BLOGS
20 hit combo 20 hit combo

Thank you Mario! But our princess is in another castle! Toad (Super Mario Bros.)

The King of Kong, la obsesión por los récords

Ayer realicé una de mis tareas pendientes desde hace tiempo: ver el documental The King of Kong, en el que se narra la lucha de dos tipos, Steve Wiebe y Billy Mitchell, por conseguir la mayor puntuación en el Donkey Kong clásico.

Si soy sincero, debo decir que esperaba más. Eso sí, la culpa es mía por no informarme bien, ya que pensaba que la película trataba el tema del Donkey Kong entre muchos otros, pero no, se centra totalmente en esa historia.

Dejando eso a un lado, me resultó bastante interesante, sobre todo porque aborda el tema de los videojuegos desde el punto de vista de la competición profesional, que es algo que yo desconocía casi por completo.

Cuando veáis la película (si es que no la habéis visto ya), descubriréis que es casi imposible no solidarizarse con Steve Wiebe, un pobre tipo que se queda sin trabajo y que se marca como reto superar la máxima puntuación en la máquina de Donkey Kong (874.300 puntos), establecida en 1982 por Billy Mitchell.

Aunque sea una historia real, los papeles están tan definidos que casi parece un largometraje de ficción: por un lado está Wiebe, un buen hombre con talento y afán de superación pero que tiene mala suerte y es tratado con injusticia, y en el otro extremo vemos a Mitchell, un tipo frío que va de “estrellita” y que teme que su imagen se vea perjudicada si no es capaz de revalidar su récord.

El documental aún no ha aparecido en España pero, si estáis interesados en verlo, seguro que no tendréis muchas dificultades para conseguirlo.

Por cierto, el final de la película ya se ha quedado desfasado. Si ya la habéis visto, echadle un ojo a los récords de DK registrados en Twin Galaxies y flipad.

Precisamente la formación y consolidación de Twin Galaxies como organismo oficial de puntuaciones de videojuegos es otro de los temas de la película. Estos señores son los que actualmente colaboran con los responsables de los récords Guinness para establecer las marcas relacionadas con videojuegos. De hecho, su colaboración ha sido fundamental para la publicación del Libro Guinness de los Récords de Videojuegos, sobre el que ya hablé hace tiempo.

Por mi parte, aun siendo bastante competitivo (o eso dicen algunos), nunca me he obsesionado con las puntuaciones de los juegos. Yo era de los que, cuando había que poner las iniciales en una máquina, siempre ponía ‘AAA’ (a no ser que fuera el primero, claro). Ese ‘AAA’ que siempre se cambiaba por ‘CAP’ en los juegos de Capcom.

Y he aquí, para terminar, una lamentable anécdota relacionada con ese ‘CAP’ que os cuento ahora que nadie nos lee. Resulta que en la universidad conocí a una chica cuyas iniciales eran precisamente ‘CAP’. En mi frikismo absoluto siempre pensé: “si a esta chica le gustaran los videojuegos, nunca tendría que molestarse en escribir sus iniciales en una recreativa de Capcom”. El caso es que un día que quedamos para comer no pude evitar explicárselo… Omitiré el final de la historia y cuál es mi relación actual con esa chica, sólo os daré un consejo: si alguna vez conocéis a una chica (o chico) cuyas iniciales son ‘CAP’, no le habléis de máquinas recreativas.

¿Habéis visto el documental?, ¿qué os parece?, ¿alguna vez os habéis obsesionado con la puntuación de algún juego?, ¿habéis participado en alguna competición profesional?, ¿conocéis a alguien que tenga las inciales ‘CAP’?, ¿y ‘AAA’?, ¿el calor os hace delirar? Como veis, a mí sí.

9 comentarios

  1. Dice ser SimioPensante

    Qué decir del DK a estas alturas!!! El gran Dios Donkey Kong merece todas las alabanzas posibles, tanto desde la Isla de los Monos como desde lugares tan inhóspitos como la América Profunda de donde proceden estos dos seres de la peli.Sobre lo de la chica en cuestión, amigo Dani, lo mejor es tomar represalias… Por ejemplo:http://putas.files.wordpress.com/2008/06/cosas_del_putas_efluvios…Seguro que eso le dejaría un recuerdo imborrable, más allá de sus iniciales!!!KU KU KU KU KU KU

    30 noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser bortibort

    Yo conozco a un AAA, pero sólo sé que se defiende bastante bien con el pro y los shoot’em up, ni idea de cuál es su relación con las recreativas. Jeje.El documental pinta bastante bien, intentaré hacerme con él.Y sí, me he quedado con las ganas de saber qué pasó con la chica =P

    25 junio 2008 | 21:06

  3. Dice ser R.M.

    Digamos que puedo definirme como un tanto “friki”. No obstante, se puede conseguir pareja (no friki) e incluso formalizar la relación e irse a vivir juntos.Lo que no hay que olvidar es, que ser friki no significa que el resto del mundo vaya a entender tus bromas acerca de la guerra de las galaxias, Austin Peligro Powers y demás temás…Un consejo al hilo del post, si pretendes tener novia algún día, deja que sea ella la que hable y (aparte de parecer interesado) tu procura hacerle más y más preguntas. Porque como empieces a hablarle de tus aficiones, malo.

    26 junio 2008 | 07:47

  4. Dice ser Pedja

    Decirte que batir el High Score en un arcade, en el salón recreativo de tu barrio, es uno de los máximos paradigmas de la historia del videojuego, algo tan importante como el propio juego en sí; tener esa sensación era impagable, y me cuesta imaginar un jugador clásico que no sintiera algo así cuando intentaba batir el récord de puntuación.Por desgracia, es algo que se ha ido perdiendo con el tiempo, como muchas cosas en nuestro hobby preferido.

    26 junio 2008 | 08:43

  5. Dice ser zoipi

    Hace tiempo que no voy a una recreativa, pero cuando conseguía un récord siempre ponía ASS(culo en inglés), aunque ahora pondría ZOI (la razón es evidente).

    26 junio 2008 | 09:49

  6. Dice ser Viajes

    Otro que se ha quedado con ganas de saber que paso con la chica! Y hombre es obvio que si quedas con una chica no le cuentes historias sobre recreativas! ;)Un saludo

    26 junio 2008 | 12:40

  7. Dice ser Syrdax

    Buenooo… el DK! Recuerdo que salía 1 hora antes de casa de ida al colegio para pasarme por el salon de recreativos como dicen aqui; al principio era el Moon Patrol, le daba la vuelta 5 veces; luego el Phoenix, 6 veces; luego el 1942, hasta el final; despues el Rygar o Legendary Warrior, puff; el Double Dragon, el Ninja Kid II, el Galaga, el Arkanoid… Recuerdo que una vez hicieron un campeonato en uno de estos salones; había 10 juegos en los cuales debías tener el primer record el dia del cierre del campeonato para hacerte acreedor a una pequeña copa llena de fichas (lo que se metia para hacer funcionar el juego) donde cabían unas 40 fichas; gané en 7 maquinas… El dueño del local decía que perdia dinero conmigo porque me podía pasar (literalmente) horas en una sola maquina con una sola ficha.Cierta vez alguna persona quiso pelearme porque decía que hacía trampas en el Street Fighter II, era imbatible con cualquier luchador, incluso con Dhalsim (he llegado a ganar 58 desafios consecutivos con alrededor de 30 personas distintas)…Asi pues evidentemente tenía mi sigla que no era AAA sino KGB, luego me pase a DAX y como empezaron a decirme que robaba los nombres de cosas empece a poner mis iniciales, SRD.Adivinen que, he conocido a mi actual señora en un foro del Baldur’s Gate… ^^

    27 junio 2008 | 17:14

  8. Dice ser Alejandro

    Yo siempre recordaré los tres primeros que salían en los High Scores del R-type.Abiko, Sumita, Akiok.oTremendo juego y tremendas viciadas… Aunque de los que más recuerdos me traen: Berzerk y Karate Championship (el de los 2 joysticks).

    06 abril 2009 | 11:21

  9. Dice ser UZU

    UZU ó UZU the VICE…que gloriosos 80…Recuerdo arrasar con el Commando en el bar de enfrente de casa, tenía TODO el cuadro de puntuaciones con mi nombre , como me pillaba unos cabreos de la ostia al terminar, acabé cambiando el texto por “PUTO BAR” (algunas máquinas permitían más de los 3 caracteres de rigor) .Un día bajé a medio día a echar una partidilla, estaba solo en el bar, mira que lo pensé, pero al poner el record de rigor no pude evitar poner una vez más “puto bar” (no podía poner otra cosa, es como si alguien profanara “mi templo”) claro, el camarero que llevaría meses intentando localizar al niñato que hacía en cuanto salí del bar (con una mala ostia importante por haber terminado la partida) se tiró a por la máquina, vió la tabla de records y la última puntuación … me imagino el gusto que tuvo que sentir… salió a la calle detrás mía para darme la bronca, yo estaba tan enciendido que le planté cara… en fin, no volví a ese bar… en otro de al lado pusieron el Yie Ar Kung Fu y tuve otra era de dominio en el marcador.Aunque mi record de records fué con el X-Mission, un arcade de scroll vertical… una partida me podía durar mas de una hora (“daba la vuelta” al juego). El responsable del bar, algo harto de que con 25 ptas un niñato se tirara tanto tiempo con una algarabía de crios alrededor, de cuando en cuando llamaba al técnico, que subía el nivel de dificultad a la máquina… cuando volvía a jugar lo notaba enseguida… me adaptaba y seguía durando lo mismo.Al final quitó la máquina para poner una tragaperras hahahaha

    06 abril 2009 | 11:23

Los comentarios están cerrados.