¿Es adecuado limpiar los ojos de los niños con manzanilla?

Fuente: Pixaby

Hace unos días, uno de mis mejores amigos me envió un mensaje de Whatsapp contándome que su hijo había empezado hace unas horas con picor ocular y unas pocas legañas. Además, la conjuntiva, la parte blanca del ojo, se le había puesto un poco roja. Era ya tarde y no estaba en la consulta y, a pesar de que en la foto que me había enviado junto al mensaje se veía claramente que lo que tenía el niño era una conjuntivitis, le dije que esperara al día siguiente para que le pudiera extender una receta con un antibiótico en colirio para tratar lo que tenía el niño.

Mientras tanto, le dije que lavara el ojo del crío con suero fisiológico, tanto para retirar las legañas como para mejorar la sensación de cuerpo extraño que provoca tener la conjuntiva del ojo inflamada. Mi querido amigo me preguntó si en vez de suero fisiológico podía usar una infusión de manzanilla, que era lo que usaban nuestras madres cuando nosotros éramos pequeños. Mi respuesta, para su sorpresa, fue rotunda y le dije que se dejara de mejunjes por mucho que antiguamente fuera una práctica habitual.

El caso es que la manzanilla es una planta medicinal a la que se atribuye un efecto antiinflamatorio que se utiliza desde tiempos inmemoriales para tratar diversas afecciones con mayor o menor éxito. Sin embargo, en el caso de los ojos emplear manzanilla no es lo más adecuado, ya que puede ser hasta perjudicial.

Cuando tenemos una conjuntivitis, del tipo que sea, lo adecuado es tratar el ojo con un solución estéril, como el suero fisiológico. Las infusiones de manzanilla no son un producto sanitario, por lo que pueden contener unas pocas bacterias, que serían tolerables al tomarlas por boca ya que los jugos gástricos del estómago acabarían con ellas, pero que pueden sobreinfectar el ojo al que se le aplique dicha infusión. Además, en esa infusión pueden quedar restos disueltos de la planta, lo que puede provocar mayor irritación en el ojo afectado. Si todo esto no os parece suficiente, no hay evidencia científica que haya demostrado que al ser aplicada en el ojo se consiga el efecto antinflamatorio deseado.

Por suerte, mi amigo me hizo caso y no tuvo que recurrir a la manzanilla para limpiar el ojo de su hijo. Al día siguiente ya tenía su colirio para empezar a ponérselo a su hijo y el resto es historia.

Moraleja: todos hemos usado remedios caseros para tratar algunas afecciones leves, sin embargo, debemos ser conscientes de que algunos de ellos pueden ser perjudiciales para la salud por muy antiguos que parezcan y aunque se hayan usado toda la vida. En cualquier caso, consultad con vuestros pediatras antes de emplear algún remedio de este tipo.


Fuente: Dos Pediatras en Casa G.O

Si te ha gustado lo que has leído, hemos publicado un libro con explicaciones sencillas y amenas sobre las cuestiones de salud más importantes de la infancia. Podéis adquirirlo en puntos de venta habituales o a través de los siguientes enlaces:

Prometeo

Sobre nosotros:

Somos Elena Blanco y Gonzalo Oñoro, pediatras y padres, en ese orden cronológico. En este blog y y en nuestro libro intentamos trasmitir nuestro conocimiento de una forma práctica y sencilla, aplicando siempre el sentido común, con el objetivo de hacer más fácil esa etapa tan bonita que es la crianza de un hijo. Más sobre nosotros

Comentarios

  • Si las bacterias deben ser sometidas a una temperatura superior a los 160°F (71 °C) para asegurarse de su destrucción. Es casi seguro que el agua hirviendo (100°C/212°F) es lo suficientemente caliente para destruir a las bacterias, expliqueme como una infusión de manzanilla, puede llevar "pequeñas bacterias", y si llevase algún resto de la planta, ¿para que sirven los filtros? ¿no es verdad que el principio de la medicina son las plantas naturales medicinales? Pues en las farmacias abundan este tipo de medicamento natural

  • Hola Antonio,
    Al no tener un control sanitario de lo que se aplica al ojo, es imposible garantizar que esa solución sea estéril, y por tanto pude estar contaminada y provocar una sobreinfección ocular (quizá es poco frecuente, pero la posibilidad existe). Además, al deber enfriarse la mezcla para poder aplicarla, durante ese tiempo se puede volver a contaminar por mucho que la temperatura inicial del agua consiguiera la esterilidad de la misma. Por otro lado, muchas particular que produce la planta, como por ejemplo el polen, pueden quedar en la infusión a pesar de filtrarlas, por lo que, de nuevo, podrían irritar más el ojo.
    Desde luego que las plantas son un recurso sanitario muy útil y se pueden emplear en muchas dolencias, pero con un control sanitario y habiendo sido demostrada su eficacia (que no es el caso de la manzanilla par a los ojos): Por eso la manzanilla para infusión no debería utilizarse para fines médicos en este tipo de dolencias.
    Un saludo