BLOGS

La televisión ha creado un mundo esquizofrénico en el que entre el individuo y lo global no hay nada. Alain Touraine

Ricardo de la Cierva… y yo

Ricardo de la Cierva es una mina. Una joya. Una lumbrera. Un partidazo. Un “humanista”, tal y como se define él mismo. Un señor que fue Director general de Cultura Popular con Franco y ministro de UCD, con Suárez. Un señor que escribe libros. Grandes libros. De títulos memorables: “Francisco Franco, un siglo de España”, “Historia del franquismo”, ”Pro y contra Franco”, “El 18 de julio no fue un golpe militar fascista”. Puritito revisionismo histérico.

Ricardo de la Cierva es el autor de los libros que lee Franco muerto en el Infierno para recuperarse de los disgustos que le da su nieta Carmencita Martínez – Bordiú: Franco muerto coge un ¡Hola! , ve a su nieta, sufre un patatús post-mortem y de inmediato se lanza a leer algo de De la Cierva (huelga decir que en la bilioteca del Infierno están todos los libros de Ricardo de la Cierva, los de Pío Moa, los Juan Manuel de Prada, Jorge Bucay, Paulo Coelho, Gloria Méndez, …)

Ricardo de la Cierva lo flipa con los masones. Así. Literalmente. Lo flipa. De ahí que haya publicado “La palabra perdida.- El triple secreto de la masonería.” y recientemente, “La masonería invisible.- Una investigación por Internet.” ¡Una investigación por Internet! Lo dicho; Ricardo de la Cierva lo flipa con los masones. Y en cuanto puede, en cuanto le entrevista algún panfletillo de extrema derecha, él se despacha: que Zapatero es masón. Que Bono también. Que Fernández de la Vega lo mismo. Apasionante, ¿no? NO: un perezón.

Obviamente, Ricardo de la Cierva es colaborador de Radio Intereconomía (cuyas tertulias convierten a la COPE en un reducto de rojos izquierdistas) y columnista de Época (pero, ¿qué época? Me pregunto yo siempre que veo esa revista en los kioskos).

Hace algunos años (no sé exactamente cuántos ni me atrevo a escribirlos, que después algunos de mis lectores se ponen a echar cuentas y sufren derrames cerebrales), Ricardo de la Cierva fue pregonero de las fiestas de Villaviciosa de Odón. Cuando nadie se acordaba de él, la alcaldesa del PP recién llegada a ese pueblo lo llamó para que diese el pregón. Todo un detalle. Cosas de la vida, hoy esa alcaldesa, Pilar Martínez, es la concejala de Urbanismo del Ayuntamiento de Madrid, íntima de Gallardón. A quien De la Cierva acusa de ser “el máximo exponente de la derecha disfrazada”. Qué feo, ¿no?

El historiador Ricardo de la Cierva, autor, entre otros libros, de El 18 de julio no fue un golpe militar fascista, asegura que se enteró de la muerte un día antes de que muriese. “Yo había quedado el 19 de noviembre a las nueve de la noche en el hotel Velázquez con varias personas, y entre ellos, Manuel Fraga Iribarne. Llegó a la cita el ministro José Solís, que venía del hospital de La Paz. Solís nos comunicó que desde las siete o las siete y cuarto de ese día, 19 de noviembre, el encefalograma de Franco ya era plano, que se le mantenía la respiración artificialmente y por tanto, se podía anunciar su muerte. Fraga determinó retrasar la noticia para controlar cualquier posible brote o disturbio”.

¿Dónde estaba usted cuando murió Franco?, EL PAÍS DIGITAL

… y yo, hace sólo unas semanas, compartí mesa y tertulia con un sobrino de Fraga, que a las tantas de la madrugada fue tan amable de llevarnos en su coche a nuestro hotel.

Grados: 3º

1 comentario

  1. Dice ser Carlos

    Franco, ¿en el infierno, cuando todo lo hizo por la gracia de Dios? En cualquier caso, también lee a Manuel Aznar, el abuelito de don José María, que lo hagiografió hasta el aburrimiento. “En él [Franco] se da esa rara mixtura de energía indomable y de flexibilidad humana, de audacia juvenil y de reflexiva prudencia, de realismo profundo y de lírico patriotismo, de objetividad exacta y de impasible serenidad, de técnica estudiosísima y de imaginativa improvisación cuando la hora lo exige; todo, por consiguiente, le calificaba para elevarse hasta el caudillaje de los españoles”. Más de uno se la casca con cualquier cosa. Por cierto, el del lector Ileso (y éste) es un gran blog. Un saludo.

    30 Noviembre -0001 | 0:00

Los comentarios están cerrados.