Entradas etiquetadas como ‘karate kid’

Una chica deja KO a su rival y al árbitro con el mismo golpe

comabate1

La muchacha que protagoniza este vídeo deja la ‘patada de la grulla‘ de Daniel Larusso, el protagonista de Karate Kid, a la altura del betún.

Con un movimiento de giro de cadera, que firmaría Chuck Norris en su mítico enfrentamiento contra Bruce Lee en El furor del dragón, una de las contrincantes hace besar el tatami a su oponente sin remisión. Lee el resto de la entrada »

Estos chicos no sabían con quién se la estaban jugando

germaine_yeapUn gimnasio de Malasia con varios ‘chicos duros’. Una muchacha delgadita, con gafas y apariencia de no haber roto un plato en su vida. La chica quiere dar los primero pasos en la lucha conocida como Muay Thai, y los dos jóvenes entrenadores se prestan a ser los maestros de ceremonias. Seguro que se les pasó por la cabeza lo bien que lo iban a pasar enseñando a la principiante. ¡Que te crees tú eso!

Tras los anteojos se escondía Germaine Yeap, una campeona profesional de esta disciplina deportiva que iba a dársela con queso a los dos fanfarrones del ring. Por supuesto había una cámara oculta para grabar toda la escena. Lee el resto de la entrada »

¿El ‘KO’ más rápido de la historia?

He seguido peleas en las que el desenlace se ha producido en un visto y no visto. Siempre recordaré, gracias a mi abuelo, el combate de Mike Tyson contra Marvis Frazier, en el que la vía del cloroformo llegó en medio minuto. Pero lo de este campeonato de kárate en Turquía no tiene calificativo. Tres segundos son suficientes para que uno de los contrincantes se reúna con Morfeo sin apenas enterarse.

Con la velocidad del relámpago, que envidiaría el mismísimo Karate Kid, uno de los rivales ejecuta una patada en giro que tumba en el tatami al adversario sin remisión. ¡¡¡Menudo mamporro!!! Ni Jean Claude Van Damme en sus años mozos levantaba la pierna con tanta agilidad.

Y como si no fuera suficiente humillación perder una pelea en tan poco tiempo, el muchacho vencedor se da la vuelta estilo Bruce Lee y se queda como si nada (las reglas son las reglas). Sólo le faltó pronunciar: “Be water, my friend” (Sé agua, amigo).