Entradas etiquetadas como ‘Lars Von Trier’

Lars Von Trier pone a prueba nuestra aceptación de las imágenes violentas

Sitges 2018

En la primera proyección de The House That Jack Built de Lars Von Trier en el Festival de Sitges, a las 10:45 de la mañana el lunes 8 en el Auditori (y en una sala llenísima de público, inusual en un lunes y en ese horario) se puso de manifiesto la variedad de espectadores y sus reacciones incluso en un certamen como este, dedicado al género de terror, fantasía y ciencia-ficción y en el que, ociosamente o a modo de catarsis, también se acostumbra a celebrar con aplausos y jolgorio cualquier o casi cualquier muerte en pantalla.

Los hay que lo aplauden todo, aunque sea la muerte de un niño. Otros quedamos atónitos (embargados por el dolor), en silencio. Por suerte, la comunión del público no fue total porque, esta vez, los que jalearon escenas de este tipo fueron pocos. No me interpreten mal. De hecho, hay tantas historias que se basan en la violencia, desde el inicio de los tiempos, empezando por ese típico duelo final entre “el bueno y el malo” sea en una de superhéroes o en un viaje a las galaxias más lejanas. Pero está el puro divertimiento, la propuesta que nos permite dar rienda suelta a nuestra necesidad de morbo o también, en cierta manera, tomar distancia para celebrar la violencia gráfica más explícita; y luego están las de denuncia o las que nos deberían conducir a la reflexión o al rechazo de semejantes acciones.

The House That Jack Built

( ®Golem )

Lee el resto de la entrada »

Nacidos para provocar: lo nuevo de Lars von Trier y Gaspar Noé

Listas de cine

Las dos películas se presentaron en primicia en el pasado Festival de Cannes, ambas cuentan con distribución y se estrenarán en nuestras salas. Y también son dos títulos que está previsto que se proyecten en el próximo Festival de Cine Fantástico de Sitges, que tendrá lugar del 4 al 14 de octubre.

Cine de autor sin paliativos, cineastas fieles a sus postulados y a su forma de ser y rodar. Buscando remover conciencias y estómagos. Uno es de sobras conocido, el danés Lars von Trier, el otro es el director argentino afincado en Francia Gaspar Noé. Y ambos tienen preparados nuevos “artefactos” fílmicos para provocar al personal: The House That Jack Built y Climax, respectivamente. Cuando lleguen a las pantallas, prometen no dejar indiferentes a nadie, aunque no se hayan visto.

‘The House That Jack Built’ de Lars von Trier

The House That Jack Built

( ©Golem Distribución )

Lee el resto de la entrada »

Lars von Trier, beber para crear

Lars Von Trier

(GTRES)

El director y guionista danés Lars von Trier vuelve a darle a la botella, o al menos “un poquito”. Es uno de los cineastas europeos más prestigiosos y laureados, también posee el don, o la genialidad, de provocar controversia con cada una de sus películas. Es el director que se las hizo pasar canutas a Nicole Kidman en Dogville (2003), que durante el rodaje de Bailando en la oscuridad (Dancer in the Dark, 2000) se las tuvo continuamente con la actriz y cantante, no menos excéntrica y egocéntrica, Björk. Es tildado frecuentemente de “sádico” y “misógino” porque en sus historias cinemáticas sus mujeres protagonistas siempre pasan por todo tipo de calvarios y humillaciones.

Y es también el director que la lió parda en el Festival de Cannes hace cuatro años por unas declaraciones, muy probablemente sacadas de contexto y magnificadas (Von Trier tiene su faceta de bromista), mientras presentaba en rueda de prensa Melancolía, proclamando que “entendía a Hitler”. La dirección del certamen, entonces y ante las oleadas de protestas, tuvo que tomar medidas rápidas y lo declaró persona “non grata”. Lo expulsaron de allí. También es el artista que nos ha dejado unas cuantas obras maestras a lo largo de su carrera (elijan la que prefieran, Europa, Rompiendo las olas, Bailando en la oscuridad, Melancolía…).

El que Von Trier haya anunciado que ha vuelto a caer en las garras de la bebida quizá no debería llegar a ser más noticia. Pero en una entrevista, publicada esta misma semana en The Guardian, asegura que, después de haber pasado por Alcohólicos Anónimos, si ha recaído es porque estando sobrio no puede crear, o al menos en igual de condiciones o celeridad. Estamos hablando de alguien que tranquilamente puede beberse una botella de vodka al día, acompañada no por unas tapitas sino por alguna droga más.

Lee el resto de la entrada »