Entradas etiquetadas como ‘aparcamiento’

Cómo no se debe salir de un aparcamiento

parking_failHace unos meses publiqué una curiosa investigación de una universidad alemana que concluía que a las mujeres les cuesta aparcar por culpa de los niveles de testosterona. Quizás una soberana tontería, pero las instituciones académicas gastan a veces sus dineros en estudios con muy poca base científica.

El caso que nos ocupa hoy podría entrar dentro de la muestra analizada para confirmar tal conclusión. La mujer protagonista de este vídeo tiene un especial cuidado para no golpear ningún vehículo, pero sus ‘habilidades’ para salir de un aparcamiento son dignas de otra investigación.

Al ver las imágenes, todo parece relativamente fácil, pero como manejada por una fuerza superior que le impide girar las ruedas con celeridad, la joven se va metiendo en un jardín del que cada vez es más difícil salir. Eso sí, en su descarga, y aunque le cueste cerca de veinte maniobras, demuestra ser una crack de las distancias cortas ya que es capaz de escapar del atolladero de la manera más difícil y sin rozar al resto de coches aparcados. ¿Milagro o pericia? Os dejo que saquéis vuestras propias conclusiones.

PD. Y de regalo, la pelea de un hombre y su coche con una línea blanca. ¿Quién ganará?

Confunde la entrada del metro con un aparcamiento subterráneo

Hay que buscar soluciones, chicos. La gasolina está cara, hay mucho tráfico y el metro cada vez es más caro. ¿Qué podemos hacer ante esta situación crítica? Bueno, podemos manifestarnos contra Kuwait por el petróleo, contra la DGT por el tráfico y contra los gobiernos regionales para poder usar el transporte público sin sentirte atracado. Podemos hacer eso, o…

… O también podemos hacer lo que un turista ideó el otro día en París: intentar meternos en el metro con nuestro coche. Pensadlo bien, todo son ventajas: no hay tráfico, tienes vía (casi) libre para ir por las vías, no tienes que pararte en los pasos de peatones… en serio, no le veo inconvenientes.

El turista que protagoniza la noticia (sí, tengo el valor de llamarlo “noticia”) de hoy responde al nombre de Johan y aseguró a una agencia de noticias que confundió la entrada de metro con un parking subterráneo. Supongo que no le chirrió que hubiera escaleras, o que la entrada fuera estrecha.

Al parecer, había una señal cerca que indicaba un parking y este joven de 26 años se hizo la picha un lío se enredó con sus tribulaciones. Frenó antes de que la zapatiesta fuera irreparable, lo que no evitó que dejara más de la mitad de su todoterreno entrando al suburbano.

Afortunadamente nadie resultó herido y todo quedó en un susto para el conductor, que seguro que se ha convertido en el hazmerreír en su grupo de amigos. Ahora le quedan muchos chistes que aguantar, sobre todo cada vez que tenga que aparcar y diga eso de… “madre mía, no hay ni un sitio”, porque alguien le dirá: “¿No te vale esa boca de metro?”. Ays, qué humor más simplón tengo.

Probablemente alguno de vosotros pensará que el zagal iba trompa, pero dio negativo en el control de alcoholemia que le hizo la Policía, que se quedó tan atónita como nosotros cuando recibió la llamada y acudió a comprobar qué era eso de que alguien había “aparcado en el metro”.

PD: A lo mejor al pobre Johan le cayó encima el balón de Ramos y se despistó.

[OFF TOPIC] El otro día vi en Otra Movida cómo Florentino y Dani animaban a dar vueltas agarrados con una mano a una farola. Pues bueno, me veo en la obligación de avisaros de que eso incluye algunos riesgos.

Aparcando por lo civil o por lo criminal

Una de las cosas que más rabia da cuando vas en el coche, además de tener un coche delante que se cambia de carril sin usar los intermitentes, es ir buscando un aparcamiento y encontrarlo… demasiado pequeño para tu coche. Estás haciendo maniobras y llega un momento en el que te tienes que rendir y admitir que, como decían en La cosa más dulce: “No puede caber aquí”.

Eso ocurre en España, porque nuestros carriles son estrechos y en cuanto tardas más de 30 segundos en aparcar tienes a cuatro o cinco personas fuera de sí pitando y dando voces, pero… ¿y si nos vamos al extranjero? ¿Qué ocurre en Nueva York cuando un hombre encuentra un sitiazo? Pues que allí son mucho más duros de mollera y además los carriles son más anchos. Conclusión… lo vemos:

Por si vais con prisa y no tenéis tiempo para echarle un vistazo, os resumo que el dueño del coche se prepara para aparcar en un espacio justito y a base de maniobras y besitos a los coches que ya estaban aparcados lo consigue. No solo eso, sino que además la cámara de circuito cerrado que capta la escena continúa grabando y podemos ver cómo el conductor saca el coche a base de las maniobras que había usado para clavar ahí su coche.

Los hechos sucedieron en Brooklyn (Nueva York, Estados Unidos, planeta Tierra) y en poco más de una semana el vídeo ya está rozando el millón de visitas en YouTube. Parte del éxito está en que la prensa internacional se ha hecho eco (una de esas frases hechas que solo se escriben, nadie las dice en voz alta) de las imágenes.

No es el único caso, lo sé. Seguro que en España también ocurrirá y a poco que buceemos por Internet encontramos más vídeos similares en la Gran Manzana, aunque a cámara rápida hacen más gracia.

Porque cuando un neoyorquino quiere aparcar, aparca, os lo aseguro. Allí es bastante complicado encontrar un aparcamiento como para dejarlo pasar por unos cuantos centímetros. Pasa ahora, como en el primer vídeo, y pasaba antes, como en el vídeo que os pongo a continuación, que está fechado en 2008.

PD: Ya sabéis que en situaciones como ésta solo puedo parafrasear a Manquiña y decir eso de… “Profesional, muy profesional”.

¿Merece alguien esto por aparcar mal?

Un conductor enfadado

“Querido hijo de puta, aparcas como un imbécil. Espero que tus hijos se enganchen a las drogas”.

Me he encontrado en Sfist (vía Digg) esta preciosa nota que un conductor enfadado dejó en la ventanilla de un vehículo que estaba mal aparcado.

Vale que a veces te encuentras con barbaridades (y si no, daros una vuelta por aparcascomoelculo.com), pero de ahí a desear tanto mal… me parece exagerado. Aparcar muy bien no da derecho a ser un energúmeno (y de este perfil, en la carretera, das una patada y salen cien).

PD: Yo creo que si tienes problemas para aparcar, la mejor solución es hablar con este niño y que te dé unas cuantas clases prácticas. Le pagas unas perrillas para que se compre unas chucherías y todos contentos.

Envía el post

Bookmark and Share

El peor aparcamiento posible

Una de las cosas que más te deben preocupar cuando tienes coche es dónde aparcarlo. Hay que tener mucho cuidado, porque no vale cualquier sitio.

Más allá de las multas o los roces, tienes que fijarte bien en cuatro cosas:

1) Que el aparcamiento no esté ocupado por un coche de Policía

Esto ocurrió en Gales y los ocupantes de la furgoneta fueron detenidos por los policías que estaban montados en el coche patrulla, que salieron ilesos.

2) Que el coche tenga las ruedas en el suelo

Una mujer estrelló el Ferrari de su jefe en California causándole daños por valor de casi 94.000 euros. No sufrió heridas de gravedad.

3) Que no haya cerca ningún objeto contundente

Si no, te puede pasar lo que a esta pareja estadounidense, que resultó herida después de que una “M” gigante de McDonald’s se desplomara contra su coche.

4) Y, sobre todo, que el lugar esté seco

La dueña de este BMW se despistó y acabó bañándolo en la piscina de este club social. También ocurrió en California… ¡¡si es que los californianos conducen como locos!!

Envía el post:

http://www.wikio.est