BLOGS
Entrada gratuita Entrada gratuita

"Sin música, la vida sería un error". (Friedrich Nietzsche).

Música avanzada para oídos inquietos

Este fin de semana tiene lugar en La Casa Encendida de Madrid una iniciativa interesante de la que me apetece hablaros. Se trata de Experimentaclub, una cita anual con la música experimental de vanguardia que aglutina algunas de las propuestas más interesantes del género a nivel internacional. No todo va a ser rock en este blog.

Cuando se piensa en música electrónica, a muchos les viene a la cabeza un país. Alemania siempre ha sido uno de los lugares más innovadores en cuanto a marcianadas sonoras se refiere. La experimentación con la tecnología propia del krautrock de finales de los años 60, de la que bandas como Can o Neu! fueron grandes representantes, dio paso a los pioneros de la música electrónica, Kraftwerk, en los 70, y más tarde al sonido inclasificable de raíz industrial de formaciones como Einstürzende Neubauten en los 80. Todo ello por no hablar de lo extendida que está la cultura del techno en tierras teutonas. La cosa es que les va la caña a los germanos.

Tres de los protagonistas de aquellas revoluciones estarán presentes en Experimentaclub. Por un lado, Cluster, un dúo de Berlín cuyos miembros -Hans-Joachim Roedelius y Dieter Moebius-, pese a tener ya más años que Matusalén, siguen al pie del cañón en términos de vanguardia sonora. Por otro lado, Gudrun Gut, integrante primigenia de Einstürzende Neubauten y responsable del sello Monika Enterprise, que desgranará su interesante fusión minimalista de electrónica experimental y delicado indie que, a buen seguro, será uno de los grandes momentos del festival.

A mediados de los 70, Throbbing Gristle perturbaron a la bienpensante sociedad británica con sus oscuros conciertos. Proyecciones que incluían pornografía e imágenes de campos de concentración nazis formaban parte habitual de unos conciertos que trataban de profundizar en el lado más oscuro del ser humano. Hoy, uno de sus miembros fundadores, Peter Christopherson (quien más tarde formaría Coil), llega a Experimentaclub con su nueva propuesta, Soisong. En ella ha unido fuerzas con el ruso Ivan Pavlov para dar vida a una conexión musical de amplias miras y complejidad extrema.

Uno de los puntos más interesantes de eventos como este es la posibilidad de escuchar propuestas remotas que, de otra manera, sería casi imposible ver por estas latitudes. Así, podemos encontrar en Experimentaclub propuestas tan bizarras como la de Wilson Sukorski, un brasileño de Sao Paulo que construye sus propios instrumentos y compone sus temas en base a algoritmos genéticos, la mezcla única de sonido y videoarte de los finlandeses Pink Twins, o la experimentción extrema de la japonesa Sachiko M, que ha grabado discos empleando únicamente ondas sinusoidales o ruidos internos de sampler. Nada menos.

Además de los conciertos, Experimentaclub cuenta con una ingente cantidad de propuestas para adentrarse en este complejo mundillo: proyecciones, instalaciones, instrumentos interactivos y talleres completan la programación de un festival diferente, y que además cuenta con una baza incontestable: su precio. Y es que pasarse por el Auditorio cuesta 3 euros, y el precio para acceder a la sala audiovisual, el Espacio E y el patio, 9 euros.

Boomp3.com

5 comentarios

  1. Dice ser Hoteles Soria

    dioooooos..como me gustaría vivir en madrid..muchos centros culturales de españa deberían de tomar nota de las cosas que hacen en la casa encendida.

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser kalista

    Pues yo vivo en Madrid y no voy nunca al sitio ese, porque es un rollo todo lo que hacen : no me gusta nada.Adonde si voy es al CaixaForum, ese es otra cosa.

    02 Octubre 2008 | 13:13

  3. Dice ser lau

    Estas cosas siempre se hacen de mano de la iniciativa privada. En mi ciudad hacen algo muy parecido y la verdad es que está muy bien, hasta aprendes a educar el oído de otra forma. Aunque también algunas propuestas son duras de escuchar.

    02 Octubre 2008 | 13:14

  4. Esta musica no la entendemos demasiao…Oirla l aoimos ..pero aun no sabemso escucharla…Asi que hoy nos abstenemos de decir gilipolleces!!saludosy a PArlaaaaaaaaaa!!

    03 Octubre 2008 | 09:35

  5. Dice ser Mastropiero

    Completamente absurdo. No es que no se comprenda, es que no hay por donde cogerla. Mezclar 3 o 4 ristmos clásicos (al principio se puede apreciar desde un tango con sonido similar a bandoneón y todo), mezclado con una triste voz, y unos arreglos de sintetizador de 4 duros. Vamos, un timo en toda regla. ¿Quieren aprender a diferenciar la calidad de la estafa?, vayan al conservatorio.

    07 Octubre 2008 | 08:59

Los comentarios están cerrados.