BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Obligado peón en la extinción de un incendio forestal

Fuego

Ayer estuve en el Infierno. En medio de un gran incendio, ayudando en las labores de extinción. No fue mi presencia testimonial. Tampoco la del típico periodista que se une a las brigadas para hacer un buen reportaje. Me tocó de lleno, pues lo que ardía era el pinar de un hermano mío y el fuego estaba a punto de arrasar el vivero de su empresa.

La parte positiva fue comprobar el excelente operativo que tiene activado en verano la Junta de Castilla y León. La aparición de sus brigadas por tierra, con el apoyo en el aire de cinco helicópteros que arrojaban agua sobre las llamas prácticamente cada minuto, me hizo recordar las escenas bélicas más tremendas de Apocalypse Now. Sólo faltaba la música de la «Cabalgata de las valquirias».

Gracias a ellos, en unas horas se pudo controlar un incendio que calcinó 220 hectáreas de terreno, en su mayor parte secano, puso en peligro a un pueblo entero, Cembranos, llegó a saltar la carretera nacional e incluso la autopista, y cuya humareda provocó un grave accidente de circulación.

La parte negativa fue comprobar hasta qué punto nuestra sociedad se ha hecho egoísta e individual. Si hay un fuego, ya vendrán los bomberos, que para eso les pagamos. Abandonada la costumbre de tocar las campanas a rebato para convocar al pueblo, también se ha olvidado la vieja ley que obliga a todos los vecinos “menores de 65 años” a ayudar en las labores de extinción. Por no aparecer, ni apareció el alcalde o el presidente de la Junta Vecinal. Eso sí, en los miradores había muchos vecinos contemplando el espectáculo. Otros se acercaban con las bicis, las motos y hasta los quads. Pero ninguno se ofreció a ayudar.

Lo hablaba luego con uno de los capataces de las brigadas forestales y me lo confirmaba entristecido:

“Antes venían todos con azadas. Hasta 15 tractores estuvieron un año en un pueblo de Soria abriendo cortafuegos antes de que llegáramos nosotros. Pero ahora la gente se ha hecho muy cómoda”.

Otras entradas relacionadas:

Puedes seguirme (si quieres) en Twitter (@lacronicaverde) y en Facebook (www.facebook.com/lacronicaverde)

14 comentarios

  1. Dice ser Unnu

    “se ha olvidado la vieja ley que obliga a todos los vecinos “menores de 65 años” a ayudar en las labores de extinción”

    Pues si, y el tio paco la palmó. Los tiempos cambian. Yo no tengo por qué jugarme la vida en un incendio, para eso cobran los bomberos, que además, están preparados para ello. A mi trabajo no viene nadie a ayudarme cuando estoy hasta los topes, ni de forma voluntaria ni por ley. Eso si, reconozco que una vez participé en las labores de extinción de un incendio en un huerto, pero por supuesto, fue voluntario. Si la ley me obligase, no lo haría.

    28 julio 2013 | 09:52

  2. Dice ser Roberto

    ¿y donde están en esos momentos los ecologistas de carnet y mamandurrio? Esos que se oponen y denuncian cuando los ayuntamientos pretenden crear en invierno buenos cortafuegos, cuando limpian las cunetas y ensanchan las pistas.Esos están en los pasillos de consejerías y Ministerio (su habitad natural), pero no los busques en primera linea apagando incendios.Eso no va con ellos.

    28 julio 2013 | 11:18

  3. Dice ser Sonia

    Yo vivo en la montaña y se lo peligroso que es el fuego. Es normal que nadie quiera jugarse la vida tontamente por un trozo de tierra de nadie o de otro. Diferente sería si hubiera vidas en juego como ha pasado en el tren de Galicia. Creo que te quejas porque te ha tocado a ti al ser la tierra de tu hermano, pero no llevas razón http://marbcn2510.blogspot.com.es/

    28 julio 2013 | 12:03

  4. Dice ser Juan Palomo

    Como empezo el fuego? … siempre es la primera pregunta… cuando ni siquiera aparece esa pregunta, me pregunto que se oculta.

    28 julio 2013 | 12:31

  5. Dice ser Cake

    Me temo que la valentía española se ha quedado en el pasado. Una pena.

    28 julio 2013 | 20:36

  6. Dice ser Pescador

    Se os esta iendo la pinza. Aqui no se habla de valentia ni de coger una pala para ponerse en primera linea. Se trata del aumento del voyeurismo ante las desgracias – en este caso el fuego- y de la falta de disposición a ayudar.
    El mundo rural se esta muriendo y no lo esta sustituyendo nada. Quien va a ver un fuego como va a ver un espectaculo ni tiene verguenza ni la conoce.

    29 julio 2013 | 01:13

  7. Dice ser Navarro

    Yo tengo 150 hectáreas de bosque en primera línea del mediterraneo, pretenden que sea reserva de la biosfera y ni cuento todas las figuras de protección que tiene. Por prohibir tiene prohibido cualquier corta de la madera, asi que sin ingresos, sin ayudas ni subvenciones, es imposible de mantener. Lo curioso es que si arde, a mi ni me viene, ni me va. Yo no puedo vivir de mi tierra, pero ese bosque raro es el dia que no sale en televisiones de toda europa, gracias al resort que linda con mi finca. Asi que supongo que el que se gana la vida vendiendo la imagen de mis tierras, único beneficio que genera, será el que tenga que ir a jugarse la vida para extinguir el incendio. Que la irresponsable que firmo el porn, vaya y lo apague. Pero yo me quedo en casita, bien lejos, que yo no voy a ser mas rico si no arde, ni mas pobre si arde. Al final solo me afectara moralmente, por los ratos que paso en mi bosque admirando las orquídeas y disfrutando de los cantos de los pajaros. Pero eso solo es algo moral. Con eso no pagas a hacienda.

    29 julio 2013 | 07:08

  8. Dice ser javier

    Venga, ánimo, a ver si llegamos a 100 razones para quedarse haciendo fotos con el móvil a un incendio en vez de ayudar (horror) al dueño, (horror) a las autoridades encargadas, (horror) a los profesionales especializados. Eso, entre quienes al menos leen este blog. Supongo que entre los que ni eso, podríamos llegar a 1.000.
    Del “Hoy por ti, mañana por mí”, al “ya me harás tú una foto a mi cuando me esté abrasando”.

    29 julio 2013 | 14:46

  9. Dice ser Jose

    Cuando en invierno se rompen ramas y arboles por efecto de la nieve, si te encuentra la policia recogiendo las ramas, para poder llevarlas a casa para alimentar la estufa, te multa de lo lindo, cuando solo estas limpiando el monte.Despues si se pega fuego por un rayo una colilla, etc. despues las manos a la cabeza y pagar horas de helicópteros i aviones para poder apagar el fuego. Queda muy bien destinar un dinero que seguro habra corrupcion por medio en los medios aereos, i no autorizar a limpiar el monte, para uso de los que vivimos en él. Despues nos quejamos de que no colaboramos en los incendios. Sres. dejenos colaborar con las ramas secas, y no tendremos que colaborar con los incendios.

    29 julio 2013 | 17:21

  10. Dice ser Rosa

    Tienes toda la razón Pescador. El problema es el egoismo de la gente que no piensa en lo que se está perdiendo: en el paisaje que se disfruta pero no tiene coste y no se valora y en todos los animalillos que mueren. Eso sí que cuando el fuego pega la vuelta y va directo a su casa, a echarse las manos a la cabeza. El año pasado en un pueblo de 140 habitantes de Segovia, salió un incendio y allí empezó a bajar toda la juventud ( y los que no son juventud que bajaron en cuanto se enteraron) del pueblo al toque de las campanas y entre todos, apagamos un fuego que iba directo al pueblo. Los agentes llegaron tarde y apenas tuvieron que hacer nada pero yo ví a todo mi pueblo (y a mi misma) luchando contra llamas de 3 metros. Y esa alcaldesa jubilada con una pala al lado de los arbustos ardiendo que vale más que su peso en oro. Y el orgullo que sentí aquella tarde fue muy grande. Por el pueblo y por la gente que lo compone. Porque fuimos la re-leche. Joerr. Un poco de orgullo y menos quejarse.

    29 julio 2013 | 19:03

  11. Dice ser Pescador

    Bueno, lo del Seprona y las prohibiciones de uso del monte si que necesitarian algo de revisión. El monte necesita un control para que no se llene de gasolina. Una cosa es tenerlo todo como un jardín y otro jugar a conseguir una selva primigenia en un pais con 45 millones de habitantes y donde nos estorban todos los bichos

    29 julio 2013 | 23:23

  12. Dice ser Jooanet

    Alguien recuerda : Cuando un bosque se quema, algo suyo se quema …….Sr. Conde ?

    30 julio 2013 | 09:27

  13. Dice ser Robertojeta

    Causas de incendios forestales: negligencias por hogueras/barbacoas/quemas de rastrojos, accidentes con máquinas agrícolas, ganaderos creando zonas de pasto, cazadores “gestionando” los cotos de caza e los intereses económicos para vender la madera cuanto antes.

    Todos contra el fuego mediante una nueva legislación sancionadora y sobretodo mediante el FIN DE LAS SUBVENCIONES para los causantes incendiarios y las tierras quemadas.

    No a la CAZA, PASTOREO y VENTA DE MADERA QUEMADA de ninguna de las 165.000 hectáreas que ardieron en todo el país en 2012. Si se decreta el no-uso de esas zonas quemada y la no-subvención, España no arderá por los cuatros costados. Y ya se encargarán los propietarios y vecinos de la prevención, por la cuenta que les tiene.

    31 julio 2013 | 10:38

  14. Dice ser Fran

    Pues tengo que comentarte que al menos por el sur peninsular, en tierras andaluzas, sucede justo lo contrario, con el agravante de que los operarios de extinción impiden la colaboración ciudadana. Me remito concretamente al incendio que tuvo lugar en 2005 en la Sierra Nevada granadina, y que desgraciadamente presencié en primera persona. En mi pueblo salimos todos a ayudar topándonos de lleno con la guardia civil y el operativo de extinción que nos impidió el paso “por motivos de seguridad” y nos obligó a presenciar impotentes cómo ardía la sierra sin que nadie aún hubiese llegado a la zona del incendio. Fue lamentable.

    01 agosto 2013 | 20:29

Los comentarios están cerrados.