Entradas etiquetadas como ‘Miedo’

Vosotros decís Apocalipsis, nosotras decimos Revolución

Artículo escrito por la Plataforma de Encuentros Bolleros (@encuentrosbollo)

 

La imagen corresponde a la fachada de un edificio de Santiago de Chile

 

Son ya varias las semanas en confinamiento. A lo largo de este tiempo, el discurso de la seguridad, la economía de guerra, la crisis y el aislamiento se ha ido recrudeciendo día tras día. La población está tratando de augurar lo que vendrá después y, en cierta forma, a nosotras este discurso del aislamiento, este vocabulario de la crisis y la guerra nos suena muy conocido. Las bolleras y las disidencias sexuales llevamos toda la vida habitando ese lugar de confinamiento, de aislamiento y de crisis al que la sociedad heteronormativa, que no permite fugas, nos ha relegado. Esa era ya nuestra normalidad y no queremos volver a ella. 

Para nosotras la única seguridad ha sido siempre nuestras redes de cuidados, redes que actúan, sostienen y acompañan cuando las violencias cisheteropatriarcales se ejercen sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas. Esas redes, que recién acaban de descubrir el resto de la sociedad, son la forma en la que las bolleras y disidencias sexuales venimos sobreviviendo durante décadas de opresión y las que ahora mismo están sosteniendo la vida.

La economía de guerra y la crisis las conocemos bien, porque las bolleras vivimos vidas precarizadas y armarizadas. Accedemos a trabajos feminizados en los que la flexibilidad laboral nos recorta la vida año tras año, y eso las que podemos acceder siquiera a algún empleo, porque las migrantes, las racializadas, las compañeras trans sufren una doble y triple discriminación y son arrojadas a la marginalidad económica y social. La visibilidad bollera en el ámbito laboral está castigada con acoso, marginación, burlas, outing y agresiones sexuales, entre muchas otras formas de discriminación. Esa ha sido hasta ahora la normalidad de un mercado laboral racista, misógino, trans-lesbófobo. La normalidad es la crisis económica que siempre pagamos las mismas. No queremos volver a ellaLee el resto de la entrada »

Disidentes: Los peones de la pandemia

Por Andrea Cay, (@AndCay_)

Foto: David Santaolalla

El lunes fui a comprar, es el único momento en el que me he acercado a una tienda tras anunciarse el estado de alarma. Cuando la cajera terminó de despacharme, le dije: muchas gracias por lo que estás haciendo.

Ella no me contestó, realmente no sé si me escuchó o si se percató de lo que le estaba diciendo. Y me parece lo más normal.

El capitalismo se ha encargado de enseñarnos que contra más odiemos al obrero -no importa nuestra clase-, mejor lo estamos haciendo. Resultados: nos asomamos al balcón a aplaudir a la policía, a otros cuerpos de seguridad y a los sanitarios de “mayor rango” por tener que comerse este marrón, mientras que, exigimos a las cajeras, a la limpiadora de nuestro portal y al repartidor de Glovo que no se equivoquen con el cambio, desinfecten bien las escaleras y no tarden en llegar. Lee el resto de la entrada »

Miedo a no ser suficiente

Por Marcos Ventura Armas (@MarcosVA91) activista de Gamá, Colectivo LGTB de Canarias

 

El fin de semana del 31 de octubre al 3 de noviembre se celebraron, un año más, las Jornadas Jóvenes sin Armarios de la FELGTB, el espacio más seguro que conozco para aprender, compartir y gestar la revolución entre iguales que se cuidan unes a otres y se empoderan para lograr el objetivo de la igualdad real.

Como siempre que estoy en un espacio activista que considero seguro, me visibilicé con todas mis realidades interseccionales: como persona trans no binaria que tiene nombre y expresión masculina y no tiene pensado transitar pero usa pronombres femeninos, como bisexual, autista, persona con problemas de salud mental, gorda, pero también blanca, con estudios superiores, de clase media -alta (actualmente trabajadora precaria pero con apoyo económico familiar) y lectura como hombre (en su doble intersección, en mi caso particular, como privilegio y opresión simultánea) Lee el resto de la entrada »

La vida de una persona vale lo mismo en El Salvador, Pakistán o Bruselas

Por Lucía Rodríguez Sampayo (@rs_lucia)

Foto: Manuel

Foto: Manuel (vía Flickr)

Leo desde El Salvador las noticias sobre el atentado de Bruselas y se me encoge el corazón. Siento el dolor por las pérdidas y me solidarizo con quienes hoy viven la ausencia de un familiar, una amistad querida. Y me solidarizo también con todas las personas que pierden poco a poco su libertad, que se sienten amenazadas.

Cada vida robada vale precisamente eso, toda una vida. Da igual que sea una, que sean treinta, que sean veintitrés diarias. Nadie tiene derecho a hacer esto. Pero algo cambia cuando lo vives a diez mil kilómetros, cuando lo vives en el que hoy llaman el país más violento del mundo. Porque los miedos que puedo vivir yo y, sobre todo, los que vive la gente que me rodea, son otros. Y no es difícil identificar que el miedo es el denominador común. El miedo que los poderosos utilizan para mantener sus intereses a flote; el miedo que nos hace creer que los responsables, los que nos ponen en peligro, son “los otros”. Lee el resto de la entrada »

Vivir el feminismo en un cuerpo trans

Por Mar Fournier-Pereira

Foto: Lucía Rodríguez Sampeyo

Foto: Lucía Rodríguez Sampeyo

Lo personal es político, y solo desde ahí puedo hablar. A mí me tomó un tiempo reconocerme como un trans masculino. Creo que compartía el prejuicio y los estereotipos que muchxs feministas tienen con respecto a las masculinidades trans. Es raro. Temerle a la masculinidad, como si fuese algo malo, una infección, propiedad privada de los machos. Como si masculinidad fuese sinónimo de violencia. Es raro, pero comprensible.Cosas extrañan comienzan a pasarle a uno cuando se nombra trans masculino, y en especial cuando lxs otrxs comienzan a codificarte como un mae más. En los últimos tiempos, mis compas, hombres, han empezado a incluirme en sus conversas sobre mujeres, que es lo que usualmente no hablan frente a las chicas, en especial frente a las feministas. Es raro para mí, también, algo a lo que me estoy acostumbrando. Y en general no es grave. Lee el resto de la entrada »

Hombres gais separados de un matrimonio heterosexual

      Hoy escribe Bernardo Ruiz de Figueroa, autor del libro ‘Desde el tercer armario’ que se presenta en Madrid mañana sábado en la librería Berkana. Con el libro, Bernardo cuenta la historia de doce hombres que, tras una larga experiencia como heterosexuales, deciden rehacer sus vidas
como homosexuales
.

bernardo

Bernardo Ruiz Figueroa firmando ejemplares del libros ‘Desde el tercer armario’

Los hombres y mujeres homosexuales que viven en un matrimonio heterosexual son los grandes desconocidos de nuestro amplio y hermoso colectivo LGTB. El desconocimiento lleva al prejuicio y por tanto, somos no solo víctimas de los prejuicios de la sociedad heteropatriarcal, sino incluso de los de otros hombres y mujeres gays. Cuando un hombre, y hablo en masculino aunque presumo que la experiencia en femenino debe ser muy similar, sale de un matrimonio heterosexual y se reconoce como gay, afronta una reformulación de su identidad íntima y pública. Enfrentarse a la homofobia propia y ajena no es fácil en ese momento.

Cuando yo me enfrenté a esa situación, dos sentimientos brotaron con fuerza. El primero, el de haber sido un fracaso personal, un hombre que había engañado a su entorno y construido una familia discordante con su nueva realidad. La culpa te pesa y te dobla el cuello. El segundo, el miedo a no ser capaz de reconstruirme, de dejar de ser quien era o había construido, y ser otro cuya identidad desconocía. El miedo a enfrentarme a los demás, tus hijos especialmente, y decir “yo soy otro”. El miedo, entonces, te atenaza el cuello y paraliza. Lee el resto de la entrada »

¿Sabías que el acoso escolar es un delito… de odio? #SpiritDay

Hoy se celebra en gran parte de Estados Unidos el #SpiritDay, una fecha en la que hay una movilización de color púrpura en escuelas, empresas, universidades…  para denunciar el bullying y la discriminación lgbtfobica. Nosotrxs nos sumamos con la pieza de Charo Alises, abogada y colaboradora habitual en nuestro blog, escribe sobre acoso contándonos un caso real (el sábado 17,  participará en la Conferencia FELGTB para construir Redes por la Igualdad Real) 

Foto: Twentyfour Students

Foto: Twentyfour Students

Acude con su madre. La paciente no colabora. Distante, no habla. Rumiadora. Tristeza y anhedonia. No motivada para afrontar sus compromisos. Trastorno del apetito y del ritmo de vigilia y sueño. Problemas de acoso escolar y redes sociales. 2 episodios en la última semana han agudizado el cuadro de  depresión lo que según su madre ha provocado que se encierre en el baño y refiera que se va a suicidar.

 Diagnóstico: intento autolísis. Se deriva a la unidad de agudos de psiquiatría.

Este es el informe de  urgencias de una chica de 17  años víctima de acoso escolar. Lee el resto de la entrada »