Capeando la crisis Capeando la crisis

De cómo vivir sin dinero o con muy poco

Entradas etiquetadas como ‘premio’

Madrid y Vitoria, finalistas para el Premio a la ciudad europea del Comercio Justo

Este año, una ciudad de la Unión Europea recibirá por primera vez el Premio a las Ciudades Europeas promotoras del Comercio Justo y Ético. Con este premio se reconocen y celebran los logros de las ciudades en los ámbitos de la sostenibilidad en el comercio internacional, valorando las mejores prácticas comerciales justas y éticas.

Y en España, las ciudades de Madrid y Vitoria-Gasteiz han sido designadas finalistas en esta carrera que terminará el próximo 27 de junio con la entrega del galardón a la capital ganadora en Bruselas. También optan al premio Dormund, Gante, Lyon, Malmö, Saarbrücken.

La convocatoria es una iniciativa de la Comisión Europea, destinada a reconocer y celebrar los logros de las ciudades en los ámbitos de la sostenibilidad en el comercio internacional, estimulando el aprendizaje común entre ellas, y poniendo en valor las mejores prácticas comerciales justas y éticas.

Trata también de ser un instrumento para fomentar el desarrollo sostenible e inclusivo para los pequeños productores, concienciando a ciudadanos, representantes políticos y empresarios sobre programas comerciales sostenibles, éticos y justos.

Las ciudades han sido tradicionalmente centros del comercio mundial y han servido como plataformas para los vínculos económicos de Europa con el resto del mundo, según los convocantes, que señalan que “Hoy, más de dos tercios de los europeos viven en ciudades y pueblos que desempeñan un papel central en el comercio y la concienciación acerca del consumo sostenible. Como tal, las ciudades europeas tienen un gran potencial para impulsar cambios positivos para el comercio sostenible e inclusivo”.

Una ciudad por un comercio justo es un modelo de localidad que acerca los productos de Comercio Justo a la ciudadanía a través de las administraciones, comercios, empresas y el tejido asociativo. Esta campaña internacional surgió en Garstang – Inglaterra- en 2001 de la mano de unos militantes del comercio justo y hoy se desarrolla en más de 2.000 ciudades de todo el mundo con apoyo del Parlamento Europeo, de los municipios que participan y, principalmente, de las organizaciones de Comercio Justo que trabajan en cada comunidad.

Se crea el Premio Ciudades Europeas por un Comercio justo y ético

En 2018 una ciudad de la Unión Europea recibirá por primera vez el Premio a las Ciudades Europeas promotoras del Comercio Justo y Ético. El concurso es una iniciativa de la Comisión Europea  y organizado por la Dirección General de Comercio como un compromiso de la comunicación Comercio para todos, publicada en el año 2015.

El Centro de Comercio Internacional ha sido elegido como la agencia de ejecución principal del concurso, que ha abierto el plazo de presentación de candidaturas.

El objeto del concurso es reconocer y celebrar los logros de las ciudades y el impacto positivo en los ámbitos de la sostenibilidad medioambiental, económica y social en el comercio internacional. También, fomentar el desarrollo sostenible e inclusivo de los pequeños productores concienciando a los ciudadanos, representantes políticos y empresarios sobre programas comerciales sostenibles, éticos y justos. Y por último, inspirar a las ciudades a aprender unas de otras y a compartir sus mejores prácticas resaltando las prácticas comerciales justas y éticas.

El porqué de un premio que relaciona ciudad y comercio se explica, según los convocantes, porque las ciudades han sido tradicionalmente centros del comercio mundial y han servido como plataformas para los vínculos económicos de Europa con el resto del mundo.

“Hoy, más de dos tercios de los europeos viven en ciudades y pueblos que desempeñan un papel central en el comercio y la concienciación acerca del consumo sostenible. Como tal, las ciudades europeas tienen un gran potencial para impulsar cambios positivos para el comercio sostenible e inclusivo”, señalan.

El concurso se inscribe dentro de las políticas de la Unión Europea por concienciar sobre cómo las decisiones de compra de los consumidores de la UE pueden afectar al medioambiente y a los medios de vida de las personas de los países proveedores.

Entre los beneficios para las ciudades por concurrir al Premio, están la promoción de las ciudades inspiradoras y de sus historias de comercio sostenible, el reconocimiento para las que fomenten  el comercio ético y justo, el apoyo futuro del Centro de Comercio Internacional al proyecto de desarrollo sostenible liderado por la ciudad y el intercambio de mejores prácticas en comercio ético y justo entre ciudades, ciudadanos, representantes políticos y negocios.

Pueden participar las ciudades de más de 20.000 habitantes que tengan actividades comerciales justas y éticas en terceros países mediante la implementación de políticas, prácticas, programas o proyectos.

Para saber más sobre el concurso, formulario de solicitud y presentación de candidaturas: www.trade-city-award.eu.

Nueva convocatoria del Premio Huertos Educativos Ecológicos

Hasta el 15 de julio, los centros educativos y proyectos de agricultura social pueden presentar sus candidaturas a la nueva convocatoria del Premio Huertos Educativos Ecológicos.

Este premio se otorga de forma anual a proyectos educativos que destacan por el uso del huerto como herramienta de transmisión de conocimientos y valores y es una iniciativa de la Asociación Vida Sana y de la Fundación Triodos.

El premio pretende ser un reconocimiento y una motivación añadida para la comunidad de profesores, padres y alumnos que se implican en torno a un huerto escolar ecológico.

A la vista del éxito de participación y de acogida que tuvo el año pasado, en esta cuarta edición el premio mantiene sus cuatro categorías. Las tres primeras destinadas a los centros educativos de educación obligatoria (infantil, primaria, secundaria) y la última, de agricultura social, destinada a entidades que hayan desarrollado una experiencia relacionada con la agricultura social, cuyo objetivo sea generar un proyecto educativo, formativo, de inserción laboral, inclusión social o de mejora de la salud física y mental de las personas, a través del trabajo agrario.

Huerto del IES Murube, de Sevilla.

También se incluyen en esta categoría los proyectos de educación especial y los de educación secundaria no obligatoria (Bachillerato y Ciclos Formativos).

Pueden presentar su proyecto todos los centros educativos de educación infantil, primaria y secundaria así como proyectos y experiencias que fomentan la regeneración social a través de la agricultura ecológica, incluidos los centros de educación especial y los de educación secundaria no obligatoria.

Para solicitar la participación en el premio deberá:

  1. Rellenar el formulario de inscripción en la web www.mamaterra.info, que estará disponible durante el periodo de inscripción, del 1 de junio al 15 de julio.
  2. Adjuntar la memoria del proyecto  con los anexos correspondientes en un único documento. El tamaño máximo aceptado de la memoria es de 10Mb.
  3. Plazo de presentación de proyectos empezó el 01/06/2017 y terminará el 15/07/2017.

El Premio Huertos Escolares Ecológicos está dotado, en cada una de sus cuatro categorías (Infantil, Primaria, Secundaria y Agricultura Social) con un primer premio de 1.000 €, y un Accésit con entrega de material para el huerto ecológico.

Huerto del Colegio Rural Agrupado L’Albada de Bujaraloz, Zaragoza.

El año pasado, el primer premio Educación Infantil y Primaria fue para El Huerto Escolar de la Almolda , del Colegio Rural Agrupado L’Albada, en Bujaraloz, Zaragoza.

Cristina Abad García, la profesora que presentó el proyecto al Premio, cree que la iniciativa “contribuyó a preparar a los alumnos para la vida, a desarrollar hábitos de trabajo en equipo, a ser tolerantes y a entender que todas las personas tienen distintas habilidades pero todas son importantes y tienen cosas que aportar”.

En Educación Secundaria, el premio lo consiguió el IES Joaquín Romero Murube, de Sevilla , con el proyecto Huerto del Murube: Una herramienta de transformación para el polígono sur, con el que algunos profesores del centro quisieron darle la vuelta a la situación precaria que viven muchas familias de sus alumnos, en el barrio del Polígono Sur. El proyecto ha conseguido reducir el absentismo, permite que las familias de bajos ingresos que se hacen cargo de los huertos puedan disfrutar en casa de sus alimentos y con la participación de 300 alumnos, es hoy una herramienta educativa de referencia para el centro.

En Agricultura social, el premio se lo llevó el proyecto Inserción laboral en un campo de agricultura ecológica, de la Fundació Cassià Just, Sant Boi de Llobregat, Barcelona.

Esta fundación ofrece servicios de restauración social y sostenible a través de la marca Cuina Justa (cocina justa) y fue creada por un grupo de profesionales de la salud mental, trabajo social y educación ante las dificultades de jóvenes con problemas educativos o de salud mental para acceder al mundo laboral.

Fuente: Fundación Triodos.