Entradas etiquetadas como ‘momentos graciosos’

Los momentos más curiosos de 2010

BecConsejo: “Nunca es tarde para aprender”

Sé que estaréis saturados de “lo mejor del año”, “lo que pasó en 2010”, “así fue este año” y versiones similares. No obstante, como yo soy un tipo sin corazón, os vengo a mendigar una sonrisa a cambio de diez de los momentos más graciosos de todo el año. Algunos quizás no os parecieron tronchantes en su momento, pero confío en que ahora os arañen una carcajada.

10. El sexo de los koalas interrumpe a Roddick

El tenista estadounidense Andy Roddick estaba en Australia preparando el Open, pero el pobre no pasaba por su mejor momento. Tanto, que su entrevista quedó eclipsada por la cópula de dos koalas.

9. John Cobra la lía en la gala de Eurovisión

En su momento pudo resultar embarazoso para los espectadores, pero me niego a creer que cuando volvéis a ver a John Cobra actuando (o lo que sea) en la gala de Eurovisión no se os escapa una sonrisilla. Yo, cuando veo a Anne Igartiburu acariciándole y diciéndole “cariño” no me puedo resistir.

8. Las peligrosas rutas de Google Maps

Porque Google Maps está hecho para personas intrépidas. Por eso y sólo por eso  puedes viajar de China a Estados Unidos siempre que estés dispuesto a usar un kayak para atravesar el océano Pacífico.

7. El rescate raro, raro, raro de España Directo

Abril… qué tiempos, ¿verdad? Estaba el cielo loco, entre lluvias y cenizas volcánicas. Tanto, que un pobre hombre que quedó atrapado se vio obligado a participar en un rescate bochornoso y ridículo bastante peculiar con las cámaras de España Directo registrando tan épico momento.

6. La mirada de la infanta

Las pequeñas infantas iban al cole de mayores, pero Sofía no lo llevaba del todo bien. Los fotógrafos captaron su temor, su incertidumbre y su… ¿ira? ¡Menuda miradita que le echó a su hermana!

5. El rap de ‘Saber y ganar’: no era necesario

No era necesario, pero lo agradecemos. Aquel mítico rap de Saber y ganar para el que se aplicaban saberes populares (“si no pega, le echas mocos) e innovaciones televisivas (“¿Pero esto qué es?” gracias, Matías). Mítico, qué digo mítico, mitiquísimo.

4. No, hombre, ¡en el curro no!

Ocurría en febrero, hace tanto tiempo que ni nos acordábamos de él. David Kiely eligió un mal momento para abrir las fotos de Miranda Kerr en ropa interior. Concretamente, la conexión en directo de uno de sus compañeros

3. ¿Cómo definirías “empollar?

Luján Argüelles estrenaba programa y yo estaba tan enganchado a él como al mítico Password. Evidentemente, un programa de definiciones siempre va a dar juego, más aún cuando las palabras se eligen con mala idea… como ocurrió con aquel “empollar”.

2. El Twitter de los 90

Chinitos vienen, chupetes vanEn octubre nos echamos unas risas gracias a Twitter. Bueno, más o menos. Alguien (ignoro quien, pero estaré eternamente agradecido) empezó a elucubrar cómo habría sido esta red social si hubiera existido en los años 90.

Cuando cosas como “cuando te maten, me toca”, “dame un boli para rebobinar mi cinta” o “para los trabajos de clase uso la Encarta” tenían sentido.

1. “Viva España, viva el Rey, viva el orden y la ley”

Entiendo que no todos estaréis de acuerdo, pero yo hacía tiempo que no me reía tanto de con alguien. Antes a los niños se les amenazaba con el coco, ahora… con Belén Esteban y el de “pim, pam, toma lacasitos”.

PD: Los textos son cortos porque he puesto diez elementos.

Los momentos graciosos de Facebook

BecConsejo: “Si no se lo dirías a nadie, no lo publiques en Facebook”

Os hablé en su día de los grupos de Facebook más graciosos (no desesperéis, que más pronto que tarde llegará la segunda entrega), pero hoy doy un paso más y os quiero hablar de los momentos más graciosos que tienen lugar en esta red social.

Antes de seguir me disculpo con todos los que me seguís en Facebook o en Twitter, porque con esto de las vacaciones no he atendido a nadie y parece que os he abandonado. Nada más lejos de la realidad, el lunes vuelve la normalidad… hasta finales de mes, que me marcho nuevamente (sí, os parecerá mucho, pero es que he trabajado unos cuantos festivos… mientras vosotros disfrutabais, yo estaba dando el callo… :P).

A lo que voy, que ya me he dispersado otra vez. En su momento me hablaron de una web que recopilaba las historias de Facebook más rocambolescas (adjuntando pantallazos), del estilo: “Rompí con mi mujer cambiando mi estado” o “Me vengo de mi hermana publicando la lista de los chicos que le gustan”. La página en cuestión era Lolfbmoments, que actualmente no está on line.

Sin embargo, como suele pasar, ya hay una heredera que dispone de los mismos momentos míticos (la foto del supuesto entierro de la abuela, la mujer dando a luz en la piscina hinchable… -no os pongo los enlaces, si tenéis una morbosa curiosidad, será mejor que lo busquéis-) y alguno que otro inédito. La web se llama Lamebook.

El problema de ambas es que los contenidos son en inglés, con lo que las gracietas hechas en el idioma de Cervantes se pierden en el olvido.

Para que la cosa no sea más embarazosa de lo que ya es pixelan la foto y el apellido de los implicados. Pensad que cuando Amy dijo que le gustaría conocer los resultados de su prueba del herpes antes de salir de fiesta probablemente sólo quería que lo supieran sus contactos de Facebook (¿por qué quiso compartirlo con el mundo? Sólo ella, Puyol y Perry el ornitorrinco lo saben).

En cualquier caso, que merece la pena que echéis un vistazo a Lamebook, aunque sólo sea para hacer tiempo hasta que nos ocupen empresas superiores.

Cinco consejos para no cagarla minimizar los daños:

1) No añadas a tu jefe si no te gusta tu trabajo.

2) No añadas a tu amante si ella no sabe que tienes novia.

3) No añadas a tus padres.

4) No añadas a quien no conoces, ¡por Dios!

5) No olvides que lo que publicas en tu muro lo lee mucha gente.

PD: ¿Tenéis alguna anécdota graciosa/curiosa de Facebook que queráis compartir con nosotros?