La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Entradas etiquetadas como ‘albinismo’

Cuando un nacimiento no es una buena noticia

León

© Circo Holiday/Twitter

No siempre un nacimiento es una buena noticia. Por ejemplo, cuando un animal salvaje nace en cautividad. O mucho peor, cuando ese lugar de nacimiento cautivo es un circo o un delfinario, circos los dos a fin de cuentas donde deberán hacer ejercicios acrobáticos ridículos para regocijo de adultos poco sensibles y niños escasamente educados ambientalmente.

Aún más triste es el reciente nacimiento de un león blanco en un circo que estos días se encuentra de gira en la localidad madrileña de Las Rozas. Pasen y vean al león blanco. Observen la valentía del domador, que con tan sólo un látigo y una banqueta en la mano es capaz de dominarlo y lograr que venza su miedo innato al fuego; que atraviese raudo un aro en llamas. Desde las localidades pocos notarán su miedo ni olerán sus pelos chamuscados.

Un león blanco no es una especie diferente. Es tan león (Panthera leo) como cualquier otro león, sólo que con una condición genética distinta que hace nacer a unos pocos individuos sin melanina en el cuerpo (albinismo), esa pigmentación que da color a pelo, piel y ojos. Un capricho de la naturaleza habitual en todo tipo de animales. Como ser totalmente negro, en este caso denominado melanismo. Pero incluso éste de Las Rozas, bautizado por ello Roceño, tampoco es albino en sentido estricto. Es leucístico, pues sus ojos son oscuros en lugar de rojos.

Vamos, que como ha criticado acertadamente Infocircos, la coalición de ONG destinada a conseguir la prohibición en España del uso de animales en los circos, su nacimiento es una mala noticia pues

“no se trata de una especie natural, no se encuentra en peligro de extinción y la única finalidad del circo es obtener rendimiento económico”.

Estos animales son el resultado de una mutación genética recesiva dentro de la población de leones africanos y no una especie, ni siquiera una subespecie aparte. Los leones blancos surgen debido a la endogamia entre animales estrechamente relacionados (la madre del de Las Rozas también lo es) portadores de ese gen recesivo. Una peculiaridad hereditaria que no les traerá ningún bien, pues quienes la sufran tienen más posibilidades de padecer trastornos y anomalías congénitas que pueden afectar gravemente a su salud causándoles, según Infocircos, inmunosupresión, deformidades craneales, problemas oculares, insuficiencias respiratorias y deformidades en la tráquea y el esófago que dificultan que puedan alimentarse correctamente.

Según la Asociación Británica de Zoos y Acuarios (BIAZA), la perpetuación de estos animales con problemas genéticos impide que las poblaciones de leones existentes en cautividad puedan mantener la variedad genética necesaria para una verdadera conservación de las especies y su exhibición no ofrece el mensaje educativo correcto.

En cualquier caso Roceño es un animal que nada podrá aportar a la conservación de las especies puesto que vivirá en cautivad, sin posibilidad de ser reintroducido en su medio natural en África, y sus condiciones de vida poco tendrán que ver son las que necesitaría para poder desarrollar sus comportamientos naturales.

“Por ello, desde Infocircos consideramos que se trata de una gran irresponsabilidad por parte del circo el que se fomente la cría de leones blancos”, explica Alberto Díez, portavoz de Infocircos.

Debido a su físico característico, la demanda de estos animales es alta, pues son muy apreciados para la llamada “caza enlatada” (tiro a ejemplares confinados en recintos reducidos) y su tráfico para ser exhibidos en zoos o circos.

Da mucha pena la alegría del circo Holiday, hábilmente contagiada a numerosos medios de comunicación nacionales, de que el nacimiento de este pobre león blanco sea una gran noticia para la conservación de la especie. Tan sólo es una buena noticia para el negocio de este circo que, como todos los circos con espectáculos con animales, hace ya mucho tiempo que deberían haber desaparecido.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Descubren un buitre blanco en Aragón

Todos conocemos la dificultad de encontrar “un mirlo blanco“, algo prácticamente imposible pues el macho de este túrdido, salvo por el naranja pico, es de color negro azabache. Se han visto algunos en el campo, es verdad, pero son siempre ejemplares albinos, caprichos genéticos de la naturaleza como lo fue Copito de Nieve, el famoso gorila blanco del zoo de Barcelona. Cada descubrimiento de un inmaculado ejemplar de estos, pertenezca a la especie que pertenezca, resulta toda una sorpresa.

Esta vez el “milagro blanco” se ha producido en un ser aparentemente tan poco poético como el buitre leonado (Gyps fulvus). Sus descubridores son miembros del Fondo Amigos del Buitre (FAB), quienes han logrado fotografiar a tan extraordinario ejemplar albino en Los Fayos (Zaragoza), en el somontano del Moncayo.

Foto y noticia acapararon el pasado viernes la última página del Diario del Alto Aragón, oportunidad que los ornitólogos han sabido aprovechar para denunciar la terrible situación en que se encuentran estas necrófagas en España. Porque como explica el periodista:

Tal vez progresar significa, además de quemar reses muertas, entender la conservación como pura y dura gestión de “recursos” (vidas).

Un pájaro así no pasa desapercibido para nadie. Sin embargo, desde que hace unos meses se le hizo esta fotografía no ha vuelto a verse. Los más pesimistas piensan que puede haber muerto de hambre, o envenenado, o electrocutado, o quizá estrellado contra un aerogenerador. Y es que aunque seas un buitre blanco no lo tienes nada fácil.

Ver mapa más grande

Localización de Los Fayos en el mapa, lugar donde se ha visto al buitre blanco.