La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Entradas etiquetadas como ‘euskadi’

No alimentes al monstruo de las toallitas

toallitas-wc--575x323

Las toallitas húmedas son unas recién llegadas a la higiene personal que están poniendo en jaque a nuestros eficientes sistemas de saneamiento de aguas residuales. Las usamos como sustitutos del papel higiénico y, mecánicamente, las tiramos al váter. Grave error. Estamos dando de comer al terrible ‘monstruo de las toallitas’. Porque lo que tiramos al inodoro no es papel. Lee el resto de la entrada »

Descubiertas cartas de árbol de hace un siglo

Mallea-arborglyph_CK500

Arboglifo vasco en USA. © Charlotte Kidd / The Society of Environmental Journalists

Mañana celebramos el Día Mundial del Árbol, un recuerdo anual a su inmensa importancia. Especialmente la de los muy singulares, ejemplares magníficos que en algún caso guardan en su corteza el recuerdo (agresivo) de nuestro paso por ellos.

Señales de cuchillo en sensibles pieles como las del drago bicentenario de Gáldar (Gran Canaria). En este sorprendente ejemplar las hay de todos los años y épocas. Una de 1936 grita un patriótico ¡Arriba España!, terrible recuerdo herido del odio acumulado en nuestra guerra civil.

Otra, en el mismo árbol, está fechada el 13 de junio de 1913 y muestra con rasgos infantiles la silueta de una mujer de cara feroz cuyo nombre lo dice todo: es la Vieja Regañona. Una bruja asustadora de niños, a la que según la leyenda ese dibujo ancla al drago impidiendo sus malvadas acciones. Lleva presa allí más de un siglo, mientras su autor habrá fallecido de viejo hace mucho tiempo.

Los árboles recogen a su pesar nuestros anhelos y miedos. Parejas enamoradas, niños asustados, pero también seres solitarios.

Como los pastores vascos que recorrieron con sus ovejas los desolados bosques del oeste americano a mediados del siglo XIX. Una navaja fue la pluma con la que grabaron frases y dibujos en los árboles con recuerdos de su tierra, añoranzas, reflexiones políticas, gastronómicas  e incluso fantasías sexuales escritas en euskera y castellano.

Se han localizado más de 14.000 inscripciones en lo que ya es considerado uno de los mayores legados escritos de la cultura vasca y que, paradójicamente, está fuera del País Vasco.

Seguramente todas las civilizaciones lo hicieron antes, pero sólo las de estos pastores euskaldunes se han conservado en las remotas tierras de Nevada y Oregón.

¿La razón? Al final talamos los árboles y con ellos desaparecen nuestros sueños.

Tienes más información sobre las inscripciones de pastores vascos en el tronco de árboles norteamericanos en este post de losfilólogos.com

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Vizcaya impide a tiros la llegada de lobos

El lobo era el orgullo de Vizcaya. Dos ejemplares negros con sendos corderos blancos en sus fauces centraban desde hace siglos el histórico escudo heráldico bizkaitar. Pero los suprimieron del blasón en 1986, seguramente porque hacía más de 50 años que se había matado en esa provincia al último. Tras una implacable persecución lo habían conseguido, el odiado animal estaba por fin extinguido, aniquilado.

Pero la Naturaleza es terca. Y el lobo aún más. En cuanto le han dado un respiro, el bello cánido salvaje ha regresado a Euskadi desde las salvajes tierras altas del vecino Burgos. ¡Qué maravilla! ¿Verdad? En absoluto.

La Diputación Foral de Vizcaya sabe lo que debe hacer si no quiere perder votos. Impedir a toda costa el regreso del lobo. Los responsables medioambientales de la señera institución lo tienen muy claro:

“Hay que atajar el problema cuanto antes”.

Ya lo ven. Algunas especies son una joya faunística, pero otras, sin más apelativos, tan sólo son un problema. Como solución, nada mejor que usar el viejo método que tan buenos resultados siempre dio en el pasado: a tiro limpio. Para esto sí que dan todas las facilidades. En cuanto se detecte la presencia de un lobo en la zona, con sólo avisar dos horas antes se puede organizar una batida exterminadora.

La semana pasada ya se permitieron varias cacerías para tratar de acabar con los lobos que supuestamente atacaron un rebaño en Carranza, donde murió una oveja preñada y otras dos resultaron heridas.

Es la primera batida del año, si bien en 2009 ya se autorizaron seis más para prevenir la entrada de este depredador en los pastos de Carranza y Arcentales.

No es éste un problema de carácter económico, sino más bien de odio atávico. En realidad, para los pastores vizcaínos la aparición del temido lobo no es tan mala como la pintan. Las subvenciones cubren hasta un 80% del coste de contratación de los seguros ganaderos, que se suman a las indemnizaciones otorgadas por la institución foral cuando se producen ataques.

Da lo mismo. No se le quiere y punto. Hay que volver a extinguirlo, no vaya a ser que lo tengan que poner de nuevo en el escudo.

Comparte con tus amigos este post:

Bookmark and Share