BLOGS

"Hasta la victoria, a veces". Roberto Fontanarrosa

Juan Gelman, el hombre que aprendió a resistir

“Intento dar existencia al futuro y, por lo tanto, también al presente (…) Soy un esperanzado sin remedio”.

Estas declaraciones no las hizo el ganador de un concurso de TV, sino un hombre que se tuvo que exiliar de su país, al que la dictadura le asesinó a un hijo y que conoció a su nieta recién veinte años después de que naciera en un centro de detención clandestino. Y escribe poesías. Pocas veces tanto dolor generó tanta belleza.

A Gelman lo persiguió la dictadura militar argentina y fue condenado a muerte por Montoneros, la organización guerrillera a la que pertenecía y que él mismo criticaba con dureza por el modo en que estaba organizada.

Durante los años de plomo fueron secuestrados y asesinados tanto su hijo Marcelo como su nuera Claudia, que estaba embarazada de siete meses. La hija de ambos nació en Uruguay fue dada ilegalmente en adopción. Hace pocos años, y luego de años de intensa búsqueda, Gelman y su nieta se reunieron.

Los que saben de poesía aseguran que es uno de los mejores poetas vivos y que el premio Cervantes que acaba de recibir (Gelman es uno de los escritores vivos argentinos más premiados) corona, ante todo, una trayectoria de resistencia.

Gelman tiene un blog y es columnista del diario Página 12.

De todos sus poemas, este es uno de mis favoritos:

Mi Buenos Aires querido

Sentado al borde de una silla desfondada,

mareado, enfermo, casi vivo,

escribo versos previamente llorados

por la ciudad donde nací.

Hay que atraparlos, también aquí

nacieron hijos dulces míos

que entre tanto castigo te endulzan bellamente.

Hay que aprender a resistir.

Ni a irse ni a quedarse,

a resistir,

aunque es seguro

que habrá más penas y olvido.

3 comentarios

  1. Dice ser Monipeni

    Tremenda historia. Hay gente que ha nacido para aguantar lo que le echen encima. Lo que no quiere decir que no les afecte lo que les pasa, y mucho.

    30 Noviembre 2007 | 08:58

  2. Dice ser mintermesubyuga

    Anoche escuché con paciencia todas las entrevistas que le hicieron. Curioso que un periodista sea capaz de parar el tiempo escribiendo poesía, cuando el reporterismo le pide lo contrario.

    30 Noviembre 2007 | 11:10

  3. Enhorabuena por su delicioso blog en 20 minutos,que acabo de descubrir y disfrutar,gracias a la temática y al enfoque,muy atractivos.Felicidades Quiméricas y Ánimos !!

    01 Diciembre 2007 | 21:14

Los comentarios están cerrados.