BLOGS
En busca de una segunda oportunidad En busca de una segunda oportunidad

-Los hombres han olvidado esta verdad -dijo el zorro-, pero tú no debes olvidarla. Eres responsable para siempre de lo que has domesticado- 'El Principito'. Antoine de Saint-Exupéry.

Tener un perro, sin duda, te cambia la vida (reflexiona a fondo sobre si te va a compensar)

Tras el último post, el de la reivindicación de la sana locura por los animales, me quedé con ganas de compartir aquí un texto que me ofreció Antonio, uno de los locos maravillosos que se animó a contestar a mis preguntas. Lo publicó en su momento en su página de Facebook, aquí os lo dejo porque es una breve reflexión de un dueño responsable que merece la pena tener en cuenta:

Tener un perro, sin duda, te cambia la vida. ¿Qué os voy a contar después de mil fotos de ellos jugando, durmiendo o corriendo? Pues que no todo es tan bonito. Que tenerles bien cuidados es una pasta: pienso de calidad, veterinario, juguetes, “chuches” para los dientes, baños en una perruquería (porque en casa les puedes bañar, pero no quedan igual), pipetas, desparasitadores. Que sacarles (mínimo) tres veces al día es un trabajo. Piénsalo ¿cuántas cosas hay en tu vida que hagas TODOS los días al menos tres veces? Que sacarles a pasear cuando llueve o hace frío es todavía menos agradable, porque a mi también me gusta estar tumbado en el sofá, con mi manta, viendo la tele.

Pero luego llegas a casa y te reciben tan contentos. Y te miran como sólo los niños saben mirar, pero ellos lo hacen todos los días. Son siempre niños. Y te siguen como si para ellos fueras su vida. Porque, efectivamente, para ellos eres su vida. Y se sientan a tu lado y apoyan la cabeza en tus piernas o tu tripa. Y en el fondo podrían estar en cualquier sitio de la casa, pero no. Están ahí, junto a ti. Buscando darte su calor y su amor incondicional.

Y entonces te olvidas de los gastos, del sueño, de las horas “perdidas” paseando por las calles, de las veces en las que has dicho a tus amigos “me tengo que ir antes que tengo que sacar a los perros”, del eterno resfriado que te acompaña en invierno e incluso, por un momento, te olvidas que vives en un país asqueroso y corrupto donde se maltratan miles de animales al año, donde miles de perros acaban cada día en una perrera o sacrificados. Te olvidas, en fin, del resto del mundo.

Y piensas: sí, merece la pena.

A Antonio se le olvida mencionar que se pueden poner enfermos y necesitar caros tratamientos, que pueden desarrollar ansiedad por separación o necesitar que se paguen cuidadores si temporalmente no podemos hacernos cargo de ellos. Sé que a él sí que le compensa el gasto en dinero, en tiempo… pero a muchísima gente no. Y conviene tenerlo muy presente antes de abrir las puertas de tu hogar a un animal del que serás responsable hasta las últimas consecuencias. Si todas esas personas que no están dispuestas a que un animal les cambie la vida se hubieran frenado a tiempo, ahorrarían mucho dolor, mucho sufrimiento.

Con frecuencia digo que no es preciso que todo el mundo ame a los animales, que no es obligatorio tener perro o gato, lo que necesitamos es ser consecuentes y que aquellos a los que la devoción de un animal no les pesa lo suficiente en la balanza, nunca lo tengan.

12744082_213541722333710_8469164607210230729_n

 

Patxi es un abuelete al que han encontrado en Madrid vagando junto la carretera con una enorme infección que le recorre desde el oído hasta el ojo, estaba repletito de pulgas. Es de tamaño pequeño. Necesita con mucha urgencia una acogida definitiva o un adoptante.

Contacto: 639587741 Protectora Mi Mejor Amigo

 

12743669_213706902317192_6294503302747417693_n

31 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Covadonga

    Estoy completamente de acuerdo con tus palabras y las palabras de Antonio. Tener un perro te cambia la vida y siempre, siempre, compensa. Aunque también es cierto que debes destinar una parte del presupuesto doméstico a ellos. En casa nunca tuvimos perro o gato hasta hace 2 años que Monty llego a nuestras vidas. Monty es un yorkshire que es un amor y sin el que ya no sabríamos estar. Fué un regalo para mi hija mayor en su 25 cumpleaños y ahora que ya está independizada se lo ha llevado con ella. No podéis imaginar como lo echamos de menos en casa!!! Cuando le hago de “canguro” es muy gratificante, aunque haya que sacarlo a la calle tres veces al día, aunque te pida que juegues con él cuando estás tranquilamente en el sofá leyendo, pero su carita al verte, su rabito moviéndose de alegría porque juegas con él y los mil “besitos” que te puede dar en un momento, compensa cualquier esfuerzo con creces.

    26 febrero 2016 | 10:48

  2. Dice ser Óscar

    Por su puesto que te cambia la vida:

    Te hace ser menos empático e incívico que de costumbre, creyéndote que a todos nos tiene que gustar tu perro.
    Tener perro te idiotiza y te piensas que los ciudadanos estamos obligados a jugar con tu perro cuando se nos acerca a olisquearnos, mordisquear los bajos de los pantalones, jugar y pones cara de extrañado cuando se te recrimina.
    Tener perro te hace sentirte por encima de la ley y creer que recoger sus excrementos, llevarlo suelto y sin bozal es algo que no va contigo y encima te ofendes por ello.
    Tener perro te hace ser un hipócrita y un defensor de tu perro hasta límites absurdos creyendo que tu perro es un ser de luz y toda culpa de lo que le pueda pasar o haga siempre es de otro pero nunca de tu perro, ejemplos: Oye, tu perro me ha mordido o me ladra. Le has puesto nervioso, sólo quería jugar…

    26 febrero 2016 | 12:27

  3. Dice ser Sue-Xena

    Óscar (#2), en serio, tío, adopta un perro. Sólo aquel que no conoce lo que es tener ese amor incondicional es capaz de escribir lo que tú has escrito. En este caso no salvarías tú al perro, sino que el perro te rescataría a ti. Dale una vuelta, hombre. Amplía tus experiencias

    26 febrero 2016 | 13:11

  4. Dice ser Damian Bizarro

    Por su puesto, o por el puesto de quién sea, que te cambia la vida.

    Me hace ser menos empático e incívico, aunque eso sea como el tocino y la velocidad, y tenga escasa idea de como mezclar ambas cuestiones; y además le voy a sumar al emplasto la capacidad de mi cánido para caer bien, que de todo hay en el mundo.
    Tener perro me idiotiza a ojos de según que tipo de ignorantes, porque en lugar de mirar por mis propios intereses indefectiblemente, me obliga a preocuparme y responsabilizarme por otro ser vivo, algo de lo que nunca tendremos suficiente en esta sociedad triste que hemos montado.
    Que sí, que siempre habrá gente con poco respeto o educación, como el colega Óscar, que viene a tocar las narices y verter su frustración en un foro que, me temo, resultará estéril para sus aspiraciones didácticas. Así que tendremos que reunir paciencia entre todos para soportar los lloriqueos de estos individuos. Por suerte tener perro, además de convertirte en un hipócrita redomado, por lo visto, te provee de una reserva de paciencia importante, que aprovechamos para momentos como el presente…

    26 febrero 2016 | 13:19

  5. Dice ser fer

    Efectivamente te cambia la vida tener un perro.

    Pero no logro entender como hay gente que dice cosas de las cuales desconoce.. com opor ejemplo este ultimo comentario… no tiene ni p…. idea de lo que es ser dueño de una mascota en general… eres un amargado de la sociedad si no quieres que se te acerquen vete a vivir a una cueva y no te relaciones con nadie.

    26 febrero 2016 | 13:26

  6. Dice ser Paula

    Yo no metería un perro en casa en la vida, solo de pensar en el olor , en los pelos y en la porquería que arrastran de la calle me da dentera. A veces se te quieren echar encima, o te dejan babas o te olisquean, y el dueño encima te mira mal si ve que no te gustan, como si fuera un delito. No me gustan, no, pero eso no significa que les desee ningún mal, solo que yo nunca tendría uno y no me gusta tenerlos cerca.

    26 febrero 2016 | 13:34

  7. Dice ser jose

    Es lo mejor que se puede tener, la compañía que nos dan, las alegrías, esa forma de mirar cuando les regañas porque han hecho algo mal… o cuando te ven tristes y se acercan a lamerte las manos o la cara, son los mejores animales que se puede tener.
    Me hace gracia lo que dice alguno en su comentario, ” te piensas que los ciudadanos estamos obligados a jugar con tu perro cuando se nos acerca a olisquearnos, mordisquear los bajos de los pantalones, jugar y pones cara de extrañado cuando se te recrimina.”
    ¿Y te crees que a los demás nos gusta aguantar los llantos de vuestros hijos? ¿Te crees que nos apetece estar pendiente de si un hijo va a cruzar la calle sin mirar mientras la madre va a hablando?
    Está claro que es imposible ser perfecto, pero menos mirar los fallos de los demás y mirar los nuestros.

    26 febrero 2016 | 13:47

  8. Dice ser Marta

    Óscar, generalizar de ese modo te hace parecer cuanto menos ignorante. Todos hemos tenido malas experiencias con dueños irresponsables. Hay personas más o menos gilipollas, más o menos insolentes, más o menos respetuosas, independientemente de si van acompañados de un animal.

    Tener un perro es una experiencia maravillosa siempre y cuando seas una persona lo suficientemente responsable para asumir las responsabilidades derivadas de su compañía. No todo el mundo debería de tener un perro. Ya sea por falta de tiempo que dedicarle, por falta de respeto hacia el animal, o simplemente porque no le guste o no le apetezca llevar a cabo estos sacrificios cotidianos. Y es totalmente respetable. Lo que no es respetable, bajo ningún concepto, es que un animal se ponga en manos de personas que por A o por B no van a poder darle las atenciones adecuadas.

    Mi perro es mi mejor amigo. Hemos vivido grandes aventuras juntos que me acompañaran toda la vida. Tengo la suerte de poder organizar mi vida de modo que él nunca quede desatendido. Es una criatura maravillosa, y sus ojos denotan un amor de una tal pureza, que sacarlo de paseo un día de tormenta es un precio ínfimo a pagar en comparación con sus saltos al llegar a casa al final de la jornada.

    26 febrero 2016 | 13:58

  9. Dice ser Republicano federal

    Por favor, que alguen le adopte! Yo ya tengo perro haciendo un esfuerzo adopté a uno, quien tiene o ha tenido perro sabe bien el cariño que dan estos animales sobretodo adoptado, quien no ha tenido no sabe lo que se pierde.
    Ojalá haya alguien caritativo que quiera adoptar a este perrito viejito que cara de bueno tiene… Que pase sus últimos años feliz en casa de unas buenas personas.

    26 febrero 2016 | 14:02

  10. Dice ser no ni ná

    Los perros han sido creados por el hombre, por eso se parecen en muchas cosas, son animales sociales que basan la unidad del grupo en relaciones emocionales. Además se comunican inmediatamente con las personas; uno sabe cuando estan tristes, avergonzados, nerviosos, cabreados y ellos saben tu estado de animo nada más verte. Son curiosos y les gusta jugar como a los humanos. Ahora bien hay una diferencia importantisima: los perros no saben mentir y saben disfrutar de los momentos. Por eso en muchos casos nos pueden dar lecciones sobre como tomarnos la vida.

    26 febrero 2016 | 14:16

  11. Dice ser David

    Por supuesto que te cambia la vida, cada vez que veo a una chica de 20 o 30 años adoptar un perro pienso: otra más que pasa de traer hijos a este mundo y efectivamente, no falla, otra más que sustituye a los niños por un perro.España pierde población a pasos agigantados pero los perros y gatos caeda vez son más numerosos.Es la decadencia y el ocaso de nuestro país…..

    26 febrero 2016 | 14:18

  12. Dice ser Felipe

    Hola a tod@s;
    Tener un perro cambia tu vida. Hace 7 años recogí a una perra de aguas que iba a ser sacrificada al nacer sólo por el hecho de ser blanca. No soy muy amante de los animales en el sentido de que nunca he sentido la necesidad de tener una mascota, ni he hecho ni haré daño a un ser vivo gratuitamente. 7 años sacándola a pasea, haciendo que se ejercite, despertandome a las 5 de la mñn para hacer sus necesidades fuera de casa, llevándola al veterinario, con 2 sustos que acabaron en quirófano, vacunas, pelados, baños y sesiones interminables de secado, de comprar pienso, chuches para los dientes…hace 7 años que soy más feliz.

    26 febrero 2016 | 14:24

  13. Dice ser Pinky

    Qué comentario tan negativo sobre los pobres perritos que nos van a dar su cariño incondicional. Aunque si los queremos también tenemos que pensar en ellos y saber cuales son nuestras limitaciones para tenerlos. Un piso muy pequeño no es lugar para un perro muy activo, incluso aunque sea un chihuhua. Los paseos, la comida, la compañía en muchos casos pueden ser un sacrificio pero siempre, siempre compensa.
    Y para la gente como Óscar les recomiendo empezar con un perrito robótico http://www.juguetronica.com/cachorros-interactivos-happy-s y poco a poco dar el salto hacia una mascota dispuesta a hacerte mejor persona.

    26 febrero 2016 | 14:41

  14. Dice ser migue

    Totalmente de acuerdo con Oscar y se queda corto.
    Por ejemplo, Marta cree que su perro pega saltos “de alegría” después de quedarse todo el día solo en un piso. Esto es muy común en el trastorno que sufren los que tienen perros. En realidad el perrito sufre ansiedad por separación, muy común en perros y más en los pequeños, y se habrá pasado horas ladrando y llorando (y jodiendo al vecino). Luego el perro ve que su amo llega tras 8 horas y se pone a saltar y a ladrar para llamar su atención. Y dice la cachonda que es “de alegría”.

    Como no pueden hablar, los amos interpretan un bonito cuento sobre sus bichos esclavizados.

    26 febrero 2016 | 14:57

  15. Dice ser Jorge

    No siempre compensa, y yo creo que poner de moda a los animales y promover asi un sentimiento de respeto por ellos y desprecio por el maltrato es muy digno, pero no me parece bien que se asocie tener animales con quererlos, cuando se tiene un animal se le cuida desde que nace hasta que muere y si no no se tiene, un animal un perro puede vivir 15 años, son 15 años que si vives en un piso efectivamente hay que sacarlo 3 veces al dia y no solo voluntad, tambien hay un factor economico en su salud, aunque en general sea una experiencia gratificante nunca la recomendaria por que creo que es un sacrificio y me parece una injusticia para ellos que no se le de la importancia saber que viven 15 años por lo menos y requieren una dedicacion alta.

    26 febrero 2016 | 15:23

  16. Dice ser Marta

    Querido Migue, como ya he indicado arriba tengo la suerte de organizar mi vida (personal y profesional) de modo que mi perro NUNCA quede desatendido. Esto quiere decir que mi perro nunca se ha quedado solo en casa por más de tres o cuatro horas sin recibir las atenciones adecuadas. Nunca, en sus seis años de vida.
    Tras ver algunos vídeos en internet, por curiosidad, coloqué una cámara en la habitación donde duerme mi perro mientras salía a hacer la compra. Bien, te resultará reconfortante conocer que se pasó todo el tiempo durmiendo como un bebé.
    Te recomiendo fehacientemente que te muerdas la lengua antes de hablar de situaciones de las que no tienes ni pajolera idea y que centres la frustración que denotan tus palabras en algo más productivo, como hacer yoga o bajar al parque a dar de comer a las palomas.
    Un saludo.

    26 febrero 2016 | 15:24

  17. Dice ser Eli

    Pues no señor. Es altamente improbable que un perro adulto sufra ansiedad por separación.
    Lo que sí puede padecer es un trastorno por personalidad dependiente, en la mayoría de los casos propiciado por errores educativos, entre cuyos criterios de diagnóstico no se encuentra el dar saltos al llegar su cuidador a casa.
    Las algaradas que usted describe, tipo ladrar, aullar, romper cosas son por otro motivo y, desde luego, atajar ese comportamiento es harto sencillo.
    Si eso es lo que le causa su perturbación emocional, no tiene por qué prolongarlo más. Soy psicóloga canina y estaré encantada de resolver sus dudas al respecto.
    Buenas tardes.

    26 febrero 2016 | 15:33

  18. Dice ser juanjo

    Ademas de lo que aparece en el articulo, yo añadiria algo que me esta sucediendo a mi ahora mismo.

    Todas esas cosas que hay que tener en cuenta al tener un perro son ciertas. Y terminan creando un habito en tu vida. Que pasas a necesitar. Y que es un vacio enorme y mio doloroso cuando tienes que decir adios a tu compañero.

    Cualquier persona que haya tenido un perro entiende la sensacion que tienes cuando tu perro te ve de nuevo (aunque solo haga unas horas que te has ido) y se vuelve loco de alegria.
    Como si le hubiese pasado lo mas maravilloso del mundo. Y simplemente eres tu llegando a casa.
    Todo ese cariño y lealtad hacen que crees unos lazos que solo son comparables con los de personas muy cercanas a ti.

    Hace unas semanas perdi a mi perra. Se escapo y la atropello un coche.

    Ahoramismo daria lo que fuera por tener que hacer cualquiera de esas cosas que aparecen en el articulo, Aunque fuesen las mas pesadas, y que menos apetece hacer. Porque el vacio que ha dejado en mi vida y en el de mi famila es grandisimo. Hay cientos de detalles, situaciones y actos diarios que continuamente te recuerdan que te falta algo importantisimo en tu vida.

    Yo añadiria al articulo que debes tener muy presente cuanto vas a terminar queriendolo y cuanto vas a preocuparte por cualquier cosa que le pase.

    26 febrero 2016 | 15:33

  19. Dice ser May

    Vamos a hablar de incivismo, va. Incivismo es que muchos de vosotros, gentes sin perro, os acerqueis a acariciar a un perro guía mientras está con su compañero, o que no tengais la inteligencia suficiente para decirle a vuestro hijo que no puede acariciarlo. Civismo no es envenenar a los perros y torturarlos porque no me gustan, civismo es respetar, matarlos es ser un sádico psicópata trastornado. Y si yo, mujer de entre 20 y 30 años que adopto un perro, no me da la gana tener un hijo, es cosa mía. Porque no es para nada incompatible, pero alomejor no me da la gana traer un hijo a este mundo deshecho y desequilibrado, para que sufra la crueldad de los demás seres humanos enfermos de maldad e intolerancia. Y si tú tienes un hijo y le estás educando en los valores de la intolerancia y la falta de respeto ante todo lo que no le parezca bien… tampoco mereces ser padre, o madre. Así de simple, que también se tienen hijos muy a la ligera y no todo el mundo debería tenerlos, porque no todo el mundo sabe educar.

    26 febrero 2016 | 15:54

  20. Dice ser Rubén

    Mucha razón David, chica que tiene un perro chica que ya no suele ser madre………

    26 febrero 2016 | 16:20

  21. Dice ser tesa

    No me gustan los perros por una razon. La mayoria de los dueños humanizan a los perros y animalizan a los humanos.
    Se suele confundir amor, por instinto de susbsistencia. En muy gratificante tener un ser vivo, que nunca va a replicar tus deciciones.
    Hay muchas “personas” que necesitan esa dedicación y amor que les dedican a las mascotas, incluso a nuestro lado.

    26 febrero 2016 | 17:19

  22. Dice ser martin tejero

    He tenido perros siempre , desde niño han sido alguien mas en mi familia y ahora con 45 años prefiero su compañía a la de la mayoria de la gente , tengo varios perros , casi todos rescatados de la calle , es verdad que si vives en el campo es más fácil conseguir que estén mas a gusto y es menos trabajoso para uno . Hay malos momentos , como cuando he tenido que sacrificar a alguno por enfermedad , pero la mayoría son buenos momentos , cuando estoy deprimido o preocupado suelo pensar en la imagen de todos mis amigos corriendo a recibirme cuando llego a casa , es amor incondicional , no hay nada igual .

    26 febrero 2016 | 18:09

  23. Dice ser eli

    los perros son completamente dependientes de los cuidados y responsabilidad,tiempo y también dinero del humano que los tiene.es una relación muy asimétrica,a eso en justicia no se le puede llamar amor,el perro está con el dueño porque es a lo que se le ha acostumbrado,y posiblemente tampoco puede elegir otra cosa,por tanto,un perro es un capricho,uno más de los que se permiten los humanos,por hobbye,por gustarte su carita,porque me lame,porque queremos que otro ser nos espere,nos necesite y nos idolatre y esté pendiente de nosotros.eso es un capricho,un lujo,un egoísmo,se puede llamar como quieran pero es una veleidad más del ser humano,y desde luego no es justo para los animales,pueden caer en buenas o malas manos,ellos no eligen.espero que algún dia se instaure una solución para que este tipo de animales puedan vivir con cierta libertad y dignidad sin tener que ser el peluche vivo de cualquier caprichoso que desee poner a un dependiente permanente en su vida.

    26 febrero 2016 | 19:16

  24. Dice ser carmela

    May , contigo .Muy bien dicho.
    Y a quien no le gusten los perros que dejen en paz a los que nos gustan.
    Gente que huele mal ,que hace sus necesidades en la calle ,gritan , producen asco , son muuu feos… hay muchisimos.

    27 febrero 2016 | 0:25

  25. Dice ser MongOscar

    Mejor que te idiotice a un perro a ser un idiota de nacimiento, además de ser un bocazas, puesto que SOLO los perros PPP deben llevar bozal siempre. Un saludo peludo.

    27 febrero 2016 | 12:33

  26. Dice ser carmela

    Si ,COMPENSA

    27 febrero 2016 | 16:31

  27. Dice ser caduceo

    Si tuuera un jardíncito, seguro que tendría perro. Pero en un piso… Hay que pensárselo muy bien. En el edificio donde vivo hay ocho vivendas y durante algunos años en seis de ellas había perros. La mayoría quedaban abandonados durante horas y horas por sus dueños. Aquello era una sinfonía (desafinada) de ladridos.

    Espero no haber ofendido a nadie.

    27 febrero 2016 | 18:09

  28. Dice ser Maria

    Hola a yodas y todos, les escribo desde Argentina Buenos Aires. Son las 2 de la mañana y yo sin poder dormir. Vivo sola y surgio la posibilidad de adoptar a una perrita que fue abandonada. Cuando la vi me enamore y se que nos dariamos mutua felicidad. Mi imquietud es que vivo en un piso en este momento y me da pena dejarla durante unas horas solita. La deseo con todo mi corazon. No se me esta dando hasta el momento tener hijos y mi deseo es vivir en familia. Creo que esta seria una forma de abrir el juego.
    Hacemos lo que podemos, por favor no nos maltratemos por pensar y sentir diferentes, por el contrario…enriquesernos

    20 agosto 2016 | 7:07

  29. Dice ser Corb Mari

    Tener un perro no significa obligatoriamente amar a los animales. Significa amar a tu perro. He visto en infinidad de ocasiones anteponer el bienestar de las mascotas de sus amos a los derechos de los demás animales que habitan nuestro planeta.

    30 septiembre 2016 | 2:22

  30. Dice ser Zumack

    Amo a los perros, siempre en mi familia los hemos tenido, no podemos vivir sin ellos. Como vivimos en el campo tenemos patios grandes en la casa, los terrenos y praderas en donde juegan con el ganado, es maravilloso vivir con ellos, la inmensa alegria que te dan, ir al río a bañarlos es divino, irnos de paseo con los amigos en bicicleta, al downhill siempre con mi perros, son necesarios en mi vida. Los cuidados que necesitan no me han molestado, ya que soy ganadero y desparasitarlos, vacunarlos, o pasearlos es una actividad que disfruto mucho.
    En este ultimo tiempo he venido a la capital a estudiar la universidad, y me he dado cuenta de que en la ciudad definitivamente un perro es un costo, tanto de tiempo como económicamente, y debería limitarse a las personas a adquirir uno si no están en las capacidades de darles el cuidado necesario. He visto como tienen a los animales en las terrazas, y descuidados, no los sacan a pasear, así se vuelven agresivos o se la pasan ladrando todo el día, de verdad que los perros descuidados en la ciudad si resultan ser una molestia, y no por los animales, sino por las personas sin las capacidades para permitirse tenerlos.
    Yo en la ciudad no tengo mascota porque soy consciente de que no le voy a poder brindar los cuidados necesarios, y de la misma manera os invito a reflexionar de que si van a adquirir un perro hay que tener los recursos de tiempo, espacio y dinero, ya que si no es así, lo único que se va a conseguir es fastidiar a los vecinos.

    29 enero 2017 | 20:18

  31. Dice ser Esthet

    Me parece que en todos los comentarios y puntos de vista hay algo de verdad Es contradictorio el amor que sentimos los dueños hacia nuestros perros y seguramente egoísta pero como cualquier amor. Lo importante me parece cuidarlos como se merecen y no me parecen excluyentes creo que deben ser parte de la familia como los hijos ,los abuelos cada uno en su papel.Es agotador hacer bandera de todo o creernos mejores por tomar una opción .Cada cual busca mejorar su vida como puede.Los perros son una maravillosa pero no para todos Hay que tenerlo muy claro antes de tenerlos y nunca hacerlos sufrir por un capricho.

    22 febrero 2017 | 3:18

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.