BLOGS
El Blog Solidario El Blog Solidario

Por aquí han pasado cooperantes de Ayuda en Acción, Cruz Roja, Ingeniería Sin Fronteras, Unicef, Médicos del Mundo, HelpAge, Fundación Vicente Ferrer, Médicos Sin Fronteras, PLAN
Internacional, Farmamundi, Amigos de Sierra
Leona y Arquitectura sin Fronteras.

Las aplicaciones móviles: un salvavidas para los jóvenes sirios que huyen de la guerra hacia Europa

Por Lely Djuhari, UNICEF

Jehad mece el teléfono móvil en su mano. Para este adolescente sirio de 15 años que ha llegado a Europa después de varias semanas de viaje, su móvil es uno de sus bienes más preciados.

“No veo a mi padre desde hace un año. Con esto puedo tener noticias suyas desde Alemania y saber cómo salen adelante mi madre, mi hermana y mi hermano en Jordania”, nos cuenta Jehad, que usa habitualmente  WhatsApp, Facebook y Viber para conectarse con su familia y amigos.

Conocí a Jehad hace muy poco, en un espacio amigo de la infancia apoyado por UNICEF cerca de Gevgelija, en la ex República Yugoslava de Macedonia. Allí hizo una parada de un día después de cruzar la frontera con Grecia.

Las aplicaciones móviles: un salvavidas para los jóvenes sirios que huyen de la guerra hacia Europa

Jehad, de pie en el espacio amigo de la infancia que hemos instalado en el centro de recepción de refugiados próximo a Gevgelija, en la antigua República Yugoslava de Macedonia, después de cruzar la frontera con Grecia. ©UNICEFMK-2015/Emil Petrov

Él es una de las 3.000 personas que están llegando a diario. Se les da permiso para permanecer durante 72 horas en el país y presentar formalmente la solicitud para obtener la condición de refugiado. Sin embargo, la mayoría continúa su viaje a la vecina Serbia, Hungría y, finalmente, a los países de Europa occidental o del norte.

La familia de Jehad abandonó Siria huyendo de la violencia y la inseguridad hacia Amman, la capital de Jordania, donde ha estado viviendo durante los últimos años. Pero atrapados por las dificultades económicas, decidieron escapar y buscar una nueva vida en Europa. Su padre se marchó primero. Un año después, Jehad se fue de casa con su tío y varios de sus amigos.

Nos relata el angustioso viaje que sufrió en una débil lancha de goma junto a otras 60 personas intentando cruzar el tormentoso mar de Turquía a Grecia.

“Fue muy aterrador. Si te sentabas, el aire se escapaba. Estuvimos siete horas en el mar. La lancha se llenó de agua. Daba mucho miedo y había familias y niños. Cuando la lancha se desinfló y se llenó de agua, todos los adolescentes de mi edad saltamos al agua y nadamos. Dejamos a las mujeres, niños y ancianos en el bote. Tratamos de empujarlos hasta la playa. Nadamos hasta la playa y cuando llegamos allí caminamos varias horas hasta llegar al campamento”.

Las aplicaciones móviles: un salvavidas para los jóvenes sirios que huyen de la guerra hacia Europa

Jehad responde a los mensajes pendientes en su teléfono móvil. ©UNICEFMK-2015/Emil Petrov

Es un nuevo trauma que se une a los numerosos que muchos ya han acumulado con las guerras de Siria, Irak y Afganistán. Pero aún así siguen viniendo.

Noor es una joven de 17 años, también de Siria, que está tratando de conseguir “noticias de casa” y “asuntos domésticos” en su móvil. En lugar de buscar información sobre cómo obtener ayuda, quiere saber cómo continuar con sus estudios y lograr un trabajo en Suecia.

Me enseñó una aplicación llamada Gherbtna, hecha por un refugiado emprendedor sirio, Mojahid Akil, para ayudar a los refugiados en Turquía que se enfrentan dificultades como la obtención de la residencia y la apertura de cuentas bancarias, para obtener información sobre ofertas de empleo o para ayudar a la gente que no tiene acceso a información.

“Turquía ya estaba a tope. Tuvimos que irnos. Sería muy útil contar con una aplicación como esta para Suecia “, dice.

Y con una mirada nostálgica, agrega: “Me pregunto si todo el mundo en Europa piensa que somos gente pobre que no quiere trabajar o ganarse el pan y sólo recibir dinero del Estado. Quiero ser programadora informática como mi padre”. Noor prefiere que no la fotografíen; teme por su madre, que aún se encuentra en Damasco.

Jehad dice que solo le llevará un año estudiar alemán y que después podrá estudiar para ser arquitecto.

Entrecerrando los ojos bajo un sol cegador, descubre que la pantalla de su móvil se había apagado. No hay ningún sitio para cargar su teléfono. Al menos puede descansar a la sombra, beber y comer un poco de pan. Los niños más pequeños se divierten con juguetes y participan en actividades de canto y dibujo. Otros han recibido ayuda médica de Cruz Roja. Los problemas más habituales son la deshidratación, ampollas, resfriados, diarrea y quemaduras solares.

El centro de recepción próximo a Gevgelija estará muy pronto equipado con dos grandes tiendas de campaña apoyadas por UNICEF, con un espacio amigo para madres lactantes, bidones de agua, instalaciones de saneamiento y más baños.

Estoy impresionado con niños como Jehad y Noor. Impresionado por su tenacidad, resistencia y deseos de aprender. Como especialista en Comunicación de UNICEF, he hablado con muchos expertos sobre cómo los niños se expresan en el mundo online usando los medios sociales y cada vez más el móvil. Ahora más que nunca soy muy consciente de lo mucho que significa un teléfono móvil como salvavidas para los niños en tránsito, además de su necesidad de protección, salud, alimentación, educación, vivienda y apoyo emocional.

Esta semana, sigo en contacto con Jehad a través del WhatsApp.

“Estoy en Hungría desde hace tres días. Duermo en el suelo, pero hay demasiado ruido en la estación de tren. Un hombre nos está proporcionando un lugar para cargar nuestros teléfonos. Todo el mundo dice que es imposible pasar a Alemania. Pero todavía tengo esperanzas“, me cuenta.

11 comentarios

  1. Dice ser elnotas

    Este tio tiene mejor movil que yo.

    09 septiembre 2015 | 20:39

  2. Dice ser Una

    ¿Porqué os negáis a hacer lo mismo con un ciudadano honrado por el simple hecho de que sea de origen europeo?

    09 septiembre 2015 | 20:51

  3. Dice ser oscar

    Esto es lo que nos venden. Esperad a que lleguen los afganos a Europa, nos vamos a cagar literalmente por la pata abajo. AH y yo tengo un movil de 20 pavos, osea, ni whatupss ni nada de eso, porque no tengo un euro.

    09 septiembre 2015 | 22:02

  4. Dice ser Homer sarcástico

    Pobres sirios, sí, sí… y yo con un móvil de hace 10 años.

    09 septiembre 2015 | 22:08

  5. Dice ser Tia de SobrinoS

    O sea os cambiaríais por él porque pensáis que que tenga un móvil con whatsapp indica que esta en mejor posición que vosotros?

    09 septiembre 2015 | 22:58

  6. Dice ser el humano mundo ante nuevo mundo

    Las fronteras desaparecerán, igual que lo spartidos políticos y lso gobiernos que hoy conocemos. LA evolución va por ahí. Y también va por ahí el quitar tabú contra el cuerpo.
    Miuchas celebrities y pipol lo hace ya sin problema. Eso sí, en la tele y prensa diggggggna donde la haya… que dicen hablar de la verdad de lso tiempos y todo eso…. aún les espanta.
    http://img.yt/upload/big/2015/09/09/55f091b37953a.jpg

    El ser humano avanza hacia la unidad global en pensamiento, libertad, amor al prójimo, ruptura suave de prejuicios, tabúes, no a la violencia, sí al progreso compartido y enriquecimiento multiparamétrico. El futuro viene precioso, cuando el orbe alcance el puntito de madurez en cerebro evolucionado.

    Y quien se queje de emigrantes, que pregunte lo que hicieron sus abuelos, o sus padres, para sacar su vida adelante. Muchos fueron más allá de los Pirineos, incluso cuando aquello dela España “grande” y “única” en el Universo…. Hay que ponerse en la piel de quien padece injustamente. Y la sdictaduras, hay que acabarlas, todas, todas, todas, porque sencillamente el mundo hacia el que vamos no las tolerará. Serán contraproducentes para con el desarrollo humano y todos los desafíos qeu se acercan, incluido el cambio climático. Así que gente, a ayudarse y dejarse de hurañas monsergas patrioteras. Que me imagino clima horrible en tiempos de cosecha, a ver adónde vamos a comprar las cositas de la huerta, o el turismo… Quien hoy es rico mañana puede estar huyendo en busca de mejores mundos. Que en la vida todo cambia, nada permanece inalterable. Todo muta, varía, cambia. Socorrer al necesitado y no poner muros a su esperanza, que igual aprendemos mucho todos de cada experiencia vital rota o alcanzada.
    Estamos ante el descubrimiento de un mundo mayor que el de Colón. Nos estamos empezando a conocer todxs en el planeta de veras. Buen rollito y sana emoción inclusiva.

    10 septiembre 2015 | 00:14

  7. Dice ser Para.el.6

    Estoy y seguro que estamos todos hartos de poetitas del buen rollito, del compadreo planetario y de toda la mandanga.

    Valga decir mi posición ante la inmigración y los refugiados: Es positiva si y sólo si, es RAZONADA Y SOSTENIBLE, y mirando con ojos críticos lo que ha pasado en España con la inmigración, que se ha dejado entrar en exceso y sin control es un absoluto disparate. Mirate por ejempl o lo que dice Santiago Niño Becerra, economista, España no tiene capacidad para dar trabajo a tanta gente. La masa laboral en España es excesiva. Es muy bonito querer, poéticamente, que hay que abrir fronteras, que hay que acoger a todo el mundo, que hay que tener un buen rollitoplanetario. Pero luego los problemas son los que son, el más importante de todos es la bajada salarial hasta niveles del SXIX. Los buenrollistas hippies multiculturales quereis igualar a todo cristo por lo bajo. Se lo estáis poniendo a huevo al empresariado y a la banca. Desde mi perspectiva, sois traidores.

    En fin, intentar razonar con vosotros, los Buenrollistas, es absolutamente imposible. Lo que tenga que se será, aunque tengo clara mi posición en las próximas generales, un partido radical anti-inmigracionista, nacionalista español,

    10 septiembre 2015 | 09:14

  8. Dice ser el fanatismo no razona

    7, no intentes razonar. No puedes. Es tal el cúmulo de despropósitos y contradicciones en tu discurso que te propongo googlees Woodstock, por ejemplo, para que no veas enemigos donde sólo hay progreso.
    La razón no es excluyente, ni pone muros. No le hacen falta.
    Una avalancha humana, de seres humanos (espero que sepas lo qeu es eso) huyendo de la muerte, de una guerra, de una injusticia atroz… y hay que ser razonable y sostenible… Agüita…. Para qué seguir….
    Por cierto, no creo encuentres un partido evolucionado que defienda lo que tú deseas.

    10 septiembre 2015 | 15:58

  9. Dice ser Ana

    Hay gente, que despotrica contra los que vienen porque dicen que no hay trabajo para todos.
    Si en lugar de quejarse ahora, no hubiesen estado dormidos y atontados, y hubiesen salido a la calle cuando los partidos, a los que seguramente votan y seguirán votando, comenzaron a quitarnos todo lo que a base de luchar y luchar, habíamos conseguido las generaciones anteriores, igual no estaríamos como estamos ahora.
    Lo que no entenderé jamás, es que sepamos que nos roban nos mientes a la cara, nos engañan prometiendo de todo, no cumplan nada, y la gente siga votando a los mismos de siempre.
    Solo hay que recordar lo que pasó en Galicia con el Prestigge. Somos idiotas o que?

    11 septiembre 2015 | 16:24

  10. Dice ser Marc

    Se le debería caer la cara de vergüenza a quienes dicen que tienen peor móvil que el chico protagonista de esta historia. ¿Os da envidia, crees que vive en mejor situación que vosotros? Pues intercambiaros con él. Seguro os encantará viajar a su país para que os maten.

    De verdad, da pena leer estos comentarios. A ver si os enterais que la gente se va de su país no porque quiera ni porque sea pobre como para no comprarse un teléfono, sino porque LOS ESTÁN MATANDO. No hay más. Y si se gastan todos sus ahorros en hacer un viaje hasta Europa en el que muchos se dejan la vida… ¿qué queréis, dejarlos ahí tirados en la calle? ¿Que no sabeis que los españoles también han viajado a otros países como refugiados huyendo de la guerra? VERGÜENZA!!!!

    14 septiembre 2015 | 18:53

  11. Dice ser Inforepar

    Los parados españoles también quieren que les busquen un empleo, como van a hacer con los sirios; que les paguen 400€ mensuales, como van a hacer con los sirios y si además les regalan un móvil, como a los sirios, pues mucho mejor.

    17 septiembre 2015 | 14:19

Los comentarios están cerrados.