El nutricionista de la general El nutricionista de la general

"El hombre es el único animal que come sin tener hambre, que bebe sin tener sed, y que habla sin tener nada que decir". Mark Twain

Con un par: dimite más del 60% del Comité de Lactancia Materna a raíz de una campaña publicitaria

Lactancia materna

Hay cosas que le remueven las entrañas a uno. A cada cual lo suyo, eso es cierto, pero creo que los ejemplos palmarios sobre la integridad profesional (se cobre o no, más aun si es que sí) es una de ellas… y más aun cuando se tiene presente en la memoria la cotidiana y omnipresente carátula de la mayor parte de telediarios e informativos (a día de hoy, tristemente, parece que no hay que depender demasiado de la memoria sobre estos temas).

El caso que hoy os traigo es una cuestión de “dignidad… siempre dignidad” (dignity… always dignity es una frase mítica pronunciada por Gene Kelly al principio de la genial película “Cantando bajo la lluvia”, peli que recomiendo ver en familia en especial si tienes niños pequeños y/o te gustan los musicales del tipo “no plomazo”)

Bueno, manos a la obra, el caso que hoy os traigo es uno de esos, de los que se hacen buena la frase dignidad… siempre dignidad (son pocos pero haberlos haylos). Resulta que más del 60% de los miembros del Comité de Lactancia Materna pertenecientes a la Asociación Española de Pediatría (AEP) han decidido dimitir de su cargo cuando esta Asociación ha prestado su logo al avalar una publicidad de un producto sustitutivo de la lactancia materna de una conocidísima marca del sector alimentario. Una muestra de coherencia y valentía, una especie de “tú podrás hacer lo que quieras, pero no cuentes conmigo para ello”.

“El conflicto”

Por lo que sé (y que se me corrija en donde me equivoque)  en lo que llevamos de año el órgano de expresión científica de esta Asociación, la revista “Anales de Pediatría”, ha contratado en la contraportada de su versión editada, en todos sus números, el anuncio de una leche artificial destinada a los bebés nacidos por cesérea. En esta publicidad se da a entender que con esta fórmula láctea se reduce en un 46% el riesgo de infección gastrointestinal en el recién nacido (en este caso por cesárea). De esta forma se promueve la lactancia artificial por encima, al parecer, de la posibilidad de la lactancia materna. Una alternativa obviada, olvidada, ignorada, ninguneada y así, menospreciada, al estar ausente en el caso de los nacimientos por cesárea. La publicidad se acompaña, a toda página, de una impactante imagen en la que se ve “sacar” un feto, tirando de su cabeza desde la incisión en el abdomen de la madre, es decir de una cesárea en toda regla. La polémica (fotos aparte) viene cuando hay que responder a esta pregunta: ¿acaso los bebés nacidos por cesárea no tienen derecho a la mejor de sus opciones alimentarias que es, ya lo digo yo (y la OMS) la lactancia materna?

Al parecer, la reiterada publicidad con la inclusión mínima de un escueto faldón relativo a que la leche materna es el mejor alimento para el lactante en sus primeros meses de vida ha propiciado que más del 60% del colectivo que conforma el Comité de Lactancia Materna pertenecientes a la Asociación Española de Pediatría haya dicho que… ¡basta ya!

Basta ya, por ejemplo, de violar el Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna que en su artículo 7.2 se cita textualmente que:

La información facilitada por los fabricantes y los distribuidores a los profesionales de la salud [recordemos que estamos ante el órgano de comunicación oficial de la AEP] a cerca de los productos comprendidos en las disposiciones del presente Código debe limitarse a datos científicos y objetivos y no llevará implícita ni suscitará la creencia de que la alimentación con biberón es equivalente o superior a la lactancia natural.

El caso es que tal y como se aprecia en la publicidad mencionada, la información que se ofrece aparenta ser totalmente partidista, dando a entender que ante una cesárea la alimentación del bebé a base de leche artificial (de la marca anunciante por supuesto) evitará en un 46% el riesgo de padecer una infección gastrointestinal. Al hacerlo de este modo omiten de manera se supone que intencionada, claramente tendenciosa y posiblemente contraria a la legalidad, el papel protector de la leche materna en este tipo de circunstancias.

Es triste, muy triste, pero resulta que los vínculos de la industria alimentaria con las asociaciones y sociedades científico-médicas son, con no poca frecuencia, motivo de vergüenza. Ya comenté en esta entrada que muchos de los avales que lucen algunos de los productos alimenticios son bochornosos. Afortunadamente, por detrás de Asociaciones de lustroso nombre y apellido hay personas (algunas) que deciden mantener una sobriedad profesional al margen de cualquier interés. Todo un espejo en el que buscar referencias.

Chapó por ellos.

———————————–

Imagen: Jomphong via freegigitalphotos.net

94 comentarios

  1. Dice ser Gema

    Entiendo perfectamente que la OMS diga que lo mejor es la lactancia materna, vale, está demostradisimo, entiendo que haya una ley que obligue a la publicidad a decir, que la leche artificial siempre va detrás de la materna, pero no entiendo que no puedan darnos publicidad sobre las ventajas de esas leches, sobre cuales son mejores o peores, sobre los beneficios sobre el niño….
    Resulta que no todas las mujeres pueden dar pecho, no te digo las que no quieren, que pasan de lo que les digan, y lo tienen claro desde el principio, te digo las que quieren, las que lo intentan, las que se hacen heridas en los pezones y dan a sus hijos de mamar mientras se les saltan las lágrimas del dolor, las que quieren dar lo mejor a sus hijos, porque resulta que “si das leche artificial le estas negando a tu hijo los mejores cuidados y la mejor alimentación posible” que te hacen creer que eres una madre mala y egoista por no esforzarte suficiente. Y encima, después de todo esto, no sabes que leche comprar porque no les dejan darte muestras ni publicidad, ni sabes cual es mejor ni las más recomendable para tu hijo.
    Sé que la lactancia materna es lo mejor, y yo lo intenté hasta que mi hija vomitó la sangre que había sacado de mi pecho, en ese momento dije basta, esto no es lo mejor para ella, bajé a la farmacia y gracias a ellos, que no sé si saltándose la ley o simplemente siendo unas personas normales y consecuentes, me presentaron todas las marcas y me explicaron lo que lleva cada una.
    La lactancia materna puede ser lo mejor si va bien, pero si no, hay muchas leches, muy preparadas, muy bien hechas, y totalmente válidas y saludables para el bebé, basta ya de decir lo contrario y demonizar la leche artificial.

    17 julio 2013 | 09:39

  2. el-nutricionista-de-la-general

    Gema, desconozco los motivos que te han llevado a terminar por publicar un comentario como el que has escrito en esta entrada. No sé que has leído o has debido de interpretar para decir lo que dices y cómo lo dices. Estoy de acuerdo contigo aunque, sinceramente, creo que no has entendido el post de hoy. Saludos

    17 julio 2013 | 09:50

  3. Dice ser Gema

    He leido y entendido que han dimitido un 60% del comité de lactancia materna de la asociación española de pediatria porque en una revista avalada por esta institución aparecía publicidad de una leche artificial, y que os parece muy loable y honorable que lo hayan hecho. Yo creo que ese 60% forma parte de esos fanáticos que se empeñan en que las madres que no podemos dar el pecho nos sintamos culpables y creamos que tenemos que agachar la cabeza antes de admitir con un mea culpa que damos biberón a nuestros hijos. Así que para mí, y muchas madres, ese 60%, de honorables no tienen nada. De hecho, no creo que esa dimisión haya sido tanto por valores, sino un toque de atención a la asociación española de pediatria, diciendo que si avalan leches artificiales frente a lo que ellos dicen les van a poner en contra a todas las asociaciones de lactancia.

    17 julio 2013 | 10:20

  4. Dice ser solopensaba

    Han dimitido por violar el Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna que en su artículo 7.2 cita textualmente que:

    La información facilitada por los fabricantes y los distribuidores a los profesionales de la salud [recordemos que estamos ante el órgano de comunicación oficial de la AEP] a cerca de los productos comprendidos en las disposiciones del presente Código debe limitarse a datos científicos y objetivos y no llevará implícita ni suscitará la creencia de que la alimentación con biberón es equivalente o superior a la lactancia natural.

    En esta vida hay que ser consecuente, si hay reglas, a cumplirlas, se podía extrapolar a muchos ámbitos de la sociedad de hoy en día….y quizá, sólo quizá, nos iría mejor.

    El sentirse culpable o no de dar biberones o dar el pecho o lo que sea es un sentimiento personal de cada uno, como madre, una siempre quiere lo mejor para sus hijos, cada una como buenamente puede y sabe…ya sea con biberon o con lactancia materna. Es más un tema de autoconfianza que lo que piensan y quieren los demás.

    17 julio 2013 | 10:31

  5. Dice ser Eduo

    Hola.

    A aquellos de nosotros que no tenemos a mano la publicidad o marcas de las que hablas nos es imposible ver nosotros mismos los hechos que comentas. Puesto como está, sólo puede ser 100% claro para quien ya sabe y esta familiarizado sobre el tema.

    Entiendo lo de poner cosas como “una conocida marca” y un enlace a la revista que no lleva a ver el anuncio en cuestión, pero para los que no estamos puestos no nos estás dando forma de contrastar directamente y poder hacernos una idea y queda como un “y esto es así porque lo digo yo, no lo tienes que verificar”.

    No digo que se les haga publicidad (aunque honestamente no veo qué publicidad puede ser que te pongan en vergüenza y evidencia) pero se puede enlazar a la página escaneada en cuestión, por ejemplo, para dejarnos ver de lo que hablas mientras leemos la opinión.

    17 julio 2013 | 10:58

  6. Dice ser Lidia

    GEMA,

    En la publicidad se da a entender que LO MEJOR para los bebés nacidos por cesárea es la leche artificial, en lugar de la leche materna, no se está hablando de que no se pueda publicitar la leche artificial, ni que las madres que no pueden dar pecho, no puedan dar a sus hijos leche artificial (porque está pensada justamente para esos pocos casos). Son dos cosas claramente distintas.

    Creo que tus propias frustraciones han hecho que leas este post sin fijarte en lo que realmente dice y has sacado las cosas fuera de contexto totalmente. El mundo no está en contra de las madres que no dan pecho, voluntariamente o no. Simplemente que los padres tienen derecho a saber que la lactancia materna es lo mejor para sus bebés y hace años que no se lanza ese mensaje. Y para muestra un botón ( https://www.youtube.com/watch?v=HW6LctXn1AM ) Se puede publicitar la leche artificial, pero nunca dando el mensaje de que es la mejor opción para el bebé, sino un recurso alternativo para las madres que no pueden/quieren dar el pecho.

    17 julio 2013 | 11:29

  7. Dice ser Lupidilup

    EDUO, no sé porqué el nutricionista no ha querido en esta ocasión poner el anuncio del que habla, es una pena. Creo que se refiere a este http://www.telasmos.org/espanol/imagen.asp?id=1554

    17 julio 2013 | 11:34

  8. Dice ser Gema

    Pues si es ese pone bien claro abajo que la lactancia materna es mejor que cualquier otro alimento, así que no sé porque dicen que incumple la ley, solo está diciendo que los niños que nacen por cesaria tienen más necesidad de determinadas cosas, que esa leche contiene.

    17 julio 2013 | 11:58

  9. Dice ser Julio Basulto

    Chapó por ti, Juan. Sin más.
    Julio

    17 julio 2013 | 11:58

  10. Dice ser UnaNutri

    Gema,
    Tienes una parte de razón, y otra parte no.

    Lo que se denuncia en este artículo no es que se haga publicidad de las leches artificiales, sino que sea publicidad engañosa. Decir que reduce el riesgo de infecciones gastrointestinales da a entender que lo reduce frente a la lactancia natural, cuando probablemente lo que quieren decir es que lo reduce frente a OTRAS LECHES ARTIFICIALES y eso no lo han aclarado, por lo tanto es ENGAÑOSO.

    Por otro lado, estoy de acuerdo contigo en que últimamente hay algunas personas extremistas de la lactancia materna, de la crianza con apego y de mil historias más, con las cuales estoy totalmente de acuerdo, pero que no todo el mundo puede llevar a cabo por motivos varios. Estas personas en lugar de apoyar a las madres que deciden no amamantar a sus hijos, la mayoría de las veces por complicaciones en el amamantamiento, en lugar de dar apoyo e información sobre las opciones que hay, de dedican a culpabilizar a la madre. Si te ha pasado esto, te mando todo mi apoyo.

    Saludos

    17 julio 2013 | 12:18

  11. Dice ser Sicoloco del casting de Foolyou

    mamar mamar.

    17 julio 2013 | 12:47

  12. Dice ser Marta

    Me encanta el artículo y me encanta lo de “Dignidad, siempre dignidad”. Hace mucha falta que uno sea consecuente con lo que cree y no se deje avasallar.

    Independientemente de que luego, cada madre, opte por la opción que sea capaz de llevar adelante a la hora de dar la leche a su bebé. Yo tengo 3 y con el último todavía sigo con lactancia materna, y cumple los 2 años dentro de 1 semana. Pero respeto que cada madre haga lo que pueda…

    Eso sí, como está demostrado que lo mejor es la lactancia materna, desde las instituciones (y más desde la Asociación Española de Pediatría), deberían dejar claro, sin lugar a dudas, y sin publicidad engañosa y que pueda conducir a equívocos, que la lactancia artificial es una opción cuando no sea posible la lactancia materna. No vale poner su sello, avalando un producto (y cobrando por ello, no creo que quepa duda) y luego añadir debajo, para disculparse, lo de que la lactancia materna es mejor.

    Enhorabuena por el artículo y que ninguna mamá se sienta aludida, porque el artículo simplemente alaba la valentía del Comité de Lactancia Materna, y el comportamiento erróneo de la Asociación Española de Pediatría.

    17 julio 2013 | 12:57

  13. Dice ser ElChato

    Menudo pastón habrán soltado los de Nestlé para publicar eso en la revista de la AEP.

    17 julio 2013 | 12:59

  14. Dice ser Rosa

    Gema, al leer el artículo me he sentido exactamente igual que tú. Yo quise dar de mamar a mi hijo, lo deseaba con todas mis fuerzas, lo intenté y no pude. Simplemente no tenía leche y mi hijo a punto estuvo de la deshidratación por mi cabezonería de darle el pecho. A las madres que damos biberón, POR EL MOTIVO QUE SEA, se nos demoniza considerando que somos vagas, o que nos preocupan más nuestras tetas que nuestros hijos, y te hacen sentir que al darle el biberón le estás dando veneno, que no te va a querer porque no se va a formar el famosisimo vínculo con el bebé y que va a estar enfermo toda su vida.

    Entiendo que la finalidad del artículo no era esa, pero la forma de expresarse y de decir las cosas también cuenta, y ya digo que yo me he sentido “acusada” al leerlo. Tal vez sean mis propios fracasos o traumas, pero creo que decir que la leche materna es lo mejor para el bebé no debe suponer decir que la leche artificial es mala. Es OTRA opción. Y no es mala. Y el mismo apoyo merece la madre que le da el pecho a su hijo como la que no lo hace.

    17 julio 2013 | 13:16

  15. Dice ser Nobe

    Gema, te entiendo perfectamente. Cuando nació mi hijo por cesarea (cosa que ya fue algo traumatica ), no me subió la leche en 6 días, y en el hospital las enfermeras se negaban a darme biberones, diciendo que lo intentara que lo intentara, y el pobre de mi hijo llorando de hambre. Hasta que me canse y me plante y les dije o que me daban un biberon o me iba a la farmacia a compralo yo misma. A veces lo único que consiguen con tanta cabezonería es traumatizar y frustar a las madres que ya de por sí están sensibles. Yo acabé llamandoles la secta de la teta.

    17 julio 2013 | 13:40

  16. Dice ser Patricia

    Yo soy mamá de una bebita que nació por cesárea y no puedo más que afirmar que los bebés nacidos por cesárea tienen las mismas necesidades que los nacidos por vía vaginal y, por supuesto, siempre el mejor alimento para ellos será la leche materna. Ninguna alimentación artificial protegerá al recién nacido, ya sea de infecciones gastrointestinales o de lo que sea, más y mejor que la leche materna. No es ser radical o extremista, es la realidad.
    A partir de ahí, la elección que cada madre adopte con respecto a la alimentación de sus hijos, es algo muy personal y totalmente respetable. Nadie debe sentirse menospreciado o juzgado por optar por una alimentación u otra.
    Lo importante es pensar en el bebé y en qué es lo mejor que puedes hacer por él.

    17 julio 2013 | 13:44

  17. Dice ser Gema

    Gracias Rosa y Nobe, pensaba que era la única que se había sentido mal con el artículo.

    17 julio 2013 | 14:00

  18. Dice ser Loreta Sanchis

    No entiendo lo de sacar las cosas de quicio. Cada madre hace lo mejor para su bebé. Ni se demoniza a las de los biberones, ni se santifica a las de la leche materna.
    Yo tengo dos hijas. La primera nació por parto vaginal, y le di el pecho hasta los 4 meses, que se me retiró la leche. Encantada de la vida. Pasé todo el verano sin preocuparme de la esterilización de biberones, si tomaba mucho o poco. Al revés, mientras más mamaba, más leche me subía.
    La segunda nació por cesárea y estuvo en la incubadora. A pesar de especificar, claramente, que iba a ir a darle todas las tomas (encargué a una enfermera que me avisara por la noche), cuando llegaba, ya le habían dado el biberón. De esta manera, la niña no mamaba con la suficiente fuerza (le parecía más cómodo el biberón), y por tanto, no tuve las subidas de leche que con la primera, con lo que tuve que empezar con biberones. Por tanto, a veces los sistemas dependen de los hospitales, y no de la madre. Evidentemente, yo no podía llevarme a mi hija de la incubadora.

    17 julio 2013 | 14:01

  19. Dice ser Gema

    Patricia, estoy de acuerdo contigo, “lo importante es pensar en el bebé y en que es lo mejor que puedes hacer por él”. Para mi bebé y el de muchas otras lo importante era estar alimentado, no dejar que se deshidratara y que no tragase sangre. Lo mejor para mi bebé era mandar a tomar por culo la teta y darle un buen biberón. En su día consiguieron que me sintiera culpable y mala madre, ahora ya sé, que fue la mejor decisión que pude tomar para mi hija.

    17 julio 2013 | 14:03

  20. Dice ser amanda v.

    Yo he tenido a mis hijos por cesárea y lo tuve muy claro: LACTANCIA MATERNA DESDE EL PRIMER MOMENTO!.
    No entiendo el porqué tiene que estar reñida una cosa con la otra.

    17 julio 2013 | 14:27

  21. Dice ser Marisa

    Hola, me encanta tu blog . Lo leo siempre pero nunca me he animado a escribir. Hoy va a ser la excepción.
    Tengo tres hijos, los dos mayores nacieron por parto natural y el tercero por cesárea. Si que tuve al inicio dificultades con la lactancia con el mayor , creo que por falta de experiencia y porque recibí poco información en general. Me resultó muy duro y difícil al principio pero cuando le cogí el tranquillo todo fue como la seda.Con el pequeño , el de la cesárea , la lactancia fue estupenda desde el primer día .Es un mito el tema de la cesárea y la lactancia materna y con ese anuncio lo que hacen es “sugerir” que esa es la mejor opción.Lo que hay que hacer es apoyar a la madre y ayudarla porque no es sencillo dar de mamar si no se sabe como hacerlo y muchas veces nos llega información contradictoria.
    Para mi son igual de respetables las dos opciones , el biberón o la leche materna pero no me parece bien que haya madres que quieran dar de mamar a sus hijos y no lo hagan porque no encuentran el apoyo necesario
    Un saludo

    17 julio 2013 | 14:32

  22. Dice ser Elyssa Nutricionista

    Primero decir que me encantó tú articulo. “Las de la teta” ya lo habíamos comentado hace tiempo. Segundo, a las mamás que se siente “aludidas” con estos temas:
    Gema no pasa nada por no dar la teta, pero tampoco le pasaba nada a tu bebé por tomar esa sangre. Cuando existen esos problemas una opción es ir a los grupos de apoyo donde te pueden asesorar. Yo tuve grietas, infectadas nada menos, y me ayudaron muchisimo. Me mandaron a una médico especialista y me mandó tratamiento y aquí seguimos dando pecho después de 26 meses. Por cierto que mi niño nació por cesárea. Se puede, claro que se puede, es muy duro a veces y hace falta mucha ayuda y mucho apoyo.
    “Las que damos teta” no somos más madre que nadie. Yo soy niña de biberón y aquí estoy, más sana que una pera y mi madre es la mejor del mundo. Pero tampoco es normal que al hablar de lactancia materna os sintáis atacadas.
    Está claro que la lactancia materna es lo mejor, insustituible, lo natural y que hay mucha desinformación y falta de ayuda a las futuras madres y nuevas mamás para que sea posible. También es cierto que para cuando no se pueda dar hay leches cada vez mejores.
    En fin, que lo que no puede ser es que haya ese tipo de publicidad engañosa en una revista profesional. Porque ya son muchos profesionales lo que confunden a las madres con estas cosas y que no tienen ni idea de lactancia.

    17 julio 2013 | 14:35

  23. Dice ser Rosa

    Entiendo y defiendo que la leche materna es lo mejor para el bebé. Pero la leche de fórmula NO ES MALA. Hay que fomentar la leche materna, pero sin caer en el error de desprestigiar a la leche de fórmula.

    El problema, y que curiosamente me he encontrado en mi entorno muy a menudo, es que SÍ SE DEMONIZA a las madres que no dan pecho. Desde el hospital, pasando por la matrona, por la pediatra hasta llegar a tu suegra/madre/vecina/prima/amiga…………que si das el pecho durante 5 años todo el mundo te dice que eres una madre maravillosa que adora a sus hijos y se sacrifica por ellos. Pero si dices que le has dado biberón todo el mundo se vuelve y te dice “Por qué????? si la leche materna es lo mejor”.

    Ya……..también es lo mejor gastarse dinero en zapatos anatómicos y muchos niños llevan zapatos de chino……….y ropa 100% algodón y luego llevan todo de Primark……….y comer 5 raciones de verduras y frutas al día y los niños meriendan bollicaos…………y hacer 1 hora de ejercicio al día y se pasan media tarde viendo la tele………..y que estudien inglés, alemán, francés y chino para tener más oportunidades en el futuro……..pero nadie critica a las madres que no lo hacen, ni las Comisiones administrativas dimiten en bloque por esas cosas…………ni hay artículos en los periódicos loando su gesta.

    Lo mejor es que cada madre pueda elegir en libertad lo que mejor considere para sus hijos. Loar la lactancia materna me parece adecuado, pero por qué no se hace lo mismo con la lactancia artificial para todos aquellos casos en que la materna no es posible? por qué no se pone en las revistas ni en las consultas de los pediatras ni en los hospitales? No, es la teta o nada, la teta o veneno, la teta=buena madre, biberón=mala madre.

    17 julio 2013 | 14:53

  24. Dice ser Fernando

    Muy bien hecho. Los que han quedado sabrán por que lo hacen, pero no tienen ni la más mínima legitimidad.

    Se ve que ha escocido y ya tenemos al la primera TOPO (GEMA) de la industria alimentaria.

    Como descubrir a un topo:
    – Ignora por completo el tema del post y echa su discurso, muy melodramático pero totalmente fuera de lugar.
    – Al ser respondida, sigue ignorando totalmente el texto y se va por soleaes…

    Que triste que la industria sea así…

    17 julio 2013 | 15:02

  25. Dice ser Marta

    Gema, estoy completamente de acuerdo contigo. Soy nutricionista y cuando estudiaba me inculcaron hasta la saciedad sobre la importancia de la lactancia materna, pero una cosa es la teoría y otra la realidad. Yo sufro problemas hormonales y a los 2 meses se me retiró la leche después de haber probado todo tipo de técnicas y consejos para potenciar su producción y ver como mi hijo lloraba y se enfadaba por no quedar saciado. Estuve dos días llorando y sintiéndome fatal por no poder amamantar a mi hijo hasta que vi que con la leche de fórmula crecía igual de fuerte y sano y ahora que tiene 4 años sigue igual de fuerte y sano y es de los que menos enfermo se pone en el colegio.
    Además, al ser nutricionista conozco casos de bebés nacidos por cesárea que han tenido que ser alimentados con leche de fórmula porque a sus madres les ha tardado muchos días en subir la leche y luego se han acostumbrado a la tetina y no quieren mamar o que han tenido problemas para instaurar después la lactancia.
    Aunque la lactancia es la mejor opción creo que se presiona demasiado con este tema y no hay que olvidar que debe ser una elección y no una obligación.
    No veo ningún motivo de alarma en que se publiciten leches de fórmula, ya que cuando la lactancia materna no es una opción, es necesario estar bien informado para poder escoger una leche con criterio.
    Me parece exagerada la reacción del comité, ya que hoy en día la gran mayoría de asociaciones y entidades se venden a la publicidad para obtener ingresos, y por lo que he leído en todos los comentarios de esta página, no han incumplido la normativa. El comité no sé de que se sorprende, ya que la mayoría de la publicidad que vemos todos los días en prensa y tv juega siempre al límite con la legalidad. Por todos es sabido que se juega con las palabras y se aprovechan los vacíos legales, el que crea todo lo que se dice es un ingenuo.

    17 julio 2013 | 15:20

  26. Dice ser Gema

    Mira Fernando, de TOPO nada, como he dicho hice todo lo posible por dar lactancia materna a mi hija, pero no pudo ser, y desde ese momento me he sentido atacada por matronas, médicos, amigos, familiares, conocidos, e incluso desconocidos que se atreven a opinar sobre el tema. Así que creo totalmente que mi discurso si va sobre el tema, y es que me parece ridículo que estemos ensalzando a unos fanáticos (porque los de lactancia materna a costa de lo que sea son unos fanáticos) por dimitir por un anuncio. Creo que esos anuncios deberían estar permitidos, deberían prohibirlos si dijeran mentiras y esa leche no contuviese lo que promociona, pero no por decir que es una leche con determinadas características. Nadie se echa las manos a la cabeza porque promocionen determinadas cremas o pañales para bebés, pero es un delito informar a las madres que utilizan leche artificial de cual es la mejor o de las características de unas u otras.
    Y ojalá estuviera en la industria como tu dices, porque me habría ahorrado un buen dinero en leche, que para ser un articulo de primera necesidad no veas si es cara.

    17 julio 2013 | 15:36

  27. Dice ser Marisa

    Hola Rosa , en eso tienes razón ,hay gente muy maleducada que sin saber las circunstancias de cada uno se atreve a dar lecciones a los demás .Si das mucho tiempo de mamar a tus hijos , en mi caso 3 años y medio al mayor , 4 años a la mediana y 4 y medio al pequeño , también tienes que oír de todo, de verdad. Pero bueno , no hay que darle demasiada importancia También te doy la razón en lo de las cinco raciones de verdura y fruta , deporte y todo eso que comentas. La cosa no acaba con la lactancia , la crianza de un hijo es algo complejo que no se limita en absoluto al tema de la lactancia.
    El problema es que durante muchos años se pusieron muchas trabas a la lactancia materna y entonces las madres , la mía por ejemplo, no tenían otras opciones de información .
    Por eso me parece muy importante informar y ayudar a las madres en todos los sentidos.
    Un saludo

    17 julio 2013 | 15:36

  28. Dice ser Elyssa Nutricionista

    Vaya! y por qué será que tanto yo como amigas y compañeras solo nos hemos encontrado por el camino con profesionales que decían todo lo contrario al más mínimo problema?? “Dale biberón si es lo mismo!!” “con el biberón se crían igual!!” y no solo profesionales de la salud (médicos, pediatras, enfermeros) sino familiares.
    Vuelvo a insistir, hay grupos de apoyo y profesionales expertos que pueden ayudar cuando hay problemas, incluso hormonales Marta. Hay muchas mamás con hipotiroidismo dando pecho. Solo nos hace falta información y profesionales bien formados y este tipo de anuncios confunde.

    17 julio 2013 | 15:39

  29. Dice ser Massima

    Mi hija mayor nació por cesárea, fue muy complicado y la niña nació casi en el otro barrio, no estaba terminada de formar, pero después de unas horas en reanimación me la trajeron para que intentara darle el pecho. Me la metieron en la cama y de costado con la sonda y el suero puestos conseguí que cogiera el pecho, así estuvimos una semana y luego le dí el pecho hasta los 24 meses, ahora tiene 10 años y es fuerte como una roca. A la niña de mi compañera de habitación la dejaron 1 mes y medio en la incubadora, a la madre la dejaban que se la pusiera en el pecho a ratos para que el bebé notara el contacto, pero como no tenía fuerza suficiente para succionar, la madre se sacaba la leche y luego se la daban al bebé en biberón.

    17 julio 2013 | 15:48

  30. Dice ser eduardo

    Muy interesante y estoy de acuerdo

    ¿Y para cuando un artículo criticando al presidente de tu asociación, el señor Russolillo, poniendo de alguna forma “vuestra marca” a otros productos como los cereales Special K y el jamón serrano?

    https://www.youtube.com/watch?v=ihPHBAh9ZOU
    https://www.youtube.com/watch?v=Pk_IOLMEpiE

    17 julio 2013 | 15:49

  31. Dice ser Gema

    Elyssa Nutricionista, me parece genial que hayas querido y podido dar el pecho hasta los 26 meses, pero también has dicho que a pesar de tener grietas infectadas, y yo me pregunto, ¿de verdad es necesario pasar por eso? yo no creo que se sea mejor madre por soportar más dolor para dar de mamar, si tienes grietas infectadas, dejas de dar el pecho y das biberón, que no es malo, igual no es igual de bueno, pero con las leches de ahora casi lo es, yo quiero ser una buena madre, pero no quiero ser una mártir, no quiero acordarme toda la vida de que di el pecho a pesar de las grietas infectadas, quiero recordar que solo pude dar pecho mes y medio, pero que fue una experiencia muy bonita, a pesar de lo que intentaron hacer de ella los de alrededor.

    17 julio 2013 | 15:54

  32. Dice ser Massima

    Gema, yo tuve grietas que se infectaron y llegaron a mastitis, dolía, pero poniendo las dos cosas en una balanza lo que pesaba más era que mi niña se alimentara con leche materna. Lo de las grietas fueron sólo unas semanas, luego le dí el pecho a mi niña hasta los 24 meses. No me parece en absoluto un sacrificio.

    17 julio 2013 | 16:28

  33. Dice ser María

    Lo siento por todas las madres que se hayan sentido aludidas, pero siento deciros que el tema del post no va de madres. El tema del post va de la publicidad que aparece en la revista de un organismo (AEP) que supuestamente apoya la lactancia materna como forma ideal de nutrición para los bebés. El hecho de que la lactancia materna es superior a la artificial cuenta con la evidencia de toda una legión de estudios científicos que han encontrado que se adapta a las necesidades del bebé en cada etapa y que además aporta sustancias para favorecer el sueño y reforzar las defensas con las que por desgracia no cuentan las leches artificiales. Pues bien, si esta superioridad está fuera de toda duda, ¿por qué en el anuncio se quiere hacer creer que “esa” leche artificial en concreto es mejor que la leche materna para determinados problemas que puedan tener los bebés nacidos por cesárea? Eso es sencillamente falso y podría inducir a madres que hayan sufrido cesárea a elegir esa forma de alimentación frente a la materna precisamente para tratar de darles “lo mejor” a sus hijos. Lo correcto habría sido no anunciarlo o en todo caso anunciarlo correctamente, dejando la leche materna fuera de esa comparativa. Es como si este mismo organismo anunciara los bollycaos como una merienda estupenda. Está claro que no son veneno y que tienen algunas cualidades nutricionales, pero también está claro que hay opciones mejores.

    17 julio 2013 | 16:54

  34. Dice ser Iman Mahdi

    MI CASO NO ES ÚNICO

    La tozudez de la “liga de la leche” y similares extremismos con la lactancia materna ha traído más de un problema a algunos padres, entre los que me incluyo.

    Mi hija nació con una leve hipotonía, y la tozudez del personal sanitario acabó dando con una grave deshidratación de mi bebé y su consecuente paso por neonatología.

    Casi se muere de hambre por las gilipollleces de unas personas extremistas a más no poder.

    Manda cojones que un bebé casi se muera de hambre dentro de un hospital.

    Tendrán su título de medicina o enfermería, pero su analfabetismo y cabezonería casi acaban con mi hija. Gracias a Dios ya lo hemos puesto todo en manos de la justicia y parece que alguien se quedará en su casa recapacitando durante muchos años.

    España es un país de paletos, que está mandado por gente paleta con mejor o menor buena voluntad.

    Dejad a los padres decidir, y callaos la boca. Listillos de pacotilla.

    17 julio 2013 | 18:07

  35. Dice ser Iman Mahdi

    Me he pasado 10 minutos escribiendo lo que me ha sucedido con mi hija y la cabezonería del sistema sanitario con la leche materna y no me lo habéis publicado.

    ¿por qué?

    MI HIJA NACIÓ CON HIPOTONÍA y la cabezonería de los sanitarios con alimentarla con leche materna acabó en una grave deshidratación y desnutrición que casi la mata de hambre ¡¡ EN UN HOSPITAL !!

    Si tu hijo/a no come del pecho, que le den al médico con sus opiniones y aliméntale con leche preparada.
    Cualquier cosa es mejor a que tu hijo/a tenga que ser hospitalizado en neonatos de urgencia por una deshidratación o desnutrición como ocurrió en mi caso. Y no es un caso único.

    El de “mamar mamar” tiene más derecho que yo o es que no queréis que se sepa?

    La próxima vez que se me quite este comentario, pediré explicaciones por email, ya que no creo que los responsables estén al tanto.

    17 julio 2013 | 18:40

  36. Dice ser Lector

    Todo es un negocio en esta vida. Por cierto ¿sois partidarios de poder dar de mamar a los bebés en cualquier sitio público? http://xurl.es/bqq4r

    17 julio 2013 | 18:56

  37. Dice ser Jemina

    Completamente de acuerdo con tu artículo, Juan.

    Sobre la eterna guerra de que defender la lactancia materna es automáticamente atacar la lactancia artificial y a quienes dan bibes….. ya me he cansado de ella.

    Seguiré con mi batalla contra la industria de la alimentación infantil para que dejen de engañar a esas madres. A ver si así conseguimos que ellas consideren que las atacamos a ellas y se den cuenta de que lo que estamos es defendiéndolas de los verdaderos lobos con piel de cordero.

    Un saludo

    17 julio 2013 | 19:26

  38. Dice ser Raquel

    Mi hija nació hace 1 mes y medio por cesarea, pesando 3,830 Kg. Nada más nacer se la dieron al padre con 1 biberón, porque dijeron que una niña tan grande podría tener una hipoglucemia. Tardé en ver a mi hija , ya que estuve en reanimación 5 horas. ¿Qué queríais que estuviese todas esas horas sin comer?. En cuanto pude la empecé a dar el pecho ayudándola con biberón, solo con el pecho el primer día perdió 200 gr por lo que me recomendaron que la ayudara . En cuanto me subió la leche(4 días) ya no tuve que ayudarla y por ahora su lactancia es exclusivamente materna Si mi hija iba a pasar hambre, bienvenido el biberón .Basta ya de hacernos sentir mala madre por no dar el pecho en todo momento y los años que dicen,porque cada mujer tiene sus circunstancias, y dar el pecho no es un camino de rosas.
    Que cada una elija lo que crea que es mejor, para su bebe y para ella. Se nos puede informar pero nunca obligar, que hay veces que parecen talibanes de la lactancia

    17 julio 2013 | 19:26

  39. Dice ser Jemina

    En mi anterior comentario falta una palabra que hace que cambie el significado de la frase,

    decía que A ver si así conseguimos que ellas NO consideren que las atacamos a ellas y se den cuenta de que lo que estamos es defendiéndolas de los verdaderos lobos con piel de cordero.

    17 julio 2013 | 19:28

  40. Dice ser Yo

    Parece mentira que a estas alturas de la evolucion entremos en debates tan insustanciales como si “soy mejor amdre porque doy la teta o el biberon”. Anda venidme con ese cuento dentro de 18 anhos cuando vuestros hijos tengan problemas de verdad.
    En cuanto al articulo me parece genial, es como todo, las grandes marcas tienen dinero para hacer el tipo de publicidad que quieran y parece que tenemos que aguantarnos con ello? Pues NO.

    17 julio 2013 | 21:20

  41. Dice ser guasus nin

    Un rollo, has contado un rollo infumable e ininteligible para decir una noticia o para llenar el espacio:
    La gente que pertenece a… ha dimitido en la cantidad de …% de sus socios, debido a que dicha: …. ha cedido la imagen a una empresa privada del ramo de la alimentación.

    17 julio 2013 | 22:04

  42. Dice ser Noetheriana

    Creo que en estos temas hay un problema de fondo, y es que las madres nos dividimos en “mamás de teta” y “mamás de biberón”, cuando todas somos mamás, muy buenas mamás, y las mejores que pueden tener nuestros hijos. Si una mamá decide dar biberón, está claro que es porque considera que eso es lo mejor para su hijo. El problema está, bajo mi punto de vista, en la falta de profesionales con formación específica en lactancia materna. Mi experiencia me dice que en cuanto hay el más mínimo problema con la lactancia, lo primero que se hace es recomendar biberón, y en particular las mujeres a las que nos han rajado el útero (siento ser tan explícita, pero me gusta llamarle a las cosas por su nombre) somos especialmente vulnerables con respecto a la lactancia, ya sea por separación madre-bebé, ya sea por la incomodidad que supone amamantar a un bebé con el abdomen lleno de puntos, o incluso por la herida emocional y la falta de autoconfianza en las capacidades de una después de una cesárea. Por eso este anuncio creo que es especialmente “dañino”, porque implícitamente da a entender varias cosas: una, que si te han hecho una cesárea no vas a amamantar a tu bebé, con lo cual los profesionales sanitarios ya no se deben preocupar por eso, y dos, que incluso es mejor ese sucedáneo de leche materna que la propia leche materna, cuando no sólo no hay estudios que lo avalen, sino todo lo contrario. Si el anuncio dejase claro, y en letras que se lean bien, algo así como “si una mamá ha tenido la mala suerte de que le hagan una cesárea, y por la razón que sea no va a amamantar a su hijo, este sucedáneo de leche materna tiene estas características que la pueden hacer mejor que otros sucedáneos, pero se debe fomentar la lactancia materna, ya que ésta es la única que realmente ha demostrado que proteje de infecciones”, pues seguramente sería distinto. Y ése es el problema, que no lo hace, y si encima se publicita de esta manera, y con el desconocimiento general que hay sobre lactancia materna, puede llevar a engaños.
    Por lo demás, un abrazo muy grande a todas las mamis, que la forma de alimentar a nuestros hijos es lo de menos.

    17 julio 2013 | 22:15

  43. Dice ser Ciudadano

    Muy buen artículo.

    Qué pena que en todos los artículos en los que el tema “lactancia materna” sale a colación, abundan los comentarios de madres que se dan por aludidas y llamadas malas madres, y comienza su catarsis colectiva sobre los motivos por los que ellas no pudieron dar el pecho, que a nadie le interesan.

    Las mujeres que dan pecho no son mejores madres que las que dan biberón, pero alimentan mejor a sus hijos.

    Volviendo al tema que nos ocupa, yo también me quito el sombrero por esos pediatras que no han cedido ante los encantos monetarios de esa marca que no quieres mencionar.

    17 julio 2013 | 23:14

  44. Dice ser CINTIA BORJA

    Gema, entiendo perfectamente tu comentario, y mucho de lo que dices esta cargado de razón, nadie puede hacer sentirse mal a una madre porque no de lactancia materna. Los que tenemos que sentirnos culpables y mal somos los profesionales, por no informar a esa madre de que es lo mejor para su bebé, y aunque muchas saben que lo mejor es la leche materna, veo que tu también te encuentras entre ellas, sucede que aunque las madres sepan que la lactancia materna es la mejor forma de alimentar al bebé, y deseen hacerlo, en ocasiones, surgen problemas y en estos es donde los profesionales debemos, no solo conocer que es la mejor forma de alimentar al bebé, sino también el “poder hacer”, y eso significa el poder ayudar y apoyar a las madres en determinados momentos y problemas, y aquí es donde fallamos muchos de los profesionales, en que sabemos que es lo mejor pero no sabemos ayudar ante determinados problemas, y es donde la industria aprovecha y hace su “agosto”, esto no quiere decir que las leches artificiales sean malas, por supuesto que no, como tampoco son malos los tratamientos farmacológicos para determinados problemas de salud, claro que no, pero a nadie se le ocurre tomar un fármaco si no es necesario ¿verdad?, nadie duda que es mejor gozar de buena salud, a nadie se le ocurre alabar los beneficios de la respiración artificial, sino la necesita, nadie recurre a las bombonas de oxigeno, para poder respirar mejor. Con ello quiero decir que la lactancia materna no tiene que demostrar nada, la que tiene que demostrar es la lactancia artificial, y “TODOS” deberíamos conocer los riesgos, al igual que los medicamentos traen un folleto en donde se especifican, también lo deberían de hacer las leches artificiales., Porque todas las madres, (un 99,99%) pueden dar lactancia materna, y para ese 0,99% que no puede realmente, bienvenida sea la lactancia artificial. Y como profesional sanitario me siento en la obligación de apoyar, ayudar, emponderar y hacer que se sienta la mejor madre del mundo tanto la que da teta como la que no, pero también debo informar a todas las futuras madres para que con una información libre de influencias comerciales tomen una decisión y cuando lo hayan hecho respetarla y apoyarla.
    Las personas del comité no son fanáticos, ni los que se han quedado ni los que se han ido, quizás los que se han quedado lo han hecho para seguir ayudando a las madres y a los profesionales que puedan necesitar de ese grupo de expertos, puede que se hayan quedado por respeto a la labor que han venido haciendo todos durante tantos años, todos ellos, los que están y los que no, han realizado y realizan a mi entender una labor desinteresada de la que todos nos beneficiamos. Puede ser que los que tengan que acachar la cabeza sean (esta vez no quiero incluirme), los profesionales que no sabemos ayudar a esas madres que optan por la lactancia, y a los que les resulte mas fácil, extender el nombre de una leche artificial, Gema con todo mi cariño, si acudes a mi en busca de ayuda ante un problema de salud y no se o no puedo ayudarte, te remitiré a quien pueda hacerlo, no te daré por desahuciada. A la madre que decide lactar hay que ayudarla, no presionarla, y presionarla muchas veces es decirle debes continuar, a pesar de…., y por supuesto madre coraje no, la lactancia debe de disfrutarse, y es nuestra obligación que la madre la disfrute. Gema como puedes ver defiendo la lactancia materna, a pesar de no haber amamantado a mis dos hijos, pues no tenia la información que ahora tengo, ni lo intente, les di esa bendita leche que venden en las farmacias, pero ojala supiera lo que ahora se, solo con información mi decisión hubiera sido otra. Muchos besos Cintia.

    17 julio 2013 | 23:18

  45. Dice ser madrileña

    Totalmente de acuerdo con Noetheriana en: Si el anuncio dejase claro, y en letras que se lean bien, algo así como “si una mamá ha tenido la mala suerte de que le hagan una cesárea, y por la razón que sea no va a amamantar a su hijo, este sucedáneo de leche materna tiene estas características que la pueden hacer mejor que otros sucedáneos, pero se debe fomentar la lactancia materna, ya que ésta es la única que realmente ha demostrado que proteje de infecciones”, pues seguramente sería distinto. Y ése es el problema, que no lo hace, y si encima se publicita de esta manera, y con el desconocimiento general que hay sobre lactancia materna, puede llevar a engaños.

    Y añado: ¿por qué las mamás que intentaron dar el pecho y no pudieron siempre hablan de presiones y talibanes y fundamentalistas de la teta? ¿Dónde están esas locas de la teta de las que tanto se hablan? Lo oigo una y otra vez y no puedo dejar de pensar que son como seres mitológicos a los que nunca llegaré a conocer. He ido a reuniones de la liga de la leche y jamás he escuchado a nadie hacer sentir mal a nadie por dar el biberón, incluso se recomienda si al bebé le hace falta porque son gente normal y cuerda que entiende que lo primero es que el bebé se alimente y después solucionar los problemas para conseguir, si se puede, una lactancia mixta o exclusiva.

    No existen los talibanes de la teta porque nadie en su sano juicio dejaría deshidratarse a un bebé antes de alimentarle con fórmula. ¡Por favor!

    Creo que la frustración y el sentimiento de culpa hay que saber reconocerlo y reconducirlo de forma positiva, no creando enemigos donde no los hay. Una tiene que estar segura de sí misma y de las decisiones que toma y que salga el sol por Antequera. Si te sientes culpable es porque quizás dentro de ti, pienses que no hiciste todo lo posible por informarte y ver cómo se podía recuperar esa lactancia (que se supone que era lo que querías). Las madres que desde el principio quieren dar biberón no tienen esa frustración ni ese sentimiento de culpa.

    18 julio 2013 | 00:08

  46. Dice ser yomisma

    Gema, si te dolia el pezon,es por que tu niño se cogia mal. Yo tengo uno por cesarea, y llevo 10 meses dandole leche con sacaleches. Si quieres puedes.

    18 julio 2013 | 00:11

  47. Dice ser paolix

    Mira vamos a hablar claro, la leche de fórmula es una mierda al lado de la leche materna y punto , y si, lo digo la fórmula es mala porque no es lo natural y ya está, y ya vale de decir que es parecida a la leche materna porque no se parecen en nada

    18 julio 2013 | 01:22

  48. Dice ser Yo misma

    Hola,

    Yo soy madre de 4 hijos. Con el primero tuve la mala suerte de no ser ayudada. Tuve que darle biberón porque le enchufaron uno por presión familiar. Ya no quiso saber nada de la teta. Yo al principio estaba tranquila, si no quería comer, era porque no tenía hambre y punto, pero hay gente que te transmite sus miedos, sus creeencias (con o sin buena intención)… En este caso no recibí esa presión de la que habláis por amamantar sí o sí. Al revés, pasotismo profesional. Los otros tres han mamado (y todavía uno mama) y han tenido muchos menos problemas que el primero como constipados,etc propios de los primeros años de vida.

    No nos engañemos, la leche artificial NUNCA será como la materna pero es lo que hay cuando hace falta. Otra cosa es que vivamos en un mundo comercial/laboral/de independencia y estemos sometid@s a las presiones del mercado. Solo tenemos que tener las cosas claras y como se ha dicho antes, mirar la balanza. La salud es importante y no es lo mismo una vaca que una persona. Cada vez tienen que modificar más la leche de fórmula (quitarle proteínas, añadirle vitaminas…), por algo será… Además se sabe que hay científicos chinos y norteamericanos que quieren añadir genes humanos a las vacas para que produzcan una leche parecida a la humana. Una vez más, por algo será… Cada vez salen más alergias infantiles, la alimentación en edad temprana está relacionada con muchas patologías adultas… A las vacas se les alimenta con… Hay mucha información negativa… y eso da miedo…

    No creo que las asociaciones prolactancia tengan mala intención. Simplemente defienden lo que creen que es mejor para los bebés y por supuesto las madres. Por todo lo que he dicho.

    No sé, cada caso es un mundo y la inmensa mayoría (alimente o no con teta) intenta hacer lo mejor que puede y debe.

    Un saludo

    18 julio 2013 | 02:35

  49. Dice ser Carmen

    Yo tengo cuatro hijos nacidos por cesárea (dos parejas de gemelos de 16 y 11 años) que amamanté superando muchas dificultades. Estoy convencida de que es la mejor opción, la más saludable en todos los sentidos, y de que muchas veces se frustra una lactancia materna porque no se apoya convenientemente a las madres en el ámbito sanitario.
    Yo nunca he demonizado a una madre que opta por la leche artificial o que intenta amamantar y no lo consigue. Creo que es muy importante que a la mujer se la apoye sea cual sea su opción y sus circunstancias familiares, laborales …
    Yo he apoyado a madres que querían seguir con la lactancia materna y encontraban dificultades. Mis hijos han pasado prácticamente de la teta a la cuchara y eso que los primeros acudieron a una escuela infantil.
    En mi caso, en el primer parto gemelar en el que tuve a los hijos ingresados graves (1 mes uno de ellos y 2 el otro gemelo) encontré apoyo por parte de mi pediatra de neonatos pero no así por parte de algunas enfermeras. Pude comprobar que yo sabía de lactancia materna bastante más que muchas de ellas (sacaleches, posibilidad de congelar..). Simplemente había leido el libro “El arte femenino de amamantar” de la Liga de la Leche.
    En el lactario del hospital creamos con las madres un ambiente extraordinario amamantando o extrayendo la leche con el sacaleches para dar después el biberón al bebé que permanecía en la incubadora.
    En este primer parto, tuvimos que llevar mi leche materna al hospital para el segundo gemelo y combinarla con lactancia artificial durante un tiempo.
    Me encontré también con el caso contrario al que comenta Gema, a mi alrededor gente que me tenía por loca por amamantar gemelos y para la que primaba el que ganaran rápidamente peso, gente que no veía como natural amamantar y que tenían vergüenza.
    Aplaudo la decisión de los integrantes del Comité de Lactancia materna (coherencia e integridad). Detrás de la lactancia artificial hay muchos intereses económicos.
    En Africa el desplazamiento de la lactancia natural por la leche artificial causa directamente muchas muertes de bebés que no están inmunizados por sus madres.
    Tristemente tuve una amiga a la que le desaconsejaron amamantar a sus gemelos en el centro hospitalario y no hizo ni intentarlo ni con éstos ni con su 3ª hija. Hace unos años falleció por cáncer de mama y la lactancia materna hubiera sido un extraordinario factor de protección.
    Lo dicho, informar convenientemente de los criterios de la OMS, apoyar a las madres que tienen dificultades con la lactancia materna y respetar la opción que elijan.

    18 julio 2013 | 09:17

  50. Dice ser Marta

    Me parece muy fuerte que dimita el 60% de la gente por PRESIONES. La teta es mejor, pero no es una diferencia entre leche materna vs. veneno, pedís tolerancia y por un anuncio de leche dimite el 60%, anda ya, estoy harta de que la pediatra me trate mal por que doy bibe o que me si alguna se entera que doy bibe, me vengan con cuentos cual testigo de jehova. A mi nadie me obligó, ni me forzó, todo lo contrario, un médico sencillo me dio las dos opciones, elegí la que quise y me orientó. Llegáis a un límite persecutorio con los biberones nada sano. Espero que no apliquéis esa obsesión a la educación de los niños. Felicidades por que la secta a tirado para su casa a ese grupo de personas.

    18 julio 2013 | 09:19

Los comentarios están cerrados.