BLOGS
El Blog Solidario El Blog Solidario

Por aquí han pasado cooperantes de Ayuda en Acción, Cruz Roja, Ingeniería Sin Fronteras, Unicef, Médicos del Mundo, HelpAge, Fundación Vicente Ferrer, Médicos Sin Fronteras, PLAN
Internacional, Farmamundi, Amigos de Sierra
Leona y Arquitectura sin Fronteras.

Royce: la historia de una luchadora

Royce, asesora juvenil en Zambia. Copyright Plan International Georges Morleghem

Royce, asesora juvenil en Zambia. Copyright Plan International Georges Morleghem

Durante los días 26 y 27 de noviembre, la Unión Africana celebra en Zambia la Primera Cumbre de las Niñas Africanas para la Erradicación del Matrimonio Infantil en África.

África es el continente en el que más países llevan a cabo esta práctica. En el África subsahariana el 37% de las mujeres entre 20 y 24 años contrajeron matrimonio antes de los 18. Se estima que 70 millones de niñas en África subsahariana corren el riesgo de contraer matrimonio en 2030.

Plan International, que participa en este encuentro junto a los principales miembros de los Gobiernos africanos, organizaciones y representantes de la sociedad civil, ha solicitado a los gobiernos realizar cambios en la legislación y situar la edad mínima para contraer matrimonio en 18 años y les ha instado a crear políticas de protección, información y asesoramiento a nivel local, regional y nacional.

El matrimonio infantil es una grave violación de los derechos humanos, que niega a los niños y niñas su infancia.

Royce en su regreso a la escuela Copyright Plan International Georges Morleghem

Royce es una de las miles de niñas que han visto robada su infancia. Con tan solo 20 años, su vida ha sido muy complicada. Tras casarse cuando tenía 15 años y con una hija, tuvo la valentía de dejar a su marido y volver a estudiar, además de involucrarse en grupos de trabajo para luchar contra el matrimonio infantil.

“Mi padre murió después de mi nacimiento, y perdí a mi madre unos años más tarde. Mi tía se encargó de mí y a los 15 años decidió que tenía que dejar mis estudios y casarme,” cuenta la joven zambiana. Como muchas otras adolescentes obligadas a contraer matrimonio, Royce no conocía a su futuro esposo. “No le quería, no quería dormir con él. No sabía cómo actuar o lo que iba a pasar,” explica Royce.

“Mi tía me explicó que como mujer tenía que obedecer a mi marido. No solo me obligó a casarme si no que también me hizo volver con él la primera vez que me escapé,” cuenta la joven zambiana.

Royce tuvo una hija y, tras cuatro años de matrimonio, se armó de fuerza y se separó. “No estoy interesada en ningún hombre, no quiero sufrir de nuevo todo lo que he pasado,” afirma.

Actualmente Royce vive con su hija y su hermana. A pesar de las dificultades, ha vuelto a estudiar y se ha convertido en una de las mejores estudiantes de su clase, llegando incluso a ser la presidenta del Comité de estudiantes.

Plan International, que trabaja en Zambia desde 1996, animó a Royce a formar parte de uno de sus grupos de trabajo. Fue allí donde compartió su historia con otras adolescentes y, desde entonces, tanto en el colegio como fuera, Royce trabaja con jóvenes previniendo el absentismo escolar, el matrimonio infantil y la vulneración de sus derechos.

Royce sueña con seguir estudiando y llegar a trabajar en el Gobierno de Zambia para crear leyes que protejan a las niñas e impidan que sean forzadas a contraer matrimonio.

Los comentarios están cerrados.