Entradas etiquetadas como ‘knut’

Nace E.T. en el zoo de Viena

No os asustéis, no es un caso como el de Panamá. El pequeño E.T. de Austria ha sido bautizado así por su aspecto, pero nadie duda que sea una cría de gibón de manos blancas.

La criatura nació el pasado día 23 en el zoo de Viena y, como supondréis, ha sido bautizado así porque su aspecto se asemeja al del famoso extraterrestre de la gran pantalla: brazos largos y delgados, arrugado en general… el color le falla un poco, pero bueno. A lo mejor es el hermano albino de E.T.

Sus padres son Robert, de 11 años, y Sipura, de 21 (vaya… parece que a Robert le gustaban con experiencia…) y tiene una hermana de dos años llamada Java.

Según publica la prensa austriaca, el extraterrestre aún no tiene nombre oficial, así que todo el mundo le llama E.T.

Al igual que ocurriera con el osito Knut en Berlín, el pequeño gibón (aunque no ha sido abandonado por su madre, como ocurrió con Knut) se ha convertido en la sensación del zoo de Viena.

Además, en el zoo celebran su nacimiento porque “quedan muy pocos de su especie en el mundo”. El pobre es típico de algunos países asiáticos como Malasia, China, Indonesia o Tailandia, y está en peligro de extinción.

Parece increíble que E.T. se vaya a convertir dentro de un tiempo en esto:

PD: Por cierto, un favor que debo. Óscar participa en los premios bitacoras con su blog. Sé que no son los Premios 20Blogs (jeje) pero si podéis echarle un cable os lo agradecería (yo y él).

– Envía el post:

Bookmark and Share

Mamá no quería una hija pelirroja

Un vídeo de la agencia Atlas nos trae hoy la historia de la pequeña Elka, una monita adoptada por los trabajadores del zoo de Sydney (Australia) después de que su madre la abandonase al poco de nacer. Y todo por ser diferente.

Con sólo cinco días de vida, Elka ya es el centro de atención de todos los cuidadores, sus nuevos papás. Y es que no es para menos. Es preciosa.

No es normal que un primate rechace a su cría, pero el color rojizo de su pelo ha confundido a su morena mamá, que debe pensar que Elka no es su hija.

–> FOTOS: Efe / Dean Lewins

PD: El caso me recuerda al del ya famoso osito Knut en Alemania, que también fue abandonado por su madre y al que un cuidador del zoo de Berlín, el fallecido Thomas Dörflein, decidió adoptar como a un hijo. Lo crió con mimo y miradle ahora, hecho un osazo. Ojalá que a Elka le vaya tan bien como a él.

Envía el post:

http://www.wikio.es