre”.

Cuenta la leyenda que la madre de la actual monarca inglesa, Isabel II, no perdonaba su copita diaria de ginebra, e incluso hay quienes usan esa historia para explicar los casi 102 años que vivió. No parece que haya mucha base médica ni científica para semejante afirmación, pero cada cual justifica los gin tonics como puede o quiere.

Así que nosotros extendemos este simpático homenaje a la realeza y sus costumbres a las madres -reinas o no- que celebran hoy su día y que preferirían una botella de estas a otro ramo de flores o unos bombones no demasiado buenos comprados a última hora. Mom se puede encontrar en El Corte Inglés y en la tienda on-line de la propia bodega, por unos 23 euros.

Orientada al mercado femenino -aseguran sus creadores, dando por hecho que ellas prefieren bebidas más suaves-, las cuatro destilaciones en alambiques de cobre y la infusión con frutos rojos le dan un toque muy aromático y con mucha royal smoothness (suavidad) por seguir con la terminología británica. Y lo de los frutos rojos no es una mera forma de hablar, porque la presencia de la frambuesa y compañía se nota en el aroma y el sabor.

“Suave, pero con carácter y transgresora”, recuerdan desde Mom al grito de God save the gin! (dios salve la ginebra). Una reinterpretación del himno al que, copa en mano, nos apuntamos sin dudarlo.

Gin tonic con plancton y cóctel con tinta de calamar. Probamos las creaciones más originales de Banker’s Bar

IMG_0018

La creatividad y los experimentos de cocineros y cocteleros se empeñan en demostrarnos que no todo está inventado. Sin ir más lejos, cuando la lista de ingredientes de los gin tonic parecía imposible de ampliar nos topamos con uno que usa plancton marino. Por si fuera poco, resulta que los mismos inventores de este combinado también se han atrevido a echarle tinta de calamar a otro cóctel.

¿Simple excentricidad para llamar la atención o hay algo más detrás de esta coctelería con toques marinos? Para salir de dudas nos acercamos a Banker’s Bar (Hotel Mandarin Oriental, Barcelona) en cuya carta de cócteles figuran estas dos rarezas obra de Daniele Pala.

IMG_0046

Al otro lado de la barra de este local forrado de cajas fuertes en sus paredes y en el techo, Giuseppe Baldi se pone manos a la obra con el cóctel negro SBB (Scotish Black Bankers). El nombre y el color no son casuales. En realidad, tras unos minutos hablando con Palas -director del local y responsable de la nueva carta-, queda claro que nada es casual y todo tiene su razón de ser. También la tinta de calamar.

IMG_0108

IMG_0031

IMG_0102

Basado en un pastel escocés (scotish black), en realidad el preparado con tinta de calamar -y cuya receta es secreta- aporta color pero no sabor. El cóctel, presentado en copa alta y rematado con unas perlas de azúcar, en realidad es ahumado, en gran medida gracias al whisky Talisker usado. Además lleva arándano, almendrina, yuzu, el preparado secreto y una rama de canela que se quema en el momento.

El espectáculo es parte del ritual cuando alguien viene a tomarse una copa aquí, nos explica Pala. El servicio no sólo es impecable sino también vistoso: cada cóctel se sirve en una copa diferente -algunos en petaca helada, otros en una taza de té…- y en algunos se prepara con una coctelera especial en la mesa, o se esconde en una de las cajas fuertes de las paredes.

Lee el resto de la entrada »