Entradas etiquetadas como ‘Interrogatorio’

El método de la investigación criminal para pillar a un mentiroso

Hay vida más allá de los consejos populares para detectar mentiras. Que si se toca la nariz, ha cruzado los brazos, mira hacia abajo, se mueve mucho y está nervioso… Los ‘trucos’ aislados’ pueden inducir a error; en general, no son válidos sin un contexto y sin individualizar el caso de análisis.

Licencia Creative Commons

Licencia Creative Commons

Que sí, que la comunicación no verbal es muy importante en la detección de la mentira, pero no nos debemos de fijar solamente en las formas, en el cómo nos cuentan algo, sino también en el contenido, qué nos dicen. En esta última parte hay bastante evidencia científica que ayuda a los investigadores a centrar información creíble o no en un interrogatorio por ejemplo.

Detectar el engaño puede ser un juego para la mayoría de nosotros, pero lo cierto es que se convierte en una competencia muy requerida en ciertos ámbitos profesionales, sobre todo los relacionados con la inteligencia o la seguridad.

La técnica Reid o Entrevista de Análisis de Conducta (BAI) consiste en unas determinadas sesiones de preguntas y respuestas que no son acusatorias, tan solo provocan que el sujeto nos muestre sus‘ signos particulares de verdad o de engaño.

Los investigadores formulan primero cuestiones relativas a los antecedentes de la persona entrevistada para conseguir información personal y evalúan así su comportamiento verbal y no verbal. De esta manera relajada ya han obtenido un patrón de conducta ‘normal’, una línea base de ese sujeto concreto.

A continuación, proceden a preguntas que provocan un comportamiento determinado con el fin de obtener respuestas verbales y no verbales diferentes a la línea base previamente establecida.

Por este motivo, en nuestra cotidianeidad, podemos escuchar aquello de ‘mi madre siempre me pilla cuando miento‘, ella o las personas muy cercanas a nosotros ya tienen establecida nuestra línea base de comportamiento habitual y será capaz de detectar los ‘cambios’ de conducta de una forma más sencilla y eficiente que cualquier desconocido que intente pillarnos.

Otro de los principios más importantes de esta entrevista es no decirle jamás al otro lo que ya sabemos sobre él en relación con los detalles del caso (pistas o evidencias recogidas o datos obtenidos de otros testigos o implicados en el suceso),

Tiene sentido ¿no? Podríamos aplicarlo a la vida diaria: si una amiga nos llama y nos dice que ayer por la tarde vio a nuestra pareja con otra persona en actitud algo extraña y le soltamos ese dato nada más entrar por la puerta de casa, le daremos opción a ‘explicar’ el hecho como buenamente pueda.

Si por el contrario, ocultamos el dato y simplemente le preguntamos: “Cariño, ¿qué tal la tarde de ayer?, ¿qué hiciste?” Podremos comprobar libremente si opta por mentirnos o nos cuenta la verdad, qué nos dice y cómo lo relata.

En palabras de sus creadores: “Estas técnicas son similares a un juego o estrategia psicológica en el que la persona que sabe más sobre las estrategias de la otra persona tiende a ganar“.

*Referencias:

https://reid.com/resources/investigator-tips

https://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2021-08-05/el-metodo-que-usan-los-cientificos-para-un-mentiroso_3191107/

*Nos vemos este jueves en la Feria del Libro de Madrid:

Compenetración: ¿encuentros online o presenciales?

El término conocido como ‘rapport‘ es fundamental para la comunicación, se trata de la conexión empática que se establece entre dos personas que se sincronizan. De este modo, se ofrece y se recibe información con una menor resistencia.

Fotografía CC0 Dominio publico

Fotografía CC0 Dominio publico

A veces, este entorno de confianza y comodidad surge de manera natural; sin embargo, en multitud de ocasiones, una de las partes se convierte en agente activo y debe propiciar este clima de compenetración para obtener lo que necesita, por ejemplo, en la enseñanza, en selección de personal, en un interrogatorio policial, en una sesión de psicoterapia o en una negociación comercial.

Como podéis adivinar, la comunicación no verbal es una de las claves más importantes para generar un buen ‘rapport‘, ya sea a través del contacto visual, nuestras expresiones faciales, posturas, tono de voz, gestos, etc. Pero, ¿qué ocurre en la era de internet?

La pandemia por covid nos ha transportado más aún al trabajo y las relaciones telemáticas, ¿crees que esta compenetración entre personas se ha visto afectada? En mi opinión, sí, de forma irremediable nos cuesta mucho más lograr esta sintonía que nos regala el cara a cara.

Hay un estudio muy interesante de 2021 realizado en un entorno criminológico que valora esta transformación y que puede ser extrapolable a otros contextos.

La literatura psicolegal siempre ha destacado la importancia de la relación para una entrevista de investigación exitosa. Se sabe que el ‘rapport‘ es eficaz porque hace que los interrogados se sientan más cómodos y seguros, fomenta la cooperación y anima a los testigos a recordar información, lo que facilita la obtención de datos. De hecho, la investigación experimental ha encontrado que la compenetración aumenta la probabilidad y la precisión de la revelación de testigos (tanto niños como adultos).

La mayor parte de la investigación ha examinado la relación en contextos presenciales, pero no todas las entrevistas se realizan cara a cara, así que analizaron las posibles diferencias. “Descubrimos que los participantes percibieron la relación de manera más positiva cuando se les entrevistó en persona en tres de las cinco medidas: atención , confianza/respeto y experiencia.”

“Esto indica que, en las entrevistas con testigos, las conductas no verbales son fundamentales para la calidad de la relación. Sin embargo, a pesar de que nuestros resultados mostraron que las entrevistas por Skype pueden ser menos apropiadas para construir una buena relación en algunos aspectos, esto no afectaba a la precisión general de la declaración“.

Parece ser que incluso en las entrevistas cara a cara se den mayores detalles periféricos en comparación con las entrevistas online, en la que surge una interacción más directa y enfocada en los datos centrales de los sucesos, con menos errores y divagaciones.

En definitiva, estos resultados avalan la necesidad de considerar cómo compensar la falta de conexión propia del tú a tú que proviene de la comunicación no verbal y que tanto influye en el otro, en sus percepciones, atención y sensaciones respecto a la comunicación. Profundizar en este campo ayudará a mejorar la práctica de entrevistas o interacciones en una sociedad cada vez más digitalizada.

 

¿Los policías detectan mentiras mejor que el resto de las personas?

interrogatorioEl trabajo de investigación policial se realiza de forma fundamental a través de una entrevista-interrogatorio con el sospechoso, víctima o testigo de un delito (y todos ellos pueden mentir). Esta fase del proceso de esclarecimiento del caso adquiere aun mayor relevancia cuando se carecen de evidencias físicas que se conviertan en pruebas decisivas para cerrar el asunto, entonces todo lo que tienen es extraer la mayor información posible a través de una entrevista policial, observar, analizar y tomar decisiones sobre si el testimonio es fiable o no, si es cierto, es una verdad a medias, o es falso.

Realmente, la investigación sobre la capacidad de las personas, en general, para detectar mentiras mediante la observación de la conducta no verbal ha arrojado resultados desalentadores. La habilidad de los seres humanos para discriminar entre verdades y mentiras es muy limitada pero cabe preguntarse si las personas que tienen trabajos en los cuales la detección de las mentiras es importante (como en la policía) también poseen niveles tan bajos de precisión.

Existen múltiples estudios que examinan la pericia de los policías para juzgar la veracidad de un conjunto de declaraciones. Sus niveles de precisión se compararon con los de personas cuya labor profesional no exige detectar el engaño; en ambos se detectaba la mentira a partir de la intuición y las creencias de cada cual. Pues bien, quizás sorprenda constatar que tales estudios no muestran ninguna superioridad entre los policías a la hora de discriminar entre declaraciones verdaderas y falsas.

Los agentes entrenan sobremanera el análisis de la conducta, día a día aciertan, se equivocan, y tienen la oportunidad de aprender constantemente de sus errores o éxitos, pero entonces ¿Por qué es tan baja en los policías la precisión para detectar mentiras? Según los investigadores su fracaso estriba en que:

Lee el resto de la entrada »