Entradas etiquetadas como ‘dietas’

La dieta del jamón y el vino: ojalá fuera cierto, pero evidentemente no

Si ante cualquier dieta siempre es mejor ser muy escépticos, más en aquellas que prometen milagros a corto plazo. Si la propuesta de perder unos cuantos kilos se acompaña de ingredientes de lo más apetecibles y normalmente poco relacionados con una alimentación sana, la mentira es más que evidente.

Pese a ello, cada cierto tiempo reaparecen dietas más o menos exóticas que consiguen colarse en los titulares. No es de extrañar, porque resulta indudablemente atractivo algo que combine la palabra dieta con chocolate, cerveza o torreznos. Por desgracia, esta última todavía no se ha inventado y, sobre todo, todas ellas son una solemne tomadura de pelo.

El sentido común debería bastar para detectarlas y tomarlas como tal pero, por si queda alguna duda al respecto, los nutricionistas se ocupan, pacientemente, de explicar por qué no tienen ningún fundamento. La mayoría de dietas, y estas en especial.

El último hit parece ser una denominada como la “dieta del jamón y el vino” a la que, claro, todos nos apuntaríamos encantados. No ya como dieta para perder peso sino como modo de vida. Bromas al margen, esta dieta existe y por méritos propios entra a formar parte de nuestro particular top 5 de ditas absurdas junto a la no menos delirante “dieta del delfín”.

¿Y en qué consiste esta dieta del jamón y el vino? Pues su nombre deja poco margen a la imaginación. De todos modos, en la página oficial -sí, la tiene- se detalla que la dieta “ha sido diseñada para ayudarte a reducir entre 4Kg y 6Kg” y que incluye, entre otros platos, 1 o 2 copas del vino al día y entre 60 y 90 gramos de jamón ibérico diario. ¿Dónde hay que firmar?

Aunque a priori no parece necesario detenerse a explicar por qué esta dieta tiene tanta credibilidad como la famosa del cucurucho -posiblemente menos, bien pensado-, lo peligroso llega al comprobar que en los últimos días numerosos medios hablan de ella. Y no para reírse, como sería lo lógico, sino como una opción a tener en cuenta. Más preocupante todavía es comprobar que la firma Rubén Bravo, dietista colegiado y, lo que nos parece más esclarecedor, licenciado en publicidad.

Lee el resto de la entrada »

Que no te tomen el pelo, lo ‘detox’ tampoco funciona para el verano

(Foto: GTres)

“Pierde esos kilitos de más y desintoxica tu cuerpo de manera rápida…”. No hace falta seguir leyendo. Estamos ante el clásico reclamo de decenas de empresas que se han subido a la moda de los zumos de frutas y verduras a los que desde hace tiempo se ha bautizado como “detox” por sus supuestas propiedades desintoxicantes para el organismo.

Como ya explicamos en su momento, por muy bonito que pueda sonar y por mucho que se empeñen los locales de moda y los influencers de turno -pasando por caja, claro- en recomendar estos zumitos de colores en las redes sociales, el organismo no funciona con este curioso sistema de intoxicación a base de mala vida y desintoxicación con dosis de verduras y frutas. El cuerpo -repiten los médicos- ya tiene un sistema de desintoxicación y se llama hígado y riñones.

Evidentemente es mejor un zumo de apio y manzana que un ron con cola y un paquete de Donetes. Pero el problema –alertan desde hace tiempo los nutricionistas– es que además de falso, el concepto de lo detox hace calar un mensaje muy peligroso: no pasa nada si te pasas porque luego unos días de ayuno con zumos y listo.

Así que la llegada del verano y el sprint final de la llamada operación bikini es uno de los mejores momentos para vender este discurso a quien quiera creérselo y esté dispuesto, claro, a gastarse una pequeña fortuna en zumos envasados. Estamos hablando de casi 100 euros por una dieta de zumos de tres días, según vemos en la tienda on-line de uno de las empresas que -al menos en sus locales de Barcelona- mejor está explotando este filón de lo llamado healthy.

Lee el resto de la entrada »

La mentira de los alimentos y las dietas ‘detox’

Lunes después del paréntesis navideño. Posiblemente uno de los días del año con más sueño, pereza y puede que remordimientos por los excesos en la mesa durante las fiestas. Pese a que, como comentábamos el otro día, en Navidades engordamos mucho menos de lo que pensamos, hoy détox y dieta depurativa son las palabras mágicas.

Y es que esta idea de los alimentos depurativos encabeza, junto a los superalimentos y al malvado gluten, tres de los mitos más absurdos y repetidos durante los últimos años. Decenas de libros, recetas, zumos y dietas hablan de ellos, y una rápida búsqueda en Instagram -paraíso de los zumos de colores- devuelve casi 7,5 millones de resultados.

En algunos casos se trata sólo de recetas con la mejor intención, en las que la buena noticia es que los vegetales son los protagonistas. El problema comienza cuando empezamos a hablar de dietas basadas en alimentarse unos días sólo a base de zumos de colorines que prometen obrar milagros en esas grasas de más que hemos engullido a base de turrones, copas de cava y ese segundo trozo de roscón de reyes que ha caído durante el fin de semana.

Sin ir más lejos, recientemente la BBC recordaba el caso de una mujer de 47 años que tuvo que ser hospitalizada tras seguir una de estas dietas a base de una mezcla de hierbas, suplementos y grandes cantidades de agua.

Lo hemos repetido por aquí unas cuantas veces, pero nunca son suficientes: no es que las dietas o los alimentos détox no funcionen, es que el simple concepto de la “desintoxicación” del cuerpo a base de comer o beber ciertos productos no tiene ningún fundamento.

Lo détox no existe porque  nuestro cuerpo no funciona así. La promesa es “resetear el cuerpo” y limpiarlo de todas esas toxinas que hemos engullido en exceso estos últimos días suena muy bien, salvo por un pequeño detalle que la ciencia se empeña en repetir: resulta que las enfermedades no se generan a causa de esas supuestas toxinas acumuladas.

Lee el resto de la entrada »

¿Cuántos kilos engordamos en Navidad? (Menos de los que creemos)

La cuenta atrás para que comience el rollo de las dietas, los cuentos detox y deportivos, los zumos verdes y los propósitos para compensar los excesos navideños ha comenzado. Hoy estamos zampando tranquilamente turrón y mazapanes, pero dentro de menos de una semana todos los titulares nos recordarán que se acabó el cachondeo y que toca un enero de austeridad gastronómica.

Así que hemos decidido adelantarnos a los lamentos de dentro de unos días y hacernos la pregunta del millón: ¿Cuántos kilos se engorda en Navidad? Aunque, lógicamente, la respuesta puede variar mucho según la persona y lo que haya comido y cenado durante estos días, sí hay estudios que manejan cifras generales sobre el efecto que la Navidad tiene sobre la báscula.

Un repaso a los titulares y la hemeroteca deja respuestas de lo más variadas y también ciertamente preocupantes. Según dónde se consulte, se habla de entre 2 y 4 o incluso entre 3 y 5 kilos. ¿De verdad engordamos tanto en apenas un par de semanas?

Asustados ante este panorama, consultamos a nuestro nutricionista de cabecera, Juan Revenga. Aunque hay estudios para casi todo, resulta curioso -comenta- que haya muy pocas investigaciones que aborden el aumento de peso durante las Navidades.

Lee el resto de la entrada »

Las dietas de Chicote y el error de centrarse en los kilos

Chicote-dieta-01

Tras los habituales excesos veraniegos, septiembre es un mes perfecto para hablar de dietas. Eso han debido de pensar en Antena 3, que no han dudado en poner a régimen a Chicote y, de paso, hacer un examen de las dietas más populares del momento, en un programa especial emitido anoche.

Ya el pasado mes de mayo el popular chef explicaba que estaba haciendo una dieta con la que había conseguido perder unos 11 kilos, como parte del programa Dietas a examen. Nada como un poco de periodismo Gonzo -probar uno mismo de lo que se habla- para dar esa dosis de espectáculo que todo programa de televisión necesita. Y si hablamos de Chicote y unos cuantos kilos de más, pues mucho mejor.

Tras la experiencia del programa dedicado a los Superalimentos, lo cierto es que no cabía esperar muchas sorpresas de este especial dedicado a las dietas. Algo de divulgación, algunos datos interesantes, ritmo muy rápido, titulares y conclusiones precipitadas y, en definitiva, muchos ganchos para alejar a los espectadores del mando a distancia.

Si en el caso de los Superalimentos casi partíamos de un error de base (la llamada superfood es poco más que un invento del marketing), hay que reconocer que Dietas a examen ha tenido partes interesantes. Cualquier cosa que contribuya a desmitificar dietas milagrosas y propuestas absurdas -y peligrosas para la salud-, bienvenida sea.

¿Es una buena idea olvidarse de los hidratos como propone la dieta proteica? ¿Tendríamos que comer como hace miles de años según sugiere la dieta paleolítica? ¿Y qué decir de esa chorrada de la dieta Hollywood, tan efectiva a corto plazo como peligrosa e ineficaz a la larga? La ciencia y los nutricionistas han cuestionado decenas de veces estos métodos, pero nunca está de más que se vuelva a hacer -tal vez echamos de menos más contundencia y claridad- en la televisión y en prime time.

Pese a las buenas intenciones, la cosa se empezó a torcer cuando se habló de alimentos depurativos para compensar los excesos. ¿Jugando con la falsa idea de lo detox en un programa sobre alimentación y dietas? Imperdonable. Tampoco esa obsesión por medir las calorías de cada plato sin abordar de qué tipo de alimento hablamos (¿son igual las calorías de un donut que las de un aguacate?) o el mito de las cinco comidas al día, que ahí sigue pese a haber sido rebatido insistentemente.

Lee el resto de la entrada »

Operación bikini y dietas milagro, consejos para que no te tomen el pelo

Dieta
Las dietas milagro funcionan porque su objetivo no es que la gente pierda peso o adopte una alimentación más sana, sino que se gaste una buena cantidad de dinero en estos sistemas que prometen someter a nuestros cuerpos serranos a una operación bikini que los dejará listos para el desembarque playero que se avecina o que ya ha llegado. ¿Verdad que visto así tiene mucho sentido? No lo decimos nosotros, lo dice el nutricionista Juan Revenga en su último libro Adelgázame, miénteme.

Un interesante repaso a todas esas dietas que prometen lo que, tanto sus vendedores como sus compradores, en el fondo, saben que no es posible: convertir eso de adelgazar y perder unos kilos en algo fácil. Así que, ante el inminente momento de calzarse el bañador para lucir palmito en la arena, y la correspondiente tentación de querer hacer en dos semanas lo que llevamos años sin conseguir, nos hemos zambullido en las páginas de este libro para descubrir todos esos trucos que usan para vendernos la moto. O, mejor dicho, para asegurarnos que nuestras lorzas se irán como por arte de magia.

AdelgazameMientemeSu lectura es más que recomendable pero, a modo de entremés -tal vez no sea la mejor metáfora para el tema-, ahí van algunas ideas que todo el mundo que se plantee una dieta debería tener bien claras para evitar que le tomen el pelo.

Adelgazar es tremendamente difícil. No es imposible, pero sí difícil, especialmente adelgazar y mantener ese adelgazamiento a lo largo del tiempo. Si alguien te dice lo contrario o lees algún tipo de publicidad que sugiera que es fácil o sencillo -la mayor parte lo hace- recela. O has leído mal o alguien miente como un auténtico bellaco”, advierte Revenga ya en las primeras líneas del libro.

No existe una dieta milagro que realmente funcione. Es posiblemente el argumento más definitivo para acabar con tanto engaño y camelo, y sólo requiere pensarlo un poco: si existiera una dieta realmente efectiva, se sabría y todo el mundo la aplicaría, con lo que el resto dejarían de tener sentido. Si llevamos siglos de dietas que van y vienen con las modas, por algo será. “¿No crees que si alguno de estos sistemas funcionara, no haría falta preguntar qué hacer ante un caso concreto de obesidad?”

Lee el resto de la entrada »