Entradas etiquetadas como ‘escribir a tu ex’

Que la cuarentena no te confunda: sigue sin ser buena idea escribir a tu ex

Da igual si este sábado cumples una semana de cuarentena o la empezaste antes. En lo que coincidirás conmigo es que da la sensación de que llevamos un mes dentro de casa.

PIXABAY

Y sí, por muy casera que me considero, también se me comen las paredes en algunos momentos, lo que me lleva a plantearme todo tipo de ideas para pasar el tiempo.

Me consta que conforme pasan los días, el nivel de locura va creciendo (tú también tienes a ese conocido que se ha quitado la barba cuando llevaba años dejándosela crecer).

Por el momento, con las peluquerías cerradas, la tentación de cortarme flequillo con tijeras es grande -lo que tiene el aburrimiento-, pero me consta que sería algo relativamente cuerdo en comparación con otras ideas que se me podrían pasar por la cabeza.

Esto no es un llamamiento a que no te afeites la barba o a que no pruebes ese tinte que lleva meses cogiendo polvo en casa. Es un recordatorio de que, pase lo que pase en la cuarentena, no deberías escribir a tu ex.

Vamos a hacer como que no se te ha pasado por la cabeza (cuando llevas ya unas cuantas veces pensándolo) mientras te explico por qué es la peor de las ocurrencias.

No sabemos qué va a pasar dentro de unas semanas. Todos los mensajes que nos llegan -quitando los memes- son bastante preocupantes. Y, además, no tenemos manera de despejarnos la mente con actividades que realizábamos normalmente.

Esos factores dan lugar a un cóctel mólotov de sentimientos que te producen ansiedad y miedo. El estado perfecto para que busques seguridad y control en las pequeñas cosas (¿entiendes ahora los ataques consumistas de comprar papel higiénico?).

En plena crisis emocional, puede parecer que tu ex es la mejor persona con la que desahogarse. Te conoce como nadie y te recuerda a la tranquilidad de cuando estabais juntos, un pasado que parece -ahora en perspectiva-, más sencillo que el presente.

Deja que te diga que te estás engañando. Ni hablar con él va a arreglar la situación ni te va a hacer sentir mejor.

Míralo de esta manera, ¿le escribirías si no te encontraras en esta situación? Que no te puedan el miedo o el aburrimiento. Tú y yo sabemos que, en cualquier otra circunstancia, no estarías planteándotelo.

Recuerda los motivos por los que se acabó y manda ese mensaje a tus amigos o a tu familia, quienes realmente quieren saber de ti y de tus preocupaciones, los que estarán ahí para ayudarte a gestionar el estrés (y sacarte una sonrisa con el vídeo del tiranosaurio rex por la calle).

Duquesa Doslabios.

(Ya puedes seguirme en Instagram, Twitter y Facebook).

¿Que le mande un mensaje de madrugada a mi ex significa que todavía me gusta?

Los fines de semana los carga el diablo, especialmente a partir de las dos de la madrugada cuando hay algún factor que dispara tu melancolía.

PIXABAY

Puede ser una canción, tu grupo de amigos, el alcohol o que estabas repasando los stories mientras hacías cola en el baño y algo te ha venido a la cabeza relacionado con esa persona.

Intentas evitarlo, pero en ese momento tu botón mental de seguridad está desactivado y lo haces. Abres Whatsapp o la bandeja de entrada de tu red social estrella y le escribes un mensaje.

Puede que en las siguientes horas no sientas ningún tipo de arrepentimiento. Incluso un poco de orgullo por haberle dado ‘esquinazo’ a tu cerebro haciendo algo que igual habías pensado anteriormente.

El problema viene al día siguiente, cuando repasas las conversaciones y la ves ahí. ¿Significa eso que todavía tienes sentimientos cuando pensabas que estaba más que superado?

La noche ha podido desinhibirte, pero eso no implica que sigas sintiendo amor por la otra persona. De hecho, quizás lo que te ha movido a hacerlo ha sido más el miedo que otra cosa.

Analiza la noche. Personas que hablan de lo bien que están con sus parejas o incluso salir con amigos que están felizmente comprometidos puede despertar en ti la alarma inconsciente de “¿y si de verdad era él?”.

No solo tu entorno de ese momento puede llegar a afectarte. ¿Tu familia es de esas que aprovecha las reuniones para acribillarte a preguntas de si has sentado la cabeza? También esa presión puede llevarte a escribir a la última persona con la que te sentías en zona segura.

Lo mismo pasa con aquella canción o el recuerdo que te asalta a traición.

Puede que con las explicaciones y el análisis de daños, tengas la tranquilidad de que lo tuyo con tu ex sigue estando en el pasado, ¿pero ahora qué?

No contestarle siempre es una opción que habla por sí sola. No le va a hacer falta mucho más para entender que, si después de escribir eso, has cortado el contacto, no ha sido más que una reacción fruto de un momento.

O también puedes optar por la alternativa más madura y comentarle, al día siguiente, que te disculpe y no te lo tenga en cuenta, que ese mensaje estaba fuera de lugar y que te queda mucho en lo que trabajar a nivel personal.

Vale, posiblemente pases un poco de vergüenza, ¡pero que tire la primera piedra quien nunca haya cometido el error de escribir a su ex de madrugada!

Duquesa Doslabios.

(Ya puedes seguirme en Instagram, Twitter y Facebook).