Entradas etiquetadas como ‘viagra’

“La viagra es lo peor que nos ha pasado a las mujeres en los últimos 15 años”

Contundente y sin pelos en la lengua, declaraba Diane von Furstenberg al diario británico The Times sobre las pastillas azules afirmando que eran lo peor que nos había pasado a las mujeres.

WIKIPEDIA

Y es que para la diseñadora, habían inclinado la balanza a favor de los hombres al conseguir que no tuvieran que enfrentarse en términos de cama a la misma lucha que nosotras.

El paso del tiempo afecta a todos los aspectos de la vida, y el sexual no es la excepción. Forma parte de la vida y era algo que se debía asumir buscando alternativas para seguir manteniendo una vida sexual de calidad y saludable.

De esta manera los hombres deben enfrentarse a la dificultad a la hora de conseguir una erección así como las mujeres, por la decadencia de la fertilidad, a la dificultad para lubricar o la disminución del deseo.

Para la diseñadora en la cama, había, por decirlo de alguna manera, justicia sexual ya que aunque los hombres puedan seguir siendo padres tiempo después de que hayan pasado los años fértiles de la mujer, en el campo sexual se estaba en el mismo punto, ya que ellos tenían que asumir la realidad de volverse impotentes.

“Para los hombres todo trata sobre que se te levante. Había cierta justicia. Una mujer no puede tener un hijo pasados los 40, ¿verdad? Pero los hombres pueden tener hijos hasta los 65, aunque sexualmente no sea igual. Ahora con la viagra eso ha cambiado, es lo peor”.

Coincido con Diane von Furstenberg en que la viagra elimina el dilema de los hombres de raíz, dejándonos a nosotras en una clara desventaja. No es ya solamente la diferencia física a la hora de mantener una relación sexual, sino la emocional al eliminar la condición solo a una de las partes, algo que, amantes de los deportes, no se considera juego limpio.

Por supuesto que estoy a favor de mejorar la calidad sexual, pero de mejorar la de todos por igual y no la de centrarse únicamente en el disfrute masculino, algo muy característico de la visión androcentrista que caracteriza a nuestra sociedad.

Así que, queridos laboratorios farmacéuticos, por favor, no nos dejéis solas en esto. Echadnos una mano o las dos, porque creedme, al igual que los hombres, nosotras no queremos dejar de tener sexo.

Duquesa Doslabios.

(y acuérdate de seguirme en Twitter y Facebook)

p.d.: Y no, los geles lubricantes NO compensan la falta de hormonas. De nada.

Los 10 mejores y más potentes afrodisíacos para ponerse cachondos

Querid@s,

“No hay afrodisíaco como la inocencia” decía Jean Baudrillard.

Puede que así sea, pero a ustedes y a mí poco nos queda de ese candor de juventud. A un lado esos fármacos que no hacen sino engañar a nuestro organismo con estratosféricos chutes malignos, erecciones forzadas y supercherias inventadas por las gigantes farmacéuticas como son el Viagra, Cialis o Levitra. Déjese de estimulantes químicos y opte por el lado natural de las cosas. Sienta mucho mejor.

abuelitos

A continuación les sugiero una decena de afrodisíacos bizarros –que al igual que nosotros, poco albergan de inocentes- que son culpables de despertar el frenesí y el deseo sexual del paladar que ose degustarlos. Les advierto que son de complicado hallazgo en sus supermercados de confianza y puntos de venta habituales. Por orden casi alfabético.

1. Balut

En las islas Filipinas el balut es el pan de cada día, aunque a nosotros bien nos puede provocar unas inminentes ganas de vomitar. Huevos de pato con un embrión de unas 20 semanas de gestación. Bon appetit!

2. Carne de cobra

En algunos rincones del continente asiático se consume cual manjar de dioses. La sangre se mezcla con bebida. Se cuchichea desatan la libido.

3. Atta

Asi se hacen denominar las hormigas cortadoras de hojas que se comen especialmente en Colombia. Siguiendo la tradición, se regalan attas a los recien casados para que disfruten más y mejor de su noche de boda.

Andense con ojo, sólo las reinas son comestibles.

4. Mosca española

La cantárida o “mosca española” es un insecto alargado y verdoso que una vez muerto, seco y pulverizado, se transforma en una sustancia venenosa. Las secreciones de este escarabajo se viene utilizando desde hace siglos con fines sexuales. En dosis moderadas, provoca prolongadas erecciones en los penes de ellos y furor uterino en nosotras. Como todo en la vida, lo poco gusta y lo mucho cansa. Incluso mata.

La cantárida, un componente vasodilatador, reapareció en Francés a mediados del siglo XVIII debido a las «pastillas Richelieu», que permitía cargarse a alguien sin dejar rastro algunoy se utilizaban como Viagra natural. Esta mosca pizpireta tomada en exceso resulta letal. Apenas 2 gramos de polvo de cantáridas son suficientes para matar a un adulto) Al parecer, la mosca española pudo ser el venenoso afrodisíaco que mató a Fernando «El Católico». Parece que Fernando abusó de la mosca que al final del cuento le salió cojonera. Ya se sabe, si te pasas te lo pierdes.

marques de sade

Por su parte, grandes folladores de la Hisotoria como Giacomo Casanova y el Marqués de Sade echaban mano frecuentemente de la cantárida para aumentar la libido de sus presas sexuales. Marqués de Sade estuvo involucrado en el verano de 1772 en el llamado «caso de Marsella». El listo del marquesito, tras una orgía con un séquito de meretrices, fue acusado de envenenarlas al darles «mosca española». Finalmente fue sentenciado a muerte por sodomía y envenenamiento. Otro al que la mosca se le fue de las manos.

5. Pene de tigre 

En China, Taiwán y Corea del Sur el tigre (más bien su pene) se sirve como sopa para mejorar la potencia sexual. La costumbre de comer el pene de este animal salvaje para calentar motores ha provocado la caída en picado del número de estos felinos.

6. Pepino de mar

A mí este pepino me resulta especialmente repulsivo. No quiero ni pensar si me lo tengo que meter en la boca, por mucha forma fálica que posea. Estos animales marinos de la clase Holothuroidea pueden usarse frescos o secos en diversas recetas. Nuestros vecinos los chinos también lo consumen como afrodisíacos.

pepino cocinado

7. Pez globo

En algunas regiones como el Imperio del Sol Naciente, este animal es un maravilloso manjar y su particular venganza contra el ser humano tiene lugar entre fogones, cuando ya nos resulta completamente inofensivo. Aparentemente. La intoxicación por pez globo o fuguismo es un problema en Japón, donde existe un 60% de casos mortales por ingerir la carne de este animal acuático. Cortar y cocinar este pez de armas tormar, aun después de muerto, debe recaer en manos de expertos cocineros que posean un certificado especial. Un pez globo mal preparado puede matarle. Y no estoy bromeando.

8. Pipi de babuino

Para los que se atrevan, este pipi es primo hermano de saborear una lluvia dorada en toda la boca. En Zimbabue la orina de babuino se consume para curar males sexuales. Allá cada uno.

9. Sopa de nido

Le llaman el caviar del este y se prepara exactamente con nidos de pájaro. Aseguran que aumenta la potencia sexual. Personalmente esta sopita de ave no me dice nada. Y a ustedes?

Bird's_Nest_soup

10. Vino tinto

Aunque el vino tinto de raro no tiene nada, de entre todos los afrodisíacos que puede uno encontrarse, es mi preferido. El vino, aunque sea un tintorro peleón, posee antioxidantes que son los culpables de ese beneficioso efecto llamado vasodilatador. Consumir vino con moderación (con un par de copitas diarias va que chuta) incrementa la lubricación vaginal y potencia la erección masculina. Brindemos pues. Por su salud y la mía.

Para disparar la libido no olviden añadir a la lista de la compra alguno de estos alimentos. Pero no se pasen, no vaya a salirles el tiro por la culata. Son los afrodisíacos mas rarunos que  existen, todos ellos curiosas sustancias y criaturas que nos aportan vigor. Y más que amor, frenesí.

¿Se han atrevido ya con alguno? Como es lógico el vino no cuenta.
Que follen mucho y mejor.

Sexo a partir de los 60

Querid@s,
El sexo a partir de los sesenta años es el último tabú, al menos eso dicen las malas lenguas. Está claro que ninguno de nosotros nos imaginamos a nuestros padres haciéndolo, y mucho menos a nuestros abuelos. De niña pillé en más de una ocasión a mis padres y a mis abuelos con las manos en la masa, y desde entonces no he querido volver a recordar aquella estampa. Cosas de familia. Pero lógicamente lo hacen, lo han hecho toda la vida. No vamos nosotros a enseñarles a tener hijos. Aunque no sean referentes de sexualidad para nosotros, no pensemos que sólo se cogen de la manos y se hacen carantoñas. Follan como sus hijos y sus nietos lo hacen. Quizás lo hagan con menos energía, pero las caricias íntimas, los besos húmedos, los gemidos, la pasión y los orgasmos siguen estando presentes.
Que un@ se haga mayor, que a una le salgan canas en las partes bajas, que a uno no se le levante con tanta facilidad como antes no significa que se deje de sentir, de querer y de amar. Me pregunto si a esa edad las ganas se van o siguen presentes. Me imagino que los achaques de la edad no perdonan y entre meneo y sacudida, cuando menos te lo esperas, puede aparecer la artrosis. Y la artritis. Que si la próstata, que si la cistitis. Luxaciones de cadera por aquí, vesícula biliar o disfunción erectil por allá.

¿Cumplidos los 60 se acabó lo que se daba? De eso nada, los que ya han pasado los cincuenta no son seres asexuados y sus sexos siguen sintiendo y latiendo como  cuando eran jóvenes. Ni ellas son unas salidas ni ellos son unos viejos verdes, aunque mucho digan (porque hablar es gratis) de nuestros mayores, que unas vez nacidos, crecidos y reproducidos, sus vidas sexuales han de darse por extintas.
Sé que no es corrector preguntar la edad, pero tampoco pretendo que este blog sea un ejemplo de corrección. Si ustedes ya son sexagenarios, beneficiarios de las ventajas y ofertas del IMSERSO, siguen teniendo cuerda para rato y ganas de sexo como cualquiera en su sano juicio, presten atención.
sexualidad-60-150ppLa tienda erótica Amantis (Madrid) organiza hoy a las 19:00 una charla gratuita sobre sexualidad a partir de los 60. Impartido por la psicóloga Alicia Rodríguez de Neurovitalia, con esta charla pretenden informar sobre los cambios fisiológicos y psicológicos que viven las personas a partir de los 60 años, y de cómo aprovechar estos cambios para el disfrute de la sexualidad. Entendiendo cómo reacciona nuestro cuerpo y el de nuestra pareja, nos puede resultar mucho más fácil enfocar nuestra sexualidad con una nueva perspectiva, aceptarla y vivirla plenamente. Además, explicarán brevemente las funciones de las emociones y del autoerotismo en nuestras relaciones de pareja y/o sexuales.
No podré asistir, ya me cuentan.
P.D.: Yo espero, si llego, que me sigan poniendo con los tacones (o las muletas) mirando pal techo. Hasta que el cuerpo aguante.
Que follen mucho y mejor.

Viagra femenina, ¿un remedio milagroso para la falta de apetito sexual?

Orgasmos. Tan placenteros, tan anhelados y, en ocasiones, tan difíciles de conseguir. Eso y que, a veces, la falta de libido se convierte en un auténtico tormento para muchas mujeres de todas las edades. Es lo que se conoce como trastorno del deseo sexual hipoactivo (TDSH), algo por desgracia demasiado común. Según los datos, una de cada cinco féminas sufre ese o el trastorno orgásmico, popularmente conocido como anorgasmia, en algún momento de su vida.

GTRES

GTRES

Los especialistas opinan al respecto que, salvo los casos diagnosticados médicamente, que son los menos (10%), la mayoría de estos trastornos tienen una base psicológica. Estrés, ansiedad, miedos, inseguridades, complejos, problemas de pareja… La lista es interminable. El caso es que ahora, después de un largo historial de intentos y fracasos, una empresa británica acaba de anunciar que para el año que viene espera poder sacar a la venta la ORL101, una supuesta pastilla para aumentar el apetito sexual de las mujeres, más conocida como la viagra rosa.

Los responsables de la firma se llenan la boca con las pretendidas virtudes de la “revolucionaria” píldora. La clave, según ellos, es la melatonina, una hormona que se encuentra en el cuerpo de forma natural y que, sintetizada, ya se vende en forma de tratamientos homeopáticos. Normalmente se usa para ajustar el reloj interno del cuerpo y combatir trastornos del sueño. Sin embargo, en este nuevo fármaco contribuiría, según aseguran los representantes del laboratorio, a un correcto balance entre determinados neurotransmisores para lograr unos niveles aceptables de deseo sexual. Y encima solo tendría un único efecto secundario: que disminuye el apetito, con lo que además las mujeres que la usaran adelgazarían. Toma ya, operación de marketing perfecta.

Para rematarlo, afirman que podrá aumentar la libido durante dos horas si se toma entre cinco y 15 minutos antes del acto sexual. O sea, que da igual lo jodida que estés y lo miserable que te sientas, tómate una de esas pastillitas y, durante 120 minutos, serás una loba salvaje y lujuriosa capaz de satisfacer a un ejército de machos hambrientos de sexo. No sé, igual es que tengo un mal día, pero a mí me parece un insulto a la inteligencia. Que no digo que no puedan ayudar en algunos casos de, como decíamos antes, problemas médicos y orgánicos diagnosticados; pero no hay pastillas que curen una mala relación de pareja, ni los prejuicios, ni problemas emocionales, de abusos o de educación.

No es la primera vez que las farmacéuticas intentan hacer negocio con esto. Hay un largo historial de ensayos, de distintas firmas. En 2010, la FDA, la agencia encargada de analizar cada nuevo fármaco que sale en el mercado estadounidense, no dio la autorización a un medicamento similar de otra empresa por las muchas dudas que existían sobre su seguridad y, fundamentalmente, sobre su eficacia. No obstante, ahora parece que la cosa ha mejorado, según nos cuentan, y a lo largo de este año esperan hacer los estudios clínicos pertinentes y obtener las autorizaciones de comercialización. El objetivo: que llegue a las farmacias en 2015 con un precio aproximado de 15 euros. Teniendo en cuenta que la viagra de Pfizer ha sido recetada a más de 37 millones de personas desde que salió a la venta en 1998, el negocio no puede ser más redondo. No sabemos cómo le irá a la rosa si sale finalmente adelante, pero la azul mueve 1.250 millones de euros anuales.

En fin, que puede ser un avance en la compresión biológica y neuroquímica de la sexualidad de las mujeres, una materia tan compleja como ellas mismas, pero que, a mi juicio, la clave de nuestra satisfacción sexual radica en cambiar nuestras vidas y nuestras cabezas, no en conseguir una pastillita milagrosa.

PD: A las escépticas y escépticos os recomiendo ver el documental de Liz Canner ‘Orgasm Inc’

Religión, porno y viagra

“La Iglesia, el porno y la viagra, esas han sido y son a día de hoy las grandes lacras del sexo”. La que así hablaba era una señora que a buen seguro sobrepasaba de lejos los 60 y que cenaba en la mesa contigua a la que yo compartía con un grupo de amigas. Hacía mucho que no nos veíamos y al principio no reparamos en las tres mujeres que teníamos al lado. Hasta que escuchamos esa frase, claro.

viagraHabían dado buena cuenta de una botella de vino tinto y la que llevaba la voz contante la levantó levemente para mostrarla al camarero, que enseguida les trajo otra. Cuando se hubo retirado, la mujer continuó: “Me pasé la juventud reprimida por todas las mierdas que las monjas nos metieron en la cabeza, me casé virgen y nunca nadie me enseñó a cómo disfrutar en la cama. Después vino el porno, y para lo único que ha servido, al menos en mi caso, es para que Antonio me pidiera imposibles y yo me sintiera aún más frustrada. ¿Pero hay alguien que de verdad haga esas cosas en la vida real?”. Las otras asentían con la cabeza mientras masticaban.

“Y luego, cuando ya crees que estás de vuelta, cuando piensas que lo que te espera es un paraíso de tranquilidad, con paseos por el parque y domingos con los nietos, inventan la puñetera viagra y te joden lo que te queda de vejez”. “Hombre María, no será para tanto…”, dijo la que parecía más joven. “Que no, que eso no es natural… ¿A qué viene este hombre ahora, intentando prolongar lo que ya no tiene remedio?… que no que no, que a mí la viagra esta me está amargando la vida”.

“Pero mujer, digo yo que alguna vez te apetecerá, que es Antonio, que llevas toda la vida con él”, respondió de nuevo la más joven. “Eres muy negativa María, y estás generalizando. Hay muchas parejas mayores que siguen disfrutando del amor”, añadió la tercera. Pero María lo tenía claro: “¿Amor?, ¿Pero de qué narices me estás hablando?”.