BLOGS

BLOG DE CONTENIDO SOLAMENTE PARA ADULTOS (+18 AÑOS)

El demonio viste de Prada

Ayer fui al cine… y me divertí. “El demonio viste de Prada” (basada en un libro de Lauren Weisberger) no es, del todo, una comedia del montón: refleja, de forma muy divertida, el único mundo que es superior al primer mundo: en crueldad y frialdad: el mundo de la moda.

Si eres chico, te voy a dar un consejo infalible para sacar películas del video club los sábados por la tarde para tu novia romanticota: elige cualquiera en la que salga, en la portada, una chica joven y mona, tras un fondo blanco: todas esas películas son iguales: chica-superación personal-consigue chico perfecto-amor: todas esas les gustan.

Sin embargo, “El demonio viste de Prada” no es así: no es una película romántica, es más, es una película de desengaños, no propia para una primera cita romántica. En primer lugar, destacar la sobria actuación de Meryl Streep, que huye del histrionismo para representar el papel de Miranda Priestly directora y máxima eminencia del mundo de la moda y de su revista líder. Meryl Streep hace el papel de una mujer fría y endiosada que trata a los humanos a latigazos y con desprecio… valiéndose de esa gran realidad en el ámbito laboral:

-Vales o no vales.

Merecedor de una mención especial es el secundario Stanley Tucci que, por Dios, para representar su papel de modista estrella, se olvida del típico homosexual loca y con pluma estereotipado que siempre salen en este tipo de papeles: representa, simplemente, a un profesional: homosexual, sí: pero sin grititos para que el público se ría de ellos: ya era hora.

“El demonio viste de Prada” contiene un análisis divertido de la situación laboral actual: esa en la que, nada más empezar a trabajar, desean lo sepas todo y no pares: esa en la que los compañeros te desprecian por ser “la nueva”, por tener que aprender lo que ellos ya aprendieron (y les costó aprender) hace tiempo… encontramos grandes realidades en esa película: mi favorito es este dialogo (que os escribo valiéndome de mi mala memoria):

-“¿Quieres saber cuando merecerás un asenso? Cuando tu vida personal se haya ido a la mierda: esa será la señal de que has trabajado lo suficiente para merecértelo”.

“El demonio viste de Prada” no es la película del año: es una película del año más: pero merece la pena verla (a no ser que las únicas películas que te gusten son en las que salen extraterrestres metiendo consoladores por el culo a soldados irakis con los cuerpos descompuestos)

Nota.- Post de Bob Pop sobre “El demonio viste de prada” antes de que se estrenara

………………………………………………………………………………………..

Historias más increíbles que en las películas, nos ofrece la realidad:

Gracias freerider.

Los comentarios están cerrados.