La pasta podrá ser considerada verdura en los comedores escolares gracias a la administración Trump

Pese a los conocidos problemas en Estados Unidos con las tasas de obesidad en los más pequeños y el papel que los comedores escolares juegan en este problema, parece que la administración Trump prefiere mirar para otro lado. O, mejor dicho, empeorar más aún la situación para facilitar el trabajo a las compañías que manejan un negocio de muchos millones de dólares.

La última gran idea de los ideólogos gastronómicos del presidente estadounidense es dejar la puerta abierta a que la pasta pueda ser considerada una de las raciones de verduras que se tienen que servir en los comedores de los colegios.

¿Pasta integral acompaña de verduras? Si fuera el caso todavía podría tener su pase, pero no. Los cambios propuestos para la regulación de los comedores hablan simplemente de pasta elaborada con harinas vegetales, dejando así un margen de maniobra terriblemente peligroso para las empresas que se mueven en este sector.

Dando por hecho que la harina de trigo no se considerará vegetal -o tal vez sí-, tampoco se indica el porcentaje de contenido de verduras que tiene que tener la citada pasta vegetal, con lo que una mínima parte de zanahorias o espinacas deshidratadas añadidas a la receta tradicional a base de semolina podría ser apto.

O ni eso porque, según informa The Indepedent, la pasta elaborada a base de harinas de patata y soja tiene muchos puntos para convertirse en uno de los platos estrellas de los comedores gracias a estos cambios. Contabilizando además como una ensalada o un plato de brócoli, que es lo más grave del asunto.

No se trata de ser catastrofistas, pero hay que tener en cuenta que hablamos de un sistema en el que la patata (incluidas las fritas) pueden ser consideradas fruta o verdura según interese en la planificación del comedor, y que incluso la salsa de tomate de una pizza puede contar como plato vegetal.

Las nuevas directrices presentadas hace apenas una semana modifican la normativa de la administración Obama que, aunque tímidamente, dio algunos pasos en la buena dirección para frenar los gravísimos problemas de nutrición y salud del país.

Desde el actual gobierno se asegura que las nuevas normas permitirán simplificar los menús escolares y reducir el desperdicio de alimentos. Visto en perspectiva, sencillamente no cuela. No se trata ya de los cuestionables gustos gastronómicos del Presidente de Estados Unidos, porque esto va mucho más allá.

La alimentación es ideología y Trump tiene muy claro de qué lado está cuando hay que elegir entre el negocio y los beneficios de algunas empresas y la salud de los pequeños.

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.