50 céntimos en lonja y 6 euros en pescadería: el vergonzoso arranque de la costera de la anchoa

La abismal diferencia entre el precio que se paga al productor y el que acaba abonando en tienda el consumidor no es nada nuevo. Pero la situación creada por la cuarentena parece haber hecho más evidente aún que algo falla en este mecanismo de comercialización en el que los dos extremos -productor y consumidor- pagan la factura y alguien en medio está ganando más de lo habitual. O lo mismo de siempre, solo que ahora es más escandaloso.

Hace unas semanas eran los pescadores los que daban la voz de alarma: los precios en lonja eran tan bajos que no merecía la pena descargar el pesado, y los números no daban ni para cubrir gastos. Ahora más que nunca –comentábamos– es el momento de ir al mercado y pescaderías y consumir pescado fresco.

El problema es que, una vez allí, algo no cuadra. La merluza, el pescado más consumido en España y siempre un buen termómetro de los precios, anda estos días entre los 12 y los 15 euros en un mercado de Barcelona.

Merluza de palangre gallega y estupenda de calidad. Pero precios más de Navidad que propios de un momento en el que se supone que hay genero al que hay que dar salida y que, por eso, a los pescadores se les paga a una miseria.

Es verdad que algunos pescados más especiales, y que posiblemente tienen su mercado habitual en la hostelería, han moderado su precio, pero el inicio de la costera de la anchoa en el Cantábrico ha demostrado que son solo una excepción: en la primera jornada en lonja se ha pagado una media de medio euro por kilo de bocarte.

¿Y qué ocurre en las pescaderías? Sorpresa: esa caída en los precios en origen no se traduce en precios más moderados y, nos confirman desde varios puntos de Euskadi, la anchoa en tienda anda entre los 5 y los 7 euros el kilo. De medio euro a 6 euros de media significa multiplicar por 12 el precio.

Por mucha selección, transporte, refrigeración, conservación y lo que sea que intervenga en esa cadena de distribución, la diferencia sigue siendo vergonzosa. Sobre todo teniendo en cuenta que esos 50 céntimos son la media y que hubo descargas a menos de 40 céntimos el kilo en Ondarroa, tal y como informan diversos medios locales.

Aunque es verdad que la campaña de la anchoa siempre empieza con precios altos de venta y que luego se va moderando con el paso de las semanas, el problema es el precio al que se paga en lonja, menos de una tercera parte del de la temporada pasada, que anduvo sobre los 1,8 euros el kilo en el País Vasco.

El cliente paga lo mismo de siempre, pero al productor -que en este caso, además, llevaba casi un mes con los barcos amarrados por el coronavirus- se le paga mucho menos. “Es el mercado, amigo”, que diría aquel.

Pero incluso dando por bueno ese juego indecente de oferta y demanda, con cuestiones como el trabajo y la comida estaría bien saber quién es el más listo en esta ecuación. Porque quiénes somos los tontos está muy claro.

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.