BLOGS
20 hit combo 20 hit combo

Thank you Mario! But our princess is in another castle! Toad (Super Mario Bros.)

Sorcery, el hechizo que PS Move necesitaba

Cuando la fórmula que Nintendo popularizó con Wii ya estaba bastante envejecida, tanto Sony como Microsoft decidieron darle una nueva vuelta de tuerca al concepto del control de los videojuegos mediante detección de movimientos. Microsoft ideó el sorprendente Kinect, capaz de captar el cuerpo del jugador y convertirlo en el mando. Sony se conformó con fabricar una versión muy perfeccionada e hiperprecisa del Wiimote.

Ambas compañías aspiraban a iniciar una nueva revolución, ambas prometían productos que atraerían a los jugadores ocasionales pero que no dejarían de lado a los tradicionales. Sin embargo, Kinect y PS Move, pese a ser dispositivos notables, han acabado cayendo en los mismos errores que Nintendo: pocos títulos de gran calidad, fallos o incomodidad de control en algunos casos y una predominancia de juegos “pequeños” (minijuegos, mascotas, deportes simplificados…).

Es una lástima, porque los dos inventos prometían mucho. En el caso de Sony, la gran promesa tuvo un nombre desde el principio: Sorceryuna especie de Harry Potter algo oscuro. Ese fue el videojuego con el que la compañía nipona nos vendió las bondades de PlayStation Move hace ya casi dos años, era la prueba de que el nuevo mando también iba a traer contenidos interesantes para los jugadores de toda la vida. Pero PS Move vio la luz y Sorcery no aparecía por ningún lado.

Tal y como nos comentó Peter T. Akemann, presidente del estudio que ha desarrollado el juego (The Workshop Entertainment), Sorcery estaba llamado a ser uno de los videojuegos que verían la luz junto al nuevo dispositivo y que ayudarían a los usuarios a descubrir las posibilidades de PS Move. Finalmente, por conseguir una producción de calidad destacable, el lanzamiento tuvo que retrasarse hasta ahora. Una vez visto el resultado, tengo que admitir que el tiempo de desarrollo le ha sentado muy bien al juego.

Durante la presentación que se realizó hace unos días en Madrid (acabo de descubrir que salgo varias veces en el vídeo), hubo un pensamiento que no se me iba de la cabeza: si hubiese tenido este juego siendo un chaval (y sin ser tan chaval), habría disfrutado como un enano. Siempre me gustó la magia, mis personajes favoritos suelen ser los magos y, ¡maldita sea!, Sorcery convierte el mando en una varita de lo más convincente. La historia es una aventurilla fantástica aparentemente convencional, pero lo bien implementado que está el uso de PS Move le da un valor añadido muy a tener en cuenta.

Las fases no son una mera sucesión de minijuegos típicos sino que se trata de niveles convencionales (dicho esto en el mejor sentido del término) por los que hemos de desplazarnos, derrotando enemigos y resolviendo puzles, algunos de ellos bastante ingeniosos y nada obvios. La clave está casi siempre en usar el tipo de hechizo adecuado (poder arcano, fuego, viento, hielo, tierra, electricidad o la combinación de varios) y en hacerlo realizando con el PS Move los movimientos que proceden en cada caso: disparando hacia arriba, trazando una línea horizontal, haciendo círculos…

Estoy convencido de que el planteamiento de la aventura puede atraer a todo tipo de jugadores, pero Akemann quiso darnos un argumento más para demostrar que Sorcery puede ofrecerle mucho a los jugones. Para ello nos explicó que los desarrolladores suelen plantearse los niveles de dificultad del siguiente modo: el nivel más fácil es el modo casual y el nivel más difícil es el modo hardcore, “si eres un hardcore gamer, juega en el nivel de dificultad más alto”.

Pese a que Finn, el joven aprendiz de hechicero que protagoniza el juego, tiene menos carisma que una piedra —y su doblaje no ayuda mucho a mejorar esa percepción—, lo cierto es que Sorcery representa el mejor enfoque que se le puede dar a los videojuegos con control por movimientos. Si este hubiese sido el punto de partida de PS Move, si algo como esto hubiese sido el punto de partida de Wii, tal vez hoy no estaríamos dándole tantas vueltas al ya tedioso asunto de los jugadores ocasionales y los tradicionales.

Si tienes PS Move, Sorcery es compra obligada. Si no tienes PS Move, pero el cacharrito te tienta, Sorcery es una buena excusa para adquirirlo, ya que además se venderá en un pack con los mandos necesarios.

Los comentarios están cerrados.