BLOGS
En busca de una segunda oportunidad En busca de una segunda oportunidad

-Los hombres han olvidado esta verdad -dijo el zorro-, pero tú no debes olvidarla. Eres responsable para siempre de lo que has domesticado- 'El Principito'. Antoine de Saint-Exupéry.

Archivo de la categoría ‘Perras’

Mitra fue abandonada en un bar de la sierra cordobesa, solo una adopción evitaría un mal final

Seguro que alguna vez habéis visto algún animal así, sin dueño aparente, viviendo pegado a la terraza de algún bar o restaurante, sobre todo en zonas rurales o turísticas. Me temo que, sin algún ser humano que se preocupe de su bienestar, sus perspectivas de futuro no son buenas.

Lo cuenta la protectora El amigo fiel de Córdoba. Es esa protectora, que por cierto anda luchando a brazo partido por un control ético de las colonias felinas de la ciudad, la que cuenta hoy lo que podría esperar la cachorra abandonada en un bar que protagoniza hoy este blog. Nada bueno.

Cuantas veces esta imagen se repite y siempre acaban los animales con un mal final.La típica perrita abandonada en un bar, en la sierra de Córdoba, todo el mundo la ve y nadie la quiere, la estampa de la ignorancia hacia un animal que clama ayuda. Nos planteamos mirar hacia otro, hay tantos como ella en su misma situación… y no podemos ayudarlos a todos, pero visualizamos sus cuatro destinos más probables:

– Acabar atropellada en cualquiera de las carreteras colindantes.
– Terminar sus días con un tiro, en algún coto de caza.
– Morir tras el ataque de otros perros grandes de la zona que andan sueltos.
– Malvivir, teniendo camadas tras camadas y mendigando comida en los bares para alimentar a sus crías.

Cualquiera de la opciones encoje el alma, y sin poder asumir más, la hemos rescatado.

Es una cachorrita aún, cruce de podenco, no pesa más de 5-6 kilos y con una mirada de profunda tristeza. Desnutrida y llena de garrapatas. Como no teníamos donde meterla, hemos tenido que recurrir a una casa de acogida de pago. Pero con tantísimos gastos que tenemos, no es viable para mucho tiempo.

Necesitamos ayuda para esta pequeña: acogida o adopción.

Mitra se entrega en acogida o adopción con seguimientos, contrato, microchip, pasaporte europeo, vacunas, esterilización, analíticas, desparasitación y revisión veterinaria. Se puede trasladar a cualquier punto de España.

Contacto: informacion@elamigofielcordoba.org

Setters, sabuesos y grifones, los galgos del norte

Si hablamos de abandono de perros de caza en España, del descarte sin empatía de instrumentos que dejaron de ser útiles, lo que se nos viene a la cabeza es un galgo. La elegante silueta del perro veloz que vuela sobre las planicies castellano manchegas o andaluzas para atrapar a la liebre.

Los galgos se han convertido, involuntariamente, en los embajadores de los perros de caza.

Tal vez, también pensemos en podencos. Pequeños, grandes y medianos, de pelo corto o duro, los grandes olvidados a la sombra de los galgos y que son igualmente maltratados.

Hay más, por supuesto: bracos, teckels, spaniels… pero los galgos en primer lugar y los podencos en segundo, los perros que ya mencionara Cervantes, son en los que pensamos.

Pero en el norte de España no se produce el abandono de esas razas, o solo sucede de forma anecdótica. En el norte hay setters, sabuesos y grifones. En el norte no hay llanuras en las que hacer correr a una liebre perseguida ni se organizan rehalas. En Galicia, Cantabria, Asturias o el País Vasco se caza distinto y distintas son las razas que acaban siendo descartadas.

Y se está dando la paradoja de que en ese mismo norte vayan a adoptar galgos al sur mientras setters, sabuesos y grifones (y todo tipo de mestizos y perros de otras razas), que son igualmente estupendos y merecedores de un hogar, se pudren en perreras y protectoras sin futuro. Desafortunadamente las modas por determinadas razas, por llamar la atención con un perro distinto, también llegan a las adopciones.

A veces me pregunto si la solución no sería que también en el sur se optara por adoptar setters, sabuesos y grifones del norte. Un orejotas en Córdoba iba a llamar la atención. Y ya sé que no lo es.

Setters, sabuesos y grifones, los galgos del norte, grandes olvidados. Como Sancha, la más veterana de la protectora de Lugo.

Lleva en el chenil sobre 7 años y le calculamos que llegó con 3… asi que la pobre tiene 9 años y aún no ha sido feliz.

Por el centro y sur de España la raza mas castigada con la caza son los galgos, pero aquí en el norte usan más sabuesos y grifones, y Sancha es una mezcla de ambos y el claro reflejo de la realidad, lo invisibles que son.

Lleva 7 años allí y ni la mitad de los voluntarios la conocen, nadie se para en mirarla, en conocerla, en darle una oportunidad.

Sancha es todo alegría a pesar de su mísera vida, está llena de vitalidad y es muy sociable. Se ve tan delgada en las fotos porque lleva meses, años, con una diarrea imposible de tratar allí dentro. Deseamos que alguien por fin la mire la conozca, y le dé la oportunidad que se merece…..

Contacto: adopciones@protectoralugo.org

Mel y Mató, dos hermanos inseparables que buscan un hogar tras sobrevivir cinco meses en la calle

Mel y Mató son hermanos, de buen carácter (cariñosos, obedientes y sociables) y de tamaño pequeño. Mel apenas pesa cuatro kilos y Mató seis. Tienen siete años, una edad estupenda porque les queda mucho por delante pero ya han sentado sus cabecitas, por eso me cuentan que pasean tranquilos y sin tirar, que se les puede pasear a placer con una sola mano.

Duermen juntos, en la misma cama, son inseparables y desde la asociación barcelonesa Pataners, la asociación que los rescató de la calle, quieren que siga siendo así. No quieren que se separen, buscan una adopción conjunta, un hogar que abra sus puertas a ambos.

E, incomprensiblemente, ese hogar, esa familia, no llega.

Han pasado por varias manos a lo largo de su vida hasta que ser abandonados en la calle donde sobrevivieron varios meses gracias a que Mató cuida y protege a su hermana que es más tímida e insegura.

Buscan personas que comprendan que en pareja la vida sabe mejor… que no los separen y repartan amor a dos manos. Lo que no separó el frío, el hambre, el miedo y la tristeza, que no lo separe el ser humano.

Como si se hubieran jurado lealtad eterna, Mel siempre sigue a Mató y, éste nunca la deja atrás. Estos dos hermanitos han vivido siempre juntos.

Mató es súper simpático y se va con cualquiera que le haga dos mimos. Se derrite con una caricia y cuanto te conoce te sigue a todas partes como una sombre, pero es un perro tan fiel, que no abandonó a su hermana para irse detrás de nadie a buscar un hogar.

Mel, al ser más pequeña es tímida y algo desconfiada. Cuando te conoce puede ser más empalagosa y faldera que Mató, pero de entrada no se fía y nunca se hubiera espabilado sola en la calle. Es admirable ver como Mató cuida y protege a su hermana.

Si quieres conocerlos o más información, puedes acudir a la Asociación Pataners, en Barcelona o llamar al 930021876

En Facebook podéis acceder a más fotos y vídeos de esta pareja. 

Duma y Max, dos casos de abandono, dos perros especiales

En todas las protectoras de animales hay siempre varios casos especiales. Perros y gatos que, por distintos motivos, llegan al corazón de los voluntarios, normalmente son animales que no logran adoptantes pese a necesitarlos especialmente.

Es el caso de Duma y Max, que esperan su segunda oportunidad en la asociación madrileña La estrella animal.

Dos casos especiales entre tantos que también lo son en toda España.

Duma es una perrita que entró en la perrera ya que sus dueños se fueron y la dejaron con su padre, que es alcoholico y no la cuidaba nada.

Mediante denuncias de los vecinos consiguieron que se la quitaran. Desde que supimos que iba a entrar hemos estado intentando buscar acogida pero como la perra tiene ese aspecto nadie quería.

Descartamos sarna y leismania. Es algo
endocrino, tiene hipotiroidismo y necesita alguien que la cuide y mime mucho, que la bañe cada 5 días con un champú especial y le dé su medicación y poco a poco irá a mejor.

Nosotros nos hacemos cargo de sus gastos. Ahora va ahora al vete cada tres semanas a revisión.

A Max sus dueños también lo dejaron en la perrera. Lo adoptaron en dos ocasiones y las dos veces lo devolvieron.

Nos hemos hecho cargo de él y está en acogida. Es un perro que necesita tiempo, creemos que su dueño le pegaba ya que tiene miedo a los hombres. Necesita paciencia y mucho cariño para superar sus traumas.

Ambos se entregan en adopción en Madrid alrededores. Se hará seguimiento.

Contacto para adoptar, acoger o para tener más información sobre Duma y Max: 692482573 y la-estrella-animal@outlook. com

De nuevo una camada de cachorros tirados a la basura, esta vez en Córdoba

Ayer os mostraba unos galgos que esperaban un hogar desde Córdoba, desde la protectora El Amigo Fiel. Hoy seguimos en la misma provincia de la mano de otra asociación: Arca de Noé.

Me hacen llegar algo que, por desgracia, es demasiado habitual: abandonar animales en la basura, tratar a ser vivos indefensos como desperdicios inanimados. Me asombra lo mucho que sucede y la conclusión que se extrae de ello, que es que nos cruzamos demasiado a menudo en nuestro día a día con bípedos sin alma. Hay que tener poca bondad para desoír los gemidos de unos cachorros recién nacidos, para arrojarlas a un contenedor sabiendo que eso supone su muerte y darles la espalda.

Ojalá actos así dejaran una marca visible en el rostro, igual que sin lugar a dudas la dejan en el corazón.

La otra conclusión es también obvia. Lo necesario de la esterilización, de limitar la llegada de camadas no deseadas. Aunque bien es verdad que también se abandonan así animales adultos.

Una vez más, otro caso de personas sin corazón que tiran vidas recién nacidas a la basura, como si de objetos se trataran. Afortunadamente, sus llantos y súplicas han sido escuchadas por personas que no iban a dejarlos allí y han hecho todo lo que estaba en sus manos para salvarlos. ¡GRACIAS!

Estos pequeñines aún no pueden darse en adopción. Son muy pequeños y necesitan crecer sanos, fuertes y llenos de cariño en sus casas de acogida. Pero sí, cuando comiencen a comer solitos sí que buscarán con todas sus ganas una familia para siempre.

Necesitábamos mandar este correo y contaro nuestro día a día, la dura realidad que desgraciadamente, solo es la punta del inmenso iceberg de esta crudísima situación.

En la protectora que los ha recogido necesitan hogares de acogida y adoptantes. Para estos cachorros en un futuro próximo y para otros animales que también albergan. Os animo a visitar su web y sus redes sociales y conocer sus necesidades para ver si podéis echarles una mano.

Contacto: elarcadenoecordoba@gmail.com

Kika ha pasado toda su vida, siete años, en la perrera

Hoy os traigo una vida, una que ha transcurrido sin conocer un hogar, hasta hace poco. Kika es una cruce de podenco que ha sido siempre invisible, que no ha logrado enamorar a una familia en sus siete años de vida, que jamás ha salido de un chenil.

Hasta hace poco os contaba, porque ha logrado pasar a vivir en una casa de acogida. No es un hogar definitivo, pero es un cambio a mejor sustancial. La labor de las asociaciones protectoras sería mucho más complicado sin esta figura, sin gente que abre su hogar a un animal temporalmente, hasta que encuentra su hogar definitivo.

Eso es lo que necesita ahora Kika, un hogar para siempre.

Por fin hemos podido sacar a Kika de la perrera. Ahora está en una casa de acogida, y queremos darle la oportunidad que hasta ahora no ha tenido, queremos encontrar para ella la familia que también ella merece.

Sabemos y valoramos mucho la labor de las casas de acogida. Son ese lugar de paso antes de una adopción definitiva. Gracias a Ainhoa, su casa de acogida, Kika está descubriendo el mundo más allá de su chenil, una cama blanda y calentita, mimos, siestas de sofá, está aprendiendo lo que es que alguien cuide de ella, tiene incluso hermanas de acogida con quien comparte paseos.

Pero aún falta el verdadero final feliz de Kika, su familia definitiva. Kika aún está esperando que la adopten, aún espera a esa persona(s) con quien compartir el resto de su vida.

A pesar de no haber convivido nunca con humanos, es una perra muy sociable. Y aunque todo es nuevo para ella, nos demuestra día a día que es una campeona, aprende muy rápido. Es muy buena, tranquila, equilibrada, capaz de convivir con otros perros.

Así que, quien quiera compartir su vida con esta podenquita de ojos preciosos, debe ponerse en contacto con nosotras.

Se entrega con chip, vacunas al día y contrato de adopción. Está en Madrid. Quien la adopte también contará con la asesoría de educador canino si hiciera falta.

Contacto: perrigatossinfronteras@gmail.com 670959688

Se acercan las Fallas, ¿qué podemos hacer por los perros y gatos que tienen miedo a los petardos?

Me doy cuenta de que este año no he escrito sobre los petardos en torno a Nochevieja, que es cuando suelo hacerlo porque es época propicia para las explosiones que aterran a muchos animales, domésticos y silvestres, y también a bastantes seres humanos.

Caigo en la cuenta de que no lo he hecho al llegar a mis manos el teletipo que recoge la recomendación en forma de comunicado del Ilustre Colegio Oficial de Veterinarios de Valencia (ICOVV), que aconseja iniciar cuanto antes los tratamientos en aquellos animales que lo pasan mal en las Fallas.

Más de 3.500 kilos en la mascletá aérea en el Jardín del Turia de Valencia. (EFE)

Como explica Marina Miralles, etóloga colegiada del ICOVV, “los animales no pueden entender que no hay peligro en los petardos, es como si una persona oye caer bombas“. La reacción fisiológica que se desencadena en las mascotas “activa el sistema nervioso simpático y provoca que se liberen grandes cantidades de neurotransmisores, como la adrenalina, u hormonas de estrés, como el cortisol”.

Puedo asegurarlo, mi perra era así, temblaba como una hoja, tiraba desesperada si escuchaba petardos, aunque fueran tímidas bombetas, sufría terriblemente en definitiva, sin posibilidad de consuelo. Solo la pérdida de oído por su avanzada edad la ha liberado de ese terror ineludible.

Son demasiados como ella.

El comunicado de los veterinarios valencianos viene porque los tratamientos farmacológicos para intentar mitigarlo son efectivos si se toman con antelación. No vale darles la pastilla o el jarabe el mismo día que arrancan las fallas. Y tampoco es un medicamento que podamos gestionar por nuestra cuenta, hay que contar con un veterinario de cabecera.

Según el ICOVV, el veterinario pautará, en función del nivel de ansiedad, la medicación adecuada que debe administrarse, en algunos casos, “varias semanas antes de que comiencen los ruidos fuertes, ya que pueden tardar hasta tres semanas en hacer efecto”.

La prescripción médica para casos de miedo moderado puede ser a base de nutracéuticos (tranquilizantes naturales). Para casos graves es necesario utilizar psicofármacos. Ambos tratamientos pueden combinarse con feromonas sintéticas, tanto para perros como para gatos, “que disminuyen la intensidad de los síntomas y carecen de efectos secundarios”.

Pero los fármacos no son la única solución posible ni mucho menos. Lo más fácil es alejarse del origen del conflicto. Es decir, carretera y manta. Conozco algún caso de propietarios de animales que viajan fuera de Valencia en Fallas o que llevan a sus animales temporalmente a algún lugar alejado del follón.

Según ha informado la entidad colegial, antes de la administración de fármacos es “recomendable tomar medidas que incidan sobre el entorno para atenuar el miedo en nuestras mascotas”. La más eficaz es alejar al perro o gato del ambiente que le provoca la fobia.

Cuando no hay opción de irse, una solución es reducir los paseos al mínimo y a las horas y lugares más tranquilos en el caso de los perros y procurar que la casa sea el mejor refugio posible.

Si no es posible trasladar al animal a un entorno seguro, libre de petardos, recomienda crear barreras sonoras en casa (cerrar ventanas y bajar persianas, poner radio o TV) y espacios en los que la mascota se sienta segura; permitir que el animal se proteja donde él elija, sin forzarlo a permanecer en un sitio determinado; procurar no dejar solas a las mascotas, especialmente en momentos de alta intensidad de petardos; no sujetar o bloquear al animal cuando intente evitar el estímulo fóbico y no castigarlo or sus síntomas ni intentar calmarle mientras evidencie malestar.

Mascletá en Alicante, que no solo en Valencia gustan del ruido de la pólvora por fallas. (Manuel Lorenzo/EFE)


Más cosas que podemos hacer: socializar al animal desde bien pequeño (aunque nunca es tarde para trabajar la socialización) para intentar prevenir estos miedos.

“Lo idóneo sería centrar los esfuerzos en la prevención”, ha explicado María Vitoria, vocal del ICOVV y veterinaria clínica, que aconseja exponer al cachorro “a una variedad de sonidos durante el periodo de socialización, que abarca desde las tres semanas a los tres meses, asegurándonos de que es una experiencia positiva que le permite familiarizarse con ellos”.

Pero que nadie se equivoque, socializar no es exponer al perro a los petardos a lo bruto, alegremente y sin paños calientes.

Los veterinarios advierten que una exposición “intensa” a los petardos y la falta de tratamiento puede provocar que el animal, lejos de habituarse, “se sensibilice más, aumentando su fobia año tras año”. Fisiológicamente este estrés puede deprimir el sistema inmunológico, la capacidad de aprendizaje, la memoria y el ciclo sueño-vigilia. Así como otros signos que comprometen el bienestar animal, como anorexia o estereotipias.

Y es exigible el civismo en aquellos que se quieren divertir haciendo ruido. Deben respetar los horarios y las zonas establecidas y tener en cuenta los animales y gentes que les rodean cuando van a lanzar petardos.

Hay demasiado gañán, de todas las edades, que se lo pasa bien asustando al prójimo con petardos, esperando a lanzarlos por sorpresa para reírse del sobresalto ajeno. No tiene ninguna gracia y puede incluso ser peligroso.

Incluso antes de lanzar esas inofensivas bomberas que manejan niños que son poco más que bebés, es buena idea mirar alrededor y esperar un poquito o alejarnos si hay algún perro cerca.


Perla esta en la protectora valenciana Felcan, necesita un hogar definitivo, por supuesto, pero ahora urge encontrar para ella una acogida temporal porque es de las que lo pasa mal en fallas.

Necesitamos casa de acogida temporal para nuestra pequeña Perla. Del día 9 al 20 de Marzo. ¿Te animas? Es muy miedosa a las Fallas debido a los petardos, así que necesitamos que esté lo más alejada de zonas repletas de ambiente fallero. Es muy buena y se lleva genial con otros perros.

Una protectora de Ciempozuelos pide ayuda para construir su propio refugio

Hoy cedo este espacio a una protectora madrileña que está intentando crecer para poder prestar mas ayuda. Y para conseguirlo el siguiente paso es tener su propio refugio. Muchas asociaciones trabajan con casas de acogida y acuerdos con residencias de animales, es mucho más eficaz contar con sus propias instalaciones.

Por cierto, que también las hay que disponen de la concesión municipal del servicio de recogida de animales y, por tantos, del uso de sus instalaciones. Ojalá estos conciertos siempre estuvieran en manos de protectoras de animales sin ánimo de lucro y no en el de empresas que en demasiados casos ven esta concesión como un marrón que comerse a cambio de contar con otros contratos o como un medio de obtener ingresos sin más.

Pero ese es otro tema del que ya hemos hablado en el pasado.¿Sabéis cómo funciona la perrera de vuestro municipios? ¿Quién tiene la gestión? ¿Si se esfuerzan en salvar vidas?

Volvamos a la petición de APAC Ciempozuelos:

Somos una asociación Protectora de Animales situada en el sur de Madrid. Llevamos cuatro años trabajando en contra del abandono y el maltrato animal. Hemos ayudado a muchos animales a tener una nueva vida.

Desde el primer día tuvimos claro que tener un refugio para ellos era primordial y nos pusimos a la búsqueda del sitio ideal. Después de ver muchos sitios hemos encontrado uno perfecto, tanto en ubicación como en tamaño. Es una finca de 12.000 metros cuadrados. Y necesitamos vuestra ayuda para poder llevarlo a cabo. Hay que construir desde 0.

Entre todos conseguiremos un mucho. Conseguiremos un sitio donde los animales abandonados puedan vivir tranquilos, esperando a una adopción.. Y si esa adopción no llega, podrán vivir allí en estado de semilibertad, rodeados de cariño y cuidados hasta el fin de sus días. Podrán ser visitados por todas las personas que quieran ayudarles.

Ofreceremos servicio de residencia canina y felina a particulares y otras asociaciones que no tengan refugio, cursos de adiestramiento a particulares y formación en prácticas a futuros veterinarios y auxiliares.

Para más información sobre cómo ayudar a que este sueño sea realidad, y no olvidemos que prácticamente todos las protectoras empezaron así, con un sueño seguido de mucho empeño, el contacto es apacprotectoraciempozuelos@gmail.com 677764666

A Xena la encontraron en muy malas condiciones por una carretera. Tiene unos tres años.

Busca una familia que la quiera para siempre, a la que le de igual sus cicatrices, su raza y su pasado. No es apta ni con gatos ni con perros, al principio tenía muchos miedos, pero como es una campeona lo va superando todo. Es muy buena con las personas, cariñosa, obediente, todo el rato quiere mimos, le encanta jugar, es un amor de perrita, se merece otra oportunidad.

Se entrega con contrato de adopción, con chip, desparasitada, con vacunas y castrada.
Necesaria licencia ppp. El contacto es el mismo que os facilitaba arriba.

Los perros enormes pueden vivir perfectamente en pisos pequeños (pero son más caros de mantener y es más difícil viajar con ellos)

Fredi, todo lo que tiene de grande lo tiene de cariñoso. Un gran saco de mimos de tres años.

La creencia errónea al respecto de los perros que más veces me he encontrado intentado erradicar de viva voz es esa de que un perro de gran tamaño necesita una casa enorme para vivir, incluso un chalet con terreno.

El mito más relacionado con los gatos es aquel que dice que saben apañárselas perfectamente en la calle, pero ese es otro tema del que ya os he hablado en el pasado.

Un perro puede ser enorme, que si tiene sus necesidades de ejercicio cubiertas y está bien atendido, en un piso de cincuenta metros vivirá felizmente. Yo conocí a un mastín similar a los perrazos asturianos que ilustran este post que vivió en un hogar de un dormitorio, en el centro urbano. De hecho, puedes tener una casa de trescientos metros, que es muy probable que el perro decida estar tumbado a tus pies o en aquel rincón en el que está su cama y se siente a gusto.

Más que pensar en el tamaño hay que mirar el nivel de actividad que necesita cada animal. Los hay muy pequeños que son terremotos y precisan mucho ejercicio y juego y otros que con pasear tranquilamente media hora tres veces al día tienen bastante. Pero en ambos casos es una necesidad salir al exterior.

Aunque tengamos un jardín es muy poco probable que el perro decida hacer ejercicio y jugar solo. Tendremos que jugar nosotros con él. Y tener patio o jardín es algo fantástico, que abre muchas posibilidades, pero no puede convertirse en el espacio vital del perro. da igual su tamaño. Todos los perros son animales sociales que buscan y necesitan nuestra compañía. Es cierto que los hay más independientes que otros, pero eso no tiene que ver con los kilos que pesen. Y ninguno merece una vida de semiabandono, casi del todo ignorado en el exterior de un chalet, ladrando a los que pasan al otro lado de la reja y apartado cuando intenta saludar a sus amos por aquello de que les puede manchar. Ya os hablé en el pasado sobre los perros de jardín, de patio, de parcela para correr… que no entran en las casas

No obstante, un perro gigante puede tener algunos inconvenientes frente a los perros mas pequeños, no es mi intención engañar a nadie. Si se añade un miembro XL a la familia hay que hacerlo de manera responsable y consciente.

Lo primero que hay que valorar es que son animales cuyo mantenimiento es potencialmente mas caro. Es de lógica: necesitan una mayor cantidad de pienso, rociarlos para evitar el ataque de insectos requerirá más producto, los tratamientos veterinarios supondrán un mayor número de pastillas o jarabe y la peluquería canina costará mas dinero.

Y el otro gran inconveniente es la dificultad de viajar con él. En el coche necesitará más espacio, en el tren no lo admitirán en media o larga distancia, tampoco en el autobús y en el avión requerirá de bastante intendencia. Hay locales en los que permiten entrar perros lo mismo tuercen el gesto con perros gigantes, e igual pasara en algunos hoteles o casas rurales que publicitan acoger mascotas.

Sakari, un ejemplo de la miseria de los galgos en España #worldgalgoday #Diadelgalgo #FreeTheGalgo

Hoy, 1 de febrero, es el día mundial del galgo, un día marcado por el final del periodo de caza y el inicio del calvario de muchos de estos animales.

Es posible que veáis en redes sociales actualizaciones relacionadas que emplean hashtags como #diadelgalgo #worldgalgoday #stopgalgueros #galgo #galgorescue o #maltratogalgos. Un día que muchos piden que se extienda a todas las razas de perros de caza, que sufren igualmente los vaivenes de las vedas, por mucho que el galgo se haya erigido en su embajador.

Los primeros años de vida de Sakari son un ejemplo de cómo transcurre la vida de muchos galgos, instrumentos con los que se mercadea y se descarta cuando no sirven, sin preocuparse nadie de los que los usa por el hecho de que son seres que sienten y desarrollan vínculos de afecto.

La historia de Sakari ha terminado bien, aunque no bien del todo. Bien porque en lugar del abandono y la muerte ha acabado en manos de una protectora que se está preocupando por lograr un buen hogar para él. No bien del todo porque ese hogar aún no ha llegado.

Sakari el ejemplo de la miseria de los galgos en España: cuando lo rescatamos ya había pasado por tres manos diferentes, por tres galgueros distintos, como un simple producto, pero con cinco años su jubilación había llegado y no iba a pasar por un cuarto galguero… su fin era el sacrificio de la peor de las maneras.

Sakari es un galgo extremadamente bueno, tranquilo y cariñoso. No entendemos cómo nadie se ha decidido a adoptarlo, lo tiene todo. Desde hace tiempo está acogido, pero es algo temporal, no es su hogar definitivo. Su casa de acogida es estupenda, pero no puede tenerlo para siempre.

Ha tenido una historia terrible detrás, de las peores, por eso nos vemos obligados moralmente a darle un hogar digno, donde se encuentre seguro y querido. Se lo debemos. Si estás interesado en mostrarle un futuro de verdad, escríbenos.

Se entrega en adopción con contrato, seguimientos, pasaporte europeo, microchip, vacunas, esterilización, analíticas, desparasitación y revisión veterinaria. Se puede trasladar a cualquier punto de España.

Contacto: informacion@elamigofielcordoba.org A.P.A.P El amigo fiel