El nutricionista de la general El nutricionista de la general

"El hombre es el único animal que come sin tener hambre, que bebe sin tener sed, y que habla sin tener nada que decir". Mark Twain

Entradas etiquetadas como ‘UNICEF’

Semana mundial de la lactancia materna 2014 y amamantar en “cualquier sitio”

semana mundial de la lactacia materna 2014

Fiel a su cita, tras 21 ediciones anteriores y promovido inicialmente por OMS y UNICEF, estos primeros días de agosto se celebra la Semana Mundial de la Lactancia Materna (#SMLM2014) bajo el lema: “En el siglo XXI, amamanta donde sea, cuando sea!”. Esta edición, se explica desde el portal de la OMS, se establece con el fin de normalizar, en cualesquiera que sean las circunstancias que acontezcan, la práctica de la lactancia materna:

[…] para recordar a la población general que es preciso derribar los obstáculos más importantes que impiden a las mujeres decidir por sí mismas si quieren amamantar y durante cuánto tiempo. Entre estos obstáculos se cuentan la influencia de las prácticas culturales, la escasa orientación y el magro apoyo que ofrecen los hospitales y los servicios de salud, las prácticas inapropiadas de comercialización que utilizan los fabricantes y distribuidores de las preparaciones para lactantes y otros sucedáneos de la leche materna, y la ausencia de protección de la maternidad y de programas que abogan por la lactancia materna en el lugar de trabajo

Una práctica cultural perjudicial [que] está ligada a las presiones, tanto explícitas como implícitas, que imponen que no se debe amamantar en público. Muchas mujeres no se sienten cómodas para amamantar en público debido al ostracismo social que surge con demasiada frecuencia cuando lo hacen. Para superar este obstáculo, las madres deben sentir el apoyo social necesario para sentirse cómodas al amamantar a su bebé cuando éste lo desee, dondequiera que esté. Sea que esté en su hogar o en público, debe sentirse cómoda para amamantarlo cualquiera sea el sitio o el momento en que el bebé tenga hambre o necesite consuelo. Amamantar de esta manera transmite un mensaje claro y convincente a su familia, la comunidad y la sociedad de que la lactancia materna es natural, y ayuda a reestablecer en algunos entornos, y a incorporar en otros, la lactancia materna como un comportamiento normativo de la mujer moderna.

 

Comerías tú aquí

Poniendo en alza esta circunstancia, la dificultad que encuentran no pocas madres para dar el pecho a sus hijos en lugares públicos, por la que la siguiente campaña ha salido a la luz. Fruto de la iniciativa de dos estudiantes de diseño gráfico, Johnathan Wenske y Kris Haro de la University of North Texas, y ante lo “mal visto” que está en determinados ambientes el amamantar a un niño en público. Situación que suele “solucionarse” con las madres dando el pecho en los servicios del establecimiento más cercano para no “ofender” a nadie. Para ello han creado esta impactante obra con el lema “¿Comerías tú aquí?” en las que se ve a tres mujeres sentadas en el inodoro de sendos servicios públicos dando el pecho. En el texto de los posters se puede leer:

¿Comerías tú aquí? No hay leyes que protejan a las madres lactantes frente al acoso y el rechazo de amamantar en público, viéndose con frecuencia obligadas a realizar esta práctica en espacios aislados e incluso en los servicios públicos. Póngase en contacto con la administración pública y las autoridades sanitarias para expresar su apoyo a las madres que amamantan, porque un bebé nunca debería ser alimentado en dónde “la naturaleza llama” [hay que reconocer que el juego de palabras final no está nada mal pensado]

Cada una de las tres fotografías se acompaña con un elocuente título o lema: “Buen provecho”; “Mesa para dos” y “Cena íntima”.

Desde luego y en este sentido nos queda mucho camino, hacia delante, por recorrer.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interese consultar:

———————————-

Imégenes: OMS y Photo by Johnathan Wenske and Kris Haro

Lactancia materna, mucho más que el mejor alimento (I)

¿Viva la lactancia vs muera la lactancia?

Lactancia materna

Ayer dio comienzo un año más la Semana Mundial de Apoyo a la Lactancia Materna. Esta señalada primera semana de agosto ha sido escogida para conmemorar la publicación en 1990 de la denominada Innocenti Declaration (“Declaración de los Inocentes”, creo) firmada por responsables de UNICEF y de la OMS. Declaración que comienza más o menos con el siguiente texto:

La lactancia materna es un proceso único que pone al alcance de los recién nacidos una nutrición ideal que contribuye a su crecimiento y desarrollo saludable reduciendo al mismo tiempo la incidencia y gravedad de posibles enfermedades infecciosas. Todo ello reduce la mortalidad y morbilidad infantil al tiempo que influye de forma positiva sobre la salud de la mujer al reducir el riesgo de cáncer de mama y ovario, además de aumentar el tiempo entre posibles embarazos. También redunda en diversos beneficios tanto sociales como económicos y; cuando se lleva a cabo con éxito, proporciona en la mayor parte de las madres una sensación de satisfacción.

Desconozco las razones por las que cuando se toca el tema de la lactancia materna se terminan por levantar tantas susceptibilidades. Muchas veces, además, airadas. Y da igual el bando en el que estés, al final no es infrecuente que se termine hablando en términos de fundamentalismo, de radicalidad, de falta de perspectivas… Los unos hacia los otros y viceversa. Es triste, pero en este tema parece que solo se puede hablar en términos beligerantes: bandos, frentes, “defensores”, etcétera. Y a las pruebas me remito.

Tal y como yo lo veo, al final se trata de decisiones personales. Lo importante, desde mi punto de vista, es que esas elecciones se terminen realizando con la mayor y mejor información posible. Sin presiones, sin amenazas, sin chantajes (emocionales) tan frecuentes. Ni por parte de los profesionales sanitarios, ni desde luego por el círculo más cercano a la madre que finalmente será la que se decidirá por dar o no el pecho. O presiones también hacia a la unidad parental. Porque esa es otra, aunque no lo creas el padre de la criatura y pareja de la afectada también tiene, o debería tener, una voz a tener en cuenta al respecto (al menos en cuanto a la decisión definitiva de hacer una o otra cosa). A partir de ahí que cada uno vea. Como espero que te estés imaginando, no me refiero a cuando la lactancia materna deja de ser una alternativa (por la causa que sea), sino a aquellos casos en los que pudiendo optar por ambas soluciones se debate cuál de ellas seguir.

Lactancia materna

Cuando así sucede, cuando hay un adecuado aporte de la información sobre el tema, de sus posibilidades, de las facilidades y de los inconvenientes, de los riesgos y beneficios de cada una de las dos opciones… entonces las circunstancias, valores y preferencias personales que terminan por hacer decidirse por una u otra son absoluta y perfectamente respetables. No encuentro mejor expresión para  resumir mi opinión que el título que encabeza el segundo capítulo del libro de Julio Basulto “Se me hace bola”:

 

La madre que no da el pecho es tan buena madre como las demás. La que lo da también

 

Una vez dicho esto y trayendo de nuevo a colación mi opinión sobre lo idóneo de dar el pecho frente a la lactancia artificial, te sugiero que leas esta entrada, que en resumen viene a decir que:

Todas las madres deberían tener acceso a un apoyo especializado para iniciar y mantener la lactancia materna exclusiva durante 6 meses y garantizar la introducción oportuna de alimentos complementarios adecuados e inocuos, manteniendo la lactancia materna hasta los dos años o más.

Y hablando de esas madres que finalmente se han decidido por esta opción y de ese apoyo con el que deberían contar según la recomendación de la OMS, te emplazo al próximo post (lunes 5) en el que daremos cuenta del leitmotiv de esta edición que no es otro, tal y como reza la primera imagen que ilustra el post de hoy, que ese adecuado apoyo que es preciso brindar a aquellas madres que han decidido, libremente, convencidas y asesoradas de forma conveniente, dar el pecho a sus hijos.

Por cierto, si te manejas en Twitter se están utilizando las siguientes “etiquetas” para aludir a este tema: #LactanciaMaterna #Breastfeeding

———————————————–

Imagen: Jomphong via freegigitalphotos.net