BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Entradas etiquetadas como ‘politicos’

Carta a los políticos: cobráis mucho y no estáis haciendo nada

Por Mª Antonia García

Debate a cuatro con Rajoy, Sánchez, Rivera e Iglesias (EFE).

Debate a cuatro con Rajoy, Sánchez, Rivera e Iglesias (EFE).

Escribo esta carta a los políticos porque estoy muy preocupada por la situación actual como muchísima gente, y quisiera hacer alguna reflexión, para ver si hay algún político que se despierta y se mueve.

He leído de un eminente catalán, que dice que “no se puede hacer política de espaldas a la realidad. Hay que tener una visión realista de los problemas de los ciudadanos, buscando sólo el bien común.” Me han parecido muy acertadas las reflexiones, pero ignoradas hoy. Da la impresión que muchos se cierran en banda. ¿Dónde está la responsabilidad personal de cada diputado? Si uno se equivoca, debe de haber alguien que tenga la valentía de advertirle del error y no permitir el bloqueo permanente que perjudica sobretodo a los más necesitados y a la economía general.

Son demasiados los que cobran mucho ya hace meses sin hacer nada. Renuncien y hagan un fondo común para resolver tantas necesidades.

Dispuestos a pactar con el diablo si fuese necesario

Por Rafael Bueno

Rajoy, Sánchez, Rivera e Iglesias (EFE).

Rajoy, Sánchez, Rivera e Iglesias (EFE).

Ahí tienen ustedes a los políticos, los mayores enemigos del pueblo, una vez más, centrados sólo y exclusivamente en la defensa de sus particulares e indecentes privilegios. Es lo único que les importa.

Dispuestos a pactar con el mismísimo diablo si es necesario, y a comprar todo tipo de voluntades; por supuesto, con nuestro dinero. Dinero que no tiene el pueblo para cubrir sus necesidades básicas, ni para que sus hijos tengan un futuro mínimamente digno.

Pero como en esta dictadura de partidos el pueblo pinta menos que en la franquista, pues ellos a lo suyo.  ¿Por qué no recortan sus privilegios y cierran todos esos organismos inútiles que hay, como por ejemplo el Senado, las Diputaciones, los Reinos de Taifas de las Autonomías, y un larguísimo etcétera? Por ahí se va el dinero a chorros, porque ya casi hay más gente chupando, que aportando.

No hay país, por muy rico que sea, y no es precisamente nuestro caso, que aguante tal sangría de dinero. ¿Cuánto vamos a durar así? ¿Por qué no obligan a devolver el dinero a los que tan descarada e impunemente han robado, hasta arruinarnos a todos? Pero la culpa la tienen todos los que van a votar, porque así están manteniendo esta estafa política partitocrática que padecemos, y que nos tiene arruinados y oprimidos

Carta a Rosario, la madre cuyo hijo, Alejandro, no ha sido indultado

Por Natalia

Alejandro consuela a su madre durante la concentración celebrada en su apoyo (Pepe Torres/EFE).

Alejandro consuela a su madre durante la concentración celebrada en su apoyo (Pepe Torres/EFE).

Querida Rosario, he leído su desgarradora carta en la que solicita el indulto para su hijo. Ojalá tenga usted suerte y si sirve de algo, sepa que tiene todo mi apoyo.

Me siento muy identificada con usted, porque mi marido firmó un cheque de 250€ hace seis años, en 2011, y está cumpliendo 21 meses de cárcel. Solicité igual que usted el indulto, y después de 15 meses siguen sin contestarme.

La justicia, ¿usted cree que esto es justicia, con cuatro hijos y mi madre enferma a mi cargo, el destruir la unidad familiar como me la han destruido? ¿A quién le importa?

Se asombraría al ver la cantidad de casos que hay como el de mi marido y el de su hijo, pero, ¿a quién le importa? No somos hijos de nadie importante, ni banqueros, ni políticos.

Solo deseo que usted tenga más suerte que yo y consiga que le hagan caso. Todo el mundo se merece una segunda oportunidad, y más cuando ya ha rehecho su vida.

Reciba un cordial saludo y todo nuestro apoyo. Mucha suerte.

Casta política, basta ya

Por Rafael Bueno

El Congreso de los Diputados (Europa Press).

El Congreso de los Diputados (Europa Press).

Señores políticos, basta ya de abusar y engañar. Ustedes saben muy bien que no representan al pueblo, sino a los partidos que os imponen en esas listas cerradas y bloqueadas. Ustedes saben igualmente, que esto nunca ha sido una Democracia, sino una Partitocracia pura y dura, que mantuvo la oligarquía de poder del franquismo.

Ahora hay que repetir elecciones, porque ustedes no se han puesto de acuerdo en la defensa de vuestros intereses particulares, sin importar los del pueblo. No hay derecho a que vivan ustedes como dioses a costa de un pueblo pobre y sin futuro, por vuestra culpa.

Ni hay derecho a que las cárceles estén llenas de pobres robagallinas, mientras que los grandes saqueadores permanecen impunes, al no haber la imprescindible separación de poderes que garantice una mínima justicia. ¡Basta ya!

¿Van a esperar ustedes a que el pueblo reviente?

Apostemos por lo nuevo y olvidemos a los de siempre

Por Jaume Font González

Congreso de los Diputados (Europa Press).

Congreso de los Diputados (Europa Press).

En este mundo todo cambia y lo viejo desaparece aunque sea poderoso como lo fueron los dinosaurios. La ciencia es lo que nos hace cambiar, y aferrarnos a lo antiguo es una pérdida de tiempo y un gran atraso.

En el fútbol, tenemos un gran ejemplo que aunque siendo siempre el mismo juego, las diferentes formas de jugarlo convierten a un equipo en ganador. ¿Quiénes son los que hoy están cambiando la forma de jugar y encabezan las ligas y campeonatos? Pues no son otros que los más jóvenes que han cambiado sus tácticas y las han adaptado a la actualidad logrando así estar en la cabeza de todos los campeonatos desplazando a los más viejos que siguen empleando viejos sistemas.

¿Por qué cada día que pasa aprovechamos los adelantos y sin embargo seguimos votando a los viejos políticos? Es algo que tendríamos que reflexionar porque si lo nuevo siempre es mejor y nos adaptamos muy rápidamente, lo mismo nos pasaría con las nuevas y jóvenes formas de hacer política.

Los más importantes adelantos tecnológicos los están empleando las empresas para conseguir más logros y sin embargo, los viejos políticos siguen aferrados al papel y al lápiz por temor a lo que desconocen. Olvidemos la época de los dinosaurios y pensemos en lo nuevo y a la hora de votar hagamos lo mismo, votemos por lo nuevo y olvidemos a los viejos porque por más que intenten cambiar, no tendrán jamás la solución a lo que en poco tiempo han destruido como son la seguridad, la paz, la educación y el futuro.

Ahora sí se acuerdan de los periodistas secuestrados

Por Joaquín Antonio Ruiz Hurtado

Los tres periodistas españoles tras ser liberados desde Siria (Diego Crespo /EFE).

Los tres periodistas españoles tras ser liberados desde Siria (Diego Crespo /EFE).

Enervado, me hacen hervir la sangre estos políticos. El sábado se conoció la noticia de la liberación de tres periodistas españoles tras diez meses secuestrados e inmediatamente los líderes de los partidos políticos salen a tuitear sus falsas felicitaciones cuando en todo ese tiempo no han dicho ni mu.

Menudos hipócritas que juegan hasta con la desgracia de los demás.

Y ahora a gastarse nuevamente nuestro dinero y a recibir otra vez subvenciones. Triste y vergonzoso.

Puigdemont, la ley no puede ser un rodillo que aplaste a los más débiles

Por Juan M. M.

Protesta contra los recortes a las ayudas a la dependencia en Alicante (Archivo).

Protesta contra los recortes a las ayudas a la dependencia en Alicante (Archivo).

Mi esposa sufrió hace seis años un ictus. Quedó con medio cuerpo paralizado y dependiente para todo. En el hospital nos hablaron de la Ley de Dependencia.

Como ella trabajaba como autónoma, el tribunal le concedió la gran invalidez. Cobra una pensión de 900 euros. También se nos concedió un PIA (Programa Individual de Atención) de 20 horas de ayuda a domicilio y un complemento de 336 euros. Una persona que la ayude son 800, más 100 del fisioterapeuta. Quedan 336.

Hace dos años, al mudarnos a Mataró y pedir el traslado del PIA, se nos indicó que el cobro de la ayuda era ilegal porque es incompatible con la pensión de gran invalidez. Me la retiraron y me ofrecieron un PIA con el doble de horas. Me negué a firmar.

Yo tengo 62 años, no cobro nada y agoté el paro. Me gasté mis ahorros y dejé el piso de alquiler que no puedo pagar, vendí mis muebles y mi coche para volver a casa de mi madre. Tenemos que pasar con 900 euros. Pero hay que pagar a mi ex una pensión de 300, lo que supone que nos quedan 600.

De nada ha servido explicar la situación. Nadie se hace responsable. Mientras se gastan millones en embajadas y conmemoraciones, la Administración me roba el 27% de los ingresos familiares, amparada por la Ley.

Sr. Puigdemont, ¿esto es lo que entiende por soberanía del pueblo catalán? La ley no puede ser un rodillo que aplaste a los más débiles. ¿Así defienden el Estado de Bienestar? Se llenan la boca con palabras, mientras otros se llenan los bolsillos robando a los que luchamos por sobrevivir.

Exijo una ley para que los políticos corruptos devuelvan todo lo que han robado

Por Manuel Nogueras Tamargo

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, renuncia tras su vinculación con los Papeles de Panamá (EFE).

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha renunciado tras su vinculación con los Papeles de Panamá (EFE).

Cualquier trabajador en una empresa sería despedido fulminantemente o sancionando de empleo y sueldo si se descubriera una fechoría que afectara a los intereses de la empresa. Si nos damos cuenta, esto no ocurre con la clase política en la empresa del Estado. Se descubre la fechoría y se pegan a su sillón hasta agotar su situación, dimitiendo o siguiendo en su puesto una vez descubierto el pastel.

A mí me da repugnancia y me sienta como una bofetada este hecho, con la sensación de que se ríe en mi cara. El político sabe de sobra que su sueldo está pagado con dinero de los contribuyentes y sabe también que mientras no dimite pasa el tiempo y su nómina se paga con el dinero de todos.

Se me ocurre hacer una ley para que cuando un político esté bajo sospecha y no dimita, empiece a correr el tiempo para devolver todo lo que ha cobrado de su nómina si sale acusado finalmente en un juicio. Con intereses, claro. Así, si se asegura que no ha cometido delito y sigue en sus funciones se evitará devolver lo cobrado.

 

Culpar del déficit al gasto de las autonomías que cubren gastos sociales produce vergüenza ajena

Por César Moya Villasante

Cristóbal Montoro.

El actual ministro de Hacienda Cristóbal Montoro. (EFE)

Todo el mundo sabe que el sistema económico en que vivimos está basado, entre otras cosas, en el consumo, y que si este se paraliza el sistema se quiebra. Todo viene de un empleo precario, entre otras cosas, porque los salarios son indignos y la cotización es mínima o nula, y eso sin considerar a aquellas personas que trabajan ya gratis (que las hay) con la corrupción de las becas.

Todo ello consentido por un gobierno plegado a Merkel y contento de aplicar el sistema por su ideología para eliminar a una gran parte de la sociedad y convertirla en sierva de los amigos banqueros y altos empresarios. Además, si contamos con una corrupción altísima, más de lo que sabemos, nos encontramos con un déficit mucho mayor del marcado. Todo esto se le puede consultar a cualquier comerciante de cualquier ciudad española. Pero lo peor es la mentira preelectoral diciendo que todo iba bien bajando el IRPF.

Por ello, echar la culpa al gasto de las autonomías que cubren gastos sociales y a los pobres enfermos de hepatitis produce vergüenza ajena. Pero a ellos no les produce ninguna porque cumplen su hoja de ruta: la que pensó Rajoy a la semana de conseguir la presidencia del gobierno.

Cansada de pactos, corrupción y recortes

Por Ana Sánchez Saes

Los cuatro candidatos más votados para ocupar la presidencia del Gobierno (20minutos).

Los cuatro candidatos más votados para ocupar la presidencia del Gobierno (20minutos).

Cansada de llamadas que nunca suceden, cansada de pactos que nunca llegan, cansada de la corrupción, cansada de los recortes, cansada de políticos más sagaces en sus cuentas de Twitter que en buscar soluciones.

Pero sobre todo, cansada de presenciar un espectáculo de cuatro protagonistas que mediante sombras chinescas nos cuentan cada uno su versión del por qué el de al lado es aún peor que sí mismo, sobre un teatro a punto de derrumbarse en el que los ciudadanos somos espectadores sin voz ni voto.