1 de cada 10

Contamos historias extraordinariamente cotidianas que nombran cada una de las realidades de la diversidad sexual y de género.

Entradas etiquetadas como ‘Día de la Mujer’

Regala unas gafas de color violeta (II)

Por Laura Ramírez Martín ()

‘Autorretrato con sudadera violeta’ De Laura Lenguadegato

Una vez que me puse las gafas violeta ya nunca pude quitármelas. Como miré las cosas de otra manera tocó aprender a hablar también con más propiedad. Y me topé con el lenguaje de género. Me recuerdo rechazando de plano la idea con el argumento de que es incompatible con la vida. Un coñazo nombrar cada vez a hombres y mujeres, hablar de ellas y ellos, terminar con los miembros y las miembras. Pero me planteé por qué lo malo es un coñazo y lo bueno es cojonudo. Y aprendí que es importante cómo se llama a las cosas, que las cosas hay que nombrarlas para que se vean y sean tomadas en cuenta.

Revisé el mío ¿cómo era que hablaba yo? Me saqué de la boca pollas en vinagre y pichas hechas un lío para centrar la atención en mi aparato reproductor y conseguir expresarme con más propiedad. Y también vi que era bueno y que se contagiaba, además. Me sentí por fin mejor sabiendo que era hasta el coño hasta donde estaba yo, hasta los ovarios de tantos cojones. Lee el resto de la entrada »

Regala unas gafas de color violeta (I)

Por Laura Ramírez Martín ()

‘Ponte unas gafas de color violeta’ de Laura Lenguadegato

La metáfora del desenfoque igual vale para un roto que para un descosido, oye. Empecé desenfocando lesbianas y ahora lo hago extensivo a cualquier mujer, que es 8 de marzo.

El caso es que hasta donde yo sé, parece que desde que el mundo es mundo, a las mujeres no se nos ha enfocado claramente, nunca, en ninguna parte. Desde Aristóteles hasta el obispo de Córdoba, pasando por Rosseau, por nombrar a representantes de influencers del pensamiento tradicional, se piensa que somos carne de segunda, parte del reparto, males necesarios! Hay un montón de perlas que lo ilustran.

Y claro, si se nos ve tan a grosso modo, se nos trata de la misma manera. Lee el resto de la entrada »

Sea cual sea tu condición, sé tú misma. Estas 10 lesbianas lo son

 

Tal día como hoy, hace ya 158 años, un grupo de obreras textiles salió a la calle para protestar por las pésimas condiciones laborales.

Hemos conseguido derechos tan fundamentales, que a día de hoy nos parecería mentira si nos dijeran que hubo un tiempo en que no existían, que no los teníamos. El derecho al voto, a la formación o a la ocupación de cargos públicos son algunos ejemplos. A pesar de que se ha avanzado mucho siguen existiendo dificultades, por ello seguiremos luchando para mostrar a la sociedad todo nuestro poder.

Los países abanderados por la igualdad de género tienen un mayor crecimiento económico. Las empresas dirigidas por mujeres tienen mejores rendimientos. Los acuerdos de paz impulsados por las mujeres son más longevos. Los parlamentos que tiene un alto predominio de la mujer aprueban más leyes en educación, en salud, en la lucha contra la discriminación. No hay dudas, la igualdad de la mujer supone un progreso para todos.

Y no importa como seas, ni condición, ni religión, ni política. Sé tú misma, siempre.

 

Con motivo del Día de la Mujer, la editorial La Calle, Lesworking, Ella International Lesbian Festival y De Chica en Chica han reunido a 10 mujeres que en apenas un minuto y medio, y ya con su sola presencia, muestran uno de los avances más importantes para la mujer en nuestro país: la visibilidad de mujeres que han alcanzado cierta relevancia en su ámbito profesional sin necesidad de esconder su orientación sexual.

Inma Pavía, directora general de la editorial La calle; María Lama, presentadora y locutora de radio; Violeta Assiego, activista e investigadora en dicriminación y vulnerabilidad social; Sonia Sebastián, directora y productora de la película De Chica en Chica; Marta Fernández Herraiz, fundadora de LesWorking y coordinadora de Ella Corporate; Kristin Hansen, fundadora y CEO de Ella Festival; Inma Serrano, cantautora; Ángeles Álvarez, diputada en el Congreso por el PSOE; Paloma del Río, periodista de RTVE y María Jesús Diez Fernández, directora de Operaciones y TI de LesWorking representan los avances que en la mayor parte de países del mundo las mujeres no pueden disfrutar. No solo por el hecho de ser mujer sino porque si además de serlo, son lesbianas o transexuales, la violencia habitual hacia las mujeres se redobla y se triplica respectivamente.Ellas son visibles y son reconocidas por su trabajo independientemente de que sean lesbianas.

El mensaje es claro: Sé tú misma y no tengas miedo serlo, ocupa tu espacio en el mundo y tu parcela de poder en la vida. Tu lucha es la de todas más allá de la visibilidad que cada una quiera asumir. Y si es necesario, nos rebelaremos como hace 158 años hicieron ellas.

¡Feliz Día de la Mujer!

 

 

La Superheroína que Más Mola

Entramos en marzo, el mes que celebra el Día de la Mujer. Y lo hacemos con una entrada de nuestra colaboradora Nieves Gascón (@nigasniluznina) que nos propone un cuento maravilloso. Desde aquí agradecer a Gema Otero y Juan Antonio Muñoz su amabilidad no solo a la hora de cedernos las imágenes que acompañan la entrada. ‘Super Lola’ nació para que lo leyeran todas las niñas y niños. Aquí la tenéis.

Super Lola 0

 

En este mes de marzo tras vueltas a propuestas de literatura infantil y juvenil con explícitas referencias a estereotipos de género y poniendo el acento en materia de diversidad, finalmente escogimos un relato creado por Gema Otero Gutiérrez e ilustrado por Juan A. Muñoz: SuperLola. Editado inicialmente en 2013 por la Señora Malilla y en 2014 por la Junta de Andalucía con textos de Gema Otero Gutiérrez y Yolanda Pequero Rubio, la publicación consta de un cuento acompañado de una guía didáctica, que pone al servicio de educadores, educadoras y familias, una práctica herramienta coeducativa. Esta propuesta consta de una primera parte teórica y una segunda con actividades pensadas para realizar con niños y niñas de 3 hasta más de 8 años.

El relato presta una divertida e inteligente manera de aprender que el sexo, cuestión biológica, determina al género, cuestión sociocultural, que a su vez corresponde a las creencias y expectativas que sobre el mismo tiene cada sociedad en cada momento histórico.

Su creadora Gema Otero, se ha inspirado y dedicado este cuento a su hija Lola, que como nuestra protagonista tiene 4 años, está habitada por la inmensidad marina de sus ojos azules y es especial en la diversidad de entre las niñas altas, bajitas, redondas, azules, valientes, artistas, ligeras, nobles, imaginativas, sinceras o pensadoras.

Una niña que posee un montón de valores tradicionalmente asignados al género masculino como la fortaleza o la valentía. Pero más allá de cualquier encorsetamiento sujeto a estereotipos de género, hace cosas tan divertidas como trepar o colgarse de los árboles, patinar con el superpatín supersónico o correr con su capa de superheroína, confeccionada por una madre que la educa en valores de igualdad. También sueña con un mundo en el que cada niño o niña llega a ser lo que desea ser.

Lola pasa el día saltando como loca y haciendo ejercicio para ser cada vez más fuerte. Consciente de que es duro el trabajo de superheroína, se emplea a fondo para salvar el mundo y ayudar a la gente o a los gatos que se quedan atrapados en los tejados. Por este motivo imagina que de mayor es portada de los titulares de prensa.

 

Super Lola

De esta manera no hay límites para cambiar el mundo y Lola se prepara con sus construcciones de torres de colores e historias de mujeres valientes que lo consiguieron.

Desde una larga tradición oral, y como nos recuerda la guía que acompaña a esta historia, los cuentos transmiten valores, pero nos propone que juguemos con los relatos y sus personajes, invirtamos su sexo y analicemos a qué normas pueden estar sujetos por una sencilla razón: el sexismo que contamina las expectativas sociales y hasta recorta nuestras ganas de llegar hasta la copa del árbol más alto o de ser libres en el proyecto de nuestras vidas. Indeterminadamente definidas todas y todos deconstruimos y construimos la cultura y el género o géneros, que no nos permiten dar rienda suelta a nuestras ganas de llegar a cumplir sueños como los de SuperLola. Tan pequeña y tan grande. Tan inteligente y fuerte. Espectacular. Una niña que puede más que la tradición sexista para la que no cabe la diversidad, libertad o autodeterminación. El mundo está cambiando porque en él crecen superheroínas y superhéroes. No hay nada más grato que estar en su compañía, observar y escucharles.

 

Como última recomendación, tómense poco más de tres minutos para conocer el rap de SuperLola con música de Fernando Núñez y la voz de la hija de su creadora. Baile asegurado. Disfruten.