La gran pregunta de ‘La La Land’: ¿Qué demonios cocina Ryan Gosling?

Es la gran favorita para los Oscars y, salvo sorpresas, todo parece indicar que La La Land arrasará en el reparto de premios del próximo domingo por la noche, ya de madrugada en España. Para la mayoría, un bonito musical y una  historia para derretirse con Emma Stone y Ryan Gosling a ritmo de piano y mucho bailoteo. Para otros, exceso de azúcar y tanta publicidad e histeria alrededor de la película que da pereza verla y arriesgarse a una decepción.

Pero no vamos a hablar de cine, ni de nuestra quiniela para los Oscars ni, tranquilos, hay spoilers a la vista. Sólo queremos intentar arrojar algo de luz en una duda gastronómica que nos inquieta. En realidad dos.

¿Por qué el protagonista se pone a freír con su mejor traje sin usar un delantal por si le salta? ¿De verdad alguien haría eso en su casa mientras le da la vuelta a lo que sea que tiene en la sartén? Con un rebozado tan perfecto, eso sí, que ni Ferran Adrià haciendo un cachopo.

Posiblemente no, pero es verdad que ni somos Ryan Gosling -poniendo cara de Ryan Gosling todo el rato- ni nos quedan así de bien los trajes. Tampoco bailamos como él ni aprendemos a tocar el piano para que no nos tenga que doblar nadie, cierto. Por suerte, el curriculum de Mister Perfecto -lease con tono de envidia- parece que no es completo, y la cocina no figura en su interminable lista de dones.

Al menos eso es lo que insinúan por aquí, aunque hace un tiempo medio planeta suspiraba de amor cuando se supo que él se ocupaba de la compra y la cocina mientras su pareja, Eva Mendes, estaba embarazada. ¿Ah, sólo cuando está embarazada? Muy bonito Gosling, muy bonito.

Pero volviendo a los momentos gastronómicos de La La Land en los que Sebastian -así se llama el personaje del muchacho- ejerce de cocinillas, hay una escena realmente inquietante. ¿Qué demonios es eso que está preparando en el horno y que, por lo visto, se le quema montando la clásica humareda de cine?

Puede parecer un detalle trivial, pero nos consta que no somos los únicos que salimos de la sala con esta duda. De hecho, el momento tiene hasta su propio GIF, en el que un atribulado Gosling saca del horno una cosa extraña y con muy mala pinta, aunque no parece que esté quemada.

¿Una tarta? Esa parece la teoría más lógica, aunque por el tamaño cabe suponer que era parte del catering para todo el equipo de rodaje y no el postre de una cena para dos. Ryan Gosling, ¿eres de esos que pasa de las medidas de las recetas y haces todo a ojo?

Pero dando por bueno que se trata de un descomunal bizcocho, la pregunta del millón es por qué tiene la decoración de la tarta ya puesta. ¿Fondant, nata, crema o lo que sea, e incluso cositas de colores por encima, antes de hornear? ¿En serio? ¿Meses de clases de piano y baile para poder dar el pego y nadie le avisa al pobre Ryan que el tema no funciona así?

Si al final no gana el Oscar, ya sabemos por qué es. ¡Y sácate la mano del bolsillo para cocinar!

3 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Luis

    ME LA SUDA!!!! La película es mala como un demonio….

    24 febrero 2017 | 08:19

  2. Dice ser Hemos Visto

    Realmente es poco importante, un detalle sin más, además, a él no le importa manchar de ‘nada’ su traje impoluto :). La cuestión es que la película te hace salir del cine con una buena sensación brutal, además de tener una BSO impresionante.

    https://hemosvisto.blogspot.com/2017/01/la-la-land-la-ciudad-de-las-estrellas.html

    24 febrero 2017 | 08:40

  3. Dice ser amanda

    El que dice que la peli es mala como un demonio no la ha visto ni de coña.
    En cuanto a qué cocina, a mí en esa escena cuando la vi me inspiró un soufflé, no sé por qué…

    24 febrero 2017 | 11:05

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.