BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Sobre los derechos humanos: solo somos cifras y nuestras vidas, billetes

Por Rocío Olivera Salazar

Refugiados sirios esperando entrar en Turquía (Sedat Suna/EFE).

Refugiados sirios esperando entrar en Turquía (Sedat Suna/EFE).

Adivina, adivinanza: se tiene en unos países y en otros no. Se puede perder con el tiempo o con los intereses económicos de las multinacionales y los que gobiernan. Pueden alterarse según el sexo que tengas o tus inclinaciones sexuales. Dependen de tu dinero y posición social. Crees que existen pero sólo son un ideal plasmado en un papel para que creas que velan por tu seguridad.

Se llaman derechos humanos. Sólo somos cifras y nuestras vidas billetes, cada cual con distinto valor, cada cual con distinto destino.

 

 

1 comentario

  1. Dice ser María Luque Arellano

    ¡¡SOBRE LA ADIVINANZA…!!
    .
    …Gracias, Rocío Olivera, por la aclaración. ¡Se trataba de los Derechos Humanos! Sinceramente, nunca lo hubiera adivinado. Incluso he llegado a pensar que se trataba de otra cosa. Me da vergüenza decirlo pero… ¿Se lo digo? Se lo voy a decir. Creía que se trataba del vello púbico del hombre y la mujer. El vello púbico ‘’se tiene en unos países y en otros no’’. ‘’Se puede perder con el tiempo’’. ‘’Con los intereses económicos de las multinacionales” (es decir, con las modas).
    .
    …’’Puede alterarse según el sexo que tengas’’ (el tamaño del pene o la vagina importan, las dimensiones de los testículos también. Si los testículos de su novio o el pene son pequeños, más vale que estén rasurados: rasurados parecerán más grandes por el efecto óptico). ‘’Puede alterarse según tus inclinaciones sexuales’’ (a muchas parejas les gustan más los sexos afeitados o, al contrario, los velludos tipo hippies). ‘’Depende de tu dinero o posición social’’ (acudir a una clínica dermoestética para acabar con el vello cuesta dinero, cuesta mucha pasta, amiga Rocío. Se lo digo por experiencia. Por eso es más probable que una profesora joven de Secundaria o una actriz lo lleven depilado, y una alumna sin ingresos económicos con o sin pelos, dependiendo de la estación del año).
    .
    …Al final, ¡tachán! Suelta usted que se trataba de los Derechos Humanos y no del pubis. Verá; una servidora le tiene que confesar una cosa. No me depilo ni en invierno ni en verano ni en primavera ni en otoño. No me depilo nunca. Ya sé que ahora está de moda eso de depilarse entera, pero lo del pubis no lo llevo bien. Primero porque a mi marido le encanta un buen ‘’toto’’ con pelos y, segundo, porque resulta mucho más saludable dejarse la alfombra por debajo de la braguita, que pasarse la Gillette o la cera caliente.
    .
    …Existen más razones. 1º) A casi todos los hombres les pone más una buena mata de pelo ahí abajo. Ya sabe, Rocío Olivera, que una de las fantasías más extendidas entre los hombres es la de tener encima de su cara una mujer restregándoles el pubis peludo. A mi marido al menos le encanta. ¿Lo ha probado usted? Si no es así, pruébelo con su pareja. Se pondrá como una moto de contento. 2º) A veces usar rastrillo, sustancia química o ceras puede provocar irritación en la vagina. O una vez ya pelado, picazón del mismo roce al andar con el jeans o la ropa interior. Hablando en plata, se nos puede poner tan roja la ‘cosa’, como la de una mona.
    .
    …3º) Un ‘toto’ pelado es más propenso a coger enfermedades de transmisión sexual (caso del Virus del Papiloma Humano, Vaginitis, hongos, eccemas puberales, inflamación pélvica, herpes, infección vaginal, soriasis, sangrados leves, la bacteria atrófica, etc.) al estar desprovisto de su manto protector. 4º) Encima, el problema podría agravarse si la joven padece de exceso de seborrea en el pelo, algo de caspa, acné o sencillamente se encuentra aún en el periodo de la pubertad.
    .
    …5º) Tener el pelo largo ahí abajo ni es antihigiénico ni una señal de persona sucia. Si una mujer acude al bidé a diario, también acabará con los malos olores o microorganismos. 6º) Sin embargo, el vello tiene la estupenda función de guardar el olor propio de cada una de nosotras. Si lo eliminas, Rocío, estarás destruyendo las feromonas con las que atraemos a los hombres. De hecho, y según un estudio publicado por la Universidad de Illinois, al varón le encanta el olor de la vagina. El año pasado, un alemán, Guido Lanssen, sacó al mercado un perfume para las mujeres, mezcla de productos sintéticos y naturales, con olor a vagina. Se comercializa con el nombre de ‘’Vulva original’’. Y con él se pretende despertar el instinto sexual de los hombres.
    .
    …Por último, una vagina con vello amplia las posibilidades sexuales en la pareja. A los hombres les atrae más lamer un pubis fresco, natural y lleno de pelo, que la piel pelada y mondada. Primero, porque ahora está de moda lo hipster (ellos no sólo se dejan larga la barba. Ya me entiende). Segundo, porque el vello púbico confiere a la vagina otro sabor (un sabor más dulce; y otro sonido: sonido a hojarasca, a panocha seca) y, tercero, porque la mujer con vello goza más al hacer el acto, ser lamida o penetrada. Al menos, amiga Rocío Olivera, según mi experiencia de muchos años. Y ya tengo 57 primaveras. Y después de tantas confidencias por mi parte, ahora una suya, ¿se deja el pelo ahí abajo?

    29 Marzo 2016 | 23:55

Los comentarios están cerrados.