Con el 10 a la espalda Con el 10 a la espalda

"De todas las cosas sin importancia, el fútbol es, de largo, la más importante" Juan Pablo II

Entradas etiquetadas como ‘destituido’

Aguirre no tiene la culpa

No soy defensor, ni mucho menos, de los métodos de Javier Aguirre, un entrenador con pocos recursos tácticos y con una oratoria envidiable, pero lo que está claro es que el técnico mexicano no es el culpable de la crisis que atraviesa un Atlético que, en estos momentos, ya no ocupa ni puestos de UEFA.

Si hacemos un poco de memoria, el domingo pasado, la afición colchonera no gritó contra Aguirre, sino contra el palco, en el que estaba en cuerpo Enrique Cerezo y, en alma, Miguel Ángel Gil Marín. Así que, parece ser que la directiva y los propietarios del club decidieron cargarse al entrenador para calmar los ánimos. Como siempre, la solución más fácil.

El ya ex preparador colchonero se despidió ayer sin amargura de un presidente que se llenó la boca muchas veces diciendo que no le iba a echar y de unos jugadores que le han hecho la cama. No todos, por supuesto, pero alguno como Seitaridis o Maniche han desafiado al entrenador y se han negado a jugar.

“Me voy con la conciencia tranquila y sin rencor. Estoy orgulloso de haber trabajado en uno de los 15 ó 20 mejores clubes del mundo”

Tampoco le ha ayudado mucho al azteca esa famosa comida de la semana pasada en la que se reunieron Gil Marín (Consejero Delegado), Emilio Gutiérrez (Director de Márketing y Comunicación) y la estrella del equipo, Sergio Agüero. En ella, Gil Marín intentó convecer al kun para que no se marche a final de temporada prometiéndole que “vamos a hacer un equipo a tu medida”. Además, le aseguraron que Aguirre no iba a seguir.

Está claro que los acontecimientos se han precipitado. El principal valedor de Aguirre, Gil Marín, le ha puesto de patitas en la calle desde Dubai. Ni siquiera se lo ha dicho a la cara, sino por teléfono.

Si el Atleti no espabila, le veo luchando por no descender. Aguirre cumplió los objetivos que las cabezas pensantes del Atlético (Cerezo y Gil Marín) le habían marcado (entrar en UEFA y en Champions League) y no le ha servido para mantener el puesto. Buena suerte, Abel.