Entradas etiquetadas como ‘calabaza’

Recetas de Halloween para cocinar este fin de semana

Ni en nuestras peores pesadillas hubiéramos imaginado este 2020. Así que este año, por mucho que nos guste disfrazarnos y celebrar Halloween o la fiesta más tradicional de Todos los Santos, toca hacer un ejercicio de responsabilidad y quedarse en casa socializando lo menos posible.

Podemos aprovechar para cocinar y pasar un fin de semana tranquilo celebrando la fiesta de forma más relajada de lo habitual. Aprovechar las castañas y calabazas, que están en plena temporada, es una gran idea para preparar unos postres clásicos o terroríficos.  

Como somos mucho de mezclar tradiciones y culturas, hemos preparado para la ocasión unas recetas con un poco de todo, ¿por qué elegir? Nos comemos igual de a gusto unos buñuelos que unos dedos de zombie, así que dejamos que cada cual escoja sus favoritas.

Fantasmas de castañas y chocolate

Estas galletas con castañas y forma de fantasma nos parecen perfectas para celebrar Halloween, todos los Santos, la castañada y lo que haga falta. Son muy fáciles de hacer, incluso podemos echar la tarde preparándolas con los niños y, además, están muy ricas. En el enlace, todos los pasos para preparar la receta.

Tarta de calabaza con crema de queso y canela

Aún recordamos la primera vez que probamos esta tarta y esa mezcla de sabores tan espectacular. Así que no se nos ocurre mejor manera de celebrar el 1 de noviembre que preparando la receta de nuevo. En el vídeo os contamos cómo prepararla para que quede perfecta.

Cerveza de mantequilla de Harry Potter

Los fans de Harry Potter están de enhorabuena porque en este vídeo os contamos todos los pasos para hacer en casa la auténtica buttermilk de los libros. Que no cunda el pánico que ni lleva alcohol, ni cerveza, ni nada parecido. Eso sí, está riquísima y es la bebida perfecta para celebrar Halloween.

Buñuelos de calabaza

Y para quien no quiera saltarse la tradición de comer buñuelos por Todos los Santos, os dejamos esta receta de buñuelos de calabaza, muy típicos en la comunidad Valenciana y realmente deliciosos. En el enlace podéis ver el paso a paso.

Bizcocho telaraña de castañas

Este bizcocho queda muy resultón. Nosotros hemos preparado una versión con castañas para la ocasión, pero la cobertura de telaraña puede hacerse con cualquier bizcocho y es mucho más fácil de hacer de lo que parece. A los pequeños de la casa les va a encantar. La merienda perfecta para esta fiesta.  

Pastelitos de calabaza

Ahora que apetece quedarse en casa, encender el horno y preparar repostería casera, hemos rescatado estos pastelitos de calabaza que están buenísimos, son veganos y muy apropiados para estas fechas. El aroma a calabaza llegará a todos los rincones del edificio.

Cómo asar una calabaza: algunos trucos para que te quede perfecta

La calabaza es una de las grandes reinas del otoño. El ingrediente perfecto para decenas de recetas dulces y saladas. Y asarla es una manera sencilla y rica de prepararla, tanto para comerla así tal cual como para usarla de guarnición o como paso previo para elaborar una crema, un pastel o muchos otros platos.

¿Pero tiene algún misterio asar una calabaza? En realidad no, pero hemos recopilado algunos trucos y consejos para que quede perfecta y no te de pereza prepararla porque, si te animas, verás que lo de tener calabaza asada siempre a mano es una gran idea.

Pelar una calabaza

Aunque a priori es la parte más engorrosa, tenemos buenas noticias: se puede asar directamente con piel y luego sacar la carne. De todos modos, pelarla tampoco es tan complicado. Nosotros siempre usamos un buen pelapatatas, y con un par de pasadas se va quitando la piel y la parte exterior blanca, al menos de las que tienen la corteza más fina, como las calabazas cacahuete.

Otro método es cortar los extremos, envolverla en papel film y darle unos minutos de microondas (5 minutos a máxima potencia). Una vez templada será mucho más fácil de pelar y cortarla para asar o cocinar.

4 formas de asar una calabaza

1. En cubos o gajos para guarnición o ensaladas. Pelamos la calabaza. La cortamos en cubos o gajos como si fuera patata y la ponemos en una fuente de horno con la base ligeramente engrasada. Podemos echar sal y especias si es para una receta salada. Si no echamos nada nos servirá también para recetas dulces. Horneamos unos 20 minutos a 200º con calor arriba y abajo y, si el horno tiene, unos minutos finales de ventilador para dorar.

2. Por la mitad, para purés, cremas y repostería. Partir la calabaza por la mitad y poner en la bandeja del horno de forma que la piel toque la bandeja. Hornear unos 40-45 minutos a 200 grados, dependiendo del tipo de calabaza y tamaño. Quitamos las pipas y vaciamos la carne con una cuchara. Opcionalmente podemos dejarla en un colador grande para que pierda parte del agua. Para postres o para congelar es interesante hacerlo.

3. En rodajas o medias lunas. Se corta y se ponen los trozos sobre papel vegetal en la bandeja del horno, sin que se toquen. Podemos engrasar el papel con un poco de aceite o mantequilla, o si es poca cantidad usar una fuente de horno también engrasada para que no se pegue. Si añadimos miel y canela quedará perfecta para postre. Horneamos unos 20-30 minutos a 200 grados. Pinchamos para comprobar si esta blanda.

4. Entera, para calabaza rellena. Usar la misma calabaza como plato o bol donde comer directamente no solo es cómodo, sino que da mucho juego. Para esto, lo ideal es usar calabazas redondas y de tamaño pequeño para que sean individuales. Cortamos la parte superior de la calabaza, quitamos las semillas con una cuchara y horneamos 50-60 minutos a 200 grados hasta que esté blanda. Perfecto para calabazas rellenas con verduras, sofrito con arroz, carne picada…

¿Se puede congelar?

Sin problema. Tanto cruda (ya pelada y cortada en cubos) como asada, aguanta estupendamente, sobre todo para usarla para cremas, salsas o postres.

Si la vamos a congelar una vez asada, es mejor hacerlo en trozos y triturarla una vez descongelada. Si la hemos asado entera y vamos a congelar la carne de la calabaza, es recomendable escurrirla un poco antes en un colador para dejar que suelte parte del agua que tiene.

Receta: calabaza asada con miel y canela

A veces las cosas más sencillas son las mejores, como esta calabaza que hemos preparado al horno con miel y canela. No sabemos si atrevernos a llamarlo “receta” o directamente hablar del postre más sencillo del universo, pero lo que tenemos claro es que está muy rica y que -pese al aporte de azúcar de la miel- es relativamente saludable en comparación con muchos otros postres dulces.

Además, es un plato de temporada perfecto para aprovechar el horno que ya tenemos encendido para cualquier otra cosa. La podemos comer directamente como postre o merienda, pero también utilizar como base para preparar otras recetas dulces como esta deliciosa tarta de calabaza con crema de queso.

Lee el resto de la entrada »

Receta vegana: pastelitos de calabaza

La calabaza es una de las mejores cosas del otoño. Un ingrediente económico, sabroso y que da muchísimo juego tanto en recetas saladas como a la hora de preparar postres. Por ejemplo, estos pastelitos de calabaza, perfectos para una merienda otoñal o para darse un capricho cualquier día por la mañana con el café.

En este caso se trata además de una receta vegana y sin gluten, así que es apta para todos los públicos. De ahí que los ingredientes sean un poco más especiales que los habituales en repostería pero, por suerte, cada vez son más fáciles de encontrar. Pero, sobre todo, estos pastelitos son fáciles de hacer y muy ricos.

Lee el resto de la entrada »

¿Eres más de calabaza o de castañas? Recetas para cocinar este puente

tarta-calabaza

Cada año por estas fechas el país se divide entre los que se apuntan a celebrar Halloween sin mayor problema y los que reniegan de una fiesta importada. Aunque igual no tanto como igual se suele creer, por cierto.

Por simplificar estas dos Españas otoñales recurriendo a un par de alimentos, si los primeros enloquecen durante unos días con todo lo relacionado con la calabaza, los segundos s0n más de las castañas de toda la vida. ¿Asadas o cocidas? Eso daría para otro debate, seguro.

Pero como al fin y al cabo se trata de comer y tenemos por delante -los más afortunados- un largo puente, nada mejor que tener a mano unas cuantas recetas. A base de calabaza y castañas, para que todo el mundo esté contento.

Lasaña de calabaza

Lasana_01

Las posibilidades de la calabaza en la cocina son infinitas, más allá de vaciarla, ponerle cara y ojos y usarla para dar miedo. Por ejemplo, esta lasaña con calabaza asada, unos tomates -¿llegamos a tiempo para los últimos buenos de la temporada?- y unas anchoas es fácil de hacer, original y de lo más resultona.

Pastel de castaña y almendra

pastelcastanya

Nadie sabe muy bien por qué, pero otoño es una gran época para liarse a hacer tartas y mermeladas. Este bizcocho con castañas y almendras es un gran ejemplo. Además no lleva harina, así que es perfecto para quienes no puedan comer gluten.

Lee el resto de la entrada »

Receta: croquetas (veganas) de calabaza

croquetas-calabaza-03

Entre las muchas razones por las que el otoño es una temporada estupenda para la cocina, la calabaza merece un lugar destacado. La lista de recetas dulces y saladas que podemos preparar con ella es interminable, así que hemos decidido sumar una más: estas croquetas con calabaza, albahaca y tomate seco. Y, además, sin leche ni bechamel, para que sean aptas también para veganos.

En vez de hacer la masa con una base de bechamel, hemos aprovechado la textura de la calabaza asada -es importante que sea asada, ya que buscamos quitar agua y concentrar su sabor- para preparar estas croquetas.

Son fáciles de hacer, jugosas y llenas de sabor. Además funcionan bien como aperitivo y, a su sabor, con ese toque de dulce de la calabaza, le sienta estupendamente una salsa picante o ácida. También un poco de soja rebajada con agua y a la que podemos añadir sésamos tostado y un punto de wasabi para hacerla picante.

Lee el resto de la entrada »

10 recetas para cocinar este otoño

muffinuva

Hay gente muy rara que prefiere el verano con sus calores, sus peleas sobre lo que hay que meter o no en la nevera y las playas repletas de turistas en lugar de la tranquilidad del otoño, las temperaturas más suaves y el mercado repleto de productos maravillosos para cocinar.

Bromas al margen -en verano también hay mucha cosa rica- acabamos de estrenar una estación en la que la calabaza, las uvas, la granada, el caqui o las setas abren una larga lista de  posibilidades y estupendos platos. Así que hemos echado mano de nuestro recetario para rescatar algunos de los que más nos gustan del otoño.

1. Mermelada de calabaza y jengibre

Mermelada_calabaza_01

Si la calabaza es la reina del otoño -con o sin Halloween- las mermeladas son una de las preparaciones más clásicas de esta época. Así que, si combinamos las dos cosas, el resultado sólo puede ser bueno. Una mermelada diferente en la que las especias y el toque del jengibre animan mucho el resultado.

2. Rosbif exprés con castañas

rosbif2

Las castañas son otro de los productos estrella de la temporada. Además de solas o en postres, en realidad son también un excelente acompañamiento de carnes y platos salados. Por ejemplo este rosbif con castaña es -pese a su señorial nombre- muy fácil y rápido de preparar. Posiblemente no pasaría el examen de los puristas del roast beef -que seguro que los hay- pero está muy rico.

3. Bulgur con setas e higos

P1140213

El final de temporada de los higos coincide con las primeras setas. ¿Por qué no combinarlas en una receta en la que, además, le damos una oportunidad al bulgur? Un platazo otoñal de esos que es mejor preparar una buena cantidad para poder llevarse el tupper al trabajo y dar un poco de envidia.

Lee el resto de la entrada »

Receta en vídeo: ‘pumpkin spice latte’, el café más otoñal

Pumpkin-latte_05

Por aquí igual todavía no es muy conocido, pero en muchos lugares el otoño es sinónimo de pumpkin latte, un café que se prepara con calabaza y que, en cadenas tipo Starbucks y compañía, arrasa cuando empieza el frío. La buena noticia es que está muy rico y que, además, es muy fácil de preparar en casa.

Sólo necesitamos un poco de calabaza -que ahora está en plena temporada y que encontraremos bien de precio en cualquier sitio- que tendremos que cocer o asar, leche y una batidora. Así de fácil es preparar uno de esos cafés de temporada que tanto nos gustan y que, además, resulta muy fotogénico.

Os contamos en vídeo cómo podéis hacerlo en casa para disfrutarlo durante el otoño que todavía nos queda por delante.

Lee el resto de la entrada »

Receta sana para la vuelta al cole: coca de verduras con calabaza y ‘kale’

coca4
Se acerca el final del verano, toca volver al trabajo, a la rutina… Una buena razón para comer bien, o incluso mejor. No se trata de empezar con el discurso “detox” de septiembre -somos poco de eso- sino de preparar un plato rico, sano y lleno de vitaminas para afrontar este regreso con energía.

Además, se acerca el otoño y empieza a apetecer incluir en nuestra comida tonos anaranjados y ocres. El resultado de todas estas ideas es la receta que hoy os proponemos y que, aunque puede asustar un poco por el aparente exotismo de algunos ingredientes, es muy sencilla: una coca de trigo sarraceno y sésamo -por tanto apta para quienes tengan que comer sin gluten- con varias verduras: la ahora famosa col kale, calabaza para darle ese toque naranja y dulce, y alga arame, con su punto salado que pega muy bien con los otros ingredientes.

Todo ello lo hemos combinado con tres ingredientes que nos encantan: guindilla, jengibre y ajo. No sólo son aromáticos y animan cualquier plato, sino que además también son antiinflamatorios. Para completar esta receta -que además de sin gluten es vegana- vamos a preparar una salsa de semillas de girasol, champiñones y limón.

Un combinado lleno de vitaminas y que además es ideal para llevarse al trabajo pero, eso sí, con la salsa aparte. Se puede comer frío, aunque es verdad que un toque de calor le sienta también muy bien.

Lee el resto de la entrada »

Crema de calabaza y tomate, la fórmula infalible

CremaCalabaza-2¿Existe alguna diferencia entre las recetas para niños y para adultos? En un mundo ideal no debería, pero en el real los padres nos encontramos a menudo con negativas rotundas, y de esas complicadas de entender, frente a nuestros mejores platos. “¡Pero si ayer te gustaba la sopa, ¿por qué no hoy?”. “No me gusta, no quiero”. Y punto.

Conseguir que un niño coma de todo suele ser bastante desesperante y quien afirme lo contrario, o tiene mucha suerte o miente. Pero a veces algunas ideas pueden ayudar a variar el menú habitual y a que prueben nuevas cosas. Ese es el objetivo de esta nueva serie de recetas pensadas para los más pequeños -o para los padres cocinillas, mejor dicho- y que además presentamos de forma gráfica y muy sencilla para que siempre salga perfecta.

Eso sí, aunque hablamos de recetas para niños, nada de caras dibujadas con comida: tal y como reivindicamos en el blog de origen de esta idea, somos más partidarios del camino largo y difícil.

CremaCalabaza-3

Y para estrenar sección vamos a actualizar, en plan otoñal, una de las recetas del blog. Los calabacines ya no están en su momento así que hemos optado por su parienta la calabaza que, junto con el tomate, da una crema con mucho sabor y un color espectacular. Será porque el dulzor de la calabaza se equilibra con la acidez del tomate o por el color de la crema, el caso es que este plato 100% vegetal es de los que mi hijo come con devoción.

Además el coste es muy bajo y la preparación no tiene dificultad, como mucho no cortarse al pelar la calabaza. Las cantidades son para familia numerosa -o muy numerosa- pero también resulta muy útil preparar de más y congelar.