BLOGS
El ojo de Gran Hermano

"Cual babosa se están arrastrando por la casa de habitación en habitación según les conviene" Javi Gran Hermano 8 (Año 2006)

Comienza la gala del terror de Gran Hermano 16

Empezamos.

Empezamos con un vídeo de Maite chillando. Lo cual no es raro. El día que saquen un vídeo de Maite callada y sentada sin decir nada hay que llamar al 112 para que la atiendan de urgencia.

Por supuesto, su víctima es Raquel. Su archienemiga. La enemiga de su hija. Vemos en los vídeos haciéndole un bullyng a Raquel que haría llorar a Vin Diesel, pero luego en directo están sentadas en el sofá charlando tan tranquilas.

HOSTIA MILÁ.

Va vestida de Fernando Sánchez-Dragó vestido de japonés. Y se ha teñido el pelo de negro.

Más de 800.000 votos recibidos para la repesca, dice Milá.

Hay recorrido del terror. Deberán cruzarlo para recuperar la casa.

Milá tiene un perro que lleva una capa de drácula. Se llama Scott, es el perro de su madre y quiere estar en cualquier sitio menos en medio de un plató.

Scott me está diciendo que quiere hacer el recorrido del terror, dice Milá. Hala, el perro le habla. Pues nada, Milá Dolittle a su rollo.

Me cuesta distinguir las imágenes de la niña del exorcista de la carátula de esta noche de las imágenes de Maite. Espero que pongan rótulos.

Ya en directo vemos cómo Sofía se mira en el espejo. Cómo se gusta la jodía.

Milá nos manda otro mensaje del perro, en solidaridad con otros animales y en contra de quienes los maltratan. Ese perro es como Martin Luther King, joder. No para de dar discursos.

¿Alguien sabe por qué Maite se ha vestido de correo del Zar para la gala de esta noche? ¿Tiene que entregar una carta en Siberia?

38,8% a 61,2% están los reportajes.

Y vemos los vídeos de la semana que se ha pasado Maite dando por saco a Raquel. La muchacha estaba tranquila sin meterse con nadie y Maite se ponía a chillarle y a insultarla que si se pone a hacer eso en un cementerio se levantan hasta los muertos más antiguos con tal de no oírla.

Maite es como un grano en el culo, pero uno que chilla y te pone a parir. Seguía a Raquel que si la chica sube al Everest Maite sube detrás sólo por joderla.

Eso sí, después de denigrarla como para que le convalidaran el título de FP de Acoso fue y le dijo que hicieran las paces. Así es Maite. Vive en un mundo en el que el sol gira en torno a ella y como se le ocurra no calentar lo infla a hostias.

Vamos por 850.00o votos.

Se separan. Mandan a Maite al exterior, no sabemos a dónde. Se despiden con mucha cordialidad y alegría. ¿Pero qué leches es esto?

JA JA JA JA JA

Las repescables se encontrarán con los de la casa antes de decidir quién se queda. Y adivinad, las primeras en encontrarse son Raquel y Sofía.

Sofía se ha pasado la semana echándole la caña a Suso. Sofía sigue enamorada de él. Y quien dice enamorada dice que se ha empeñado en que se lo quiere tirar y le jode horrores que él no se deje.

Y Sofía se ha pasado la semana como un náufrago intentando hacer fuego: tratando de frotar el palito a ver si se enciende la llama.

Vemos el vídeo de terror de Sofía y Maite. Se las llevaron a un pasaje del terror. El miedo lo pasaron los actores del pasaje, ya os lo digo, porque Maite se puso en plan farruca y no les soltó una hostia de puro milagro.

“No te Temoooooo no te temooooo, YO SOY MÁS FUERTEEEEEEEEEE, SOY LA ELEGIDA DE DIOOOOOOOS”, iba diciendo con voz de poseída. Y claro, Raquel, al lado, se acojonaba el doble, porque tenía que soportar a los monstruos y a Maite.

A Maite se le presenta una noche el conde Drácula y acaba mordido Drácula.

Y ahora vemos qué unió a Raquel y a Maite: poner a parir a todos sus demás compañeros.

Comienzan los reencuentros:

Sofía debe pasar por la el túnel del terror. Y mientras, los vídeos de Suso haciéndole la cobra a Sofía. La cobra, la pitón, la culebrilla… porque qué manera de rechazar a alguien.

“Es súper patético, estoy quedado como una arrastrada”, decía ella misma, pero reconocía que “le veo y no puedo”. Lo que le pasa es que le jode que Suso pase de ella. No está acostumbrada y pasa lo que pasa.

Menos mal que a Sofía le ha dado por Suso y no por el David de Miguel Ángel, porque es capaz de irse a Florencia y tirárselo hasta desgastar el mármol.

Sofía se reencuentra con Raquel. JA JA JA JA no había visto tanta falsedad en un saludo desde que Roosevelt saludó a Stalin.

Mandan a Sofía al pasaje del terror. “Ay, no me manches, ¿eh?”, es lo único que dice. “Que asco de noche”, añade, pero me da que lo que le molesta es Raquel, lo de los monstruos ya es secundario.

Ha de elegir entre dos puertas. Elige la 1.

Está un poco acojonada. Pero está buena y va a las discotecas, así que está acostumbrada a que se le acerquen cosas feas con malas intenciones.

Acaba saliendo al jardín, donde la espera su madre. Se abraza a Maite, a pesar de que da más miedo que cualquiera de los zombis de dentro. A mí me pasa eso y me vuelvo para el pasaje del terror a abrazar a la niña del exorcista.

“Susto me ha dado la primera persona que he visto (Raquel) casi vomito, te lo digo”, dice Sofía, para nada obsesionada con el tema.

Y aprovechamos la publi y cambiamos de post.

CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO, CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

1 comentario

  1. Dice ser Luis

    Gus eres Genial !

    29 Octubre 2015 | 22:42

Los comentarios están cerrados.