Entradas etiquetadas como ‘silla’

El duro primer día de clase de un niño de cuatro años: se duerme y la lía

Una cámara de seguridad grabó el divertido momento en que un pequeño, que había echado una cabezadita como el rey emérito en un acto oficial, se despierta repentinamente y se carga algo a la espalda que no es su mochila. o-O

Dean Lewis Pagtakhan, de cuatro años, se vio superado por el primer día de clase, en una escuela filipina, y cayó en manos de Morfeo en menos que canta un gallo. Lee el resto de la entrada »

¿Un gusano en la cabeza? Cosas más raras se han visto en otros cráneos

A Rosemary Álvarez le han extraído un gusano del cerebro en Arizona y la gente se ha escandalizado. Como si eso fuera lo más raro que han hallado en la cabeza de una persona.

Todavía me acuerdo yo de la pobre Margret Wegner, que llevó durante 55 años un lápiz en la cabeza que le producía jaquecas y hemorragias nasales (al más puro estilo Homer Simpson).

Peor fue lo de Shafique el-Fahkri, al que un compañero de trabajo le clavó la pata de una silla en un ojo.

Aunque el clásico entre los clásicos es el de las balas en la cabeza: el turco Muslim Mermi vivió durante diez años con un proyectil en el cráneo, al igual que Michael Moyla, que despertó con fuertes dolores de cabeza después de que el arma que escondía bajo su almohada se disparara accidentalmente.

Eso sí, el récord absoluto lo tiene Jin Guangying, una anciana china que vivió con un proyectil en la cabeza durante 64 años.

Cuidado con las operaciones

Y ahora os advierto: cuidado con las operaciones. A ver si vais con un dolorcillo de cabeza y os operan la rodilla, porque no es la primera vez que pasa algo así de raro.

Claro que casi es mejor eso a que, cuando uno muera, a tres chavales les dé por profanar tu tumba y fumar marihuana en tu cabeza.

El récord de lápices en la cabeza… ¿lo tiene ‘barza’?

-> Es tu turno: Mándame tus fotomontajes, tus vídeos raros (propios o de YouTube), tus parecidos razonables… cualquier cosa que te haga gracia y quieras que publique, a elblogdelbecario@gmail.com o en la sección “contacto”